Festival Circuito Bucles, a la danza de cabeza

Festival Circuito Bucles Danza
‘Delirantes 2020’
Diversos puntos de la ciudad de Valencia
Del 29 de octubre al 8 de noviembre de 2020
Jueves 15 de octubre

El Festival Circuito Bucles, en su afán por superar el actual estado de incerteza derivada de la pandemia por el coronavirus, ha decidido, como el propio virus, propagarse por la ciudad de Valencia con fines bien distintos. Si la covid-19 parasita nuestro organismo, provocando alteraciones en muchos casos letales, el certamen de danza busca el efecto contrario: alterar nuestro ánimo mediante propuestas ‘Delirantes’, por utilizar el lema de esta octava edición, de manera que el baile se convierta en un acto de transgresión contra el miedo reinante.

Que sea Friedrich Nietzsche el filósofo elegido para ejercer de guía en medio de tanta propuesta delirante (hasta 24 compañías de la Comunitat Valenciana, siete nacionales e internacionales), no deja de ser consecuente con el espíritu dionisíaco del festival. Isabela Alfaro, directora del certamen, citó al autor de ‘Más allá del bien y del mal’ para ofrecer una pista clarividente de la travesía que nos aguarda: “Deberíamos considerar perdidos los días en que no hemos bailado al menos una vez”.

Circuito Bucles
Representantes institucionales y artistas, durante la presentación del Festival Circuito Bucles Danza en el Centre del Carme. Imagen cortesía la organización.

“La libertad a través de la música, la poesía y la danza, ligada con la situación actual que vive la sociedad como consecuencia de la crisis provocada por la covid” es, para Alfaro, lo que caracteriza esta edición “delirante” que, del 29 de octubre al 8 de noviembre, se propagará por diferentes puntos de la ciudad de Valencia. Lo “desmesurado”, por seguir a Nietzsche, se revela como verdad, brotando “espontáneamente del corazón de la naturaleza”. “¡Ay de vosotros!”, proclamaría el filósofo, que no se deje encandilar por las propuestas dionisíacas de Circuito Bucles.

Entre ellas, la de Iker Gómez, que presentará en la Plaza de Santa Cruz del barrio del Carmen una singular versión de ‘El lago de los cisnes’, con Xana Llaneza y Rubén Cobas como bailarines. “Un canto a la belleza, la fragilidad y el amor imposible”, que “oculta en lo profundo de sus aguas un significado más esencial”, recoge la sinopsis del espectáculo previsto para el 31 de octubre. De nuevo la belleza apolínea, en contraste con la embriaguez dionisíaca. Y de nuevo el virus, como trasfondo letal, amortiguado mediante el arte de la danza.

‘The Lamb’, de la compañía ‘Kor’Sia’. Imagen cortesía de Circuito Bucles.

‘The Lamb’ (compañía Kor’Sia), de Mattia Russo y Antonio de Rosa, con dramaturgia de María Velasco y que el Teatre El Musical acoge el 7 de noviembre, es otra vuelta de tuerca a ese delirio provocado por la covid-19 y que el espectáculo parece evocar así: “Y desperté sobresaltado, como ante un peligro repentino y perverso, como si en la oscuridad hubiese tocado con mis manos la piel helada de un reptil”, sacado de ‘Informe sobre ciegos’, de Ernesto Sábato.

La Intrusa también se sumerge en los fondos dramáticos de la existencia con una obra que utiliza la expresión ‘It’s a wrag’, con la que se dice a los actores que una escena ha terminado, para hablar de lo que acaba, del fin, con dramaturgia de Virginia García. El Centre del Carme acoge la creación el 31 de octubre. Los artistas de la embriaguez, como denominó Nietzsche a cuantos arriesgaban su salida del rebaño para vivir a solas el mundo, confrontados a los del ensueño, como trasunto que atraviesa muchas de las propuestas de Circuito Bucles.

Escena del espectáculo de La Intrusa. Imagen cortesía de Circuito Bucles.

La producción del Institut Valencià de Cultura, ‘(R)Minds’, que Roberto García, director adjunto de Artes Escénicas, describió como el modo en que varias personas deambulan por la ciudad movidos por sus pensamientos”, con cierto “clímax final”, bajo la dirección de Tomás Ibáñez, es otro ejemplo del baile gozoso nietzscheano que la propia Isabela Alfaro no se cansó de recordar: “La danza abre caminos a la transgresión de los límites espirituales y ofrece la posibilidad de un delirio creador”.

Un delirio que la directora del festival se encargó de matizar: “Lo que estamos viviendo [pandemia del covid-19] nos frena. Debemos crear y seguir siendo libres a nivel mental”. Que es lo que hace a su vez la compañía La Quebrá con su pieza ‘Get No’, conjunto de historias breves en torno al espacio de transición que supone el área de los aeropuertos. “El tiempo pasa y el vacío no cesa”, aunque la obra se anuncia también por su “deseo de seguir, de entender, de cambio”. La coreografía es de Irene García.

Cartel de la octava edición del Festival Circuito Bucles Danza, por cortesía de la organización.

Circuito Bucles, “un festival que no deja de sorprendernos”, en palabras de Maite Ibáñez, concejala de Acción Cultural del Ayuntamiento de Valencia, también cuenta con la novedosa Plataforma de Residencias Artísticas Virtuales, mediante la cual se pretende fomentar la producción artística entre la comunidad virtual y el bailarín, y cuya formación corre a cargo de Jerónimo Forteza, Lali Ayguadé y Jose Manuel Álvarez, durante los meses de noviembre y diciembre.

Como señalaron tanto Roberto García como Maite Ibáñez, el festival Circuito Bucles tiene una “personalidad propia” y el objetivo de “acercar la danza a la ciudadanía”, promoviendo “nuevas compañías y artistas emergentes”. La “importancia de los nuevos creadores, que tienen la oportunidad de presentar sus trabajos”, es algo que destacó Paco Salmerón, director del Conservatorio Superior de Danza de Valencia. ‘Delirantes’ es el intento, este año, de “sentirnos libres a través de la creación”, concluyó Alfaro.

‘El lago de los cisnes’, de Iker Gómez. Imagen cortesía de Circuito Bucles.

Salva Torres

El Certamen Coreográfico 10 Sentidos ya tiene ganador

‘I am a poem, there is no way out’ gana el Certamen Coreográfico 10 Sentidos 2020
IX Festival 10 Sentidos | ‘Soñadores’
La Mutant
Lunes 21 de septiembre de 2020


La pieza ‘I am a poem, there is no way out’, de la compañía Lunatics and Poets, ha sido la ganadora de la edición 2020 del Certamen Coreográfico 10 Sentidos, en el que ocho compañías han competido en este encuentro celebrado el domingo en La Mutant.

La compañía, llegada de Países Bajos, ofreció un dúo sobre un mundo de sombras y verdades ocultas. ‘I am a poem, there is no way out’ es una profecía de lo que sucede si no podemos definir lo que vemos; lo desconocido se convierte en lo conocido, lo invisible en lo visible y lo anónimo se revela. El dueto es un sueño sin fin donde lo que vemos y sentimos se redefine constantemente, un diálogo íntimo entre la identidad y el anonimato, dos opuestos aparentemente en conflicto. La actuación, dirigida y ambientada en la poderosa literatura de Charles Bukowski, se alzó con el premio dotado por una cantidad económica de 2.000 euros.

