Los Vidal: una saga del Cabanyal

El Cabanyal 1900-1991. Fotografías de la familia Vidal
Museu Valencià d’Etnologia (Muvaet)
C / Corona, 38. Valencia
Hasta el 27 de mayo de 2018

El Cabanyal, ahora que ese espíritu está tan de moda, fue municipio independiente desde 1837 hasta 1897, con el nombre de Poble Nou de la Mar. La historia que muestra el Museu Valencià d’Etnologia (Muvaet) arranca tres años después, en 1900, con el famoso barrio ya anexionado a Valencia. Son de entonces las primeras imágenes de la exposición ‘El Cabanyal 1900-1991. Fotografías de la familia Vidal’, con la que se pretenden rendir dos homenajes: al propio barrio y a las tres generaciones de una saga que “gracias a su tesón y amor por la fotografía” ha dejado testimonio vivo de tan singular enclave cercano al mar.

Luis Vidal Ayala que, junto a Manuel Cerdà, comisaría la exposición, subraya ese tesón y fervor fotográfico de sus antecesores, como principales “culpables” de las imágenes que ahora puede disfrutar el público. Imágenes que sirven tanto para el deleite estético, dada su impecable factura técnica, como para rastrear las huellas de un barrio repleto de cicatrices, reveladas gracias al carácter documental de la muestra. Martín Vidal Romero, Luis Vidal Corella y Luis Vidal Vidal son los artífices, mitad artistas mitad antropólogos, del mapa generacional y arquitectónico inscrito en las fotografías.

Fotografía de Luis Vidal Vidal. Imagen cortesía de Muvaet.

Fotografía de Luis Vidal Vidal. Imagen cortesía de Muvaet.

Se trata de un “breve recorrido por el trabajo de los fotógrafos Vidal”, explica Vidal Ayala, al tiempo que una muestra de “cómo vivía la gente, de su acerbo cultural”. Vivencias que abarcan 91 años, la más temprana firmada en 1900 en torno a una pareja de toros, una barca y dos pescadores a contraluz, recogiendo a ese pueblo pescador del que se hace eco el trabajo de Martín, el primero de los Vidal. Cierra cronológicamente el recorrido expositivo, la fotografía en la que se puede ver a la ex alcaldesa de València Rita Barberá durante una visita a las obras del paseo marítimo, con otras autoridades de la época.

Precisamente a Barberà y a su política urbanística se refirió de soslayo el director del MuVIM, Rafael Company, durante su presentación: “Había una deuda moral de las instituciones públicas valencianas con el Cabanyal, porque su destrucción también es obra de las propias instituciones”. A la espera de su futura reconstrucción, la familia Vidal lo que hace con sus imágenes es recrearlo, devolviéndole la vida al barrio con instantáneas de gran poder documental. “Buceando en nuestro archivo proponemos realizar un recorrido por la Valencia que mira al mar”.

Fotografía de Luis Vidal Vidal. Imagen cortesía de Muvaet.

Fotografía de Luis Vidal Vidal. Imagen cortesía de Muvaet.

Un recorrido por sus calles, su singular trama urbana y sus cicatrices, más o menos “naturales” por efecto de los raíles del tranvía, o provocadas por la fuerza intempestiva de los acontecimientos en forma de disturbios callejeros. Testimonios, en cualquiera de los casos, “de la tenacidad de un pueblo para mantener vivas las tradiciones y las costumbres propias, a pesar de tanto impedimento como tuvieron que superar durante el periodo que comprende la exposición”, señala Cerdà.

Son varios los aspectos que se recogen en torno al Cabanyal, barrio descrito como “popular”, “de trabajadores”, “un pueblo pescador”, “puerta de Valencia al mar” y que resultó “fuente de inspiración” para Blasco Ibáñez, Sorolla y José Benlliure, los tres apareciendo en algunas de las fotografías de la exposición. Edificios, casas, raíles, tranvías, barcos varados, vistas panorámicas del puerto, de Las Arenas, de la gente tumbada en la playa, tirándose al agua del puerto, del mercado, de sus trabajadores. El Cabanyal en estado puro captado por la familia Vidal en sucesivas generaciones.

Fotografía de Luis Vidal Vidal. Imagen cortesia de Muvaet.

Fotografía de Luis Vidal Vidal. Imagen cortesia de Muvaet.

“Tres generaciones de fotógrafos de una misma familia es una circunstancia difícilmente comparable, que sólo se explica por la transmisión de padres a hijos del amor por el oficio y la tradición”, destaca Cerdà. De tan singular transmisión, en justa correspondencia con la singularidad del propio barrio, pretende hacerse eco la exposición que hasta el 27 de mayo acoge el Muvaet. Igualmente aparecen las tensiones entre el entorno habitado por pescadores y la oligarquía local que, como apuntan los comisarios, vio en el Cabanyal “no un patrimonio, sino un mercado, el inmobiliario”, dificultando la conservación de “sus costumbres y sus tradiciones, su patrimonio artístico y cultural”.

La ropa colgada en mitad de sus calles empedradas, las cajas de pescado custodiadas por mujeres que lo ofrecían para el sustento propio y tantas otras faenas, aparecen en las fotografías de la familia Vidal a modo de registro documental de un tiempo que, gracias a ese tesón fotográfico, perdura. Manuel Cerdà cita a Raimon cuando canta, “quien pierde los orígenes, pierde la identidad”, para concluir: “Afortunadamente, la saga de los Vidal continúa y el Cabnyal también”.

Pesca del bou, de Martín Vidal Romero. Imagen cortesía de Muvaet.

Pesca del bou, de Martín Vidal Romero. Imagen cortesía de Muvaet.

Salva Torres

La sabiduría botánica de Joan Pellicer

Joan Pellicer, la saviesa de les nostres plantes
Museu Valencià d’Etnologia
C / Corona, 15. Valencia
Hasta el 10 de septiembre de 2017

El Museu Valencià d’Etnologia (MUVAET), dependiente del Área de Cultura de la Diputación de Valencia, dedica hasta el 10 de septiembre una muestra a Joan Pellicer, uno de los más importantes investigadores de la etnobotánica valenciana. ’Joan Pellicer, la saviesa de les nostres plantes’ pretende rememorar esta singular figura y poner en valor su notable aportación al conocimiento de la etnobotánica valenciana, justo cuando se cumple el décimo aniversario de su muerte.

El diputado de Cultura, Xavier Rius, aseguró que “merece y es un honor, desde el Área de Cultura, poder rendir este homenaje a la figura y pedagógica obra de Joan Pellicer”, a quien el diputado definió afectuosamente como “una especie de Cavanilles 2.0.”. Rius destacó de Pellicer “su destreza a la hora de conjugar la sabiduría académica con la sabiduría popular”, favoreciendo la divulgación de sus conocimientos. Por ello, deseó que esta muestra “pueda contribuir a dignificar su persona y que su obra y las numerosas aportaciones que hizo se extiendan entre los valencianos”, aseveró.

