La Cabina está muy cerca

Fiesta de presentación de la IX Edición del festival La Cabina
Las Naves
C/ Juan Verdeguer, 16. Valencia
Viernes 9 de septiembre de 2016

Amigos ya está muy cerca la novena edición de ese festival envidiado en otras partes no solo del Estado, sino del mundo, como es La Cabina. La Cabina es el festival más importante de mediometrajes, y lo hacen desde esta ciudad naranja que pocas veces ha dado trato de favor a la cultura. Para despertarnos el interés por la nueva edición hicieron una fiesta para demostrar en qué estado de salud cinéfila llegan a esta novena entrega.

Como viene siendo costumbre la fiesta se realizó en Las Naves, un lugar que precisa de este tipo de eventos para que la ciudad se dé cuenta de la increíble infraestructura que allí tienen montada para todo tipo de saraos. El primer plato que nos sirvieron a los asistentes fue el mediometraje Hochhaus (Nikias Chryssos,2008), el ganador de la primera edición del festival. Creo que es importante que le den salida a todo ese material que el festival posee, para que conozcamos cuáles han sido los trabajos que lo han acompañado durante estos años. Para que veamos, a modo de retrospectiva, la evolución de tratamiento de los mediometrajes. Hacernos cada vez más parte de la historia del festival.

Carlos Madrid, director de La Cabina, en un momento de la presentación del festival en Las Naves. Imagen cortesía de La Cabina.

Carlos Madrid, director de La Cabina, en un momento de la presentación del festival en Las Naves. Imagen cortesía de La Cabina.

El film trata de la vida perra de Daniel, un chavalín que sobrevive en el extrarradio de cualquier ciudad del mundo, pero en este caso de Alemania, donde es sometido y tiranizado por su hermano mayor Patrick. Un día Daniel conoce a un drogadicto enajenado, Bernd, que le sumerge en su locura. Daniel decide cambiar su vida cuando le conoce. La película me pareció floja, muy típica y algo densa.

El segundo plato, este muy rico, era uno de los mediometrajes que se podrán ver este año en el festival. Un acierto proyectar este desinhibido trabajo pero lleno de crítica como es Haramiste (Antoine Desrosières, 2015). Personalmente me encantó, trata sobre el despertar sexual de Yasmina, una joven musulmana en Europa. Muy recomendable, muy valiente y con un humor punzante y divertido. No diré más para que vayáis a verla del 3 al 13 de Noviembre, que es cuando se realiza tan singular evento.

Por último, después de cenar y escuchar a Dj_Plaktom, volvimos a sentarnos frente a la pantalla para ver cómo se subían al escenario los humoristas de Cinemascupe, que en esta ocasión venía con un MediomeTrash para destriparlo, aunque eso lo hacía la película sola, sin necesidad de nadie, y para que nos riéramos un buen rato. Por descontado no diré qué mediometraje vimos para salvaguardar el honor de sus creadores, pero puedo decir que asistir a este tipo de eventos le hacen a uno volver a creer en el oficio de cineasta, pues se ven las diferencias entre un trabajo profesional y una chapuza. Y sin más nos marchamos a casa con la alegría de saber que tendremos un gran festival por delante.

Momento de la presentación de La Cabina en Las Naves. Imagen cortesía del festival.

Momento de la presentación de La Cabina en Las Naves. Imagen cortesía del festival.

Javier Caro

Los comentarios están cerrados.