El Certamen Coreográfico 10 Sentidos se ha asentado como un referente dentro de los certámenes coreográficos en Europa para creadores emergentes del panorama nacional e internacional. El Festival 10 Sentidos, en su apuesta por una programación donde conviven artistas consagrados y nuevos talentos, ofrece cada año esta convocatoria coreográfica que recibe alrededor de 300 propuestas de todos los continentes.

Entrega del premio del Certamen Coreográfico 10 Sentidos a ‘I am a poem, there is no way out’, de la compañía belga Lunatics and Poets. Fotografía cortesía del Festival 10 Sentidos.

REPRESENTACIÓN CANCELADA EN EL TEM

Por otra parte, la pieza ‘Fase, Four Movements to the Music of Steve Reich’, de la compañía Rosas de Anne Teresa de Keersmaeker, que estaba previsto que se representase en el TEM los días 25 y 26 de septiembre, ha tenido que ser suspendida por los problemas de la compañía para viajar a nuestro país debido a la crisis sanitaria. El hecho de que España se encuentre en la lista de destinos desaconsejados por Bélgica ante la situación provocada por el coronavirus ha provocado que la formación tuviera que cancelar su actuación.

En este sentido, informa el festival que “conviene aclarar que ni las autoridades sanitarias, ni el teatro ni el festival son responsables de la anulación y han estado intentando salvar el espectáculo hasta el último momento”. Así mismo, “el público que haya adquirido entradas para el espectáculo a través de Servientrada recibirá el importe mediante la plataforma”.

El Festival 10 Sentidos continuará hasta diciembre con la programación de su novena edición, ‘Soñadores’, lema con el que pone atención en los sueños e inquietudes de las nuevas generaciones.

Certamen Coreográfico 10 Sentidos
‘I am a poem, there is no way out’, de la compañía belga Lunatics and Poets. Fotografía cortesía del Festival 10 Sentidos.

MAKMA

Cultura arriesgada pero segura contra el covid

La Mutant
Programación de otoño
Joan Verdeguer 22, València
Jueves 3 de septiembre de 2020

El nombre no puede ser más oportuno: La Mutant. Porque es así, mutando a base de espectáculos eclécticos, diversos y arriesgados, como el espacio municipal de Las Naves pretende hacer frente al coronavirus, del que se sabe que apenas tiene seis cepas de variabilidad, como única buena noticia a la hora de poder contrarrestarlo con una vacuna futura.

La Mutant, ofreciendo muchas más variaciones en su programación, ha presentado su nueva temporada con un 75% de las obras aplazadas en su día por culpa de la pandemia. Si el virus muta poco, La Mutant lo hace sobradamente para mostrarse como un espacio seguro donde consumir cultura en tiempos de incerteza.

cultural, La Mutant,
De izda a dcha, Maite Ibáñez, Marta Banyuls, Albert García Saurí y Roberto Hoyo. Foto de MAO por cortesía de La Mutant.

“Nos comprometimos con el sector a no cancelar, sino aplazar”, subrayó Maite Ibáñez, concejala de Acció Cultural del Ayuntamiento de València, como muestra del apoyo público a los artistas y compañías que vienen sufriendo la suspensión de sus espectáculos por culpa del invisible pero pertinaz coronavirus. “Es nuestro deber como servicio público”, resaltó Marta Banyuls, coordinadora artística de La Mutant, que abre este fin de semana (4, 5 y 6 de septiembre) con ‘Lázaro’, de Roberto Hoyo, la programación.

‘Pèls de colom’, de Albert García Saurí, en La Mutant.

“En los casos en los que la compañía no podía reprogramar el espectáculo y teníamos contrato en vigor, desde el Ayuntamiento les hemos dado una indemnización del 3% del caché”, apuntó Ibáñez, consciente de la precariedad, en algunos casos endémica, del sector teatral. Albert García Saurí, con su obra ‘Pelos de paloma / Pèls de colom’, incide en este aspecto relacionado más concretamente con la danza: “No viene de ahora y tiene que ver con el sistema de ayudas, porque tienes que adelantar el dinero y encima nos miran con lupa, como si viviéramos como reyes”.

Eva Bertomeu, asistente de coreografía en la obra de García Saurí, fue más allá: “La cultura no genera economía suficiente. Que los espectáculos se llenaran sería lo ideal, pero no es así, de manera que siempre necesitas ese auspicio público. Aquí, en España, no es viable y es lo que complica que haya una profesión estable”.

‘Pelos de paloma’ se hace eco de esa precariedad, poniéndola en escena mediante el movimiento corporal y lo multidisciplinar: “Estoy cansado del separatismo entre disciplinas”, proclamó su autor, que también incidió en la cuestión de la supuesta dificultad para entender la danza contemporánea, otro elemento recurrente a la hora de acercarla al gran público.

De izda a dcha, Maite Ibáñez, Marta Banyuls, Albert García Saurí y Roberto Hoyo. Foto de MAO por cortesía de La Mutant.

“En otros países se fomenta más el consumo cultural. Se ve como algo positivo, porque abre la mente del espectador, que de esta forma se vuelve más crítico”, explicó Banyuls, razón por la cual, dijo, quizás a ciertos gobiernos no les interese promoverla. “La precariedad se relaciona con la capacidad del ciudadano para acceder a ella”, añadió. “Ahora se programa más danza que antes”, terció Ibáñez, asumiendo la tarea que tienen los responsables públicos de fomentarla. “Ningún gobierno ha apoyado de forma decisiva la cultura”, insistió Banyuls. “Me consta que se está en ello”, resaltó Ibáñez. “Sin duda”, concluyó la responsable de La Mutant.

Roberto Hoyo, en ‘Lázaro’, dentro de la programación de La Mutant.

Roberto Hoyo, hablando de precariedad económica, habló de ‘Lázaro’ como un espectáculo basado en ‘El lazarillo de Tormes’, donde la clásica picaresca está al servicio de la más estricta supervivencia material. “Incluimos el hip-hop en el teatro, algo que no se hace demasiado”, señaló quien no se olvida de la herencia clásica, pero actualizándola.

“¿Qué amos tendría el lazarillo en el siglo XXI?”, se preguntó Hoyo, contestándolo él mismo: “Mantenemos la figura del ciego, en este caso sin serlo, para aludir al que está así de ciego, pero por la bebida. También hay un traficante, un educador de un centro de menores y, por supuesto, el dinero”, poderoso caballero, según Quevedo, otro autor del género pícaro.

La Mutant, que fue el primer teatro en Valencia que abrió sus puertas, una vez levantado el estado de alarma, es ahora quien adelanta a su vez la programación a septiembre y la extiende a diciembre, ambos meses tradicionalmente inhábiles. “Es un gran esfuerzo de todo el equipo este arranque de temporada hasta diciembre”, destacó Banyuls.

Cuatro meses, pues, para acoger los espectáculos aplazados, en un espacio público que ha adoptado todas las medidas de seguridad pertinentes. Todo ello a favor de esa “cultura como motor de cambio social”, a la que se refirió la coordinadora artística de La Mutant.  Eso sí, con las lógicas precauciones: “A ver lo que nos deja hacer la evolución del día a día”, apostilló.