La exposición está comisariada por Jorge Cruz Orozco, conservador del Museu Valencià d’Etnologia, y ha contado con fondos procedentes de la familia de Joan Pellicer, el Museu Valencià d’Etnologia, la Biblioteca Valenciana, el Jardín Botánico de la Universitat de València y Herbolario Navarro. Jorge Cruz incidió en que esta muestra pretende ser “un homenaje a los usos tradicionales que Joan Pellicer otorgaba a las plantas; una invitación a no olvidar su obra y leer su trabajo; además de una llamada a nuestros investigadores contemporáneos para que hereden el legado de Pellicer y continúen su campo de estudio”, manifestó.

Por su parte, Júlia Pellicer, hija del etnobotánico, aprovechó la ocasión para agradecer “la delicadeza mostrada en el tratamiento de la persona y la obra de Joan Pellicer”, al mismo tiempo que mostró su deseo de que esta exposición “sea un homenaje sentido a su figura”.

De izda a dcha, Xavi Rius, Jorge Cruz, Anna Pellicer y Júlia Pellicer. Imagen cortesía de MUVAET.

De izda a dcha, Xavi Rius, Jorge Cruz, Anna Pellicer y Júlia Pellicer. Imagen cortesía de MUVAET.

El ‘jornalero de la cultura’

‘Joan Pellicer, la saviesa de les nostres plantes’ propone un recorrido por la infancia del etnobotánico, íntimamente arraigada en Bellreguard; la época de estudiante universitario y de cantautor; el interés por la etnobotánica y la decisión de dedicarse en pleno a la investigación; su método de trabajo de campo basado en los recorridos para estudiar la flora y en las entrevistas a los pastores, agricultores y personas entendidas en plantas, en definitiva; el trabajo de gabinete, que le permitía contextualizar los usos tradicionales en el mundo cultural mediterráneo y, más específicamente, valenciano; la caseta del Matissar, como la base de investigaciones etnobotánicas y, al mismo tiempo, refugio desde donde repensar el mundo en diarios y escritos; su labor divulgadora en cursillos, charlas, excursiones y durante los ocho años de colaboración con el programa ‘Medi Ambient’ de Punt2 (RTVV) que le proporcionaron una gran proyección y estima popular; finalizando en la obra de Joan Pellicer y su tesis doctoral (aún no publicada).

Este trayecto muestra la personalidad de Joan Pellicer, quien se denominaba a sí mismo “jornalero de la cultura” y siempre se desarrolló de forma muy austera, aspecto éste que se ha querido trasladar a la exposición. La grabadora con la que registró su última entrevista –el 13 de enero de 2007 a Pep Seguí ‘Carreño’, en la localidad de Barxeta–, la bicicleta con la que se desplazaba por los pueblos de su querida Diània –tal como él se refería a las comarcas centrales–; la mochila que le acompañó durante su última salida al campo; las hierbas recolectadas para hacerse infusiones; los tres volúmenes del Costumari Botànic; fotografías; publicaciones; documentación; y objetos del archivo personal del propio Pellicer; productos medicinales, alimenticios y de cosmética elaborados con vegetales.

En el patio de la Beneficència se ha creado un Hort Joan Pellicer, con la colaboración del Centro de Educación Ambiental de la Comunitat Valenciana, que exhibe una selección de plantas estudiadas por Joan Pellicer. Asimismo, alrededor de la muestra se ha organizado un programa de actividades complementarias, formado por dos etnoexcursiones a lugares vinculados a la figura de Juan Pellicer, como son la caseta del Matissar y la sierra de Mariola; una mesa redonda con expertos sobre su obra; la presentación del libro Diari de Sotaia, un original trabajo de Joan Pellicer que resulta inédito; y un programa de visitas guiadas a la exposición.

Esta muestra forma parte de una serie de exposiciones que el Museu Valencià d’Etnologia dedica a personas relevantes en el ámbito de la investigación etnológica. Esta serie se inició con ’Joan Francesc Mira, l’ofici de mirar i escriure’, dedicada al antropólogo y escritor que fue el fundador del museo de la Diputación a comienzos de los años ochenta, y continuará con una muestra, en 2018 , dedicada a Fermín Pardo, uno de los principales especialistas en patrimonio inmaterial y folklore valenciano.

Joan Pellicer.

Algunos visitantes ante un video de la exposición ‘Joan Pellicer. La saviesa de les nostres plantes’. Imagen cortesía de MUVAET.

ETNOMUSIC en el Museu Valencià d’Etnologia

EL MUSEU VALENCIÀ D’ETNOLOGIA PRESENTA EL FESTIVAL ETNOMUSIC 2017, UN CICLE DE MÚSICA TRADICIONAL VALENCIANA I DEL MÓN
Del 27 de abril al 15 de junio 2017
Pati VI. Museu Valencià d’Etnologia, València
Aforament limitat. Espectacle per a majors de 14 anys.
Accés gratuït prèvia recollida d’entrades en el Museu Valencià d’Etnologia, a partir del dimarts anterior a cada concert.
Màxim dues entrades per persona. Horari de recollida d’entrades: 10 a 20 hores.

Concerts:
Kilema, de Madagascar – Dijous 27 d’abril a les 20:15
Benito Cabrera – Dijous 4 de maig a les 20:15
Davide Salvado. Lobos. – Dijous 11 de maig a les 20:15
Ramiro Naka, Rei D’Gumbe Blues Kreol – Dijous 18 de maig a les 2015
Efrén López Quartet – Dijous 25 de maig a les 20:15
Mara Aranda, Sefarad en el cor del Marroc – Dijous 1 de juny a les 20:15
Folha de Rosto. – Dijous 8 de juny a les 20:15
Xiromita Trad Project -Dijous 15 de juny a les 20:15

El cicle es compon de 8 concerts que es realitzaran en el Museu Valencià d’Etnologia (patis del
Centre la Beneficència), des del 27 d’abril al 15 de juny de 2017 a partir de les 20:15 h.
Després de l’èxit de la darrera edició del 2016 en la qual s’esgotaren les entrades de tots els
concerts, i amb una participació de més de 1800 persones, el Museu Valencià d’Etnologia
presenta novament este festival, una proposta musical amb més de 15 anys de recorregut.
El Festival forma part del cicle d’activitats culturals que organitza el Museu cada any al voltant
de la cultura tradicional i la diversitat cultural. El projecte pretén presentar música tradicional
valenciana amb plantejaments moderns i actuals; mostrar propostes musicals de diferents llocs
d’Espanya i del món, sempre vinculant el caire tradicional amb noves lectures musicals.
Enguany el festival creix fins a 8 concerts (tots en dijous), des del 27 d’abril fins al 15 de juny, en
un programa compost per tres grups valencians (Efren López Quartet, Mara Aranda i Xirimita
Trad Project). Tots tres ens aproparan a la música de la diàspora sefardí i als ritmes valencians
més tradicionals lligats a propostes de diferents parts de la Mediterrània.
De la resta d’Espanya es presentaran dues propostes, obrint així una línia musical que mostrarà
noves lectures de la música folk espanyola. En este bloc de continguts es presenten Benito
Cabrera, mestre del timple i referent de la música canària i Davide Salvado un nou i reconegut
valor de la música gallega.
El caire internacional està representat per Kilema un referent de la música de Madagascar i
Ramiro Naka, músic que proposa una barreja de ritmes, pròpia de la mescla de gèneres del seu
país natal (Guinea Bissau). Per últim Mara, cantant portuguesa que a més de fado proposa una
lectura nova a les músiques tradicionals de la zona de l’Alenteixo.
El festival compta amb la col·laboració de l’Institut Francés de València que patrocinat l’actuació
de Ramiro Naka dins el projecte Rostros de la Francofonia, i el Col·legi Rector Pesset de la
Universitat de València.

