¿Las apariencias engañan?

I Am a Cliché, de Natacha Lesueur
Espai Tactel
C / Denia, 25. Valencia
Hasta el 5 de agosto de 2016

“Dentro de la ornamentación encuentro una violencia que me interesa”, dice Natacha Lesueur, Premio Ricard en 2000 y cuya obra figura en las colecciones públicas y privadas más prestigiosas de Europa. En su primera exposición en nuestro país, la artista nacida en Cannes muestra en Espai Tactel esa violencia revelada por medio de la ornamentación. Lo hace a través de una serie de rostros y figuras femeninas reveladores de lo que anuncia el título de la exposición: I Am a Cliché. “Cliché en el doble sentido fotográfico y de estereotipo”, aclara Lesueur.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

Fotografías y estereotipos en torno a la mujer, unas veces retratada con pelucas de época o impresiones sobre la piel a modo de tatuajes modernos, y en otras evocando iconos de la cultura como Carmen Miranda. “Es representativa de muchas cuestiones ligadas al problema de la identidad”. Y Lesueur señala la condición de portuguesa que se fue a Brasil para después triunfar en Hollywood, donde se explotó su folclorismo (famosos fueron sus peinados rebosantes de frutas): “Pasó de la fantasía a la tragedia”, subraya la artista.

Esa conjunción de imágenes aparentemente seductoras, en las que aparecen huellas de cierta degradación o violencia, constituye el sello del trabajo que presenta en Espai Tactel. “Me interesa la ornamentación como huella, ya sea a través del pelo, las joyas o la ropa, en tanto marcas identitarias impuestas a la mujer”. Ahí estaríamos hablando de cierta imposición externa, a la que se superpone otra que bien pudiera ser interna, como en esas pelucas quemadas de dos mujeres gemelas. “Agresión interior o exterior”, cuestiona la propia artista, para aceptar que pueda ser “de los dos”.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

De hecho, las pelucas, que remiten al barroco y a los tiempos de María Antonieta, fueron moda francesa impulsada por la propia reina de la corte gala. De manera que la ornamentación tiene una doble cara que Lesueur indaga en su trabajo. “Voy de la superficie a la profundidad y a esa lesión corporal focalizada en la peluca”. Y en la superficie de su obra se pueden contemplar rostros, nucas y figuras que atraen a primera vista, al tiempo que afloran señales inquietantes quebrando la imagen. “Es una crítica a la mujer como objeto de consumo”.

De ahí la importancia de Carmen Miranda: “Quedó encasillada y perdió su esencia real, acabando mal”. Lesueur rescata su imagen a través de una modelo que viene a revelar su carácter manipulable por los mass media. “Se ha utilizado su imagen como modelo de la carta del pantone, porque refleja su piel y los diversos colores de la fruta en sus peinados”. La artista toma esa referencia y le da una vuelta de tuerca: “Una mujer reinterpretando a otra mujer”. El caso de Carmen Miranda sería el de “la imagen superando al personaje”.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

I Am a Cliché reúne una decena de fotografías, dos intervenciones en la propia sala y dos videos en torno a esa mujer estereotipada que, de tanto repetirse, termina por ofrecer una imagen degradada de sí misma. Degradación que Natacha Lesueur inscribe en su obra mediante ornamentos igualmente ambiguos, tan pronto impuestos, denotando la agresividad que ello supone, como asumidos para mostrar cierta diferencia. “Ambigüedad acerca de lo que quieres y lo que no”.

El rostro de una mujer cuya cabellera cumple la función del velo ofrece de nuevo la idea de “lo que aparece y desaparece”. También hay un paisaje hecho con una cámara especial de infrarrojos, sobre el cual destaca un rostro ambiguo sobre una peana. La figura y el fondo revelando una vez más esa doblez tan del gusto de la artista francesa, que en los videos explora las posibilidades de la imagen estática y en movimiento, del rostro con unos ojos saltones de Barbie. Lesueur acoge en la superficie de su obra ese gusto por lo femenino, repleto de huellas que orientan la mirada hacia capas más profundas. Capas, en todo caso, a flor de piel.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

Obra de Natacha Lesueur. Imagen cortesía de Espai Tactel.

Salva Torres

El espíritu Bulldog en el Monasterio del Carmen

Fiesta Misbehave Properly, de Bulldog Gin
Centro del Carmen
C / Museo. 2. Valencia
Jueves 17 de septiembre de 2015
Desde las 20.00 a las 00.00h

Misbehave es atreverse a ser uno mismo incluso cuando haya que romper las normas y Properly es saber hacerlo con clase, esta es la visión que Bulldog Gin, la ginebra premium consolidada desde 2007, trae tatuada en su espíritu.

