II Edición de ‘Confluencias’

II Edición de la convocatoria ‘Confluencias’ para artistas plásticos
Convocante: Mustang Art Gallery
Modo de presentación: envío de dossier por correo electrónico
Plazo de admisión: hasta el 22 de julio de 2016

Los encuentros personales siguen siendo un factor muy importante, especialmente en el mundo del arte y de la creación contemporánea. Es por ello que Mustang Art Gallery lanza la convocatoria de la segunda edición de ‘Confluencias’. 

Cuenta con la colaboración del Vicerrectorado de Cultura y Extensión Universitaria de la Universidad Miguel Hernández de Elche (UMH) y el Museo de Arte Contemporáneo de Alicante (MACA). Se busca dar visibilidad y fomentar la profesionalización de los artistas. El objetivo es ofrecer a los participantes la oportunidad de mostrar su trabajo en condiciones de horizontalidad y cercanía a artistas profesionales, críticos, gestores culturales y galeristas.

Un instante de la edición 'Confluencias' de 2014. Fotografía cortesía de Mustang Gallery.

Un instante de la edición ‘Confluencias’ de 2014. Fotografía cortesía de Mustang Art Gallery.

“En la primera edición se cubrieron todas las plazas y consideramos que fue una experiencia enriquecedora para todas las partes. El formato de CONFLUENCIAS permite a los participantes con muy poco esfuerzo visibilizar su trabajo fuera de las cuatro paredes del taller ante profesionales consolidados”.  explica Juan Fuster, director de la Sala MAG.

De este modo, ‘Confluencias’ se plantea como una serie de conversaciones privadas entre ambas partes que incluyen un espacio propio de exposición para cada artista. Son los showrooms, en los que los participantes pueden mostrar su trabajo a los profesionales mediante encuentros personales propiciándose un diálogo abierto, directo y distendido. En una segunda parte, los profesionales invitados abordarán temáticas relacionadas con el arte planteadas desde las diferentes perspectivas de su profesión. Esta última actividad se desarrollará en el MACA. Se contará en esta ocasión con Ángel Calvo Ulloa, crítico y comisario independiente, Blanca de la Torre, crítico y comisaria independiente, Juan Ugalde, artista plástico, Miren Doiz, artista plástico y Paloma González, directora de F2 Galería.

Un instante de la edición 'Confluencias' de 2014. Fotografía cortesía de Mustang Art Gallery.

Un instante de la edición ‘Confluencias’ de 2014. Fotografía cortesía de Mustang Art Gallery.

La segunda edición de ‘Confluencias’ tendrá lugar los días 6 y 7 de octubre de 2016 en la Sala MAG, pero para participar es necesario inscribirse previamente con fecha límite del 22 de julio de 2016.

El proyecto está dirigido tanto a alumnos la facultad de bellas artes de Altea como a artistas plásticos que residan actualmente en España, sin límite de edad y cuya actividad plástica se desarrolle en el entorno del arte contemporáneo.

Descarga las bases en el siguiente link:

http://wp.me/p7iNee-B5

 

Los efectos sonoros de Mustang Art Gallery

Mustang Art Gallery
Efectos Sonoros
Nuria Fuster, Pablo Bellot y Rubén M. Riera
Hasta el 22 de Junio
Comisariado por Juan Fuster

When the world is your own echo chamber.

“Los objetos que rodean mi cuerpo reflejan la acción posible de mi cuerpo sobre ellos”. (Henri Bergson, Materia y memoria)

La posibilidad de un cuerpo se abre en la acción producida por este. Esta acción puede obrarse sobre el propio cuerpo que actúa, sobre los objetos que le rodean o sobre el propio espacio en el que se sitúa. Cuerpos y objetos parecen cobrar la forma de un reflejo, los unos responden en los otros, como un espejo o como un eco.

Efectos sonoros es un dispositivo expositivo experimental de parámetros abiertos. Entre lo sensible y lo inteligible, la acción humana y los procesos de producción de sonido, las frecuencias y las ondas, el silencio y la palabra todo cobra sentido en su trasmisión. En ocasiones la recepción acústica se confunde con la repetición de la acción, como un eco. A cada secuencia de acciones le siguen consecuencias más o menos predecibles o contingentes de un nuevo cuerpo sonoro. Cuando nos aproximamos al sonido desde Efectos sonoros lo hacemos poniendo nuestro cuerpo en el centro de acción. Los tres artistas elegidos para este proyecto, Nuria Fuster, Rubén M. Riera y Pablo Bellot parten de este cometido, la acción del cuerpo, como formulación de efectos sonoros en los que se incluyen el silencio, el ruido, el eco o la reverberación.

Sounding Stone, Nuria Fuster.

S

Sounding Stone, de Nuria Fuster. Imagen Roberto Ramos.