PROGRAMA
Dijous, 27 d’abril, 20:15 hores
Concert KILEMA. MADAGASCAR.

Kilema és un vocalista, compositor i multiinstrumentista nascut a Madagascar i resident a
Córdoba. Amb més de 30 anys de trajectòria i tres discos en el mercat, ha actuat a Suècia, Japó,
Nova Zelanda, Austràlia, Suïssa, França, Portugal, Finlàndia, Cerdanya, Taiwan, etc.
Aquest ambaixador mundial de Madagascar, difon la música, la cultura i l’art del seu país per tot
el món, a través dels instruments més tradicionals com el kabosy, el katsá, la valiha o el
marovany, perquè “Kilema no és només música, Kilema és un concepte”.
Va començar la seua carrera artística col·laborant en diferents bandes de música, tant en la
capital de Madagascar com en la seua ciutat natal, Toliara. En 1993 va fer el salt a París on
contactà amb Justin Vali, músic malgache establert a Europa. Amb ell viatjà a diferents països i
participà en festivals com Womad, impulsat per Peter Gabriel per difondre la música ètnica del
món.
Kilema dirigeix també un programa de tallers confeccionats per ell mateix on mostra la cultura
malgache en tota la seua riquesa, i dedica part del seu temps a tasques solidàries que
demostren el seu compromís social.

Dijous, 04 de maig, 20:15 hores
Concert BENITO CABRERA. ILLES CANÀRIES

Benito Cabrera és un solista de timple i folklorista, així com el primer intèrpret a portar aquest
instrument a l’àmbit simfònic, realitzant nombrosos concerts i enregistraments amb formacions
com l’Orquestra Simfònica de Tenerife, l’Orquestra Simfònica de Còrdova o l’Orquestra
Simfònica de Galícia. És també autor de diferents treballs de divulgació etnogràfica i mètodes​
d’ensenyament del timple. Des de fa alguns anys és el director musical del grup “Los
Sabandeños” i conservador-comissari de la Casa-Museu del Timple en Teguise (Lanzarote).
Ha actuat en les ciutats espanyoles més importants a més de països com Cuba, Estats Units,
Puerto Rico, Bèlgica, França, Holanda, Noruega, Portugal, Eslovàquia, República Txeca,
Veneçuela, Uruguai, Noruega, Alemanya, Anglaterra, Japó, Argentina, entre altres.
Ha editat 9 enregistraments com a solista de timple, en les quals es combinen tendències que
van des del folk, la música clàssica i el pop.
«ESPIRALES», el seu últim treball, reflecteix la preocupació constant de Cabrera per la renovació
de les arrels culturals canàries. El compositor ha realitzat una labor de recerca i ha arreplegat els
gèneres més ancestrals del folklore per donar-los un sentit contemporani. Les melodies
parteixen de la tradició, de la qual s’allunyen en espiral i evolucionen, intentant no trencar la
continuïtat amb l’origen.

Dijous, 11 de maig, 20:15 hores
Concert DAVIDE SALVADO. GALÍCIA

Davide Salvado, artista de formació autodidacta, porta mitja vida recorrent els llogarets gallecs a
la recerca de ritmes, cobles i danses. Cants de dones que li han transmès la tradició musical i un
conjunt de formes de vida i de respecte per la terra que configuren la seua manera d’expressar-
se. D’aquesta influència sorgeix «LOBOS», un treball en el qual artista pretén fer un homenatge
a totes aqueixes pandereteiras i bailadoras majors, dones fortes i anònimes, que van ensenyar a
Davide a ser el que és.
Davide Salvado ha treballat amb Ugia Pedreira (Marful) i el grup Eclèctica Ensemble, amb el
gaiteiro Budiño, amb Kepa Junkera i amb Yo-Yo Ma & Silk Road Ensemble.
En el 2011, edità el seu primer treball en solitari «Árnica Pura», produït per Eliseo Parra.
Després de dos anys de gira, presentà «O Ladrón de Amorodos», un espectacle a trío pel qual
Davide fou triat pel jurat internacional per la secció oficial de WOMEX 2014, la fèria de world
music més important del món.

Dijous, 18 de maig, 20:15 hores
Concert RAMIRO NAKA. GUINEA BISSAU

Procedent de Guinea Bissau, Ramiro Naka proposa una barreja dels gèneres més diversos: la
percussió, el fado, la samba i la salsa, tots ells reunits al voltant del gumbé, un rítmic joc ballat
en l’origen amb bombos d’una energia contagiosa.
A Guinea Bissau es parla portugués des de fa cinc-cents anys, la qual cosa propicia que la seua
música siga una mescla de tradicions africanes del llegat colonial portuguès, germanor de Brasil
i el parentiu del Carib. D’aquesta combinació sorgeix «REI D’*GUMBE BLUES *KREOL» àlbum en
el qual Ramiro Naka crea una unitat entre estils musicals, en principi distants com el blues i le
Gumbé.
Al llarg de la seua dilatada trajectòria ha participat en multitud de compilacions discogràfiques
de música africana, diferents projectes cinematogràfics, i en diferents festivals i sales d’Europa i
Sud-amèrica.