Maite Ibáñez y Marta Banyuls, en el centro de la imagen, durante la presentación de la temporada de otoño. Foto de Laura Ojeda por cortesía de La Mutant.

Lo que no se cansaron de resaltar tanto Maite Ibáñez como Marta Banyuls es la seguridad que ofrecen los espacios públicos. “Los lugares culturales son lugares seguros”, destacó Ibáñez. “El covid es un elemento muy dañino para el proyecto de La Mutant”, apuntó Banyuls, heredera de un espacio que estuvo cerrado durante largo tiempo por problemas estructurales y que ahora ha visto cómo se paralizaba de nuevo pro culpa de la pandemia.

“La curva de público que se estaba alcanzando ha sufrido un parón. Confiamos, con la vuelta a la normalidad, poder establecer niveles deseables”, resaltó, no sin antes insistir en la seguridad de los espacios culturales, con el fin de rebajar los “recelos” del público.

Música, performances, teatro y mucha danza componen la programación antivirus de este otoño, destacando, por ejemplo, los espectáculos ‘La vaca que riu’, de Patricia Pardo, en torno a “la capacidad torturadora del ser humano”, ‘Un mundo aparte dentro del mundo’, de Domingo Ferrandis, en este caso poniendo el acento en la dualidad universal del ser humano, tan pronto frágil como bestia, o ‘Renacimiento’, de la compañía La Tristura, abordando el tema de la crisis actual.

Pops Marítims, Le Dancing Pepa, Truenorayo Fest y la cantautora mallorquina Maika Makovski se harán cargo del apartado musical. Festival 10 Sentidos, ‘Get No’, de La Quebrá, ‘Mercedes máis eu’, de Janet Novás y Mercedes Peón, y ‘Várvara’, de Bárbara Sánchez, ‘Je danse ma langue’, de Saadia Souyah, y ‘Artificios y leopardos’, de Mercedes Pedroche, además del mencionado ‘Pèls de colom’, integran el programa de danza.

La Mutant también acogerá una nueva edición de VLC Pitch Forum o ‘Carne cruda’, el programa de radio emitido en directo gracias a la colaboración con el Festival La Cabina. Así es como La Mutant, diversificándose mucho más que el coronavirus, le planta cara a la pandemia en este incierto otoño. Como diría El Gran Gatsby: “¡No te angusties! La vida vuelve a empezar con el otoño”.

‘Lázaro’, de Roberto Hoyo, en La Mutant.

Salva Torres

La Mutant reabre sus puertas pisando fuerte

Mostra de l’Audiovisual Valencià 2020 (27 de junio)
La Mutant
Joan Verdaguer 22, València
Jueves 9 de julio de 2020

La Mostra de l’Audiovisual Valencià 2020, organizada por Redacción Atómica por tercer año consecutivo, volvió a abrir sus puertas el 27 de junio tras la emergencia sanitaria que provocó su cierre a mediados de marzo. El objetivo de la Mostra fue, como todos los años y como la propia palabra indica, “mostrar’’ las mejores piezas de cada uno de los creadores de lo realizado durante este año, siempre poniendo el foco en piezas artísticas y creativas producidas en València. Eso sí, teniendo en cuenta y cumpliendo todas las medidas de seguridad de esta nueva situación, de manera que todos los asistentes debían llevar mascarilla y mantener las distancias entre ellos. Además, el aforo se redujo al 50%, se proporcionaron mascarillas a quien no las trajera y había dispensadores de gel hidroalcohólico por la sala y fuera de esta.

Cartela de La Mostra de l’Audiovisual Valencià 2020. Fotografía: Irene Valdés.

Así pues, La Mutant, siendo el primer teatro de València que abre tras la pandemia, comenzó el acto de la mano de Rocío Tuset, de Redacción Atómica, quien, junto con Sergio Fernández, se basan, desde hace años, en la producción de conciertos y eventos culturales, y de la grabación audiovisual en distintos formatos (aftermovies, videoclips, sesiones de estudio, entrevistas…), sirviendo, así, de altavoz y apoyo a la música y la cultura de la Comunitat Valenciana. 

De esta manera, previamente a las proyecciones de esas piezas audiovisuales, se llevó a cabo una mesa redonda conducida por Rocío Tuset, antes citada, y en la que participaron Enric Albero, Karma Cereza (Mueveloreina) y Boris (Montaña Studio).

De derecha a izquierda: Boris (Montaña Studio), Rocío Tuset (coordinadora y miembro de Redacción Atómica), Karma Cereza (Mueveloreina) y Enric Albero (asistente de programación de la Mostra de València-Cinema del Mediterràni). Fotografía: Irene Valdés.

Enric Albero es licenciado en Comunicación Audiovisual por la Universitat de València, con un Máster de Guion de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, y formó parte de la primera promoción del Máster de Crítica Cinematográfica de la ECAM. Es asistente de programación de la Mostra de València-Cinema del Mediterràni, miembro del Consejo de Redacción de Caimán Cuadernos de Cine y escribe semanalmente sobre ficción televisiva en El Cultural, a través del blog ‘En plan serie’. Además, a lo largo de su carrera ha trabajado para medios como Las Provincias o Cinemanía, además de ejercer como programador de la 9a edición del IBAFF-Festival Internacional de Cine Murcia.

Mueveloreina es un “proyecto mutante’’ con el que Karma Cereza y Joaco J Fox se divierten desde 2016. Esta pareja, que reside en València, se dio a conocer a través de sus videoclips y canciones con sonidos pegajosos. Son un dúo ecléctico y encasillarlos en un único género musical no tiene sentido para ellos. Tocan desde el reggaeton, la cumbia, el bakalao, pasando por el pop y jugando con el rap. Además, durante esta pandemia han sacado un total de 4 canciones con videoclip. ¿Parar? Sí, pero solo para repostar.

Finalmente, Boris comienza en el año 2005 su carrera como realizador audiovisual freelance, trabajando en algunos videoclips y documentales, como ‘Calle Real 70’ por el que obtiene varios premios entre los que se incluye el premio al mejor documental político en el Festival de Cine de Nueva York. Pronto centra su carrera en la publicidad y en 2013 funda Montaña Studio, un espacio para la creación publicitaria que trabaja para marcas como Joma, Nautalia Viajes o el equipo de F1 Alfa Romero Racing.

La mesa redonda se basó, principalmente, en destacar los aspectos más relevantes de las diversas piezas audiovisuales.

Fotograma de una de las piezas de La Mostra de L’Audiovisual Valencià 2020. Fotografía: Irene Valdés.

Los ponentes comentaron, de la primera de las piezas, de la autora Carmen Fortea -directora de fotografía y co-fundadora de Corinne Films junto a Paula Collado, y cuyo trabajo se caracteriza por tratar de encontrar siempre el equilibrio entre la realidad del guion y la estética pura-, que era muy redonda, y que estaba realmente bien hilada. Además, señalaron que se trataba de una pieza que, con la excusa de mirar a un gato, nos adentraba en los pequeños detalles de la cotidianidad; nos damos cuenta de que el mundo se ha puesto patas arriba, pero que son esas pequeñas cosas las que han hecho que conservemos la identidad y, al mismo tiempo, las que nos mantienen cuerdos. 

