Fin de Año en Nuncajamás

La Revelación: Nueva Nuncajamás
Sala Russafa
C / Dénia, 55. Valencia
Hasta el 7 de enero de 2018

Sala Russafa celebra la Navidad de forma especial desde que abrió sus puertas, en 2010, y en ésta su séptima temporada lo hace reviviendo un par de cuentos clásicos a los que les imprime la música y la vitalidad de hoy. Son dos espectáculos, uno para adultos y otro para niños, coproducidos con Arden: La Revelación: Nueva Nuncajamás y El Viatge d’Alicia, escritos y dirigidos ambos por Chema Cardeña. Se trata de comedias en las que la música tiene un gran protagonismo y que sirven para hacer un retrato burlón de nuestra sociedad. La programación incluye una función especial de Nochevieja de La Revelación: Nueva Nuncajamás, con cotillón, campanadas y fiesta sobre el escenario.“Es un esfuerzo muy grande estrenar en el mismo mes dos piezas, porque no sólo estoy actuando en una de ellas, es que la cabeza y el alma la tengo en las dos”, dice Chema Cardeña. “Pero lo bueno es que ambas tienen una filosofía muy parecida”.

Fruto de este esfuerzo es seducir al público adulto y familiar durante  el paréntesis festivo.  “Nuestra idea era luchar contra la fugacidad para que diera tiempo al boca oreja, a las recomendaciones del público, dice  Carlos Garés, director del teatro de Ruzafa. “Este otoño hemos tenido varias compañías valencianas en la campaña escolar, además de cinco compañías nacionales en la programación regular que han traído espectáculos para niños muy interesantes pero que, lamentablemente, no pueden permanecer más de un fin de semana en cartel. Con esta nueva apuesta queremos dar al público la oportunidad de ver el espectáculo en cualquier momento, a lo largo de todas las fiestas”.

La Revelación: Nueva Nuncajamás. Imagen cortesía de Sala Russafa.

La Revelación: Nueva Nuncajamás. Imagen cortesía de Sala Russafa.

La Revelación: Nueva Nuncajamás es una sátira sobre la situación política española en la estela de la Trilogía de los Cuentos Políticos, un spin off del éxito de las pasadas navidades, Viaje a Nuncajamás,  versión libre y para adultos del clásico de Barrie que satiriza la descomposición de la democracia en tono de farsa. Tras la deriva secesionista, un maduro Peter Pan vuelve a Nuncajamas para unirse al Capitán Garfio, Wendy, Campanilla, Coco Drile y el Señor Smee para intentar recuperar la unidad del Estado y crear una nueva constitución en la que quepan todas las sensibilidades.

Una descarada y ágil puesta en escena, con versiones en directo de grandes éxitos del pop internacional a cargo de la Banda de los Piratas, para esta  caricatura de la situación política nacional que evidencia lo absurdo de los extremismos y que invita a la reflexión desde la carcajada. El director musical es David Campillos y los intérpretes: Juanjo Benavent, Chema Cardeña, José Doménech, Juan Carlos Garés, Rosa López, Iria Márquez, Darío Torrent, Raquel Ortells y Jaime Vicedo. Músicos: David Campillos, José Montoro y  Johny B. Zero.

Con esta obra habrá una función especial de fin de año. “Las experiencias anteriores ha sido fabulosas, la gente se lo pasa fenomenal”, comenta Garés. “Se hace una pausa para tomar las uvas, al acabar brindamos con cava, la fiesta sigue sobre el escenario y muchos se quedan bailando hasta las tres de la mañana. Cada vez más, el teatro es una opción para el ocio de final de año, sobre todo en obras tan gamberras como éstas, con tanta comedia y  música en directo”. Sesiones del 7 de diciembre al 7 de enero (excepto 24 y 25 de diciembre y 1 de enero). L- S a las 20.30 horas, D a las 19 horas. 31 de diciembre a las 23 horas, función especial de Nochevieja con cava, cotillón y fiesta.

El viatge d'Alicia. Imagen cortesía de Sala Russafa

El viatge d’Alicia. Imagen cortesía de Sala Russafa

El Viatge d’Alicia, que se estrena el 26 de diciembre para todos los públicos, incluye temas que afectan a los niños, como el bulling, la adicción a las nuevas tecnologías, la necesidad de recuperar la calle, la identidad de género o la importancia del diálogo y la tolerancia. La historia arranca cuando la pequeña Lía encuentra un ejemplar quemado de Alicia en el País de las Maravillas al que le faltan unas páginas y tiene que guiar a algunos de los personajes del libro, huérfanos y desorientados, por distintos capítulos del cuento.

Con la novela de Lewis Carroll de fondo y tono humorístico se  van  inventando nuevos pasajes completando así una historia que actualiza el cuento clásico con ayuda de la música para hacer la puesta en escena más dinámica. Andrea Jara, Diego Monzón y Juanki Fernández, con la colaboración especial de Iria Márquez, dan vida a varios personajes, utilizando marionetas, cambios de identidad y diferentes instrumentos con los que interpretan en directo clásicos de The Beatles, como Yellow Submarine o I want to hold your hand. Sesiones 26 -30 de diciembre, a las 17 horas, funciones en valenciano. 2- 6 enero (excepto el 5 de enero) a las 17 horas, funciones en castellano.

La Revelación: Nueva Nuncajamás. Imagen cortesía de Sala Russafa

La Revelación: Nueva Nuncajamás. Imagen cortesía de Sala Russafa

Bel Carrasco

Presente de cultura valenciana para el Adviento

Tercera edición de la campaña ‘Esta Navidad, regala cultura valenciana’
Sala Russafa y Arden Producciones, con la participación de FULL (Fundació pel Llibre i la Lectura), el colectivo Va de Llibres y las artistas plásticas Lisa Gingles y Raquel Carrero
Plaza del Ayuntamiento de Valencia

Cuando las visitas a las tiendas se multiplican, Sala Russafa ha impulsado la celebración de la tercera edición de su campaña ‘Esta Navidad, regala cultura valenciana”. Una iniciativa en la que, por segundo año consecutivo, ha contado con la colaboración del consistorio de Valencia, que ha cedido un espacio en la Plaza del Ayuntamiento.