Una plataforma de hierro diseñada para que el cuerpo esté abocado a vivir una experiencia que transforme sus sensaciones. La estructura de metal rompe su horizontalidad en una elevación ligera pero precisa para su finalidad. La elevación y su tendencia produce cierta inestabilidad del paso, inclinando el cuerpo que camina sobre la superficie metálica que genera una sensación de vértigo. El vértigo aparece como una sensación de mareo, de movimiento exterior que puede conducir incluso a la caída por la pérdida del equilibrio. Sin embargo, el vértigo es la consecuencia de la descompensación del oído que produce un desequilibrio en la aprehensión del espacio circundante.

Sounding Stone, de Nuria Fuster. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery

Sounding Stone, de Nuria Fuster. Imagen Miriam Asencio.

La inclinación de la plataforma representa la misma tendencia que produce el vértigo: un ligero o grave declive en nuestro contacto con la realidad. El vértigo produce una sensación de movimiento irreal, puesto que se trata de una sensación subjetiva de movimiento. El trastorno del desequilibrio constituye un cuestionamiento importante en cómo se reflejan los cuerpos en el espacio. Puesto que estos no son solo percibidos, sino apercibidos por sentidos como el oído que es capaz de recrear situaciones, espacios y cuerpos mediante las ondas que produce el movimiento de estos. Al igual que la experiencia de vértigo, Sounding Stone de Nuria Fuster reflexiona sobre las relaciones entre nuestra interioridad y exterioridad.

El silencio de un cuerpo, Rubén M. Riera.

Un vídeo multicanal fragmenta la imagen de un brazo que con la mano abierta y boca abajo se sitúa sobre un fondo negro. La imagen dividida en cuatro pantallas descompone en cierto modo la figuración real.  La mano permanece inmóvil hasta que la escala musical entra en escena: un “Do” se extiende a lo largo del plano y cuando cesa, la mano golpea el fondo negro. Repentinamente este aparece como un agua negra, algo imposible en su sustancia natural. Y entonces las ondas producidas por el choque de la mano en el agua provocan un titilante movimiento lumínico. La luz emana del agua en ondas cuando el sonido desaparece. Así la escena se convierte en una doble realidad. Como en el caso de la reverberación, un cuerpo de producción acústica pierde en la repetición su forma transformándose en otra figura.

El silencio de un cuerpo, de RubenM. Riera. Imagen cortesía Mustang Art Gallery

El silencio de un cuerpo, de Ruben M. Riera. Imagen Roberto Ramos.

Lapsus es el nombre del proyecto en el que Rubén M. Riera inserta El silencio de un cuerpo y como tal nos advierte de un tiempo entre dos límites. El lapso de tiempo anuncia ese transcurrir entre los límites del audiovisual. El sonido precede a la imagen que parpadea como un eco transfigurado. Al “Do” le sigue el resto de la escala en este inusual causa-efecto invertido. Este espacio de tiempo es capaz de construir una imagen audiovisual en virtud de una virtualidad del presente en el se entremezclan materialidad e inmaterial en un tiempo de dos.

El grito ­_ Acto de comunicación nº2, Pablo Bellot.

El cuerpo, de nuevo, se pone en el centro de la acción. Un puñetazo parece ser el acto que Pablo Bellot elige como evocación del primer ejercicio de comunicación. El grito ­_ Acto de comunicación nº2 toma como inspiración la cita de Paul Virilio: “El puñetazo es el principio de la comunicación: con el puñetazo se gana proximidad cuando ya no se tienen palabras”. Si la palabra parece el acto de comunicación más sofisticado del ser humano en el que sonido, idea y creación van de la mano brindándonos la posibilidad de encuentro, el grito -como un puñetazo- rompe con la reglas de la transmisión del mensaje. Un acto de fuerza que imprime la posibilidad de disenso. Sin embargo, este grito queda enmudecido.

El grito, acto de comunicación nº 2, de Pablo Bellot. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery

El grito, acto de comunicación nº 2, de Pablo Bellot. Imagen Roberto Ramos.

En la instalación observamos como un círculo de veintiocho megáfonos rompen con todo mensaje probable. Si la finalidad del megáfono es ampliar el sonido, en este caso amplificaría el grito, este queda enmudecido por el ruido infinito. Un megáfono conduce el sonido a otro megáfono que a su vez reproduce el sonido en otro dentro de una cadena circular irrompible. Entonces el sonido ampliado permuta en ruido.

Los efectos sonoros implícitos en los tres casos nos hacen experimentar cómo el mundo deviene una caja de resonancia permanente.