Dijous, 25 de maig, 20:15 hores
Concert EFREN LÓPEZ QUARTET. VALÈNCIA

El valencià Efrén López és un prestigiós multiinstrumentista i compositor fundador dels grups
L’Ham de Foc, Evo, Trio Petrakis/López/Chemirani, Aman Aman i Sabir, i col·laborador en molts
altres grups en el camp de la música antiga i d’arrel (Ross Daly & Labyrinth, Daud Khan
Ensemble, Oni Wytars, Via Artis Konsort, Capella de Ministrers, Carles Dénia, Maria del Mar
Bonet…)
Està especialitzat en músiques antigues i populars del Mediterrani oriental i l’Orient Mitjà. En
esta ocasió es presenta entre nosaltres amb tres de les seues col·laboradores habituals: la
compositora grega i virtuosa de la lira de Creta, Kelly Thomà; la polifacètica Miriam Encinas,
multiinstrumentista i companya d’Efrén des de fa quinze anys, i la israeliana Meira Segal, versàtil
intèrpret d’instruments de vent tradicionals.
En un recorregut per formes i maneres del Mediterrani i d’Àsia Central, aquests quatre músics
creen textures sonores ben diverses, gràcies a les infinites combinacions dels seus variats
instruments i influències: des de passatges íntims i atmosfèrics fins a denses muralles de so, tot
amb un format completament acústic.​
Efrén López ha actuat en reconeguts festivals de tota Europa, nord d’Àfrica, Xina, Índia i
Amèrica, i ha participat en la gravació de més de 60 CD’s. A més, ha treballat com arranjador i
productor, i ha impartit cursos sobre composició en música modal en diferents països així com
seminaris dedicats a l’aprenentatge específic de determinats instruments o diversos tallers
d’enginyeria de so.

web-imageact-et2017

Dijous, 01 de juny, 20:15 hores
Concert MARA ARANDA. VALÈNCIA

Mara Aranda torna sobre el repertori tradicional dels jueus espanyols en la diàspora, després de
l’edició de tres discos previs («Música i cants sefardites d’Orient i Occident», 2009; «Sephardic
Legacy», 2013; i «La música encerrada», 2014) sorgits nombrosos viatges de residència fets a
Salònica (Grècia), Istanbul (Turquia) i Jerusalem (Israel), en els quals l’artista ha treballat amb
fonts originals i especialistes i acadèmics de diferents disciplines en el coneixement de la cultura
sefardita.
«Sefarad en el corazón de Marruecos», el nou treball que presenta en aquesta edició de
l’ETNOMUSIC a València , aborda la síntesi dels tres components de la identitat sefardita (cristià,
musulmà i jueu) i és el primer d’una sèrie de cinc discos dedicats a les destinacions geogràfiques
més importants dels sefardites a partir de la seua eixida de la Península (el Marroc, Turquia,
Grècia, l’antiga Iugoslàvia i Israel), emmarcats tots ells en la col·lecció «Diáspora».
Mara Aranda és una de les intèrprets més internacionals sorgides de l’escena espanyola. En els
seus programes ha treballat músiques turques, gregues, occitanes, cantiges, repertori de
trobadors, mostrant gran càrrega emocional i identitat mediterrània. Concerts per tota Europa,
Àsia i Marroc avalen la seua trajectòria professional que la fan mereixedora de diversos
guardons i premis atorgats en medis nacionals i internacionals.

Dijous, 08 de juny, 20:15 hores
Concert MARA. PORTUGAL

Mara interpreta música de Portugal i dels seus llocs. Per açò no solament és fado, o cante, és
també el desig de seguir creient que és possible cuidar el passat musical de cada zona i
reinventar-ho per a adequar-ho als nostres dies.
Durant la seua infància el fado va marcar la dinàmica familiar, però al llarg del seu camí, Mara es
va decantar també per altres projectes de música popular portuguesa. Ha treballat amb el
pianista Amílcar Vasques-Dias, en Bons Sons, amb la Ronda dues Quatro Caminhos, amb la
Orquestra Sinfonietta de Lisboa, amb el mestre António Chainho o el cantant de fado Duarte.
Així mateix ha participat en projectes discogràfics amb Luís Pucarinho i Carlos Menezes.
Quan en 2009 torna a les seues arrels en l’Alentejo, Mara crea l’àlbum «Folha de Rosto», que ha
presentat àmpliament a Portugal, així com en altres escenaris d’Espanya i Cabo Verde.

Dijous, 15 de juny, 20:15 hores
Concert XIROMITA TRAD PROJECT. VALÈNCIA

Xiromita Trad Project és el resultat del projecte final de carrera de Miquel Gironès a l’Escola
Superior de Música de Catalunya (ESMUC). És un viatge singular per les arrels de la música
popular valenciana que transita per terrenys i estils paral·lels a la Mediterrània. Un recorregut
que naix al cor morisc de la Vall d’Albaida, continuant per les séquies mil·lenàries de l’Horta de
València, fins a desembocar en la nostra mar agermanant pobles i cultures. En aquesta
cartografia sonora trobarem des del Cant dels Angelets fins a la Malaguenya de Barxeta ,
passant per danses búlgares i sons tradicionals del nord d’Àfrica.
El projecte incorpora el millor del panorama musical valencià. Les veus de Miquel Gil i Rafa
Arnal, la guitarra flamenca de Toni Porcar, la viola de roda i les cordes mediterrànies d’Abel
Garcia, el baix de Gusmà Gil i la percussió de Victor Traves se sumen a la inconfusible xirimita de
Miquel Gironès per a endinsar-nos en un repertori on la dolçaina i la saviesa popular són els
protagonistes.

Zoológicos humanos

‘Zoos humanos, ethnic freaks y exhibiciones etnológicas: una aproximación desde la antropología, la estética y la creación artística contemporánea’, de Hasan G. López
Concreta textos, València, 2017
Exposición con motivo del libro
Biblioteca del Museu Valencià d’Etnologia
C/ Corona, 36. Valencia

La existencia de zoológicos humanos es un fenómeno escasamente conocido en el contexto español. La fórmula general, según el modelo introducido por el promotor Carl Hagenbeck en el Jardín de Aclimatación de París durante la segunda mitad del siglo XIX, resulta aparentemente sencilla. Si cogemos a un grupo humano perteneciente a una sociedad exótica, lo llevamos a Europa –voluntariamente o por la fuerza– y lo colocamos en un recinto cerrado recreando el entorno natural en el que vive como se hace en los zoológicos de animales salvajes, podremos conocer de primera mano su aspecto y costumbres sin alejarnos del calor del hogar ni poner en peligro nuestras vidas. ¿Cómo no sorprendernos ante este espectáculo de la diferencia que reproduce una clara relación de poder y sumisión del hombre por el hombre?

Jardin de Aclimatación de París. Los ashanti. La comida. Imagen cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Jardin de Aclimatación de París. Los ashanti. La comida. Imagen cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.

Esta modalidad de exhibición que podemos calificar de zooantropológica, sin embargo, no estuvo la única, sino una más dentro del espectro de las exhibiciones y formas de mostración de la alteridad cultural que podemos rastrear a lo largo de la historia y a los dos lados del Atlántico.

Ahora, la Biblioteca del Museu Valencià d’Etnologia alberga una muestra que pretende ofrecer al público una aproximación al fenómeno de las exhibiciones humanas en su contexto y en la contemporaneidad, y plantear la pregunta de en qué medida este tipo de espectáculos de la diferencia han contribuido a forjar nuestros esquemas de percepción de las sociedades extraeuropeas y los estereotipos culturales en general.