Durante la mañana, el teatro, las artes plásticas y la literatura han estado presentes en este enclave como recordatorio de que la cultura hecha y promovida en la ciudad puede ser una opción estas navidades, un obsequio para quien lo recibe pero también para los artistas, contribuyendo a que puedan continuar con su labor creativa, fundamental para las industrias culturales y para el desarrollo social.

Y las primeras en regalar cultura han sido Sala Russafa y Arden, que han obsequiado a quienes se han acercado a la plaza con extractos de su nuevo espectáculo, ‘Viaje a Nuncajamás’. Un adelanto exclusivo, ya que la pieza tendrá su estreno absoluto este jueves 22 en el centro cultural de Ruzafa.

Un instante de la actividad 'Esta Navidad regala cultura valenciana' en la Plaza del Ayuntamiento de Valencia. Fotografía cortesía de los organizadores.

Un instante de la actividad ‘Esta Navidad regala cultura valenciana’ en la Plaza del Ayuntamiento de Valencia. Fotografía cortesía de los organizadores.

Esta nueva obra completa la trilogía ‘Cuentos Políticos’, comedias para adultos y con música en directo que parten de clásicos de la literatura infantil para darles la vuelta, ofreciendo una ácida mirada a nuestra sociedad. Una serie escrita por Chema Cardeña que incluye a ‘Alicia en Wonderland’ y ‘Buscando al Mago de OZ (Oh, EurOZpa!)’ y que estas navidades se completa con la versión libre y gamberra de la historia creada por J.M. Barrie. El protagonista es un Peter Pan que tuvo que salir del país para poder crecer y desarrollarse profesionalmente. Ahora vuelve del exilio para encontrar un Nuncajamás dividido y paralizado. Tratará de revolucionarlo en una alocada radiografía de la democracia occidental con inesperadas versiones de los personajes clásicos (como una Campanilla activista, una Wendy periodista o un Capitán Garfio, Presidente sin carisma ni dotes, pero firmemente agarrado al cargo).

Iria Márquez, Darío Torrent, Jaime Vicedo, Juan Carlos Garés, Rosa López, Raquel Ortells, José Doménech, Juanjo Benavent y el propio Cardeña llevan a las tablas esta sátira, que podrá verse del 22 de diciembre al 15 de enero, incluyendo una función especial de Nochevieja. Un espectáculo que se desarrolla al ritmo de versiones de Amy Winehouse, Village People y hasta Madonna, que esta mañana han sonado en la Plaza del Ayuntamiento a cargo de los músicos David Campillos, Johnny BZero y José Montoro.

Y para los más pequeños, ha habido animación a cargo de Omar Sánchez y José R. Torres, protagonistas de ‘Lazarillo’, pieza que se incluye en la décima edición de CONTARIA, Festival de Teatro para Niños y Niñas, que desde el 18 de diciembre al 4 de enero programa 8 espectáculos musicales, de teatro y de títeres para espectadores a partir de 4 años.

“El teatro, y la cultura en general, es una fuente de experiencias, de aprendizaje, de disfrute, de enriquecimiento personal. En la sala tenemos bonos regalo y animamos a que la gente piense en ésta y otras opciones relacionadas con el arte, como las que forman parte de esta iniciativa, porque tienen tanto o más valor que una corbata, otro perfume o el enésimo muñequito”, apunta Juan Carlos Garés, director del centro cultural.

Un instante de la actividad 'Esta Navidad regala cultura valenciana' en la Plaza del Ayuntamiento de Valencia. Fotografía cortesía de los organizadores.

Un instante de la actividad ‘Esta Navidad regala cultura valenciana’ en la Plaza del Ayuntamiento de Valencia. Fotografía cortesía de los organizadores.

En esta tercera edición de la campaña ‘Esta Navidad, regala cultura valenciana’, Sala Russafa ha invitado a FULL, Fundació pel Llibre i la Lectura. Fundada en 2013 por la Associació d’Editors del País Valencià i el Gremi de Llibrers de València, incluye a seis decenas de editoriales (Anaya, Algar, Edicions del Bullent, Bromera, Edicions 96, Pre-Textos, Tres i  Quatre, Saó, Tandem o Tabarca, entre muchas otras) y a librerías de las tres provincias. Dedicada a la promoción del libro y la lectura, en su stand de la Plaza del Ayuntamiento los visitantes ha podido ver una selección de títulos de literatura infantil y juvenil en valenciano de reciente publicación, con volúmenes ilustrados, rondalles y novelas.

También ha sido invitado el colectivo Va de Llibres, formado por Balandra Edicions, Edicions del Bullent, Edicions 96, Onada Edicions, Perifèric Edicions y Vincle. Las seis editoriales tienen una producción conjunta cercana de los 100 títulos anuales en valenciano, con géneros como el ensayo, la poesía o la narrativa, junto a publicaciones de temáticas especializadas. A la campaña promovida por Sala Russafa han aportado una iniciativa propia, muy vinculada. Se trata de ‘Per nadal, regala llibres valencians’, una selección de 11 títulos que estas fechas están presentes en 65 librerías colaboradoras de la Comunitat y en la que se incluyen propuestas tan variadas como ‘Joan Fuster recitable’, ‘Les muixerangues valencianes’, ‘La retratista d’ànimes’ o ‘La cuina de l’Albufera i les Marjals’.

Y por primera vez, las artes plásticas han estado presentes en esta campaña navideña. Sala Russafa ha contado con Lisa Gingles, artista irlandesa afincada en Valencia, que ha mostrado parte de su obra, expuesta en los últimos años en muestras individuales y colectivas en España, Reino Unido, Suecia, Irlanda e Irlanda del Norte. Gingles utiliza el collage, dibujo y pintura en piezas de pequeño formato, sobrias y con cierto punto siniestro, influidas por la mitología y la iconografía animal.

También ha participado Raquel Carrero, Licenciada en BBAA y profesora de arte para niños y adolescentes. En su obra, el grafito es la técnica principal de un dibujo en el que destaca la línea, complementada con otras técnicas. Un estilo sensible al que las notas de color transmiten alegría a un universo puramente femenino.

Durante la mañana, esta iniciativa ha permitido a estéticas, lecturas y lenguajes distintos tomar el espacio público, abriendo una ventana a la cultura en la Plaza del Ayuntamiento, dejándole aportar un toque humano y creativo al ambiente navideño que tiñe las calles estos días.

