Sala Russafa

La divina comedia: tres actos, tres intérpretes

La divina comedia, de la compañía La Imperdible
Sala Russafa
C / Dénia, 55. Valencia
Del 6 al 8 de octubre de 2017

Tras levantar el telón de su séptima temporada el domingo 1 de octubre con el concierto Mujeres Bolero, Sala Russafa inaugura esta semana su programación teatral con ‘La Divina Comedia’, una de las piezas más destacadas de la literatura universal, pero cuyo formato la ha ido alejando progresivamente de los lectores contemporáneos.

Un centenar de cantos forman el poema que Dante Alighieri compuso en el siglo XIV y que dibuja una fascinante descripción del paso del purgatorio al infierno y, finalmente, al paraíso. Una historia que marcó la imaginería del sufrimiento y la redención, influyendo en gran parte de la ficción que ha venido después. Para facilitar su salto al siglo XXI y acercarla al espectador contemporáneo, la compañía sevillana La Imperdible ha creado una novedosa versión teatral que estrena del 6 al 8 de octubre en la Comunidad Valenciana.

La divina comedia, por la compañía La Imperdible. Imagen cortesía de Sala Russafa.

La divina comedia, por la compañía La Imperdible. Imagen cortesía de Sala Russafa.

La formación cuenta con una trayectoria de casi treinta años en la investigación escénica y con el Premio Andalucía de Teatro, entre otros reconocimientos. Además, obtuvo el Premio del Público de Sala Russafa en 2012 gracias a un montaje de ‘Pareja Abierta’. Y ha visitado el centro cultural en varias ocasiones con propuestas como ‘Los Monólogos de la Vagina’ o ‘Mozart vs Salieri’, ésta última en el arranque del pasado ejercicio.

Desde la Antigüedad, la simbología del número tres ha estado y sigue estando muy patente en la tradición cultural occidental. Símbolo de la perfección en el medievo, también se recogió esta fascinación en la Trinidad cristiana, en la geometría o en la aritmética. Y es clave tanto en el texto original de ‘La Divina Comedia’ como en la curiosa adaptación con el que la compañía sevillana lo actualiza, estableciendo un puente entre la edad media y nuestros días.

Durante tres actos, tres intérpretes llevan a escena este impactante viaje mediante tres elementos: la palabra, la música en vivo y las artes plásticas. Una adaptación del poema original hace más asequible la trama de esta aventura que el actor Moncho Sánchez-Diezma narra como un oscuro cuento.

Lo ambientan en directo los músicos David Ruiz y José María Roca con una composición original que incluye sintetizadores y teclados, percusión e instrumentos de viento como el saxo o la flauta, para ir reflejando el estado de ánimo de los protagonistas. Y la puesta en escena se completa con la proyección de las 80 famosas ilustraciones realizadas por  Gustave Doré en el S. XIX. Una impactante propuesta interdisciplinar, en la que lo clásico y lo contemporáneo colaboran para acercar al espectador y mantener con vida esta obra cumbre de la literatura.

La programación del ‘Ciclo de Compañías Nacionales’ de Sala Russafa continuará hasta el 26 de noviembre y la próxima semana ofrecerá su segunda propuesta, ‘Sigue la tormenta’ (14 y 15 de octubre), un texto contemporáneo del dramaturgo francés Enzo Cormman en manos de la formación zaragozana Tranvía Teatro. La oferta del centro cultural se completará con el arranque de la programación familiar, estrenando en la Comunitat Valenciana ‘El caso del fantasma percursionista’ (14 y 15), de la compañía jerezana La Gotera de Lazotea.

La divina comedia, por la compañía La Imperdible. Imagen cortesía de Sala Russafa.

La divina comedia, por la compañía La Imperdible. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Los comentarios están cerrados.