Johanna Caplliure

MAG muestra la obra de Antonio Montalvo

Lo Ajeno, Antonio Montalvo
Mustang Art Gallery
C / Severo Ochoa 36, Elche, Alicante
Del 15 de enero hasta el 26 de marzo

La nueva exposición de la sala MAG presenta en esta ocasión, a uno de los artistas más singulares de los últimos años en nuestro país. Granadino de nacimiento, Antonio Montalvo, es un creador cuya obra presenta una poesía repleta de enigmas que desborda al espectado; en palabras del crítico de arte Óscar Alonso Molina “Lo perturbador que se vislumbra en las escenas de Antonio Montalvo se impone en la conciencia del espectador casi os diría que con brutalidad, cuanto menos con cierta crudeza. Allí dentro, tras de las apariencias más anodinas –unos paños, unas nueces, flores, telas y drapeados, ganado de granja- se amasa lo insondable, aquello que se va a manifestar en algún momento para dejarnos sin habla frente a la imagen”.

Antonio Montalvo se licencia en Bellas Artes en la Universidad de Granada en 2005 y desde 2009 expone en la Galería Espacio Mínimo, también ha colaborado con las galerías Alarcón Criado de Sevilla y AFA de Santiago de Chile. Entre otros galardones fue seleccionado para el premio Generaciones 2008, los premios Injuve de la Comunidad de Madrid o las Becas de Arte Caja Madrid. Es relevante su participación en un gran número de ferias de arte contemporáneo como ARCO Madrid, Zona MACO, PArC Perú, ARTBO (Bogotá), o Los Ángeles Contemporary.

Su obra forma parte de importantes colecciones la Fundación Coca-Cola, Colección Entrecanales, Colección Caja Madrid, o Colección Gobierno de Cantabria.

La inauguración contará con el concierto en vivo de Camerata Renesans, formado por Stanislav Takch. violín; Pedro Vasilevsky, violín; Arpad Babarczy, violonchelo; Zurab Kala. viola. Que interpretarán obras de Schubert durante el transcurso de la misma.

Danza y pornografía en Las Naves

Wakefield Poole: Visiones y Revisiones, de Mauricio González
Las Naves
C / Joan Verdeguer, 16. Valencia
Viernes 6 de noviembre de 2015

Las Naves organiza la mesa redonda ‘Coreografías Pornográficas’, el jueves 5 de noviembre, sobre postporno y danza con motivo del estreno en Valencia del montaje Wakefield Poole: Visiones y Revisiones de Mauricio González, el próximo viernes 6 de noviembre en el Espai Mutant de Las Naves.

Será una mesa redonda en la que se abordará el complejo vínculo entre danza y erotismo a través del trabajo de los ponentes, que expondrán su punto de vista y experiencias. Porno y danza por fin en una sola obra. “Es una pieza que interroga directamente y sin tapujos la representación coreográfica del sexo, con toda la carga simbólica que eso conlleva”, apunta Guillermo Arazo, responsable de Programación de Las Naves.

Wakefield Poole: Visiones y Revisiones, de Gonzalo. Imagen cortesía de Las Naves.

Wakefield Poole: Visiones y Revisiones, de Mauricio González. Imagen cortesía de Las Naves.

En ‘Coreografías pornográficas’, presentada por la comisaria Marisol Salanova, participan: el artista Mauricio González; el artista especializado en performance Abel Azcona; el artista interdisciplinar Saul Selles y la gestora cultural Carmen Bueloha.

Wakefield Poole fue bailarín de los Ballets Rusos de Montecarlo, donde bailó en muchas ocasiones El lago de los cisnes. Luego redirigió su carrera y se pasó a la dirección de porno gay, entre los años 70 y 80. Boys in the Sand (1970), su primer film, se convirtió en todo un clásico y pieza de culto. El artista canario Mauricio González le dedica la magnífica performance Wakefield Poole: visiones y revisiones, que llega al Espai Mutant de Las Naves este viernes.

Un solo en el que Mauricio, vestido de cintura para arriba de Príncipe Albrech y desnudo de cintura para bajo, relaciona el ballet clásico El lago de los cisnes con Boys in the sand, película de cine porno. Un montaje escénico que adquiere la forma de conferencia performance o estudio comparativo entre estas dos obras. El artista canario también nos habla de su propia transformación.

Wakefield Poole: Visiones y Revisiones, de Mauricio González. Imagen cortesía de Las Naves.

Wakefield Poole: Visiones y Revisiones, de Mauricio González. Imagen cortesía de Las Naves.

Binomio que suma más de lo que pudiera parecer a primera vista. González compara en escena y con la ayuda de un video las similitudes entre personajes y situaciones de ambas obras, el ballet clásico y la cinta erótica, expone la tesis de que el pasado artístico de Poole se refleja claramente en su forma de hacer porno.

Mauricio González está formado en danza académica y trabajó en el Ballet de Zaragoza, el Ballet Royal de Wallonie (Bélgica) y el Ballet Nacional de España. Después empezó sus propios trabajos, alejándose del lenguaje académico y realizando también creaciones videográficas y trabajos como actor.