Un instante de la actividad 'Esta Navidad regala cultura valenciana' en la Plaza del Ayuntamiento de Valencia. Fotografía cortesía de los organizadores.

Un instante de la actividad ‘Esta Navidad regala cultura valenciana’ en la Plaza del Ayuntamiento de Valencia. Fotografía cortesía de los organizadores.

 

‘Viva el Ciñe’ con Zipi y Zape

Viva El Ciñe
Estreno de ‘Zipi y Zape y la Isla del Capitán’, de Oskar Santos
Cines ABC El Saler
Centro Comercial El Saler
Avda. Profesor López Piñero, 16. Valencia
Viernes 29 de julio de 2016

Desde hace unos meses en Valencia se está realizando un evento muy particular, que la ciudad necesitaba y que el público agradece. ‘Viva El Ciñe’ recupera para Valencia los estrenos de cine nacional con sus protagonistas. Así, directores y actores se dan cita en el Cine ABC El Saler para charlar con los medios y también para que el público los pueda ver en persona y vivir más de cerca la magia del séptimo arte.

El pasado 29 de julio se estrenó en todo el Estado Zipi y Zape y la Isla del Capitán, y en Valencia se realizó una pequeña presentación con su director Oskar Santos, que ya había dirigido en  2013 la primera parte titulada Zipi y Zape y el Club de la Canica, y Toni Gómez, que en el film interpretaba a Zape. Antes de la charla con la prensa pudimos ver el metraje, el cual nos sorprendió por el estilo narrativo, y por la espectacular puesta en escena que habían sacado del film con los escasos cinco millones de euros que les había costado la producción.

Toni Gómez (izda) y Oskar Santos, en la presentación de 'Zipi y Zape y la Isla del Capitán', en Valencia. Fotografía: Lorena Riestra.

Toni Gómez (izda) y Oskar Santos, en la presentación de ‘Zipi y Zape y la Isla del Capitán’, en Valencia. Fotografía: Lorena Riestra.

Elena Anaya haciendo de Pam está a un nivel excepcional, ejecuta su papel bipolar de villana consagrada con mucha presencia, sabiendo que debe infundir miedo y respeto a partes iguales, siempre con un toque algo infantil. Aunque no es menos cierto que la adaptación del universo de Escobar, que es eso solo, una libre adaptación, no se pierde en los chistes fáciles y nos muestra a unos Zipi y Zape con un sentido del humor divertido y fresco, con un lenguaje cercano al actual, sin parecer fingido. Prueba de ello eran las carcajadas de los niños que estaban a mis espaldas, que no paraban de reír cada vez que el gorila aparecía en pantalla.

A la salida y ante un nutrido número de curiosos y sobre todo de niños, nos pusimos a comentar los pormenores de la película con los dos protagonistas de la jornada que se habían pasado por Valencia. Oskar, orgulloso de este trabajo, más de lo que nos hizo entender de su ópera prima El Mal Ajeno, de la que nosotros hablábamos maravillas y él asentía no muy conforme. Y Toni, que estaba como en una nube, y no es para menos con un papel protagonista en una gran aventura, donde hasta el cartel se aleja de lo que solemos ver por estas tierras.

La primera parte fue un éxito, no solo nacional, entonces era previsible que se quisiera una segunda entrega. “A raíz del éxito de la primera, los productores son los que quieren una segunda parte –comenta Oskar- y vuelven a llamarme a mí y a Jorge Lara, y bueno, nosotros ponemos una serie de condiciones, que si querían hacer una segunda de Zipi y Zape había que cambiar a los niños y subirles la edad”.

Fotograma de 'Zipi y Zape y la Isla del Capitán', de Oskar Santos. Cines ABC El Saler de Valencia.

Fotograma de ‘Zipi y Zape y la Isla del Capitán’, de Oskar Santos. Cines ABC El Saler de Valencia.

Mientras se visiona el film uno ve que hay muchos guiños al cine de aventuras de los años 80, le preguntamos por estos, que suponemos más que intencionados para atrapar también a los padres. “Era como, voy a llevarme a Zipi y Zape a Indiana Jones, Regreso al Futuro o Los Goonies; la primera era sobre todo Los Goonies, en esta es sobre todo Regreso al Futuro y especialmente Peter Pan y Julio Verne, y la verdad es que con todo eso ha sido una gozada, ha sido un sueño hecho realidad”, explica el director.

La película se rodó en Hungría. ¿Cómo fue? “Teníamos la experiencia de la primera, éramos prácticamente el mismo equipo, con el mismo presupuesto y el mismo plan de rodaje, pero teníamos la experiencia adquirida, con lo cual ya sabíamos qué podíamos hacer y qué no podíamos hacer. En la primera no pudimos rodar nuestra gran secuencia de acción, equiparable a la que sería aquí el momento del calamar, la gran secuencia. No pudimos porque se nos iba de presupuesto y hubo que sacrificarla y reconvertirlo en algo más sencillo, y aquí puse mucho empeño para que todo el dinero estuviera concentrado en ese bloque final para que no faltara”.

“La base para mí de una película -continúa Santos- es siempre el guión, el guión tenía que estar cerradísimo y ser muy sólido, unos muy buenos actores, tanto los chavales como los adultos y Elena Anaya y el equipo técnico, que son todos unos crack, y con el esfuerzo de toda esa gente y su talento la película sale adelante”.

Sin más nos vamos del cine viendo un enorme reguero de personas que estaban deseosas de entrar a la sala a disfrutar del film, porque con este tipo de propuestas, la de la película y la de ‘Viva El Ciñe’, es más sencillo que la gente se anime a ver cine hecho en nuestro país.

Fotograma de Zipi y Zape y la Isla del Capitán, de Oskar Santos.

Fotograma de Zipi y Zape y la Isla del Capitán, de Oskar Santos.

