Pérez Contel, precursor en la enseñanza de las artes

#MAKMAOpinión #MAKMAArtistas | Rafael Pérez Contel, un precursor en la enseñanza de las Artes Visuales en educación secundaria
28 de abril de 2020

El grabado fue una de las técnicas gráficas que Pérez Contel introdujo en las aulas, actividad que en el ámbito escolar fue inédita, revolucionaria e innovadora. Artista y pedagogo, Pérez Contel creía en los valores de la Educación por el Arte y la Institución Libre de Enseñanza.

Portada del segundo número, año tercero, de la revista Nueva Cultura con viñeta y maquetación de Pérez Contel. Revista publicada por la Alianza de Intelectuales para la Defensa de la Cultura. Algunos de los artistas que publicaron en este número fueron: Manuela Ballester, José Bueno, Francisco Carreño, Enrique Climent, Eusebio García Luengo, Manuel Romeu Peris, Juan Serrano Pons, Gori Muñoz, Antonio Ballester, entre otros. La mayoría de ellos, a partir de 1939, se exiliaron en diferentes países. Pérez Contel, Artistas en Valencia 1936-1939. Año 1986.

Amigo de Josep Renau –compañero de lucha contra el fascismo durante la guerra civil española–, encuentra, acabada esa joven etapa de su vida, su pasión por la educación, vislumbrando la importancia de las enseñanzas artísticas en los jóvenes. Pese a tener que convivir con el régimen contra el que había combatido con la imagen, la pluma y la palabra, ejerce su docencia bajo la dictadura a la que se había opuesto desde el mismo día de su sublevación. Como dibujante, diseñador gráfico y creativo, maqueta revistas, edita libros, ilustra textos y desarrolla diversas creatividades publicitarias en el período en el que no pudo desempeñarse como profesor de Dibujo –su plaza docente la obtiene por oposición en 1933–, cargo que le es arrebatado por el franquismo al acabar la guerra. La pena de cárcel impuesta y no poder disponer de puesto docente a partir del año 1939 –entre otras dificultades– no acaban con él. Persona resiliente, se queda en el país, no se exilia, asume su “nueva realidad” y, reconociendo su exilio interior, resiste y lucha “desde dentro”.

Detalle del fotomontaje de Josep Renau presentado en la Exposición Internacional de Paris sobre el traslado de los cuadros del Museo del Prado a las Torres de Serranos en València. Catálogo de la Exposición Internacional de Paris, página 147. Año 1987. Fotografía Kollar.

Sin claudicar en sus ideas educativas, su trabajo docente promueve el conocimiento del arte, la cultura, el patrimonio, la investigación, la modernidad y el progreso. En 1950 se presenta a unas nuevas oposiciones y obtiene una plaza como profesor de dibujo en el Instituto Josep de Ribera de la ciudad de Xàtiva. En este centro educativo desarrolla su actividad docente durante más de veinticinco años, llegando a ser director de dicho centro. En reconocimiento a su labor pedagógica, el 6 de noviembre de 1983, el Ayuntamiento de Xàtiva lo nombra “Hijo Ilustre de la Ciudad”.

Pérez Contel considera el grabado como un importante medio de expresión y comunicación, una técnica versátil y adecuada para que los jóvenes puedan expresar por medio del lenguaje gráfico. Su asignatura, Dibujo Técnico, no incluía esta actividad en el currículo, fue su aporte personal en favor de la educación. Promover estas actividades bajo una dictadura era una actitud rebelde, una actividad docente que iba contra el currículo nulo del régimen. Pérez Contel valora el trabajo de su alumnado y, como muestra de ello, decide publicar sus trabajos escolares en libros, catálogos y revistas, dando protagonismo al esfuerzo por el trabajo bien hecho y la creatividad de sus alumnas y alumnos. Como editor, se ocupa del proceso de diseño, maquetación, producción y distribución. Una actividad creativa en contra del pensamiento único, la uniformidad en la educación y el rigor de unas ideas franquistas que iban contra la historia progresista y moderna que, pocos años atrás, había desarrollado la Segunda República española en favor de la educación.