Abel Azcona es un artista multidisciplinar especializado en performance y arte de acción. Su trabajo, sin embargo, pone gran atención en los resultados estéticos y por lo tanto se relaciona con medios como la fotografía, el videoarte, instalación y escultura. Su obra es autobiográfica y crítica, con ella invita al público a compartir experiencias arrastrándolo a su mundo interior.

Saúl Sellés es un artista plástico interdisciplinar que vive y trabaja en Alicante. Licenciado en Bellas Artes (UMH), fue becado con la Beca Fórmula Santander que le valió para complementar sus estudios en la ciudad de México DF por la UNAM. Posteriormente fue galardonado con la Beca Puenting III con la que realizó su proyecto sobre poledance El Luchador para la Mustang Art Gallery de Elche en 2014. Es uno de los creadores y comisarios de Residencias A Quemarropa.

Carmen Bueloha es gestora cultural, consultora en social media y trabaja para la Compañía Baal Dansa de Mallorca, además de escribir crítica de danza y artes escénicas en varios medios. Como investigadora está especializada en performance, microteatro, teatro de improvisación, baile y expresión corporal. Formada en Valencia, después de pasar un tiempo en Alemania y México, actualmente vive y trabaja en Palma de Mallorca, desde allí lleva el célebre blog ‘Inquieta Mental’ de experiencias y eventos culturales en la isla y ha colaborado con la Fira B, Festival de Artes Escénicas de les Illes Balears.

Wakefield Poole en Las Naves.

Wakefield Poole: Visiones y Revisiones, de Mauricio González. Imagen cortesía de Las Naves.

 

Ciudad (des)elegida

Ciudad elegida. Alberto Feijóo, Carlos Aguilera, Cristina De Middel, Ricardo Cases, Sebastián Liste, Vicente Paredes
Mustang Art Gallery
C/Severo Ochoa, 36. Elche (Alicante)
Hasta el 8 de mayo de 2015

27 de marzo, 18.00h Mesa Redonda
Con la participación de Rafael Doctor (Crítico de arte y comisario independiente) y Luis López Navarro (Realizador) más Alberto Feijóo, Carlos Aguilera, Cristina De Middel, Ricardo Cases, Sebastián Liste , Vicente Paredes, los seis fotógrafos protagonistas de la muestra. Modera Ana Alarcón, comisaria del proyecto.

27 de marzo, 20.30h Inauguración
El proyecto expositivo Ciudad Elegida reúne por primera vez en Alicante 102 fotografías inéditas de Alberto Feijóo, Carlos Aguilera, Cristina de Middel, Ricardo Cases, Sebastián Liste y Vicente Paredes. Seis creadores del mundo de la fotografía que nacieron en esa provincia y que, a pesar de su gran repercusión internacional, su reconocimiento en premios y festivales, y la lucidez de su discurso, son prácticamente desconocidos en su tierra de origen.

Sebastian Liste. The refuge. All the way back home. Cortesía Mustang Art Gallery.

Sebastian Liste. The refuge. All the way back home. Cortesía Mustang Art Gallery.

CIUDAD (DES)ELEGIDA

En 1967 la constructora Calpisa planteaba en Alicante la construcción de una gran urbanización con el nombre de Ciudad Elegida Juan XXIII entre las carreteras de Valencia y Villafranqueza. La urbanización de aquellos terrenos desiertos y alejados del centro, pero que prometía una zona residencial de ensueño, y que en algún momento incluso llegó a serlo, se inició a finales de la década de los sesenta y se terminó a finales de los setenta. Nacía en aquellos años, aparte de una urbanización feroz y arrasadora en todo el levante español y la cultura que degeneraría en pelotazo, una poderosa generación de jóvenes que viviría el éxito absoluto y el fracaso estrepitoso de la nueva situación social y económica que definiría al país entero. Bajo aquel nombre, tan evocador como agorero, que remataba con grandes letras y aún sigue dominando un pequeño barrio de Alicante, se generó la fuerza de quienes escucharon cassettes y vieron videoclips en los años ochenta, descubrieron las cámaras digitales a finales de los noventa y se colgaron de su teléfono móvil cuando comenzaba el nuevo siglo.

Esos jóvenes comenzaron a generar (buenas) imágenes, miles de fotografías que, a su vez, a través de un boom tecnológico, el auge imparable de internet y la aparición de las poderosas redes sociales permitían que esas instantáneas viajasen a la velocidad de la luz, se transmitieran hasta cualquier lugar del mundo y fueran más arrolladoras aún por lo que implicaban que por lo que en sí mostraban. Ante tal saturación y esa velocidad desmesurada, resultaba muy difícil, casi imposible, distinguir el polvo de la paja, rescatar un fulgor entre miles de flashazos. Pero de repente aparecían pepitas de oro que brillaban con tal fuerza que no hacía falta apartar mucho la arena. Y, entre ellas, cada vez más con nombres que habían nacido bajo aquellas letras decadentes, y todo el mundo, excepto nosotros mismos, los de aquí, miraba en nuestra dirección para volverse loco por el valioso oro levantino.