Javier Caro

Allan Poe se hizo verbo en Jack Mircala

Jack Mircala and The Art of Extraordinary Tales
Librería Estudio 64
C / Benicolet, 2. Valencia

El mundo es injusto. Eso es algo que todos conocemos, una frase manida sin demasiado sentido, pero que cuando la aplicas a tu día a día cobra un especial significado. El arte es injusto también. Triunfan, en el sentido más crematístico, los que mejor saben adaptarse a las demandas del mercado o los que generan ese mercado, tal vez inexistente antes. Crear algo de la nada es prácticamente imposible en nuestros días, donde parece que tras Warhol o Pixar poco se ha creado; pero no, a veces, aunque muy pocas, la campana de la creatividad aparece, y suena en algún lugar, en alguna cabecita.

El nicho creativo se descubre a sí mismo, y es uno quien lo explora, a veces con miedo, otras con pasión. ¿Dioramas realizados con cartulinas de colores, representando imágenes bucólicas de Poe?¿Quién habría pensando eso? Primero, ¿existía la técnica? Si no existía, había que crearla y rodearla de unos códigos estéticos, trazar una imaginería, en cierta parte adoptada de Tim Burton y en otra de cosecha propia. Inventar el lenguaje con el que transmitir, algo difícil cuando la obra es estática, pero a la vez se mueve entre las neuronas de forma abstracta e inquietante. Explicar la técnica, algo que parece caminar por el desierto en un país aborregado. ¿Es sólo cartulina y mis ojos hacen el resto?

Jack Mircala edifica un estilo, una técnica, la moldea a su gusto, creando un universo de lenguaje poético, con aire dramático y que supura la esencia de su creador hasta límites insospechados. Inventa un mundo vaporoso, iriscente, regado de iconografía funesta, pero mágica. La primera vez que mis pupilas enfocaban hacia su obra, algo palpitaba en mi interior, ¿estaría sintiendo lo mismo que aquel que vio por primera vez ‘El Grito’ de Edvard Munch, sin saber de qué iba eso del expresionismo?

Jack Mircala junto a dos jóvenes fans. Fotografía: Lorena Riestra.

Jack Mircala junto a dos jóvenes fans. Fotografía: Lorena Riestra.

Jack ha venido a Valencia, un acontecimiento para la ciudad, no viene un creador, viene el padre de la técnica. Su fundador y ejecutor. Su presencia se la debemos a dos fans, de esas que rebuscan en insólitas aventuras de recortables y pegamento, y descubren el tesoro de Mircala. Unas chicas que siguen a un autor casi de culto, no por su obra, que lo debería ser, sino por ser minoritario, una injusticia en toda regla. ¿Cómo puede ser minoritario un genio?

Jack Mircala es un genio. Un artista sin parangón, porque su obra es única y en cierta medida transgresora. Nos muestra su mundo interior sin miedo a escenificar sus referentes, como bien hacía Dalí con su admirado Velázquez. Un universo extraño para el común de los mortales, que no aprecian detalles que denotan su amor por el clasicismo en obras como ‘El nacimiento de Venus’ de Botticelli o  Peter Pan y sus humeantes tejados londinenses.

Necesitamos que llegue lejos, no por él, que sin duda, ya os lo digo yo, se lo merece, sino por la humanidad. Por esa humanidad que dejó de soñar con mundos fantasiosos y que se creyó aquello de que todo estaba inventado ya. Tiene que convertirse en un autor de referencia para que la gente aprecie y disfrute de su obra, para que el público conozca un artista diferente, arriesgado e inusitado. Ha de llegar más lejos, no por él, repito, sino por mucha gente que precisa en conocerlo, en disfrutarlo, en saber de su obra para admirarla.

Dejarse llevar por los sentimientos que evocan sus imágenes detenidas en el tiempo, de colores pastel y brillos subacuáticos. Los genios no deben estar ocultos, solo un esnob diría tamaña imbecilidad, no deben ser minoritarios, deben abarcar cuanta más gente mejor. Necesitamos arte, cultura y creatividad.

Jack Mircala junto a Javier Caro y Lorena Riestra.

Jack Mircala junto a Javier Caro y Lorena Riestra.

Jack presentaba su última obra ‘Jack Mircala and The Art of Extraordinary Tales’, un libro que resumía su trabajo para la película ‘Extraordinary Tales’ (2015) de Raúl García. El lugar elegido para dar a conocer los entresijos de tan admirable trabajo de animación fue la librería Estudio 64. La película está dividida en cinco segmentos o historias, cada una con una animación diferente (un trabajo muy arriesgado), a Jack le tocó vertebrar esas historias (‘La caída de la casa Usher’, ‘El corazón delator’, ‘La verdad sobre el caso del señor Valdemar’, ‘El pozo y el péndulo’ y ‘La máscara de la muerte roja’), que son de Allan Poe, a través de sus dioramas. Una película donde participó Christopher Lee, en el que fue su último trabajo, poniéndole la voz a la narración.

La casualidad hizo que Raúl conociera a Jack y que ambos pudieran llevar adelante este film, que todavía no ha encontrado distribución en España, aunque en otros países con un público más maduro en la animación sí. La librería estaba llena, algo que preocupaba mucho a Vanessa Vaquer y a Isabel Hernández (así, con apellidos, porque son gente importante); comprensible, siempre produce un poco de vértigo la insuficiencia de público a un evento donde has puesto todo tu cariño.

La presentación fue amena, Jack parecía el cuervo de Poe mientras hablaba, tranquilo, impávido, viendo el gentío, viendo las miradas curiosas por esas inquietantes figuras de cartulina y pegamento que parecen mirarte de forma inmutable. Fue un placer cómo Jack, con su habitual amabilidad y cercanía, departía con los asistentes, cómo las botellas de vino eran ingeridas entre risas y charlas, y cómo The Cure sonaba aderezando la tarde de un modo cuasi hipnótico. Tras la presentación, muy bien acompañada por Javier, uno de los dueños de la librería, la firma, y tras asegurarnos que en esa fabrica de ideas que tiene por cabeza, todavía hay sitio para más proyectos, nos marchamos a cenar con el autor y su grupo, muy agradable, de fans/amigas a un bar cercano.

La charla versó sobre su viaje a EEUU para presentar la película de la mano de Raúl, y sobre la exposición de los materiales artísticos desarrollados para el metraje en el Center Stage Gallery de Los Angeles. Descubrimos su pasión por la horchata, ¿qué tendrá ese brebaje que atrae tanto a los forasteros?, por Sisters of Mercy y por un buen chivito. Entre tanta conversación a uno le invade la rabia, una rabia porque es conocedor de lo que se está perdiendo el público, ese público al que a veces hay que darle las cosas a cucharadas y por televisión, pero que suele admirar la belleza cuando la tiene a pocos palmos de la cara.