Fotograma de la pieza de Carmen Fortea. Fotografía: Irene Valdés.

En segundo lugar, ‘Perrea en la casa’, de  Mueveloreina, se trataba de “una pieza totalmente terapéutica, de muy buen rollo y de energía magistral, que nace de un confinamiento, convirtiéndose en un proyecto divertido y coherente». Para Mueveloreina, «el perreo es un estilo de vida, y si encima se puede llevar a la práctica en casa, ¿qué más se puede pedir?’’. Así valoró Boris, de Montaña Studio, el trabajo de Karma Cereza y Joaco J Fox.

Fotograma de la pieza de ‘Perrea en la casa’ de Mueveloreina. Fotografía: Irene Valdés.

‘Manifiesto’, de Paula Collado, tal y como expuso Enric Albero, es una obra muy original, porque a la vez que es tranquila, es también íntima y contradictoria: “Me gusta encontrar esa contradicción de la sociedad donde descubrimos que lo que nos está pasando es lo que ya se veía venir, pero que nadie quería verlo venir’’. Karma apoyó las palabras de Albero dándole la razón en que lo que hemos vivido -y continuamos viviendo-, es muy malo para todos, pero que también está bien levantar el pie del acelerador, y “eso ha hecho Paula Collado, ha conectado los puntos del pasado con el presente, ha mirado hacia atrás y ha entendido por qué y qué ha pasado, dejándonos un mensaje del futuro, para ser mejores personas».

Fotograma de la pieza de Paula Collado, titulada ‘Manifiesto’. Fotografía: Irene Valdés.

‘Corazón partido’ es una pieza de Victoria Herranz- artista audiovisual, graduada en Bellas Artes- a quien le fascinan los VHS y los planos rectos y de elementos sencillos, muy metafórica pero etérea, que lanza un mensaje sobre “estos días’’ de incertidumbre, acerca del miedo de olvidar cómo son los abrazos, cómo es la cara de tu mejor amiga, la sonrisa de tus padres… Para ello, recurre al amor y a las personas, mediante planos cargados de belleza.

Fotograma de la pieza ‘Corazón Partío’, de Victoria Herranz. Fotografía: Irene Valdés.

Por otro lado, Joecar Hanna es un realizador y músico valenciano, y Build From The Roof es su marca personal de contenido audiovisual. Simultáneamente, lleva su carrera en el cine con un recorrido actual de tres largometrajes como montador (‘El Desentierro’), un largometraje como director (‘La Otra Educación’) y como Ayudante de dirección en otros dos largometrajes (‘Profes’, ‘Una mujer con alas tremendas’), y actualmente ha sido seleccionado por el prestigioso máster de dirección y guion de la NYU en New York. Además, forma parte de la promoción de este año como único representante español del 2020.

La pieza audiovisual de este talentoso valenciano se trata de un videoclip donde incluye aspectos de iluminación, de lo místico, en conjunción con la erupción de la naturaleza y el paso del tiempo, aproximándose a lo ecléctico y estético. 

Fotograma de la pieza audiovisual de Joecar Hanna. Fotografía: Irene Valdés.

Carmen y Nacho Herrando, de la productora ‘Enredo’, regalaron al público un videoclip llamado ‘Vigilantes del espejo’, del grupo musical Triángulo de Amor Bizarro, donde echan la vista atrás para recurrir a películas que rompieron barreras cinematográficas. 

Fotograma de ‘Vigilantes del espejo’, de la productora Enredo. Fotografía: Irene Valdés.

Asimismo, Marco Huertas, quien “ha dirigido algunos cortos que han viajado más que él’’, realizó un híbrido entre un documental etnográfico, la introspección de varios países de Asia y, por otro lado, encadenó la tradición oral, el hecho de contar historias y recuperar otra manera de contar mediante el audiovisual.

Fotograma de la pieza de Marco Huertas, ‘Navras’. Fotografía: Irene Valdés.

La mesa redonda continuó con un breve debate sobre el estado del audiovisual valenciano, en general, y en comparación con otras productoras de otras ciudades españolas como Madrid o Barcelona, en particular. Todos los ponentes coincidieron en que encuentros como La Mutant vienen muy bien para que diversas productoras, de mayor o menor tamaño, se conozcan y se creen sinergias para que, de ese modo, se cree un núcleo donde poder desarrollar un audiovisual más potente.

Boris, por su parte, opinó que es importante que antes de institucionalizar y crear esa unión, era fundamental que hubiera una base creativa y se tengan inquietudes para, así, generar un tejido industrial. Y añadió: “Me gusta pensar que esto no es un sector, sino una escena. Alegrarse por los demás en vez de ver la competencia’’.

Karma, por otro lado, dijo que esa esencia es la de “la germanor valenciana’’, y que hay que ser amigo de la competencia, pero nunca bajar la guardia. “Lo que nos falta es creérnoslo más, tenemos una tendencia a querer hacer esto y menospreciarnos de antemano por lo que pueda pasar’’.

Enric apoyó las palabras de la anterior, añadiendo que “hay gente realmente preparada en todos los formatos, climas y escenarios, y justamente hemos de aprovecharnos de ello y usarlo como incentivo; tenemos que reforzar la competencia. Lo que hay que hacer es sentarse, hablar y no menospreciar nuestra faena’’.

La miembro de Mueveloreina comentó a su vez lo siguiente: “Contextualizando, en Valencia somos cuatro gatos que se conocen, siempre te acabas alegrando por tus compañeros del sector. De hecho, algunos equipos los vas turnando, ya que al final esta red se genera así, los grandes magnates acabarán muriendo, y los que importarán serán los pequeños, con internet, porque somos la generación del compartir, del trabajo que habla por nosotros. En el preciosismo está la costumbre, y ahora tiramos no tanto al continente, sino al contenido». 

Finalmente, Boris cerró la charla dejando patente que a nivel creativo el confinamiento y esta pandemia, en general, han generado una forma de hablar, ha hecho que cada uno creamos proyectos muy guays. “Pero, por poner el contrapunto, mi productora y yo, dedicándonos más a la publi, hemos hecho el mismo spot veinte veces; los que somos creativos y contamos historias las hacemos por las necesidades del mercado, por lo que, en este caso, hemos utilizado imágenes de stick muy parecidas, las mismas cartelas bonitas y con el típico #QuédateEnCasa…Las marcas han acabado haciendo el mismo spot, y eso da bastante de que hablar, da rabia. Cuando no tengo ninguna marca detrás, se me ocurren cosas súper chulísimas, pero cuando he de seguir un guion establecido…’’.

Tal y como expuso una de las organizadoras y coordinadoras del evento, La Mutant reabrió sus puertas y lo hizo de una manera especial, aunque también única, y con mucha fuerza. «Hemos sido el primer teatro valenciano en abrir, introduciendo el audiovisual; dentro de unas semanas continuaremos con danza, después teatro e incluso también nos atreveremos a incluir conciertos en la programación». La Mutant empieza a soltarse, poco a poco.