Alberto Feijóo. Disparar y fallar. Cortesía Mustang Art Gallery.

Alberto Feijóo. Disparar y fallar. Cortesía Mustang Art Gallery.

Turismo de masas, verano eterno, abundancia low cost y de mercadillo, ascenso a los cielos y descenso a los infiernos empresarial y económico, feísmo urbanístico, belleza mediterránea, idiosincrasia particular (por utilizar un adjetivo), circo político y un vacío, enorme abismal, tremebundo, ante el arte y la cultura contemporánea (y la acción, que no resignación, de las partes afectadas). Esas eran algunas de las respuestas, mezcladas y distintas, que encontraba cuando me preguntaba muchas veces por qué cada vez resonaban más creadores originarios de esta tierra. Quizá no se debía a nada en particular, quizá sólo era así, y punto. Pero todos esos ingredientes debían curtir y generar una manera particular de ver el mundo. Y ese vacío, esa nada y ese agujero negro por el que se podrían haber colado y haber desaparecido para siempre y que, para empezar, les hizo marcharse lejos o muy lejos, les debió dar más fuerza para trabajar sin tregua y desarrollar una certeza creativa sin precedentes.

Entre 2011 y 2014 he reunido a distintos fotógrafos nacidos en esta provincia que comparten algo en común: trabajo impecable poco o nada reconocido en su lugar de origen; trayectoria frecuentemente fuera del circuito establecido y con mucha repercusión internacional; prefijo auto en la mayoría de sustantivos que definen su recorrido (autoedición, autogestión, autodifusión…); y una decisión y un coraje fuera de lo habitual. En esta muestra cada uno nos asoma a su tierra de origen mediante trabajos inéditos que se presentan por primera vez con motivo de la misma. Alberto Feijóo (Alicante, 1985) parte del título Ciudad Elegida para construir “una estructura con los restos que encuentro en la periferia de dicha ciudad, aquellos objetos que la propia ciudad desecha y a los que otorgo una segunda vida. Muestro objetos y “memoriales” de mi experiencia con la ciudad y con el paso del tiempo”. Sebastián Liste (Alicante, 1985), fotoperiodista puro con un lenguaje fotogrí﷽﷽﷽﷽﷽﷽﷽﷽o sas di que el mundo se haya vuelto msu familia poldicierra de origen a travecuentemente fuera del circuito estableciáfico muy distinto al del resto, nos muestra un diario íntimo que comenzó hace más de diez años y que se centra en Abdet, un pueblo del interior en el que vive su familia política. Carlos Aguilera (Los Montesinos, 1992), artista novel que para su puesta de largo mira a su pueblo de nacimiento y nos presenta La general: “estas fotografías establecen un punto de encuentro entre el pasado y el presente, los espacios que un día sirvieron para que se fuese configurando el pueblo por agregación, son ahora lugares borrosos a los que se les han asignado nuevos usos, indeterminados y arbitrarios”. Cristina de Middel (Alicante, 1974) rescata las imágenes de un blog que creó en 2008 cuando trabajaba para la prensa local y reúne “historias obvias y olvidadas que nunca darían su salto a las portadas. Vividas en primera persona y metabolizadas de ese mismo modo sin más filtro que la necesidad de sacar a la luz aquel detalle que convierte el día en algo mágico y excepcional, orgullosamente ajeno a la actualidad y los criterios editoriales”. Ricardo Cases (Orihuela, 1971) y Vicente Paredes (Orihuela, 1972) muestran a dúo sus Oriolanos ausentes “después de más de veinte años de un exilio voluntario que aún perdura, regresamos a nuestra ciudad para presentar un mundo adormecido por el cannabis y la religión y revisamos la iconografía oriolana que representa el alma de este lugar”.

Casi cincuenta años después de que Ciudad Elegida asentara sus cimientos, seis artistas vuelven a su Ciudad (Des)elegida para contarnos lo que sienten. Más allá de sus imágenes está la historia de una generación y de una región que podría haber sido absolutamente triste pero que deviene más bien una esperanza y hace que el cuento culmine con más moraleja que muchas narraciones clásicas. El contexto social y político en el que vivimos, y que va estrechamente relacionado con las imágenes que tenemos delante, daría para dar muchas vueltas a este texto y utilizar muchas malas palabras, pero la inteligencia que desborda de cada fotografía hace que no sea necesario. En absoluto. “El analfabeto del futuro no será aquel que no conozca las letras, sino quien no conozca la fotografía” sentenciaba el filósofo Walter Benjamin ya a principios del siglo pasado. Miremos esta(s) Ciudad(es) y no lo seamos. Nosotros no.

Cristina de Middel. Ciudad elegida. Cortesía Mustang Art Gallery.

Cristina de Middel. Ciudad elegida. Cortesía Mustang Art Gallery.