Duele comprobar que no sabemos reconocer el arte y la creatividad cuando sale de nuestra cantera, cuando es parte del ADN de tu pueblo, lo buscamos fuera, apelamos a la grandiosidad de otras culturas, de otros artistas, de otros conceptos y nos olvidamos de lo que se cuece aquí. Viendo una obra tan interesante como la de Mircala uno se pregunta, ¿cómo es posible que alguien no entienda la fuga de cerebros y creatividad de España? Estamos matando al padre.

Jack Mircala junto a Vanessa Vaquer e Isabel Hernández.

Jack Mircala junto a Vanessa Vaquer e Isabel Hernández. Fotografía: Lorena Riestra.

Javier Caro

Pulgarcita, Peter Pan y Alicia en Flumen

Pulgarcita (26 a 28 dic), Peter Pan (29 y 30 dic) y Alicia (2 a 24 enero)
Teatre Flumen
C / Gregorio Gea, 15. Valencia

Teatro Flumen ha preparado una programación muy especial para estas Navidades con espectáculos para todos los públicos, especialmente para los más pequeños. La oferta cultural del teatro para estas fiestas recoge una gran variedad de infantiles: Pulgarcita, Peter Pan y Alicia son algunos de los personajes de cuento que no faltarán estas fechas navideñas a su cita con la escena del Flumen, donde también tendrá cabida la magia.

¿Quieres vivir la historia de una pequeña muchacha en el mundo de las cosas grandes?¿Te atreves a volar a Nunca Jamás de la mano de Campanilla, Peter y los Niños Perdidos? ¿Acompañarás a Alicia en su aventura llena de situaciones inverosímiles y absurdas, donde la magia y la imaginación son los protagonistas?

Pulgarcita, que estará en Flumen del 26 al 28 de diciembre, es una bella muchachita nacida de una flor. Por no ser más grande que un dedo pulgar, recibe ese nombre. Un día mientras ella juega en su habitación un diminuto personaje alado, el príncipe Cornelius, se cuela por su ventana y se enamora perdidamente de ella. Pero un feo y malvado sapo que también se ha enamorado de Pulgarcita urde un plan junto con su madre para raptarla y casarse con ella. Y así comienza la historia de esta pequeña muchacha en el mundo de las cosas grandes.

Peter Pan. Imagen cortesía de Teatre Flumen.

Peter Pan. Imagen cortesía de Teatre Flumen.

Peter Pan (días 29 y 30) ha crecido, se ha olvidado de quién fue cuando era niño, de volar, de reír, de jugar. Ahora es un famoso hombre de negocios, Peter Baning. El Capitán Garfio vendrá hasta casa de la Abuelita Wendy a secuestrar a la hija de Peter, Maggie. De este modo logrará que Peter regrese a Nuca Jamás para rescatarla. Campanilla y los Niños Perdidos se encargarán de hacer recordar a Peter, ponerlo en forma para “La Batalla Final” y así recuperar de las manos de Garfio y los Piratas a su hija Maggie….

Alicia en el País de las Maravillas. Imagen cortesía de Teatre Flumen.

Alicia en el País de las Maravillas. Imagen cortesía de Teatre Flumen.

Con Alicia (del 2 al 24 de enero) algo maravilloso esta por suceder. Cuando lo cotidiano se convierte en fantástico y cuando la imaginación supera ampliamente la realidad, el mundo cambia de los pies a la cabeza. Así es El País de las maravillas. Adéntrate en él y acompaña a Alicia en esta peculiar aventura de situaciones inverosímiles y absurdas, donde la magia y la imaginación son los protagonistas. Un sinfín de divertidos personajes acompañaran a nuestra protagonista y sorprenderán al publico con sus alocadas propuestas e ideas. No te lo pierdas y disfruta de este clásico de Lewis Carroll, llevado al escenario en esta nueva adaptación.

Peter Pan. Imagen cortesía de Teatre Flumen.

Peter Pan. Imagen cortesía de Teatre Flumen.

 

Teatro en familia por Navidad

Teatro para los más pequeños
Programación de Navidad 2014

Los niños son los grandes protagonistas de las fiestas navideñas y la cartelera de espectáculos ofrece un sinfín de posibilidades dedicadas a ellos acompañados de sus padres. Pistas de circo y de patinaje sobre hielo, películas de dibujos animados, la Feria de Atracciones, actividades especiales en Bioparc y un largo etcétera. Iniciar a los niños en la magia del teatro es el mejor plan para pasar una agradable velada festiva. Los clásicos personajes de la literatura infantil como Pinocho o Peter Pan invaden los escenarios, junto a comedias musicales para toda la familia y ciclos teatrales dedicados a la infancia como Contaria y Nadal a L’Escalante.

Obra teatral programada en El Escalante. Cortesía del Centre Teatral de la Diputación.

Obra teatral programada en El Escalante. Cortesía del Centre Teatral de la Diputación.

Pinocho

Del 29 de diciembre al 11 de enero, en el Teatro Olympia, un clásico de la literatura fantástica infantil. Pinocho, un musical para soñar cuenta las aventuras de un travieso títere de madera empeñado en convertirse en un niño de verdad. Su curiosidad por conocer el mundo que lo rodea lo lleva al teatro de marionetas de Stromboli, a la feria, al fondo del mar e incluso al estómago de una ballena glotona. Un sinfín de peripecias en las que Pinocho cuenta con la ayuda de sus amigos Grillo y Hada, aunque tendrá que esquivar las trampas de los malvados Zorro y Gata

Tras el éxito de Aladín, Trencadís Produccions presenta esta nueva visión del niño de madera. “Con Pinocho la diversión está asegurada”, dice José Tomás Chàfer, director del musical. “Esa visión del mundo que nos ofrece un títere que acaba de cobrar vida, es un valor impagable para reírnos de nosotros mismos”.