Irene Valdés

Soñando con 10 Sentidos durante 2020

‘Soñadores’ | IX Festival 10 Sentidos
De mayo a diciembre de 2020

El Festival 10 Sentidos se reinventa de nuevo para adaptarse a la circunstancias actuales provocadas por la crisis sanitaria en todo el mundo. La paralización de actividades ha provocado que la IX edición de la cita con las artes vivas de València, que debería celebrarse en distintas sedes de la ciudad del 7 al 24 de mayo de 2020, modifique su estructura y plantee una convocatoria con actividades hasta diciembre.

10 Sentidos considera que es más importante que nunca reivindicar una edición que se había ideado en torno a los ‘Soñadores’, esa generación nacida a finales del siglo XX y comienzos del XXI. El festival pretendía acercarse a sus inquietudes, problemas y retos y establecer un diálogo entre artistas de distintas edades para reflexionar sobre el paso del tiempo. Los últimos acontecimientos animan a mantener el espíritu de esta edición y que sirva para apoyar a esa juventud que, sin duda, será una de las grandes perjudicadas con la actual crisis mundial. Será momento de preguntarnos qué futuro les espera a esos soñadores, a dónde deben ir dirigidos sus esfuerzos y en qué medida podemos unirnos y aprender del pasado para no repetir errores.

La IX edición de 10 Sentidos se celebrará de mayo a diciembre de 2020, planteando acciones virtuales y físicas a lo largo de estos meses. La programación albergará propuestas artísticas en torno a la danza, el teatro, el cine y las artes plásticas, así como charlas, talleres e iniciativas de innovación urbana. El festival cuenta con el respaldo del Ayuntamiento de València, la Generalitat Valenciana, el Ministerio de Cultura, Bancaja y Obra Social “la Caixa”, que apoyan el proyecto para reorientar el programa y que pueda llegar a todos los ciudadanos.

‘Fase, four movements to the music of Steve Rich’, de Anne Teresa de Keersmaeker.

La cita con las artes vivas se inaugurará el 7 de mayo con el lanzamiento virtual del proyecto ‘Deseos de futuro’, en colaboración con Las Naves Centro de Innovación Social y Urbana del Ayuntamiento de València, con el que se pretende abrir una ventana a la acción conjunta de la mano de los soñadores. El festival habilitará una página web en la que se irán alojando los deseos de cambio, en forma de imágenes, textos y vídeos, que envíen jóvenes de todo el mundo con un fin común. Esos deseos serán altavoz de ideas, ilusiones, pensamientos, intenciones y generarán reflexiones y debates. Todos ellos se transformarán más adelante en una instalación multimedia que se podrá ver en Las Naves y darán pie a un foro con expertos.

Esta propuesta forma parte de un acuerdo de colaboración con Las Naves Centro de Innovación Social y Urbana del Ayuntamiento de València, espacio en el que se desarrollarán otros actos y con el que el festival conecta por el interés de ambos por la innovación, la acción urbana y la cultura.

Dos de las grandes citas que ya habían sido anunciadas para la IX edición, la visita por primera vez a València de la legendaria coreógrafa Anne Teresa de Keersmaeker y de la compañía Peeping Tom, se mantienen en cartel aunque varían las fechas de sus representaciones. La creadora, una de las figuras más relevantes de la historia de la danza, presentará una revisión de la que fue una de sus piezas originales, ‘Fase, four movements to the music of Steve Rich’, interpretada ahora por nuevas bailarinas. La propia coreógrafa transmite su legado para que pueda ser reinterpretado y reutilizado, como una valiosa herramienta para el futuro. El Teatre El Musical acogerá en septiembre este montaje.

Por su parte la compañía belga llega a València con su obra ‘Kind’, con la que refleja el mundo de la fantasía de los más pequeños, pero también las presiones, ansiedades y dudas que viven los niños y las niñas en su tránsito hacia la adolescencia. El montaje podrá disfrutarse en diciembre en el Teatro Principal. Las entradas que ya se hubieran vendido para ambos espectáculos en sus anteriores fechas serán devueltas.

‘Kind’, de Peeping Tom. Foto: Oleg Degtiarov.

10 Sentidos organizará de nuevo el Certamen Coreográfico para el que ya han sido seleccionadas compañías de países como Francia, Alemania, Japón o Italia, entre otros países. La Mutant será la sede de esta cita, que se ha consolidado hasta convertirse en una de las más relevantes de Europa por dar la oportunidad de visibilidad a formaciones jóvenes de todo el mundo.

La IX edición extenderá su programación en septiembre, octubre, noviembre y diciembre hasta otros emplazamientos como el monasterio de San Miguel de los Reyes, la Rambleta, el Centre del Carme, Espai Inestable, Fundación Mainel o La Nau.

El diseño de la imagen gráfica de este año se ha encargado a Pilar Estrada, de 25 años, nacida en Aguilar de la Frontera. Estudiante de diseño gráfico entre 2012 y 2016 en la Escola d’Art i Superior de Disseny de València (ESAD), se graduó más tarde en el Máster en Diseño e Ilustración de la UPV para complementar con una parte más plástica los estudios técnicos de diseño. El festival cumple su sueño y le da la oportunidad de mostrar su trabajo en un escaparate único en la ciudad. Con ella 10 Sentidos busca soñadores y lo hace de la mano de dos jóvenes, Carlota y Pablo, que representan a esos reyes del futuro en los que fijaremos todas nuestras miradas.

El Festival 10 Sentidos mantiene su filosofía de visibilizar a través de propuestas artísticas diferentes realidades de nuestra sociedad y en el contexto actual se reivindica su alcance y vigencia. Estamos necesitados de sueños y de ‘Soñadores’. Y todos ellos serán los protagonistas de la próxima cita con las artes vivas de València.

Cartel de la IX edición del Festival 10 Sentidos, de cuya imagen gráfica se ha encargado la diseñadora PIlar Estrada. Fotografía cortesía del festival.

MAKMA

La Mutant afianza su marca

Calle de Joan Verdeguer, 22-24
València
Tels. 963 01 34 01 / 962 085 691

Con un “iglú” de fondo preparado para las inmediatas representaciones de Taiat Dansa (hasta el 15 de febrero), Marta Banyuls, coordinadora de La Mutant, desgranó la programación de la nueva temporada (febrero-junio de 2020), de la que se destila continuidad y coherencia con la marca, además de compromiso con “las artes vivas”, aunque eso sí, con una notable evolución que se definirá con cambios el año próximo, para el que Bañuls anunció un replanteamiento de la gestión del centro que propondrá poner fin a algunas iniciativas que en el presente ejercicio se mantendrán, refiriéndose a ciertos Festivales sin especificar. “Los que sigan” -dijo Banyuls- “queremos que sean económicamente solventes, y por supuesto coherentes», “queremos ser muy responsables con el dinero público”, dijo, arropada por la Regidora delegada de Acción Cultural, Maite Ibañez.

Marta Banyuls y Maite Ibañez. Fotografía: Victoria Montoya.