Texto curatorial de Ana Alarcón para el proyecto “Ciudad elegida”.

 

La extenuante performance de Saúl Sellés en JustMad

El Luchador, Saúl Sellés
Mustang Art Gallery en JustMad6

Mustang Art Gallery nos ofrece la oportunidad de ver el trabajo del artista plástico y performer Saúl Sellés (Cocentaina, 1986), galardonado con la Beca Puénting MAG / UMH 2013, que tras su exposición en la sala MAG hace solo unos meses, ha realizado una performance en JustMad6. La Beca Puénting busca establecer puentes de conexión entre la formación impartida en la Facultad de Bellas Artes de Altea (UMH) y la profesionalización artística a través de la exhibición de proyectos expositivos en Mustang Art Gallery.

Saul Selles2

En la muestra pudimos ver performances en barra americana, sacos de boxeo de polipiel, imaginería deportiva y animales de poder con estética bakala. Una propuesta artística que habla del fracaso trazando un paralelismo entre la competición deportiva y la competición dentro del mundo del arte. La necesidad de ser visto, aplaudido y vitoreado con coronas de laurel, hace al artista exhibir su propio cuerpo en una neurosis de fracaso escenificada y vivida. Para llevar a cabo El Luchador, el artista aprendió poledance, un deporte acrobático realizado en las alturas de una barra de aluminio.

Saul Selles4

Saúl Sellés entrenó en esta práctica de la seducción, que está más cerca del show escénico que de la competición deportiva, además compitió en la I Copa Pole Style de Alicante (ganando la Medalla de Bronce) y finalmente se convirtió en profesor de esta disciplina. Ahora, para la performance realizará el 26 de febrero de 2015 en JustMad6, el artista ha utilizado el poledance como medio y la recitación de textos acerca del fracaso.

Saul Selles6

El conjunto expositivo lo completaba una serie de sacos de boxeo animalizados y totémicos, unas banderolas que abordan las anti-cualidades del fracasado (expresión de una masculinidad cuestionada), videos del propio artista entrenando y otras piezas escultóricas llenas de referencias iconográficas al boxeo.

Saul Selles5

Para Saúl la competición empieza por uno mismo, por ello sus trabajos anteriores giran en torno a la resistencia, mediante la realización de performances deportivas, donde ejecutaba rutinas físicas hasta llevar el cuerpo al agotamiento. Mientras tanto recitaba textos que hablaban sobre los cánones de la belleza, el culto al cuerpo y el homoerotismo.

Es una competición consigo mismo en la que no existe un final, no se producirá la dicotomía ganador-perdedor, el fracaso está asegurado. El único fin más claro es el propio agotamiento. De esta manera el performer se somete a un entrenamiento interminable y la obra se convierte en un proceso constante.

Saul Selles3

Saúl Sellés compite consigo mismo

El Luchador, Saúl Sellés
Mustang Art Gallery
Elche (Alicante)
Inauguración: 21 de noviembre, a las 20.30 h.

 

Mustang Art Gallery nos ofrece la oportunidad de ver el trabajo del artista plástico y performer Saúl Sellés (Cocentaina, 1986), galardonado con la Beca Puénting MAG / UMH 2013, en una exposición individual titulada El luchador.

En la muestra veremos performances recitadas en barra americana, sacos de boxeo de polipiel, imaginería deportiva y animales de poder con estética bakala. Una propuesta artística que habla del fracaso trazando un paralelismo entre la competición deportiva y la competición dentro del mundo del arte. La necesidad de ser visto, aplaudido y vitoreado con coronas de laurel, hace al artista exhibir su propio cuerpo en una neurosis de fracaso escenificada y vivida.

Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Para llevar a cabo El Luchador, el artista aprendió poledance, un deporte acrobático realizado en las alturas de una barra de aluminio.

Saúl Sellés entrenó en esta práctica de la seducción, que está más cerca del show escénico que de la competición deportiva, además compitió en la I Copa Pole Style de Alicante (ganando la Medalla de Bronce) y finalmente se convirtió en profesor de esta disciplina. Ahora, para la inauguración de su proyecto, realizará el 21 de noviembre una performance utilizando el poledance como medio y la recitación de textos acerca del fracaso.

El conjunto lo completará una serie de sacos de boxeo animalizados y totémicos, unas banderolas que abordan las anti-cualidades del fracasado (expresión de una masculinidad cuestionada), videos del propio artista entrenando y otras piezas escultóricas llenas de referencias iconográficas al boxeo.

Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Saúl Sellés es el ganador de la Beca Puénting 2013, propuesta que busca establecer puentes de conexión entre la formación impartida en la Facultad de Bellas Artes de Altea (UMH) y la profesionalización artística a través de la exhibición de proyectos expositivos en la Mustang Art Gallery.