‘Enamorados’. Grabado de Carmina Llopis Sirera. 14 años. Año 1966.
‘Abstracción’. Grabado de Vicenta Martínez Esparza. 12 años. Año 1966.
Temas tratados en ‘Linoleografía. Expresión gráfica con linóleo’. Año 1966.

Portada e índice de ‘Linoleografía. Expresión gráfica con linóleo’. Año 1966.

Las propuestas y actividades pedagógicas realizadas en el aula generan un precedente educativo, siendo los primeros libros de textos publicados por un profesor con grabados de sus alumnos de secundaria, en la ciudad de Xàtiva –cuna del papel en Europa–, como destaca Pérez Contel en sus libros de texto.

Catálogo de la Exposición de grabados realizado en el Instituto de Enseñanza Secundaria de Soria. Año 1967.

La trayectoria docente de Pérez Contel fue objeto de una tesis doctoral realizada por el autor del presente artículo, defendida ante un tribunal compuesto por tres reconocidos catedráticos e investigadores del mundo de las artes visuales: Ricardo Marín Viadel (Universidad de Granada, UGR), Amparo Alonso Sanz (Universitat de València, UV) y Carmen Franco Vázquez (Universidad de Santiago de Compostela, USC). La tesis doctoral, titulada ‘Rafael Pérez Contel, precursor de la educación en Artes Visuales. Estudio de caso de su acción docente en centros valencianos’, fue defendida recientemente en un acto públicoen la Facultad de Magisterio de la Universitat de València, donde asistieron, entre otras personalidades, el nieto de Rafael Pérez Contel, Pablo Pérez García.

La tesis, correspondiente al Programa de Doctorado de Didácticas Específicas de la Facultad de Magisterio, estudia, por medio de una metodología cualitativa –que implica la utilización y recogida de una gran variedad de elementos: entrevistas, experiencias personales, historias de vida, textos históricos, imágenes…–, la rutina y las situaciones problemáticas y los significados en la vida de las personas, proponiendo a su vez un estudio de caso para descubrir la faceta pedagógica de este reconocido artista valenciano. El trabajo indaga en la memoria de sus exalumnos –a través de sus testimonios personales– y en los textos escritos por el propio Pérez Contel, donde se encuentran definidas sus ideas pedagógicas. Para construir su itinerario pedagógico, se ha consultado documentación de distintos centros educativos donde trabajó, así como también en bibliotecas, museos y archivos. Una inédita investigación que indaga en la historia de la educación artística, describiendo la labor docente de este reconocido escultor valenciano nacido en Villar del Arzobispo en 1909.

Algunos de estos testimonios son el del pintor y político Doro Balaguer –fundador del partido Unitat del Poble Valencià, actual Compromís–, el del cantautor Raimon, o el periodista e investigador Francisco Agramunt, quien ha escrito ampliamente sobre su obra artística junto a Juan Ángel Blasco Carrascosa, el pintor setabense Joan Ramos Monllor, el abogado Vicent Álvarez Rubio, y la investigadora Cristina Escrivà. Asimismo, cabe destacar el testimonio de su nieto, Pablo Pérez García, catedrático de Historia Moderna y Contemporánea de la Universitat de València, y el de su hijo, Juan Pérez Zarapico, profesor de dibujo, quien siguió los pasos pedagógicos de su padre en el I.E.S. Reino Aftasí de la ciudad de Badajoz, en Extremadura. El trabajo destaca la importancia de la enseñanza de estas disciplinas en bachillerato, así como las aportaciones que realizó Rafael Pérez Contel durante más de veinticinco años en el Instituto Josep de Ribera de Xàtiva. Un profesor precursor de lo que más tarde serían las especialidades artísticas en bachillerato.

Portada del libro ‘Jativa Nuestra. Treinta linoleografías de alumnos’. Año 1968

La tesis doctoral es un trabajo de investigación que visibiliza la labor pedagógica de este catedrático de enseñanza secundaria, precursor de la educación artística en España

El documento se aloja en el Repositori d’Objectes Digitals per a l’Ensenyament la Recerca i la Cultura (RODERIC) se puede acceder pinchando en el siguiente link:
http://roderic.uv.es/handle/10550/72483

Para abordar este estudio, un documento de más de 400 hojas y 260 imágenes, se recomienda buscar en el archivo por palabras clave: #grabado #bellas artes #texto #carteles #Xàtiva #instituto #testimonios #educación por el arte #pedagogía #Segunda República #libros #arte #Josep Renau #entrevistas #docencia #San Carlos #escultura #misiones pedagógicas #Institución Libre de Enseñanza #democracia #cárcel #Artistas en València.