Esta muestra se ha organizado con motivo de la publicación y presentación del libro de Hasan G. López, ‘Zoos humanos, ethnic freaks y exhibiciones etnológicas: una aproximación desde la antropología, la estética y la creación artística contemporánea’ (Concreta textos, València, 2017).

Jardín de Aclimatación de París. Mujer ashanti y su hijo. Imagen cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Jardín de Aclimatación de París. Mujer ashanti y su hijo. Imagen cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.

Esta retrospectiva ha sido coordinada por la Biblioteca del Museu Valencià d’Etnologia y el propio Hasan G. López, con la colaboración de Ali Atrees y Julia Castelló, dos alumnos del Máster en Fotografía, Arte y Técnica de la Universitat Politècnica de València. En la misma se podrán visitar una buena representación de fotografías, postales, grabados y publicaciones sobre las exhibiciones humanas de finales del siglo XIX y principios del XX.
Asimismo, el público asistente tendrá acceso a lecturas sobre este tema que forman parte de los fondos de la Biblioteca del Museu Valencià d’Etnologia.

El horario de visita entre semana coincide con la apertura de la Biblioteca, de lunes a jueves de 8:30 a 14:30 horas, martes y jueves hasta las 18:00 horas y los viernes hasta las 14:00 horas. Los fines de semana en idéntico horario que el resto del museo, de 10:00 a 20:00 horas.

Exposición colonial de Estrasburgo. Poblado africano. La piscina. Imagen cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Exposición colonial de Estrasburgo. Poblado africano. La piscina. Imagen cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.

Observar y escribir: Joan F. Mira

Joan F. Mira. L’ofici d’observar i escriure
Sala 2. Museu Valencià d’Etnologia
C/ Corona, 36. Valencia
Inauguración: 15 de diciembre 2016 a las 20h

La figura de Joan Francesc Mira (Valencia, 1939) resulta extraordinaria por su versatilidad y su incombustible producción académica que le convierten, sin lugar a dudas, en uno de los mayores y más laureados intelectuales del País Valenciano de nuestro tiempo.

«Escribir es mi manera de estar en el mundo. La otra es la responsabilidad cívica». Bajo estas premisas con las que se define el propio autor, la exposición El oficio de observar y escribir que presenta el Museu Valencià d’Etnologia rinde homenaje al enorme legado intelectual de Joan Francesc Mira. En ella se propone un recorrido secuencial y retrospectivo, a partir de cuatro líneas analíticas interconectadas. Asistiremos a los hitos biográficos que han marcado esta personalidad carismática y polifacética para pasar a contextualizar el trabajo etnográfico y antropológico que, desde los años sesenta y setenta, convierten a Mira en uno de los pioneros de la Antropología del Estado español.

En pleno proceso de transformación y desintegración de la sociedad rural valenciana, Mira emprendió un ambicioso proyecto para salvaguardar un enorme legado etnográfico como testimonio de la cultura material e inmaterial de su entorno. Proyecto que culminó con la constitución del Museu d’Etnologia de València, en 1982. Por último, este recorrido nos aproximará a la figura del Mira intelectual y comprometido con el país, pues defendió con ahínco el proyecto nacionalista de reconocimiento cultural y político del País Valenciano. Esta producción poliédrica ha dado lugar a una lista inagotable de publicaciones en los más diferentes registros.

Joan F. Mira. Imagen cortesía Museu d'Etnologia.

Joan F. Mira. Imagen cortesía Museu d’Etnologia.

La exposición ha sido producida por el Museu Valencia d’Etnología y la Universitat de València (Facultad de Ciencias Sociales), y está comisariada por Beatriz Santamarina, profesora del Departamento de Sociología y Antropología Social de la Universitat de València.

La indumentaria ¿reflejo de lo que somos?

Inventando la tradición. Indumentaria e identidad
Museu Valencià d’Etnologia
C / Corona, 36. Valencia
Hasta el 30 de abril de 2017

A la exposición ‘Inventando la tradición. Indumentaria e identidad’, del Museu d’Etnologia, se accede mediante un gran cartel que comparten Pepita Samper y la Dama de Elche. En esa fotografía, realizada en 1929 por Gómez Novella, ya se daban la mano tradición y modernidad, representadas entonces por ambas figuras. “Pepita Samper fue la primera mujer vestida para la fiesta fallera”, subraya Xavier Rausell, comisario de la muestra junto a Asunció García.

Inventando la tradición. Museu Valencià d'Etnologia.

Pepita Samper y la Dama Elche en el cartel de la exposición ‘Inventando la tradición. Indumentaria e identidad’. Museu Valencià d’Etnologia.

Lo apuntó sin más, dejando de lado la refriega que ha producido el desvelamiento de ciertas normas en la indumentaria fallera, y al margen del celebrado anunciado de las Fallas como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad. “Llevamos dos años trabajando en esta exposición, de manera que todo lo demás resulta fortuito”, precisó Rausell, ironizando a este respecto con el hecho de que además haya coincidido con el fallecimiento de la ex alcaldesa de Valencia Rita Barberá.

Francesc Tamarit, director del Museu d’Etnologia, se valió del historiador Eric Hobsbawm para hablar, más que del invento de la tradición, de “inventando la tradición”. De manera que, como señala Rausell en el catálogo, “la interpretación que hoy damos a esta indumentaria valenciana demuestra que idealización y realidad acaban imbricándose hasta el punto de confundir a menudo la investigación romántica de una cotidianidad pasada, con la reinvención de esta por parte de una nueva mirada, totalmente contemporánea y al día, y con unas finalidades muy concretas”.

Inventando la tradición. Indumentaria e Identidad. Museu Valencià d'Etnologia.

Inventando la tradición. Indumentaria e Identidad. Museu Valencià d’Etnologia.

Las 380 piezas mostradas en la exposición, que van acompañadas de un centenar de objetos, entre documentación, obra gráfica, cerámica, recortes de prensa, videos y diversos maniquíes, tratan de reconstruir esa identidad valenciana, aludida en el proyecto expositivo, a través de la indumentaria seleccionada del total de 14.000 prendas catalogadas. Una treintena de esas piezas (30 objetos y cinco vestidos) han sido restauradas, siendo las de seda (“al ser fibra de origen animal que se degrada con más facilidad”, puntualizó Rausell) las más complicadas. En todo caso, se ha primado el carácter científico (“la vida que han tenido”), al valor estético, subrayó el comisario delante del vestido de noche en color raso de 1940.

Esa ligazón entre tradición y modernidad, muchas veces objeto de tensiones a la hora de conformar esa identidad, queda explicada así por Asunció García: “Los individuos buscamos a menudo la singularidad, sentirnos únicos e irremplazables, pero al mismo tiempo de poder reconocernos dentro de un grupo, de formar parte de un colectivo que nos proporcione seguridad”. De ahí que los comisarios fueran explicando durante el recorrido por la exposición, los usos y costumbres de unas prendas que dentro de un mismo contexto y en su propio proceso evolutivo han sido objeto de manipulaciones y mistificaciones.