Para Saúl la competición empieza por uno mismo, por ello sus trabajos anteriores gira en torno a la resistencia, mediante la realización de performances deportivas, donde ejecutaba rutinas físicas hasta llevar el cuerpo a la agotamiento. Mientras tanto recitaba textos que hablaban sobre los cánones de la belleza, el culto al cuerpo y el homoerotismo.

Es una competición consigo mismo en la que no existe un final, no se producirá la dicotomía ganador-perdedor, el fracaso está asegurado. El único fin más claro es el propio agotamiento. De esta manera el performer se somete a un entrenamiento interminable y la obra se convierte en un proceso constante y lo podremos ver entre el 21 de noviembre y el 20 de diciembre en Mustang Art Gallery.

Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Confluencias de arte, investigación y comercio

Confluencias 2014: Arte, investigación y comercio
Sala MAG. Elche (Alicante)
16 y 17 de octubre de 2014

Comienza la Primera Edición de CONFLUENCIAS en Elche (Alicante) los días 16 y 17 de octubre de 2014. Este proyecto ha sido organizado por AVVAC (Associació d’Artistes Visuals de València, Alacant i Castelló), el Departamento de arte de la UMH (Universidad Miguel Hernández) y Mustang Art Gallery de Elche.

Confluencias es un espacio de encuentro que ofrece a los artistas plásticos de cualquier disciplina la oportunidad de mostrar su trabajo en condiciones de horizontalidad y cercanía a artistas profesionales, críticos, gestores culturales y galeristas de reconocido prestigio. En esta ocasión el proyecto está dirigido tanto a alumnos del Grado y Licenciatura de arte de la UHM como a socios de la AVVAC.

Las jornadas constan de dos partes: los Showrooms, donde los participantes podrán mostrar sus trabajos a los diferentes profesionales invitados mediante los encuentros personales, que permiten una situación de horizontalidad y diálogo distendido, y una mesa redonda.

El mercado seduce a los artistas y los condiciona en sus creaciones. Las cumbres del tejido artístico nacional, excluyendo unas pocas iniciativas puntuales, tienen un fi­n comercial (ARCO, JUST MAD, ESTAMPA, etc.) No existe una Bienal, un evento relevante de interés general donde se cree un tejido hacia la investigación artística.

Si el ­fin del arte no es sólo comercial ¿Estamos apoyando el valor intelectual de la creación?, ¿estamos fomentando desde los diferentes “actores” del tejido artístico trayectorias libres?, ¿se queda en el camino el trabajo de creadores comprometidos e interesantes?, ¿permite el bombardeo actual de información que desde la crítica y gestión del tejido artístico se analicen en profundidad iniciativas menos visibles?

La Mesa contará con la participación de: Javier Duero, Sabrina Amrani, José Maldonado, Ana García Alarcón, Javier Díaz Guardiola, Ana Soler, José Luis Pérez Pont, Ernesto Casero y Luisa Pastor como moderadora.

Lliure Briz en Mustang Art Gallery

Lliure Briz, “Inflorescentia- Out of the Bloom”
Sala MAG
Mustang Art Gallery
C/ Severo Ochoa, número 36, Elche Parque Empresarial
Hasta el 25 de septiembre de 2014

Esta es la instalación artística número 25 que acoge Mustang Art Gallery desde que se puso en marcha en julio de 2010. La Sala MAG se configura así como una sala de exposiciones para la promoción y difusión del nuevo arte contemporáneo. Sin duda se trata de una iniciativa innovadora dentro de un entorno empresarial.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

“Inflorescentia-Out of the Bloom”, de Lliure Briz, dado como resultado una intervención mural que cubrirá como un tapiz el gran muro central de Mustang Art Gallery. Briz ha utilizado la pigmentación de las flores como paleta cromática fusionando pintura y animación. De este modo la abstracción del color y la evolución de las formas dotan de profundidad y libertad estética a esta experiencia visual.

Esta es la singular propuesta de esta artista, de la galería “Say Hi”, ganadora del “Just Mag Premio Joven 2013”, que otorga anualmente la Sala MAG en el marco de la Feria Internacional de Arte Emergente, JUSTMAD.

Formada en la Royal Academy of Arts de Amberes fue seleccionada para representar al talento emergente de Bélgica en La Haya. Su trabajo también ha sido valorado por el Museum Quartier de Viena y el MOMA de Nueva York.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

Y en el marco de esta exposición se dará a conocer el proyecto “Confluencias” que acogerá Mustang Art Gallery en octubre, en colaboración con AVVAC (Associació d’Artistes Visuals de València, Alacant i Castelló) y la UHM. Se trata de un networking que pretende ser un punto de encuentro entre artistas jóvenes y artistas profesionales, críticos, gestores culturales y galeristas de primer orden. Se planteará como una serie de conversaciones privadas entre ambas partes que incluirá un espacio propio de exposición para cada joven artista. Podrán participar tanto estudiantes de grado de la facultad de Bellas Artes de Altea como socios de AVVAC. Estos últimos podrán presentarse tras el lanzamiento de la convocatoria en septiembre, que se comunicará a través de la propia asociación.