El autor de la tesis es Maestro Nacional de Dibujo por la Escuela Nacional de Bellas Artes Manuel Belgrano de la ciudad Buenos Aires. Licenciado en Bellas Artes por la Universidad Politécnica de València (UPV), Máster en Didácticas Específicas por la Facultad de Magisterio (UV) y Doctor en Didácticas Específicas por la Universitat de València (UV). Es el responsable de Relaciones Institucionales de la Escuela Superior de Arte y Tecnología (ESAT) de València.

El presente artículo cierra la serie de artículos publicados en MAKMA que pueden leerse en los siguientes enlaces:

Pérez Contel, comprometido con su tiempo (I)

Pérez Contel, comprometido con su tiempo (y II)

Boletín de notas de la asignatura de dibujo del curso 1961-1962 del profesor Rafel Pérez Contel. Fotografía cortesía de Alejandro Macharowski.

Alejandro Macharowski

El autor del Himno de Riego recordado en el MuVIM

Les ciutats del músic
En torno a José Melchor Gomis
Hall del MuVIM
C / Quevedo, 2. Valencia
Hasta el 23 de octubre de 2016

El MuVIM acoge hasta el 23 de octubre la exposición ‘Les ciutats del músic’, que recoge la historia y la producción musical de José Melchor Gomis, uno de los músicos valencianos más universales. Jorge Rodríguez, presidente de la Diputación de Valencia, tradujo así la importancia de la muestra: “Tenemos la obligación de ser transmisores de nuestra historia y nuestra cultura a las nuevas generaciones”. De manera que el 225 aniversario de Gomis es “una oportunidad única para recuperar su memoria, ponerla en valor y dar a conocer sus obras a toda la población, desde los niños hasta los mayores”, sostuvo Rodríguez.

El director del MuVIM, Rafael Company, y el comisario de la muestra, Ignasi Gironés, coincidieron con el presidente de la Diputación a la hora de reivindicar la figura de Gomis como la de uno de los artistas valencianos más ilustres, pese a que su grado de conocimiento no alcanza al de algunos de sus coetáneos.

Vista de la exposición 'Les ciutats del músic'. Imagen cortesía del MuVIM.

Vista de la exposición ‘Les ciutats del músic’. Imagen cortesía del MuVIM.

“Lo más importante de esta exposición es empezar a descubrir a un músico valenciano desconocido por el gran público, capaz de componer óperas que compitieron con las de Rossini en París a principios del siglo XIX”, explicó Gironés, que también destacó los himnos patrióticos y militares de Gomis, entre ellos el Himno de Riego que se convirtió en emblema nacional durante la Segunda República.

Esta producción de himnos patrióticos se encuadra en los años que José Melchor Gomis pasó en Madrid tras sus primeros pasos musicales en Valencia. La inclinación política del autor acabaría llevándole a un exilio en París y Londres que dio un nuevo giro a su carrera, convirtiendo al músico de Ontinyent en un autor polifacético que siempre será recordado como el creador del primer himno oficial de España.

La muestra del MuVIM recorre la vida y la obra de Gomis a través de su itinerancia por las ciudades en las que vivió y trabajó, y consta de una serie de paneles expositivos en los que se describe y escenifica el paso del músico por esas cinco ciudades, de Ontinyent a París, con la posibilidad de escuchar cuatro de las piezas compuestas por Gomis, entre ellas el Himno de Riego. ‘Les ciutats del músic’ recorre la vida y la producción musical de un valenciano ilustre al que le fue concedida la Legión de Honor francesa al final de su carrera.

Vista de la exposición 'Les ciutats del músic'. Imagen cortesía del MuVIM.

Vista de la exposición ‘Les ciutats del músic’. Imagen cortesía del MuVIM.