Peter Pan

Otro clásico inmortal, el chico de las calzas verdes estará en el Teatro Flumen desde el 20 de diciembre a 4 de enero.  En ‘Peter Pan. La batalla final’ el héroe volador ha crecido, se ha olvidado de su pasado, de volar, de reír y de jugar. Ahora es un famoso hombre de negocios, Peter Baning. Pero el malvado Capitán Garfio secuestra a su hija Maggie y Peter regresa a Nuca Jamás para rescatarla. Campanilla y los Niños Perdidos hacen recordar a Peter su auténtica personalidad y le ponen en forma para enfrentarse a Garfio y a los piratas y recuperar a su hija Maggie.

Cartel de la obra Peter Pan.

Cartel de la obra Peter Pan, de la compañía La Milotxa.

Los tres cerditos

Es la pieza que presenta el Teatro de Marionetas La Estrella en la Sala Petxina, con Cuchufleta y Coscorrito. Tres hermanos cerditos en edad de dejar el hogar familia deciden buscar su propia suerte. Cada uno tiene distinto carácter y esto se refleja en la forma en que deciden construir su casa que les protege del acecho del temible lobo feroz.

En la Sala Cabanyal Los Músicos de Bremen. Es la historia de  un perro cantante, una gata bailarina, un burro poeta y un gallo cantante, que acabarán formando la famosa banda. Un grupo de animales diferentes que lucharán por seguir siéndolo.

El árbol de Navidad

Un musical  familiar que habla de la necesidad de celebrar la Navidad a pesar de la lucha que supone la vida, sobre todo en los tiempos de crisis que estamos viviendo. Del 22 de diciembre al 4 de enero en el Teatro Talía. Los niños a partir de seis  años entenderán perfectamente la historia y disfrutarán con las canciones  muy conocidas popularizadas por cantantes como Frank Sinatra o Barbra Streisand, y de las coreografías creadas por Paco Bodi. Intérpretes: Óscar Rico, Silvia Rico, Luis Amando, Rebeca A. Dato y Laura Rico.

Festival Contaria

En la Sala Russafa el Festival de Teatro Contaria celebra este año su octava edición con seis propuestas procedentes de tres comunidades autónomas. La programación arranca el viernes 26 de diciembre con la versión de  los madrileños Cre.Art Project y Amanece Teatro de una de las obras más conocidas de Cervantes, El Coloquio de los perros. Los canes Cipión y Berganza adquieren durante unas noches la capacidad de habla,  tiempo que aprovechan para contarse las experiencias vividas con sus diferentes amos y recordar  divertidas aventuras de las que serán partícipes los espectadores.

Vídeo: https://www.youtube.com/watch?v=-hs7hWcRsb0

La siguiente pieza es Qué bonito es Panamá! de la compañía  valenciana Títeres de Cuento basada en  la fábula del escritor alemán Janosch. Sus protagonistas son un oso y un tigre que viven felices en su casa junto al río. Una tierna y cálida historia sobre la infancia dirigida a espectadores a partir de los tres años.

Obra Los tres cerditos.

Obra Los tres cerditos.

En el equinoccio del Festival El Molinillo Mágico, adaptación de la compañía gaditana La Gotera de Lazotea de un cuento popular que responde a la pregunta de por qué el mar es salado. Los personajes de esta breve pero intensa historia, son títeres de varillas que surcan los mares sobre un pequeño escenario, que tan rápido se transforma en mar o cueva como en continente.

Vídeo: https://www.youtube.com/watch?v=46so2JRu4BM

En enero llega La Milotxa Teatre con un pequeño y revoltoso personaje, El Grinch de la Navidad, un ladrón muy astuto. Para evitar que se salga con la suya, será necesaria la participación de todos los espectadores en esta divertida pieza, que invita a los pequeños a cantar y bailar en sus butacas, y a participar de lo que ocurre en el escenario.

La última obra es un montaje de la compañía valenciana La Milotxa Teatre, que propone al público familiar viajar hasta el País de Nunca Jamás con su versión de Peter Pan. Combinando el uso de títeres de mano, la interpretación y la música, los personajes necesitan la ayuda de los espectadores para vencer al temido Capitán Garfio.

Obra programada para el Festival Contaria.

Obra programada para el Festival Contaria.

Nadal al Escalante

Del 26 de diciembre al 4 de enero, excepto el 31 de diciembre y el 1 de enero, el Centre Teatral de la Diputación acoge siete espectáculos teatrales, además de pases de magia, diversos talleres relacionados con las artes escénicas y un curso de danza.

Cada día se ofrecen tres representaciones gratuitas del Retaule de Nadal (12, 16 y 19:30 horas), una pieza escrita y dirigida por Vicent Vila que recupera los tradicionales retaules que se representaban con marionetas en Valencia, en los inicios del siglo pasado. Hasta 25 títeres artesanales contarán el nacimiento de Jesús intercalando pasajes bíblicos con cómicas alusiones a la actualidad, como las tarjetas black, la saga de los Pujol o El Pequeño Nicolás.

La XXVI edición de Nadal a l’Escalante comienza con la versión que la compañía Rayuela Teatro realiza del clásico de Jules Verne 20.000 leguas de viaje submarino. Menos aventurera, pero igual de emocionante es la segunda pieza de la programación, El Cascanueces, una sensible obra de los aragoneses Teatro del Temple (ganadora del Premio MAX), que combina interpretación actoral, danza y manipulación de marionetas.

Mi  barrio es una original, colorista y divertida obra de la compañía del teatro madrileño La Cuarta Pared. La programación del Festival continúa con una de sus piezas más destacadas, Alegría, palabra de Gloria Fuertes, Premio MAX Mejor Espectáculo Infantil en 2013, de los castellano-manchegos Teatro de Malta.

A principios del 2015, la compañía alicantina Jácara Teatre representa Violeta i Pantagruel una pieza que transmite a los pequeños el amor por los libros. La última propuesta  será Un lugar en tu corazón, de los asturianos Teatro del Cuervo que incluye acrobacias con pompas de jabón y una estética que recuerda a las películas de Tim Burton.

Para cerrar Nadal a l’Escalante, el 4 de enero se celebra la tradicional gala benéfica, que en esta ocasión destinará todo lo recaudado en la venta de entradas a la AFAV (Asociación Familiares Alzheimer Valencia) y  con la actuación del Mago Darío.

Imagen de una de las obras del festival Contaria.

Imagen de una de las obras del festival Contaria.