Inventando la tradición. Indumentaria e identidad. Museu Valencià d'Etnologia.

Inventando la tradición. Indumentaria e identidad. Museu Valencià d’Etnologia.

Tamarit, para hablar de identidad, más que de identidades, se refirió a la focalización de la indumentaria en un espacio geográfico determinado: “Somos conscientes de no haber incluido otros vestidos festivos valencianos de carácter icónico, representativo o ritual, como los que se pueden utilizar en las fiestas de moros y cristianos, el sexenni de Morella o les fogueres”. En todo caso, la muestra recogida es bien amplia, desde pañuelos y chales, a capas y sombreros, miriñaques y corsés, pasando por vestidos de labriega con sus delantales, pantalones de dril negro, camisas de algodón con infinidad de pliegues, vestidos de novia y masculinos de dos piezas. Un recorrido que va de 1830 a 1980, del Romanticismo a la actualidad, en el que han colaborado un centenar de colecciones públicas y privadas.

Ver noticia en El Mundo Comunidad Valenciana

Inventando la tradición. Indumentaria e identidad. Museu Valencià d'Etnologia.

Inventando la tradición. Indumentaria e identidad. Museu Valencià d’Etnologia.

Salva Torres

Raíces flamencas en ETNOMUSIC

Festival ETNOMUSIC
Concierto Reina Roja
Museu Valencià d’Etnologia (patios del Centre Cultural la Beneficencia)
Corona 36, Valencia
Jueves 19 de mayo de 2016 a las 20:15

El ciclo se compone de seis conciertos que se realizarán en el Museu Valencià d’Etnologia (patios del Centre Cultural la Beneficencia), los jueves del mes de mayo y junio a partir de las 20:15 horas.

El Festival forma parte de los ciclos de actividades culturales que organiza el Museo cada año alrededor de la cultura tradicional y la diversidad cultural. Entre ellos se puede destacar además del Etnomusic, ETNOCIMEMA, ETNOXERRADES (conferencias de carácter académico) o la Feria de Museos Locales ETNOPOBLES.

ETNOMUSIC es un proyecto que se inició hace 12 año. En esta edición se pretende construir un festival con clara vocación de estabilidad y continuidad, que amplíe la oferta cultural del Museu Valencià d’Etnologia, al igual hacen otras instituciones museísticas con distintos tipos de música.

ETNOMUSIC tiene como objetivos presentar música de raíces mediterráneas: la música tradicional valenciana presentada con planteamientos modernos y actuales (Carles Dénia, Xaluq); el flamenco y la copla (Reina Roja) o la música balcánica (Barcelona Gipsy Balkan Orchestra); y músicas de otros orígenes culturales (Thaïs Morell. Brasil). Además el festival incluye un homenaje a Vicent Andres Estelles de la mano de 6 mujeres en el espectáculo Sis veu per al poeta. 

ETNOMUSIC. MAKMA

CONCIERTO REINA ROJA (JUEVES 19 DE MAYO DE 2016)

Concierto de raíces flamencas que recorre la copla y las músicas del mundo, siempre desde un enfoque actual e innovador. Este es el estilo de la formación que nos visita después de haber recorrido Europa con una excelente acogida. Sorprendentes, con pasión y cercanía, la voz, la guitarra flamenca y el cajón son suficiente para viajar con ellos.

http://www.museuvalenciaetnologia.es/es/content/concierto-reina-roja

María (Voz), Antonio (Guitarra flamenca) y Rafa (Cajón). Música de raíces (flamenco, copla y músicas de todo el mundo), interpretada con pasión, delicadeza, cercanía, mucha auto-exigencia con un toque actual e innovador.

Reina Roja se ha labrado un público fiel a través múltiples actuaciones en Valencia y desde esta ciudad han saltado a otras ciudades de España y Europa: París, Lyon, St. Etienne, Lille, el Festival flamenco de Maubeuge (compartiendo cartel con el bailaor Andrés Marín), Munich (en Ubside East para Neos Venture) Milán (Feria Internacional del Diseño), Madrid (Fashion Week junto al bailaor Rafael Amargo en 2013 y junto a Gene Simmons KISS en 2015), Zaragoza (Puerto Venecia), Málaga (Feria Internacional del Vino), Barcelona (Palo Alto Market), Castellón (Slow Music Festival de Alcossebre, como cabeza de cartel), Teruel (Festival Periférico 2013, también como cabeza de cartel clausurando el festival), Valencia (Feria de Julio 2015 en Jardines de Viveros teloneando a Lila Downs, Festival Espai Mediterrani junto a artistas como Montse Cortés, Yasmin Levy, Kristi Stassinopoulou, Taksim Trio…). En 2013 produjeron el disco Flamencopla.

Aforo limitado. Entrada gratuita previa recogida de entradas en el Museu Valencià d’Etnologia, a partir del martes anterior a cada concierto.

Imagen del trío Reina Roja. Fotografía cortesía del festival.

Imagen del trío Reina Roja. Fotografía cortesía del festival.

 

 

Ilustres del fotoperiodismo en PhotOn Festival

PhotOn Festival
Centre Cultural La Nau, Colegio Mayor Rector Peset, Palau de Cerveró, Museu Valencià d’Etnologia, Sala Lametro y Centre Octubre de Cultura Contemporània
Del 3 al 7 de mayo de 2016

Entre los días 3 y 7 de mayo, los grandes nombres del fotoperiodismo nacional e internacional tienen una cita en el Centre Cultural La Nau, sede por sexto año consecutivo del festival internacional PhotOn Festival, que en esta edición tendrá lugar también en otros dos centros de la Universitat de València: el Colegio Mayor Rector Peset y el Palau de Cerveró. El Museu Valencià d’Etnologia forma parte del circuito que integra junto con la Sala Lametro o el Centre Octubre de Cultura Contemporània, desde este año Espacio Amigo PhotOn.

La programación detallada de todos los espacios (http://www.photonfestival.com/) la han presentado este martes, día 3 de mayo, en La Nau, el vicerrector de Cultura e Igualdad de la Universitat de València, Antonio Ariño; representando a Olleros Abogados, Ignacio Aparicio; el presidente de la Fundación Cañada Blanch, Juan López Trigo; el cofundador del PhotOn Festival, Xaume Olleros; y la cofundadora y directora del festival, Tania Castro.

Un instante de la rueda de prensa de PhotOn Festival. Fotografía cortesía del festival.

Un instante de la rueda de prensa de PhotOn Festival en el claustro de La Nau. Fotografía cortesía del festival.

Durante la semana de actividades del festival, La Nau concentrará el grueso de la programación, que comprende exposiciones, talleres, conferencias, un ciclo de cine y proyecciones nocturnas, todo con el objetivo de reflexionar sobre fotoperiodismo como forma de comunicación y herramienta vital para el cambio social.