Las aristas de Nelo Vinuesa en MAG

Nelo Vinuesa. Wild Pulse
Mustang Art Gallery
C/ Severo Ochoa, 36
Parque Empresarial, Elche
Hasta el 17 de julio de 2014

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

La complejidad de las aristas

La imagen es el resultado de una construcción espacio-temporal. El espacio suele estar definido por el formato: el rectángulo, el cuadrado, el tondo y, en otras ocasiones, éste somete la representación a la mimesis en paredes o cúpulas, apareciendo el mundo y diluyéndose la arquitectura. El tiempo queda detenido, aprisionado incluso, en los límites del espacio, pero también en la cronología de su época. La cultura visual, el arte en sus diversas variantes lingüísticas, constata el devenir concreto de estos registros, que actúan como marcas en la pared de la historia. El cuadro se construye asumiendo el peso completo de la representación. Esa imagen generada desde el vacío es el puntal de una mirada personal transformada en acontecimiento: se ofrece como narración de unas ideas y como deseo constatable de que esas ideas encuentren un público.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

La imagen-fija delimita su complejidad con el paso del tiempo –constatable en el envejecimiento de las cosas y las caras– en el movimiento de las apariencias de sí, como las sombras en la caverna. De ahí que los límites devengan aristas: intermediarias entre un plano y otro, ajenas a las luces y las sombras que éstos reciben y reflejan, pero íntimamente ligadas a ellos, pues permiten la sutura y el pliegue, ejercen su función de bisagra. Las aristas son a la forma lo que las líneas al plano; economía de medios y funcionalidad máxima. El proyecto Wild Pulse de Nelo Vinuesa (Catarroja, Valencia, 1980) gana en complejidad al incluir el tiempo. Dicho así puede parecer una obviedad, puesto que se introduce el movimiento, y éste se genera por la sucesión continuada de escenas. Es un “movimiento aparente” que se ha asumido como ejemplo veraz de la realidad y que ha llegado a día de hoy reincidiendo sobre los mismos planteamientos técnicos, sólo que más sofisticados. Pero en este caso, espacio (escultura) y tiempo (videos) vienen a completar la pintura, imponiéndole ritmo y velocidad por un lado, y convirtiéndola en escultura tridimensional, en el otro.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

El aparataje del artista evoluciona y muta de la superficie plana al movimiento generado por la animación y al espacio necesario para disponer lo escultórico, pero todo sirve al mismo fin. Las piezas que conforman Wild Pulse confeccionan un archipiélago de elementos que por separado mantienen sus individualidades, pero que al estar en cercanía unas de otras, ofrecen una versión más compleja y rica de sus propios planteamientos aislados, unidos por aquello que les separa. Desde sus comienzos, la obra (pictórica) de Nelo Vinuesa ha introducido con naturalidad materiales híbridos ajenos al estado natural de la pintura (por ejemplo plásticos y vinilos), pero cuyas propiedades enlazaban con el acrílico y con la necesidad de plantear el cuadro como tablero de juego y experimentación donde confluyeran todas las posibilidades al unísono. En esencia, predomina la creación de un universo complejo donde caben todas las inquietudes generadas por el artista, conviviendo juntas en la misma superficie. Al mismo tiempo, este universo resulta familiar por sus múltiples vías de reconocimiento con la pintura clásica y su preocupación máxima por la construcción del paisaje; con la síntesis formal de los juegos de ordenador primigenios y su estética de 8 bits; con la posibilidad constante de una salida de la pintura ante la encrucijada de su ensimismamiento.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

La serie de seis vídeos es un retrato poliédrico de la ciudad de Londres, la gran metrópoli ajena a muchas influencias y ella misma generadora de todas las imaginables. La ciudad es una protagonista que interpreta varios papeles principales: la mezcla racial y su carácter cosmopolita (Portraits); la dificultad de mantenerse a flote física y anímicamente en una ciudad tan demandante (Fall); los conflictos y revueltas sociales (Isle of Haunts); la omnipresencia del paisaje, de los jardines y bosques dentro de la ciudad o en sus límites (Lotus, Winternight) y la mirada perdida pero activa ante todo lo que ocurre, en ese espléndido Panorama.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

Por otro lado, la instalación Treassure Island consigue trasladar al ámbito tridimensional ese propio universo realizado por capas opacas y traslúcidas en los vídeos y las pinturas, predominando una voluntad de juego y de tablero donde desarrollarlo. Realizar la maqueta de un mundo es aprehenderlo y constatar la complejidad de su diseño: conocer el funcionamiento de todo lo que nos rodea para convertir la inconmensurabilidad en simple y llana funcionalidad.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

Imágenes: Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Fotos: Juanma Sánchez. Cortesía de Mustang Art Gallery.

Álvaro de los Ángeles