Así, La Mutant se proclama en compromiso con su propia filosofía presentando una programación vertebrada en torno a tres líneas de trabajo, explicaba la propia Marta Banyuls: la primera centrada en potenciar la relación con el entorno y su enclave, barrios Camins al Grao y Poblats Maritims, con los que ha iniciado contactos para colaborar con sus centros de formación próximos y entidades socioculturales, como La Asociación Musical Santa Cecilia del Grao, por ejemplo, esta última, arraigada y con sede cercana; la segunda, que las actividades culturales que proponga La Mutant, sean “motor de bienestar, placer y felicidad»; y tercera, «realizar el trabajo en red, que es la mejor manera de optimizar recursos», recalcó Banyuls.

En cuanto a lo más inmediato de la programación (10 al 15 de febrero) la referida producción de Taiat Dansa puesta en escena, revisa al Ballet Triádico Tres, de Oskar Schlemmer (1888-1943, miembro de la Escuela de la Bauhaus), en el que el número “tres”, condicionaba la estructura de un montaje dividido en tres secciones que contenían doce danzas para las que eran necesarios dieciocho vestidos, y cuya realización significó un punto de inflexión por tratar a los bailarines como elementos visuales.

Momento del acto de la presentación en La Mutant. Fotografía: Victoria Montoya

Meritxell Barberá acompañada de Inma García, (ambas coautoras de la pieza con Ismael Ivo y Rachid Ouramdane) invitó a reflexionar al respecto de la Bauhaus, y entre otras cuestiones, advirtió que la pieza original “no contaba con una coreografía entendida como danza en sí”.

El espectáculo se realizará en el interior del referido “iglú”, una especie de tienda de campaña con base exagonal donde entrará el público en pases de 30 personas, a los que previamente habrá ambientado a modo de antesala, una “especie de café berlinés en el que varios expertos situaran al espectador en tiempo y reflexión con la Bauhaus” añadió Meritxell Barberá acompañada de Inma García.

A esta innovadora reinterpretación, se suman tres (otra vez tres) masterclass impartidas por los coreógrafos y dirigidas a profesionales y estudiantes cursando danza, además de la proyección original de la grabación del Ballet Triádico de 1922 (Cesión del MNCARS), actividades que permiten vislumbrar que tras la programación, hay también una clara intención de implementar con todo tipo de posibilidades la formación y aproximación a los profesionales de las artes vivas además del público en general.

Imagen de portada en el que se aprecia al fondo, el «Iglú» en el que se desarrolla TRES. DE BALLET TRIÁDICO (Taiat Dansa). Fotografía de Victoria Montoya.

A esta primera puesta en escena de la programación le sigue el 20 de febrero la presentación del disco Insurrecte, de Andreu Valor; el 21, 22 y 23 de febrero, Hemos venido a darlo todo, un espectáculo musical de la compañía Voadora que indaga en los materiales sonoros enviados por la NASA al espacio; El 28 de febrero, una actuación de Lagartija Nick acompañado por el Coro del Conservatorio Superior de Música José Iturbi y la citada Sociedad Musical Santa Cecilia del Grao; el 29 de febrero y el 1 de marzo Moma Teatre en Jose K torturado; el 5 y 6 de marzo, Arritmados, Yo Pub(l)ica, circo feminista; el 7 de marzo, Tesa, Escarlates y las hijas de la cumbia; el 26 de marzo, proyección de La Memoria no olvidada, documental de Isabel Ginés y Carlos Conga; y para cerrar marzo, el 27 y 28, La vaca que riu de Patricia Pardo

En abril, el 3, Mercedes Máis Eu, de Janet Novas y Mercedes Peón (danza y música); el 5, Un mundo aparte del mundo, montaje promovido por la Asocación Àmbit; le sigue sin determinar fecha, la banda de swing jazz Le Dancing Pepa en concierto; y del 14 al 18 de abril, Lázaro de Roberto Hoyo, en este caso, se trata del primer pase de la versión extendida que del clásico Lazarillo de Tormes se adapta al hip-hop.

Por otra parte, entre los festivales a los que La Mutant da cobertura como sede o subsede se encuentran Dansa València (3 de abril), Labdeseries (del 22 al 25 de abril), Contorsions (26 de abril), Cabanyal Íntim (12, 13 y 14 de mayo), Pops Marítims (15 y 16 de mayo), 10 Sentidos (23 de mayo); Tagomago Fest (del 12 al 14 de junio); y Club Mutante.

Continuarán dos propuestas que aunque ya han podido disfrutarse en València, La Mutant ha recuperado debido al interés despertado por las mismas, como es  El muro de La teta calva (5 y 6 de junio) revisión del mítico disco de Pink Floyd que reflexiona sobre los muros que nos rodean a nivel familiar o relacional entre otros aspectos vitales; y finalmente, para cerrar este ciclo de La Mutant (Febrero-junio de 2020), Pèls de Colom de eLeCeDe, los día 19, 20 y 21 del propio mes de junio.

Con esto, todo parece indicar, que cada uno de los eventos citados, son consecuentes con el plan que La Mutant ha trazado para consolidar una clara identidad propia.

“La continuidad implica necesariamente la alteración.”

   Ferdinand Saussure

Vicente Chambó

10 Sentidos recibe 350 piezas en su Certamen Coreográfico

Certamen Coreográfico del Festival 10 Sentidos de València
Presentadas más de 350 piezas
Lunes 10 de febrero de 2020

Más de 350 piezas se han presentado este año al Certamen Coreográfico 10 Sentidos, que se celebrará en mayo dentro de la novena edición del Festival 10 Sentidos. Esta cita se asienta como un referente dentro de los certámenes de esta categoría en Europa para creadores emergentes del panorama nacional e internacional. Al encuentro coreográfico, que ha batido récords en esta ocasión en cuanto a la recepción de trabajos, han concurrido compañías, artistas y colectivos de todo el mundo que han presentado obras de pequeño formato para formar parte de la programación de la cita con las artes vivas en València. Ahora, un comité selector se encargará  de elegir las ocho piezas que concursarán en el Certamen. Las escogidas podrán verse el 23 de mayo en La Mutant, que será una de las sedes de 10 Sentidos durante su IX edición.

Podían presentarse al Certamen artistas tanto del territorio valenciano como a nivel nacional e internacional que trabajen con el lenguaje del movimiento. En la selección final tendrán preferencia las obras creadas ex profeso para esta cita, así como las que destaquen por su originalidad, calidad artística y su vinculación con el lema de esta convocatoria 10 Sentidos, ´Soñadores’. La duración de las piezas no podía exceder en ningún caso los 15 minutos.

El festival pretende poner el foco con su programación de 2020 en los jóvenes, en sus preocupaciones, en sus ilusiones, en su deseos y conflictos. Ellas y ellos van a ser los auténticos protagonistas de esta edición del festival. ¿Qué mundo quieren y anhelan? ¿Qué mundo no les gusta? ¿Cómo se cuestionan los adultos el mundo que les están dejando en herencia a los jóvenes, a las generaciones venideras? Estas son algunas de las preguntas que se plantearán en la IX edición, que podrá disfrutarse del 7 al 24 de mayo en València.

Un jurado formado por profesionales de las artes escénicas serán los responsables de determinar la propuesta ganadora. Este dará a conocer sus valoraciones tras finalizar la exhibición de las obras en el escenario el 23 de mayo. El premio cuenta con una dotación económica de 2.000 euros y, por otra parte, se otorgará como cada año el galardón del público, que es meramente simbólico, y será concedido por los espectadores que seguirán el certamen en vivo en La Mutant.