La dj Isa B en un momento de la fiesta Bulldog en el Claustro del Carmen. Imagen cortesía de la organización.

La dj Isa B en un momento de la fiesta Bulldog en el Claustro del Carmen. Imagen cortesía de la organización.

La marca llevó la fiesta más Misbehave a uno de los encuadres más Properly de la capital Valenciana. El lugar elegido, el Real Monasterio de Nuestra Señora del Carmen (cuyos orígenes se remontan a 1.281 cuando los Carmelitas Calzados se establecieron en Valencia a la muerte del Rey Jaime) vivió la fiesta más Misbehave Properly: la deejay Isa B puso la mejor banda sonora desde la cabina-piano de cola, los invitados bebieron los mejores Bulldog & Tonic con el aliciente de ganar tu altura en ginebra si eras capaz de identificar a Mr y Miss Bulldog para lo que tuvieron que reconocer su parte Misbehave y su parte Properly.

Además de demostrar la personalidad de los cócteles hechos con Bulldog, la Misbehave Properly sorprendió a los 200 asistentes de la fiesta en Valencia, como ya había hecho con los invitados al Palacio Duarte en Madrid, el Observatorio Fabra en Barcelona o el Jardín Botánico de Málaga. Haciendo de la noche de celebración una noche inolvidable.

Momento de la fiesta de Bulldog Gin en el Claustro del Carmen. Imagen cortesía de la organización.

Momento de la fiesta de Bulldog Gin en el Claustro del Carmen. Imagen cortesía de la organización.

 

(Los) usos del arte: exposición 7 x 1

7 x 1 Usos, Los usos del arte (grupo de investigación)
Sala de Exposiciones Bellas Artes
Campus de Teruel, Universidad de Zaragoza
Del 20 de noviembre al 5 de diciembre 2014

La exposición “7 x 1 Usos” ha sido comisariada desde el Grupo de investigación (los) Usos del arte, contando con la participación en la misma de miembros  colaboradores del grupo así como de artistas invitados para esta ocasión.

“7 x 1 Usos” es fruto de las experiencias y deliberaciones de las I Jornadas de investigación del Grupo (los) Usos del arte, “usos de ida y vuelta” (nov. 2013) y de las II Jornadas “usos en movimiento” (octubre 2014), visibilizando actitudes y poéticas que representan algunos de los ‘usos’ del arte debatidos en las Jornadas.

Exposición 7x1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Exposición 7×1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Alex Francés. Artista valenciano, ha llevado a cabo multitud de exposiciones con una coherente trayectoria. Trabajando siempre desde el cuerpo, ha ido extendiendo sus investigaciones (colaboraciones, incursiones en otros territorios -la figura materna, la masculinidad, la trascendencia-) y formatos (performances para fotógrafa, vídeos, esculturas, dibujo) reinventándose sin cesar aunque siempre con un centro emocional y corporal.

“Enegrama es la pieza número nueve de mi armadura, engrama doble que como configuración interna de la misma alude a eso que no cesa de girar sobre sí mismo, donde los rangos de igualdad y diferencia, atracción y aversión existen pero son casi indiferenciados. Investir un cuerpo. Al principio ya estaba todo allí, las 9 armas se disponían sobre mi mesa: 1 roja, un puñete, un falo, 2 verde prado, la borgoñota, el bien, 3 azul oscuro, la celada, una máscara para revelar el rostro interior, 4 y 5 amarilla y anaranjada, dos vómitos, beneficios, 6 verde vejiga, la culera, lo propio, 7 azul oscuro, una llave, la voz, 8 verde prado, el vaciado de Hermanos, la apertura.

A parte de eso (que ya estaba allí) ¿me moldeé? ¿Es eso (lo que concebí entonces) lo que me hace ahora? ¿Es eso que imagino (ahora) lo que media? ¿Es el patrimonio un cuerpo? ¿Es un vestido para la vida real?”

Juan Antonio Cerezuela. Cartagena (Murcia), 1982. Investigador y artista interdisciplinar. Lcdo. BBAA por la Univ. de Granada (2005). Actualmente pendiente de la obtención del título de doctor en Bellas Artes con la tesis La confesión en la práctica artística audiovisual: modalidades, estrategias discursivas y expresiones del yo confesional.