Bel Carrasco

Árbol ‘in’ urbe

Árbol objeto, de Álvaro Tamarit
Galería Alba Cabrera
C / Félix Pizcueta, 20. Valencia
Hasta el 10 de enero

Los árboles en las ciudades es el último vínculo que nos conecta con la naturaleza de la que hemos sido voluntariamente desterrados. Una naturaleza pródiga y benéfica, pero también hostil y destructora, que de amante madre puede mudar en un instante en cruel madrastra. El árbol en la urbe nos recuerda de dónde venimos, cuando una ardilla podía atravesar la península desde Gibraltar a los Pirineos yéndose por las ramas. También dónde podemos acabar, en un árido desierto, donde la felicidad y la belleza serían espejismos imposibles.

Obra de Álvaro Tamarit, en 'Árbol objeto'. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Obra de Álvaro Tamarit, en ‘Árbol objeto’. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Implantados entre el asfalto y el cemento, cada uno en su respectivo alcorque, los árboles prestan su sombra en los sofocantes meses estivales, consumen los detritos de los coches y ponen una nota de gracia y color en un ambiente gris. ¿Quién no ha soñado alguna vez en vivir en la copa de un árbol gigantesco como Tarzán, o en el interior de un tronco hueco, como la pandilla de Peter Pan?

Algunas personas tienen una conexión especial con estos vegetales que pueden vivir cientos de años y  saben morir dignamente de pie.

Ciudad con cubierta vegetal, de Álvaro Tamarit. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Ciudad con cubierta vegetal, de Álvaro Tamarit. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Algunas incluso los convierten en materia artística, como Álvaro Tamarit (Xàbia, 1976) cuya última exposición,  Árbol objeto, en la sala Alba Cabrera, es una reflexión sobre su importancia en el complejo y delicado tapiz de la vida.

“Llevo años trabajando sobre este tema, el uso que damos a los árboles y a la madera, una materia viva que derrochamos demasiado”, dice Tamarit. “En esta muestra presento una mezcla de piezas antiguas y otras más recientes”.

Los trabajos de Tamarit combinan el procesamiento de la madera con el soporte collage analógico y los relieves en tres dimensiones. Esculturas singulares que ensalzan  la belleza de la madera, bajorrelieves de ciudades invadidas de vegetación, grandes árboles que acogen ciudades. También objetos juguetes a la manera de Joaquín Torres García, como su barco biblioteca, inspirado en la noticia de que un cargamento de libros iba a ser enviado a África por mar.

Obra de Álvaro Tamarit, en 'Árbol objeto'. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Obra de Álvaro Tamarit, en ‘Árbol objeto’. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

A diferencia de otros artistas que buscan durante años su propio camino y lenguaje, Tamarit confiesa que desde que estudiaba en Bellas Artes “tenía mi propia forma de pensar y sabía cuál iba a ser mi camino siempre en libertad”.

En su taller de Xàbia la madera es la gran protagonista y utiliza fotografías de sus viajes, imágenes de periódicos y revistas para componer sus collages, “siempre analógicos”, reivindica.

“Utilizo algunas máquinas sencillas como lijadoras o taladros, pero las manos son las que más trabajan”, apunta.

Vive entre Xàbia y Cambridge, un eje privilegiado que le permite contrastar las grandes diferencias en la apreciación del arte entre España e Inglaterra. “Allí dan ayudas desde 100 a 2.000 euros a devolver sin interés para que la gente adquiera piezas artísticas”, comenta.

Sus últimas exposiciones se presentaron en Alemania, Holanda y en Valencia, en la galería Set.

Bel Carrasco

Obra de Álvaro Tamarit, en 'Árbol objeto'. Imagen cortesía de la galería Alba Cabrera.

Ciudad en la sierra, de Álvaro Tamarit, en ‘Árbol objeto’. Imagen cortesía de la galería Alba Cabrera.

Tactelgraphics. Lost Boys

Tactelgraphics. Lost boys
Galería Mister Pink
C/ Guillem de Castro, 110, Valencia
Hasta el 15 de octubre de 2013

Paul Ricoeur compara las visiones de la vida buena a una nebulosa. Las nebulosas están llenas de estrellas, tan llenas que no seremos capaces de contarlas, y las incontables estrellas brillantes y parpadeantes cautivan y tientan. Entre ellas, las estrellas podrían mitigar suficientemente la oscuridad para permitir a los errantes trazar algún tipo de camino, pero ¿qué estrella debería guiar sus pasos? ¿Y en qué momento debería uno decidir si la selección de una determinada estrella como guía entre la multitud de estrellas ha sido una decisión acertada o desafortunada? ¿Cuándo  debería uno llegar a la conclusión de que el camino elegido no lleva a ninguna parte y que ha llegado el momento de abandonarlo?[1] En una de esas encrucijadas se encuentra nuestro sistema económico y político. Los brillos y destellos que se superponían a la realidad habían logrado generar una máscara que ocultaban la verdad tras cada resplandor. Tanta luz artificialmente generada, administrada a ráfagas estertóreas sobre la población, produjo un efecto más pernicioso que la propia oscuridad, causando una ceguera general.

Tactelgraphics. La piscine (suite) 1, 2010. Serie SOS (SOMEWHERE OVER SUMMER). Fotografía montada sobre forex, vinilo blanco de corte sobre metacrilato. 130 x 100 cm. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics. La piscine (suite) 1, 2010. Serie SOS (SOMEWHERE OVER SUMMER). Fotografía montada sobre forex, vinilo blanco de corte sobre metacrilato. 130 x 100 cm. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics, integrado por Ismael Chappaz (Valencia, 1982) y Juanma Menero (Vila-real, 1982) presentan en la galería Mister Pink de Valencia su nuevo proyecto, titulado Lost boys (2013). Un trabajo que enlaza con Somewhere Over Summer (S.O.S.) (2012), iniciado con la serie La Piscine (2010), en el que se toma como escenario espacios residenciales y de ocio construidos en la época de la transición española, que muestran hoy un estado de decrepitud y abandono similar al de tantos ideales que se han visto mancillados en el proceso desarrollado en estas décadas democráticas. De las expectativas de desarrollo al desarrollismo, de la universalización de los derechos a la precarización generalizada, de la exaltación materialista de los grandes eventos a la amenaza de quiebra. Esa es, en cuatro palabras, la fisonomía de una sociedad que se dejó seducir por el fragor oportunista que prendió los estómagos de norte a sur y de este a oeste, sin hacer escala en otros órganos vitales que dictaran la oportunidad, o no, de tantos fuegos fatuos.