Certamen Coreográfico 10 Sentidos. Imagen cortesía del Festival 10 Sentidos.

‘El Tratamiento’ inicial de La Mutant

La Mutant. Programación
C / Joan Verdeguer, 22. Valencia
Miércoles 16 de octubre de 2019

Nuevas dramaturgias, danza contemporánea, música y cine serán los ejes de la programación de La Mutant durante los próximos meses. Más de 50 grupos musicales y compañías escénicas valencianas, nacionales e internacionales pasarán antes de final de año por este espacio polivalente del Ayuntamiento de València, consagrado a la vertiente más innovadora de las artes vivas.

La concejala de Acció Cultural, Maite Ibáñez, presentó la temporada otoño-invierno de la sala. Lo hizo acompañada por la nueva coordinadora artística del espacio municipal, Marta Banyuls, y por el diseñador gráfico Ausias Pérez, que explicó que la nueva imagen de La Mutant está inspirada en “los patrones de color y forma de las secuencias de ADN”. Durante su intervención, Ibáñez resaltó la voluntad de “exprimir todas las posibilidades que ofrece esta sala polivalente, equipada con un patio de butacas retráctil que funciona tanto como un auditorio de teatro y danza, una sala de proyecciones o una sala de conciertos”.

Escena de ‘Los bancos regalan sandwicheras y chorizos’. Imagen cortesía de La Mutant.

La nueva programación de La Mutant arrancará el fin de semana del 19 y 20 de octubre con ‘El Tratamiento’, una divertida comedia sobre el mundo del cine, escrita y dirigida por Pablo Remón para Teatro Kamikaze (Premio Nacional de Teatro en 2017). La apuesta por las nuevas dramaturgias queda también patente en piezas como ‘Los bancos regalan sandwicheras y chorizos’, de la compañía José y sus Hermanas. Esta obra, galardonada en los Premios de la Crítica de 2017, reflexiona sobre los rastros que ha dejado el franquismo en algunos sectores de la juventud actual. 

Otro ejemplo de teatro emergente en la programación es ‘La capilla de los niños’, de la compañía Perros Daneses; una magnífica obra de autoficción escrita y dirigida por Javier Sahuquillo, uno de los creadores teatrales valencianos con mayor proyección nacional en estos momentos. Esta obra, inspirada en el caso de los asesinatos de las niñas de Alcàsser, llega a La Mutant después de haber sido candidata en dos ocasiones a los Premios Max y premiada en el Programa de Desarrollo de Dramaturgias Actuales del INAEM y en el Festival Cabanyal Íntim, donde recibió el Premio del Público.

Hickeys estará en el festival Truenorayo. Imagen cortesía de La Mutant.

La música seguirá siendo uno de los grandes pilares de la programación de La Mutant. Del 24 al 26 de octubre, la sala acogerá una nueva edición del festival Truenorayo, plataforma comprometida con el activismo feminista que da visibilidad a los nuevos talentos del panorama musical nacional. Entre los artistas invitados este año figuran Antifan, Texxcoco, Lorena Álvarez y Pau Vallvé, además de Las Odio, Lisasinson, Amparito, Novio Caballo, Hickeys y Hoax Fellows. Además, Mireia Vives y Borja Penalba, valores en alza de la música cantada en valenciano, presentarán el 14 de noviembre su disco Cançons de fer camí. Desde géneros más cercanos al indie rock, Sokolov y Peepshow actuarán también en La Mutant el 13 de diciembre.

A principios de noviembre, La Mutant mudará de piel transitoriamente para acoger proyecciones de películas y coloquios. Será con ocasión del VLC Pitch Forum, y con Carlos Arriaga como protagonista. El cineasta mexicano realizará también una masterclass en la que explicará cómo crea sus personajes de ficción.

Otra de las propuestas nada ortodoxas de esta temporada es Control Freak, un montaje que aúna comedia, teatro, circo y música creada en directo. Esta original propuesta, galardonada con varios premios en festivales, viene de la mano del artista residente en Israel Kulu Orr.

‘Bailes colaterales’. Imagen cortesía de La Mutant.

Los amantes de la danza contemporánea -tanto espectadores como bailarines- van a encontrar muchas razones para visitar La Mutant esta temporada. La compañía Carlota Mantecón presentará el espectáculo ‘Esto no es una prueba de sonido’. Por otra parte, el experto en flamenco contemporáneo José Manuel Álvarez, conocido por su trabajo como asesor coreográfico de artistas como Rosalía o para compañías La Fura dels Baus, presentará el espectáculo ‘Bailes Colaterales’. Con motivo de su visita, el Festival Circuito Bucles ha organizado junto a La Mutant dos masterclasses dirigidas por Álvarez. Una de ellas estará dirigida a bailarines principiantes y otra a bailarines profesionales. Las 40 plazas de cada uno de estos talleres se sortearán a través de las redes sociales de Juventud y de La Mutant, respectivamente.

El programa especial dedicado a Thomas Richards será sin duda una de las grandes citas de esta temporada de otoño-invierno. El cofundador y director artístico del influyente Workcenter of Jerzy Grotowski and Thomas Richards, institución de referencia en el campo de las artes escénicas de vanguardia, presentará dos de sus piezas: ‘Sin Fronteras’ y ‘Gravedad’, ambas protagonizadas por Jaime Alonso Abarzúa. También pronunciará una conferencia el 22 de diciembre en la que repasará los 30 años de trayectoria de la institución que preside.

Por su parte, la nueva coordinadora de La Mutant, Marta Banyuls, presentó las líneas básicas de su proyecto de futuro para el espacio de Juan Verdeguer. “Llego con un proyecto poliédrico, que pretende abarcar todas las formas de expresión artística innovadora. Tendremos danza, circo, teatro, música y también audiovisual, y atenderemos especialmente a todo aquello que no pasa necesariamente en el escenario, sino antes, durante y después. Quiero apoyar la formación de los creadores con talleres y masterclasses que les ayuden a profundizar en sus conocimientos”. “Tengo una gran vocación de servicio público y por tanto voy a ser también muy rigurosa con la ejecución presupuestaria”, añadió.

‘Escena de ‘El tratamiento’. Fotografía de Vanessa Rabade por cortesía de La Mutant.

Renovación y actualidad en Dansa València

XXXII Dansa València
IVC Teatro Principal, Teatro Rialto, Sala Matilde Salvador, Carme Teatre, Espacio Inestable, TEM, Espai Rambleta, La Mutant, CCCC y Plaza del Patriarca
Del 9 al 14 de abril de 2019

El renovado festival del Instituto Valenciano de Cultura, Dansa València, que se celebrará del 9 al 14 de abril en diversos espacios de la ciudad, ha presentado en rueda de prensa la programación de su XXXII edición. La presentación ha contado con la participación de Mar Jiménez, directora del festival; Roberto García, director de IVC Escéniques; Josep Policarpo, director Teatre Escalante-Diputació de València; y Bernard Gaspar, de Acción Cultural del Ayuntamiento de València.