En ‘Refugiados’, que se mostrará en el Claustro de La Nau entre el 3 de mayo y el 5 de junio, los fotoreporteros macedonios Georgi Licovski y Marko Risovic retratan la situación de los refugiados que migran por la ruta de los Balcanes, una dolorosa realidad que ambos conocen de cerca. Las imágenes muestran la enorme dureza del recorrido, con niños consolando a sus padres, trenes en los que viajan hacinadas cientos de personas o la impasibilidad de las redes mafiosas de tráfico de seres humanos. La exposición incluye, además, un vídeo cedido por la organización Human Rights Watch, primera colaboración de esta organización con el festival. La exposición se complementará con una conferencia a cargo de Licovski el sábado 7 de mayo en el Aula Magna.

Otra de las sedes de la Universitat, el Palau de Cerveró, acogerá entre el 3 de mayo y el 17 de julio la muestra del ‘Premio Internacional Luis Valtueña de fotografía humanitaria’, convocado por Médicos del Mundo. La cooperación internacional, la exclusión social, la vulneración de los derechos humanos, los conflictos armados, los desastres naturales, las poblaciones refugiadas, inmigrantes o los colectivos excluidos son siempre los protagonistas de las imágenes premiadas. En su XIX edición reconoce el trabajo de Olmo Calvo, con una serie de imágenes sobre el éxodo de personas sirias, iraquíes y afganas a Europa en la que las fronteras de Serbia, Macedonia, Grecia y el campo de Roszke de Hungría sirven de escenario.

Instantánea perteneciente a la exposición 'El costo humano', de Pablo Ernesto Piovano. Fotografía cortesía del festival.

Instantánea perteneciente a la exposición ‘El costo humano’, de Pablo Ernesto Piovano. Fotografía cortesía del festival.

‘El costo humano’, del argentino Pablo Ernesto Piovano, expuesto en el Colegio Mayor Rector Peset entre el 3 de mayo y el 24 de junio, arroja luz sobre la catástrofe de los agroquímicos utilizados en los cultivos de soja argentinos, que multiplican el promedio nacional de las tasas de cáncer y otras enfermedades graves en trabajadores agrarios y pobladores, que sufren malformaciones o afecciones respiratorias y en la piel. El argentino Pablo Ernesto Piovano se adentra en los territorios agrícolas víctimas de un sistema de uso masivo de estas sustancias altamente tóxicas que están dejando gravísimas secuelas en la población. Malformaciones, enfermedades degenerativas, trastornos hormonales… Las fotos de Pablo Ernesto Piovano enfrentan ahora al espectador a otro horror cercano, con un respeto absoluto a la vez que una sinceridad conmovedora.

Dentro de las actividades del PhotOn, el Aula Magna de La Nau acogerá un ciclo de conferencias los días 5, 6 y 7 de mayo, de 17:30 a 21 horas por el que pasarán figuras de primera línea del periodismo. Entre ellas, destacan el galardonado con el tercer puesto en la pasada edición del World Press Photo, Gianfranco Tripodo, que abrirá el ciclo el día 5 (17:30 horas), o Gervasio Sánchez, que intervendrá a las 19:30 horas.

El afamado fotoperiodista, reconocido con numerosos premios como el Ortega y Gasset (2008) o el Premio Nacional de Fotografía (2011), regresa a La Nau tras el éxito de su exposición ‘Mujeres. Afganistán’, visitada por más de 11.000 personas en la Sala Acadèmia.

Instantánea de Georgi Licovski, perteneciente a la exposición 'Refugiados'. Fotografía cortesía del festival.

Instantánea de Georgi Licovski, perteneciente a la exposición ‘Refugiados’. Fotografía cortesía del festival.

La segunda jornada de debates, el día 6 de mayo, contará con las intervenciones del también galardonado con el World Press Photo, fotoperiodista de referencia de la Associated Press desde 2009, Daniel Ochoa, y la recientemente galardonada con el premio Julia Margaret Cameron dirigido a mujeres fotógrafas, Judith Prat.

Por último, Ernesto Piovano y Georgi Licovski, cuyos trabajos se expondrán durante el festival, ofrecerán sus testimonios el día 7.

Las proyecciones audiovisuales de estos fotoperiodistas protagonizarán la última jornada de proyecciones del festival, programadas del 3 al 7 de mayo en el Claustro de La Nau a las 22 horas. Estas proyecciones se complementan con un ciclo de cine que se celebrará durante esta semana.

La parte formativa siempre ha tenido un peso importante en este festival. Por ello las distintas sedes ofrecen ‘workshops’, como el que este año impartirá el ganador de la pasada edición de la beca PhotOn, Javier Corso, destinado a ayudar a los fotógrafos en la gestión de sus proyectos.

El acceso a las exposiciones, conferencias y proyecciones es libre y gratuito hasta completar el aforo.

Instantánea de Marko Risovic, perteneciente a la exposición 'Refugiados'. Fotografía cortesía del festival.

Instantánea de Marko Risovic, perteneciente a la exposición ‘Refugiados’. Fotografía cortesía del festival.

 

El Congo del Doctor Carsí en 800 piezas

Doctor Carsí, supongo?
Museu Valencià d’Etnologia
C / Corona, 36. Valencia
Hasta el 3 de abril de 2016

No es tan conocido como el famoso doctor David Livingstone. Pero Robert Martinez, comisario de la exposición Doctor Carsí, supongo?, utiliza el “recurso irónico” para establecer una conexión nada descabellada entre ambos médicos y exploradores del alma africana. Como apuntó Paco Tamarit, director del Museu Valencià d’Etnologia, la vida de Mariano Carsí “da para escribir un relato novelado”. Las 800 piezas que integran la exposición, desde máscaras, arcos, marfiles, tallas de madera y fetiches, a óleos, acrílicos, bronces, grabaciones y recortes de prensa, sirven para ilustrar esa novela.

María Londero, viuda del médico de Alfara del Patriarca que recaló en el Congo en 1958, ofreció algunas pinceladas. “Su vida corrió serio riesgo, estando amenazado de muerte en varias ocasiones”. Una de las publicaciones incluidas en la muestra titula: “Heroísmo de un médico español en el Congo”, por negarse a abandonar su hospital ante la llegada de los rebeldes. “Asistió a 11 matanzas en el campo de fútbol”, recuerda Londero. Dos veces estuvo a punto de ser ejecutado, en medio de aquel clima de revueltas que sacudió al país africano en los 60.

Algunas de las piezas de la exposición Doctor Carsí, supongo? Fotografía de Raquel Abulaila cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Algunas de las piezas de la exposición Doctor Carsí, supongo? Fotografía de Raquel Abulaila cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.