Tactelgraphics. Le Chemin, 2012. Serie SOS (SOMEWHERE OVER SUMMER). Fotografía montada sobre forex, vinilo blanco de corte sobre metacrilato. 130 x 100 cm. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics. Le Chemin, 2012. Serie SOS (SOMEWHERE OVER SUMMER). Fotografía montada sobre forex, vinilo blanco de corte sobre metacrilato. 130 x 100 cm. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Chappaz y Menero superponen a las imágenes formas geométricas realizadas en vinilo que actúan a modo de trama, de filtro que turbia la razón, para evidenciar la interferencia que tiene en la memoria y en las emociones nuestra percepción de los acontecimientos, así como en nuestra capacidad para procesar e interpretar la información encriptada que construye el relato social. Un relato del que nosotros, nuestras vidas, forman parte desde la autonomía de nuestras decisiones, a partir de la intensidad con la que deseemos que se produzcan cambios y nuestra capacidad para traducir esos deseos en potencialidades.

Tactelgraphics. Lost boys, 2013. Pieza única, fotografía sobre bastidor de madera, rótulo de neón y metacrilato. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics. Lost boys, 2013. Pieza única, fotografía sobre bastidor de madera, rótulo de neón y metacrilato. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Son numerosas las referencias cinematográficas y musicales que estimulan algunos de los proyectos de Tactelgraphics, que se definen como cinéfagos más que cinéfilos. En esta ocasión toman prestado el título de la película Lost boys (1987), dirigida por Joel Schumacher y traducido en España como Jóvenes ocultos, a partir del cual desarrollan un proyecto con varias series fotográficas. La pieza que da acceso a la exposición es una fotografía en blanco y negro que ha sido intervenida con un texto en neón superpuesto, en el que puede leerse Lost boys. Se trata de una imagen encontrada, datada en los años 1980, que reproduce un paisaje de camping próximo a Valencia, junto a un río, en el que se mezcla la sensación vintage como efecto del tiempo detenido y la superposición de capas como resultado de un sistema acumulativo.

Para la pieza We are phanthoms (2013), compuesta por una secuencia de fotografías polaroid, se ha elegido un espacio natural de cruising, en el que el personaje aplica la idea de disfraz –de ser otro- para escenificar un rol “fantasmal” con el que se evidencia la todavía persistente necesidad de ocultar la preferencia sexual. El uso de la máscara se hace más explícito en la serie Meshes of the afternoon (2013), título tomado de la película experimental dirigida y protagonizada por Maya Deren y Alexander Hammid en 1943. Para este trabajo realizan una serie de autorretratos en los que la identidad queda negada, para representar el momento de ocultación, en los que la complementariedad de los colores y su relación con títulos de canciones y grupos musicales juega el papel de definir las personalidades y reforzar la individualidad grupal del carácter.

Tactelgraphics. Serie MESHES OF THE AFTERNOON, 2013. The Chemical Brothers - Orange Wedge - 1999. 50 x 70 cm. Fotografía montada sobre forex, serie de 3. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics. Serie MESHES OF THE AFTERNOON, 2013. The Chemical Brothers – Orange Wedge – 1999. 50 x 70 cm. Fotografía montada sobre forex, serie de 3. Imagen cortesía Galería Mister Pink

El trabajo de vídeo Deconstructing lost boys (2013) reafirma el signo apropiacionista marcado en el proyecto. Ha sido compuesto a partir de fragmentos del film Lost boys –esa versión hardcore de Peter Pan- en los que no existe presencia humana, convirtiéndose en una sucesión de ambientes, elementos y encuadres en movimiento sobre la que se extiende en loop el resultado sonoro de la pieza principal de la película tras eliminar la intervención vocal de la misma. Podría decirse que se ha procedido a un proceso de higienización que conlleva la inevitable extinción de todo signo de vida, enlazando con los ambientes siniestros mostrados en Somewhere Over Summer (S.O.S.).

El uso de la superposición de capas en la construcción de la imagen, es empleado por los autores como referencia a las máscaras y los parches con los que los individuos ocultan aspectos personales socialmente problematizados. Si en Somewhere Over Summer (S.O.S.) centran su atención en el entorno y en el espacio como escenografía simbólica, en Lost boys abordan la representación del sujeto, de un modo autorreferencial, en el desarrollo de la identidad sexual desde la infancia y la adolescencia. Los condicionantes de un entorno hostil a las diferencias y con los diferentes han generado y genera elevados niveles de presión personal. La necesidad de pasar desapercibido es observada como una herramienta de superviviencia por algunos individuos en esos momentos incipientes, a la vez que supone una actitud de negación de la propia identidad. El asunto de la infancia es tratado aquí desde el territorio de la no-felicidad, rompiendo el estereotipo algodonado de un tiempo vital sin aristas, pues la realidad de los diferentes es dura en los primeros años de vida, un tiempo en el que la crueldad azota con dureza a quienes exceden los márgenes de lo estereotipado, aún hoy.

Tactelgraphics. Serie MESHES OF THE AFTERNOON, 2013. The Soft Pink Truth - Soft Pink Missy - 2001. 50 x 70 cm. Fotografía montada sobre forex, serie de 3. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics. Serie MESHES OF THE AFTERNOON, 2013. The Soft Pink Truth – Soft Pink Missy – 2001. 50 x 70 cm. Fotografía montada sobre forex, serie de 3. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics. Serie MESHES OF THE AFTERNOON, 2013. Aphex Twin - Yellow Calx - 1996. 50 x 70 cm. Fotografía montada sobre forex, serie de 3. Imagen cortesía Galería Mister Pink

Tactelgraphics. Serie MESHES OF THE AFTERNOON, 2013. Aphex Twin – Yellow Calx – 1996. 50 x 70 cm. Fotografía montada sobre forex, serie de 3. Imagen cortesía Galería Mister Pink

José Luis Pérez Pont


[1] Bauman, Zygmunt. El arte de la vida. De la vida como obra de arte. Paidós, Barcelona, 2009.