“Presentamos una nueva y pujante edición de Dansa València, después de haber recuperado su formato original hace dos años y que emerge impulsando la actualidad de la danza tanto nacional como valenciana”, apunta Jiménez, directora del festival. Una edición que acogerá el trabajo de 26 compañías (12 valencianas y 14 del Estado español), 29 representaciones, siete espectáculos de calle y ocho estrenos absolutos.

Imagen del espectáculo 'Keep Going', de la compañía de danza La Macana. Fotografía de Gorka Bravo, cortesía de Dansa València.

Imagen del espectáculo ‘Keep Going’, de la compañía de danza La Macana. Fotografía de Gorka Bravo, cortesía de Dansa València.

Desde su inauguración en 1988, el festival se convirtió en un referente de la danza contemporánea del Estado español, donde numerosas compañías y artistas muestran sus proyectos más recientes y visibilizan la actualidad de la danza, tanto española como valenciana.

Durante seis días, del 9 al 14 de abril, Dansa València contará con una programación innovadora abierta a todos los públicos y con el objetivo de convertir València en “punto de encuentro del sector escénico, con el objetivo de compartir nuevas propuestas e imaginar nuevos territorios para la danza”, señala la directora del festival.

Mar Jiménez ha destacado los tres elementos clave que suponen una novedad en el desarrollo del festival. En primer lugar, el protagonismo de la música y el sonido en directo de los montajes, convirtiéndolos en el eje temático que conducirá la gran diversidad de formas de expresión que se podrá encontrar en todas las creaciones de esta edición.

Una segunda novedad es la gran apuesta por los proyectos pedagógicos. Dansa València inicia una colaboración con diferentes Conservatorios Superiores de Danza de todo el país para intercambiar experiencias educativas. Asimismo, Roberto García, director de IVC Escéniques, ha comentado el proyecto didáctico ‘Dansem’, una iniciativa del Institut Valencià de Cultura vinculada a la reactivación del Espai La Granja de Burjassot y dirigida a estudiantes de Educación Secundaria.

Imagen de la obra 'Canvas of bodies', de Taiat Dansa. Fotografía cortesía de Dansa València.

Imagen de la obra ‘Canvas of bodies’, de Taiat Dansa. Fotografía cortesía de Dansa València.

Un centenar de alumnos de los IES Vicent Andrés Estellés y Comarcal de Burjassot, guiados por los coreógrafos Idoya Rossi y Ramón Baeza, mostrarán en la Rambleta una creación coreográfica a partir de los movimientos generados por ellos. La Banda Juvenil de la Unió Musical l’Horta de Sant Marcel·lí se une al proyecto, interpretando la música en directo.

El tercer proyecto pedagógico es el de ‘Coreografías de la miradas tránsitos’, un proyecto de investigación artística que trata de indagar las relaciones entre el cine y la danza, que se podrá ver en el CCCC.

Como tercera novedad, el festival se abre a las artes vivas, un territorio transversal que huye de las etiquetas y que quiere generar preguntas alrededor de la creación contemporánea más heterodoxa.

Con la firme voluntad de crear una red de diálogo para construir, cada vez más en relación, el festival de danza y artes vivas de la ciudad, Dansa València se expande por diferentes espacios de la ciudad, favoreciendo de este modo la ampliación de nuevos públicos en distintos distritos de València. Así pues, el festival contará con los espacios del IVC Teatro Principal y Rialto; la Sala Matilde Salvador, el Carme Teatre, Espacio Inestable y el TEM. Y se incorporan Espai Rambleta, La Mutant y el CCCC. Las actuaciones de calle se realizarán en la Plaza del Patriarca

Al igual que en ediciones anteriores, Dansa València facilitará el encuentro entre profesionales de procedencia local, nacional e internacional.

Animal de sequia, de Sol Picó. Imagen cortesía de Dansa Valencia.

Animal de sequia, de Sol Picó. Imagen cortesía de Dansa Valencia.

Dissabte Negre en La Mutant

Dissabte Negre
La Mutant
C / Joan Verdeguer, 22-24. Valencia
Sábado 9 de febrero de 2019

La primera edición de un evento necesario para la ciudad como Dissabte Negre ha sido una realidad el pasado 9 de febrero en La Mutant. Un evento creado para convertirse en un espacio para los sonidos más duros del metal. El mayor reclamo en su primera edición era la banda de death metal seminal Entombed A.D., que lo dieron todo sobre las tablas.

Dissabte Negre.

Dissabte Negre en La Mutant. Fotografía de Laura Ojeda.

No eran los únicos que estarían machacando tímpanos ese día, aunque yo llegué solo para los suecos. El cartel contaba con bandas del nivel de Traidor, que presentaban su último trabajo ‘Holocausto cotidiano’ (2018). También estuvieron los gallegos Black Panda y Nashgul, demostrando que por aquellas tierras el metal no decae. Nashgul aplastan al personal con un poco de grindcore.

Llegué veinte minutos antes del concierto de los suecos, no pude ver a Automuro y su thrash metal de corte americano. Una lástima. La sala estaba prácticamente llena, con el personal con muchas ganas de fiesta. No era la primera vez que Entombed A.D. llegaban a la ciudad, pero el precio (únicamente 10 euros) lo transformaba en un concierto más que atractivo. Es por ello que fue genial poder ver a, según la organización, 350 personas en el festival. Algo que lo sitúa, para una primera edición, en una más que buena posición.

Dissabte Negre en La Mutant. Fotografía de Laura Ojeda.

Dissabte Negre en La Mutant. Fotografía de Laura Ojeda.

Delante de los afortunados teníamos a una de las grandes leyendas del Death, no era cosa menor. Un grupo que comenzó su carrera con uno de los álbumes más perfectos y crudos que se han hecho. Es más que una banda: son unos visionarios. El 1989, los chicos de Entombed firmaron un contrato histórico, que cambiaría parte de la música de metal extremo.

‘Left hand path’ se transforma en una obra maestra y el camino sonoro por el que el resto de bandas suecas y europeas iban a caminar con sus próximos discos. Con este álbum comenzó todo, o casi todo. Y aquí estaban, bueno, una de las bandas que apareció de la escisión de la banda original. El caso es que aquí estaban lo más parecido a Entombed con Petrov (su extraordinario vocalista al frente) desmenuzando sus mejores temas. Cayeron canciones como ‘Left hand Path’, ‘Serpent Speech’ o ‘Wolverine Blues’.

Dissabte Negre en La Mutant. Fotografía de Laura Ojeda.

Dissabte Negre en La Mutant. Fotografía de Laura Ojeda.

Pogos, saltos desde el escenario de la gente que subía a lanzarse a los brazos del resto del público. Violencia sonora y sobria. La Mutant sonaba mejor de lo pensado para tanta potencia. Un lugar más que adecuado para poder seguir realizando conciertos de este nivel. Petrov estuvo muy comunicativo y divertido durante todo el show, incluso intentó hablar en castellano y beber lo que parecía cazalla.

Uno de esos conciertos extraños por estas tierras y que deberían realizarse más, vista la cantidad de gente que asistió.

Dissabte Negre en La Mutant. Fotografía de Laura Ojeda.

Dissabte Negre en La Mutant. Fotografía de Laura Ojeda.

Javier Caro