A pesar de todo, Robert Martinez matizó que Doctor Carsí, supongo? no era una exposición “sobre la historia del Congo, ni sobre el arte africano, ni sobre la ayuda humanitaria en el Tercer Mundo”. “Es una exposición sobre el origen de la pérdida”, que el comisario cifró en la melancolía que despiden los objetos en tanto emanación subjetiva de esa pérdida. “Todo objeto exótico es bello porque ha sobrevivido convertido en signo de una vida diferente”, subraya Martinez.

Objetos que han sobrevivido, en el caso de Carsí, dada la pasión del médico que los fue coleccionando y de su viuda que los ha donado al Museu Valencià d’Etnologia. Piezas que vienen a dibujar esa “vida diferente” a la que aludió el comisario y que el diputado de Cultura, Xavier Rius, dijo que era “de justicia poner en valor”, más allá de las condecoraciones que la enaltecen. Y es que por encima de todo, la figura de Mariano Carsí sobresale por el “espíritu humanista” y “carácter abnegado” con los que “se entregó a los otros”, destacaron los responsables de la exposición. Exposición que tiene su parte didáctica en forma de álbum coleccionable (hasta 550) en diversos talleres, evocando la estética de los antiguos álbumes de los 60 y 70.

Una joven observa algunas de las pieza de la exposición Doctor Carsí, supongo? Fotografía de Raquel Abulaila cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Una joven observa algunas de las pieza de la exposición Doctor Carsí, supongo? Fotografía de Raquel Abulaila cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.

El conocido poéticamente como ‘mal de África’, que afecta a quienes viajan al continente y quedan atrapados por él, se puede ver en Doctor Carsí, supongo?, muestra que ha llevado cinco años de preparación. Grandes colmillos, máscaras, armas de caza (“él no era cazador”), tapices y diversos utensilios dibujan el mapa de esa vida “apasionante” de quien se pasó 40 años en el Congo. Una existencia que su viuda definió así: “Principalmente humana”, en la que “éramos uno para todos y todos para uno”, dados los “vasos comunicantes entre el médico y sus pacientes”. María Londero recordó las “800 intervenciones quirúrgicas” que practicó su marido y cómo, en agradecimiento por las que realizó para superar ciertos casos de  infertilidad, algunas mujeres “pusieron el nombre de Carsí a sus hijos”.

Y aunque la exposición no se centra en la historia del Congo, en los duros avatares de su colonización y descolonización, se deja caer algún que otro mensaje: “Todas las riquezas, que son muchísimas, salen del país a cambio de armas”. No es el caso de las expuestas hasta el 3 de abril en el Museu Valencià d’Etnologia, cuyo valor se  cifra en el relato de vida que ofrecen todas esas piezas acerca de Mariano Carsí, el doctor Livingstone de Alfara del Patriarca.

Ver la noticia en El Mundo Comunidad Valenciana

Algunas de las piezas de la exposición Doctor Carsí, supongo?. Fotografía de Raquel Abulaila cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Algunas de las piezas de la exposición Doctor Carsí, supongo?. Fotografía de Raquel Abulaila cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.

Salva Torres

Las fiestas al rojo vivo de David Cantillo

Rituales de fiesta y fuego. Fotografías de David Cantillo
Museu Valencià d’Etnologia
C / Corona, 36. Valencia
Hasta el 20 de septiembre de 2015

El Museu Valencià d’Etnologia acoge la exposición Rituales de fiesta y fuego. Fotografias de David Cantillo, en la que se analiza la presencia del fuego en las fiestas valencianas y ofrece un recorrido sobre las distintas manifestaciones festivas de la Comunitat y el papel que, visto desde el ojo del fotógrafo, tiene el fuego en el desarrollo de las mismas.

Xavier Rius, diputado de Cultura, destacó la idoneidad de las fotografías de David Cantillo para mostrar “la vinculación ancestral entre el fuego, la fiesta, la cultura y las raíces del pueblo valenciano”. “Qué mejor que estas imágenes, estos pedazos de realidad captados en las instantáneas fotográficas para ofrecer una imagen conjunta del fuego, historia y cultura”, subrayó Rius.

Fotografía de David Cantillo. Cortesía de Museu Valencià d'Etnologia.

Fotografía de David Cantillo. Cortesía de Museu Valencià d’Etnologia.

La exposición presenta un centenar de fotografías de diferentes tamaños de distintas fiestas valencianas, desde las Fallas, Fogueres y la Magdalena hasta fiestas de menor impacto social pero de gran interés por la forma en la que se usa el fuego en la fiesta. Tal es el caso de la Santantonada de El Forcall, la Matxà de Vilanova d’Alcolea o los Correfocs i Corda.

En la Santantonada de El Forcall el fuego simboliza la purificación y la fertilidad a las puertas de la primavera. En pleno incendio de la barraca, los forcallanos giran en torno a ella, según la tradición, tres veces. Buscan así la purificación y la fertilidad a las puertas de la primavera. San Antonio es llevado atado a la hoguera y su lucha es patente en la cuerda tensada entre el bien y el mal. Es inevitable atender a la domesticación del fuego hasta el punto de usarlo para representar la muerte misma.

En la Matxà, una vez prendida en llamas Vilanova de Alcolea, vuelve la tensión entre dos nuevas llamas. Como en muchos rituales festivos, demostrar la valentía -la tuya propia o la de tus animales- es casi indispensable. Los machos espoleados por sus jinetes cruzan las calles envueltos en llamas mientras que la gente los emula. De nuevo esos dos fuegos metafóricos surgen en la noche: la bestia y el hombre.

Fotografía de David Cantillo. Cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Fotografía de David Cantillo. Cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.

Los demonios, representantes del mal y con un ingenio sin fin, tratan en los Correfocs i Cordà de alcanzar a todo aquél que halla alrededor y -¿quién sabe?- llevarlo al infierno. Cualquier artefacto es bueno si pueden atar sus llamas a él y asperjarlas por doquier. Fuego que congrega que hace al pueblo partícipe en la fiesta e incluye en una diversión inocua que establece una doble relación con el público: le agrede y le da cobijo. Y es este doble sentido el que el espectador saborea, puesto que es partícipe integrante del ritual teatral del mismo averno y del que, sin embargo, puede salir indemne.

David Cantillo es un joven fotógrafo valenciano que ha desarrollado su carrera en el ámbito de la fotografía comercial y en numerosos proyectos de carácter temático. Su inquietud fotográfica le ha acercado a diferentes temas como el deporte, la naturaleza, la poesía, el turismo y la fiesta (el fuego y las fallas) y las artes escénicas y musicales. Ha obtenido diferentes premios y galardones en municipios españoles como Girona (Finalista y mejor fotografía en Montphoto. Concurso Internacional de Fotografía de Naturaleza. Lloret de Mar) y finalista en Unicornio (concurso de fotografía de Montilla. Córdoba).

Fotografía de David Cantillo. Cortesía del Museu Valencià d'Etnologia.

Fotografía de David Cantillo. Cortesía del Museu Valencià d’Etnologia.