Europa, cabaret del desencanto

Europa, cabaret del desencant
Escena Erasmus
Centre Cultural La Nau de la Universitat de València
C / Universidad 2. Valencia
Sábado 4 de julio 2015, a las 22.30 horas

En el verano de 1932, Federico García Lorca y Eduardo Ugarte, con el apoyo del gobierno de la Segunda República, pusieron en marcha La Barraca, un grupo ambulante de actores universitarios  que llevaban el teatro clásico a las zonas más deprimidas de la península Ibérica. En 2009,  surgió en la Universitat de València Escena Erasmus, un proyecto que recoge el testigo de aquella iniciativa cultural pero con un contenido más amplio, pues los actores y actrices que participan proceden de distintos países de Europa con el único requisito de estar disfrutando una beca Erasmus.

Aunque la crisis económica redujo su radio de acción, no logró enterrar esta singular iniciativa que ha sido copiada por otras universidades europeas como la de Cagliari, Padua, Marburg y Ankara. Cada curso se elige una pieza específica, casi siempre un clásico adaptado a los tiempos actuales, sobre la que los alumnos y actores trabajan.

Escena Erasmus y su Europa, cabaret del desencant. Imagen cortesía de la Universitat de València.

Escena Erasmus y su Europa, cabaret del desencant. Imagen cortesía de la Universitat de València.

Este año una pieza informal y desenfadada con un toque musical al estilo cabaret sirve para poner en solfa las políticas de austeridad imperantes en Europa. Europa, Cabaret del Desencant, es el grito esperanzado de unos jóvenes convencidos de que es posible forjar un futuro mejor, aunque la Europa que habitan incite al desencanto. Desde su perspectiva personal cuentan las miserias de su país en un espectáculo con muchos contrastes cuyo formato es un alegre cabaret berlinés. Destapa el lado más acre de la realidad europea: la austeridad, la crisis, la inmigración, la desigualdad, la injusticia, etcétera.

Aparte de la puesta en escena y representación teatral propiamente dicha, Escena Erasmus supone una inmersión de los estudiantes y actores en la vida de los pueblos que visitan. Un estimulante intercambio entre los jóvenes europeos y los habitantes de distintas zonas rurales que favorece a ambas partes. Por otra parte, se da una sinergia con la escena teatral valenciana como demuestra la colaboración de dramaturgos de la tierra que participan este año en la escritura de los textos.  Son: Maribel Bayona, Xavier Puchades, Guada Sáez, Patri Pardo, Eugenia Sancho, Pasqual Alapont, Javier Sahuquillo, Josep Lluís Sirera y Daniel Tormo.

Europa, cabaret del desencant. Imagen cortesía de la Universitat de València.

Europa, cabaret del desencant. Imagen cortesía de la Universitat de València.

Once actores, seis pueblos

El pasado fin de semana se inició en Gátova la gira estival de Escena Erasmus en la que participan once actores y actrices de diversos países europeos. Nueve son mujeres, las más exóticas una de Bulgaria y otra de la República Checa, y por una vez no hay italianos entre los estudiantes e intérpretes. Con una obra crítica sobre la actual política de austeridad, Escena Erasmus recorrerá seis municipios valencianos: Alcublas (28 de junio), L’Eliana (1 de julio), Ontinyent (2 de julio), Cullera (3 de julio) y Montesa (5 de julio). En el Centre Cultural La Nau se representará el día 4 de julio, a las 22.30 horas, dentro del Festival Serenates 2015.

Esta iniciativa es posible gracias al apoyo de la Universitat de València y del Área de Cultura de la Diputación de Valencia. Desde 2010, más de 20.000 personas han visto los espectáculos en las distintas giras en las que han participado a lo largo de la geografía española. Desde hace tres años recorren municipios valencianos. Hasta la actualidad se han llevado a cabo más de 40 representaciones en la provincia de Valencia que han sido vistas por 8.000 espectadores.
Además de la implicación de distintos vicerrectorados de la Universitat de València (Cultura e Igualdad, Internacionalización y Cooperación, Participación y Proyección Territorial), el proyecto cuenta con el patrocinio de la Fundació General de la Universitat de València y la colaboración de la Fundación SGAE.

Escena Erasmus. Cortesía de la Universitat de València.

Escena Erasmus y su Europa, cabaret del desencant.  Cortesía de la Universitat de València.

Bel Carrasco