“A través de” es una preposición, y el diccionario define preposición como “GRAM. Parte de la oración que subordina unas palabras a otras dentro de la oración; es palabra invariable que significa la relación que existe entre los elementos por ella enlazados”. La instalación sonora A través de una propuesta que sirve de nexo entre diferentes ámbitos: lo personal y lo social, la memoria afectiva y la memoria oficial. Sirve de puente entre dos personas: el emisor (que narra la historia), y el receptor (que la escucha). A través de pone en juego el conocimiento de un espacio al cual no se permite acceder a cualquier ciudadano y que, por lo tanto, supone un espacio inexistente o desplazado del resto de la sociedad; una heterotopía en términos de Foucault.

Por una iniciativa personal para este proyecto escribí una carta solicitando un permiso para poder acceder a los espacios e instalaciones de la prisión de Picassent de Valencia. Pero la Dirección General de Instituciones Penitenciarias solventó la solicitud con una carta, denegando la entrada a cualquier persona “por razones obvias de Seguridad”. A través de es una respuesta a la inaccesibilidad visual a este espacio y pone en relación con el espectador las descripciones de personas que han permanecido en la prisión de Picassent durante determinado tempo, descripciones frecuentemente mezcladas con vivencias muy personales. Así pues, el espectador puede acceder al espacio de la prisión a través de una memoria transmitida de forma oral, no visual.

Gloria G. Durán es investigadora postdoctoral en el I+D, “Madrid Cosmópolis: Prácticas Emergentes y Procesos Metropolitanos”, (CSO2012-33949), escritora, investigadora y artista.

Juan Carlos Castro es profesor Ayudante de Proyectos Arquitectónicos de la Universidad de Alicante.

TATUAJE (mamá) Alzheimer. Para aprender. Para recordar. Para no tener prisa. Para estar aquí y ahora. Para no tener jerarquías. Para volver a la infinidad de usos de cualquier objeto. Y una vez más para recordar, recordar cómo era la España de postguerra. Pocas imágenes y mucha radio.

El Alzheimer para recordar y la copla para retratar una España sin imágenes. Todos, todas cantaban, cantaban por que se oían las mismas canciones una y otra vez una y otra vez y otra más. Repetir para construir memoria, para olvidar y después almacenar para volver a recordar. Aprender es repetir, pero repetir el qué. Aprender lo que ya se sabe cuando uno no es capaz de repetir, retener, recordar. Solo queda lo que estaba, lo que había antes.

Mucho tiempo antes. Recordar la memoria del olvido. Las personas que no recuerdan son la memoria viva de nuestro país y cómo ya preguntara Tristan Tzara en su primer manifiesto dadaísta, “¿Hay quien crea haber encontrado la base psíquica común a toda la humanidad?… ¿Cómo se puede poner orden en el caos de infinitas e informes variaciones que es el hombre? Una de esas variaciones son todas aquellas y todos aquellos que están aquí y ahora viviendo entonces.

Es una pieza de Juan Carlos Castro y Gloria G. Durán. Se trata de una pieza de arte sonoro que parte de un archivo de audio en el que gloria g Durán y su madre cantan a dúo la copla TATUAJE de Quintero, León y Quiroga, una copla compuesta para Concha Piquer que retrata unos entornos que cualquier mujer de clase media jamás conocería. Tascas. Humo. Oscuridad. Placeres prohibidos y un manchado mostrador. Por eso TATUAJE sirve para recordar lo que se vivió y, sobre todo, lo que se quiso vivir y no se pudo. Una memoria expandida no solo de lo que hubo sino de lo que se soñó que hubiera.

Exposición 7x1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Exposición 7×1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Monique Bastiaans Artista belga establecida hace años en Valencia, ha realizado multitud de exposiciones nacionales e internacionales. Ha llevado a cabo multitud de instalaciones, tanto en el espacio público (urbano) como en el espacio natural. Sus ámbitos principales son la escultura y las instalaciones, ámbitos que enfrenta de un modo sensorial, lúdico, poético, con propuestas llenas de energía e intensidad.

“Para mí el arte es una forma de vivir. Está totalmente interconectado con mis pensamientos de todo tipo, sobre la vida, espirituales, sociales. Yo vivo en la naturaleza y eso significa que estoy muy en contacto con ella, la observo mucho y toda mi obra tener que ver con ella. Es un homenaje a la naturaleza. Mi frase preferida es Natura arts magistra que significa “la naturaleza es la maestra de las artes”. Mi obra está en diálogo con la naturaleza de diferentes maneras. Una de ellas es hacer intervenciones que siempre son efímeras, con lo cual hago un tributo a la naturaleza, parecen formar parte de ella porque están en su entorno natural. Y por otro lado, también hago, cuando no son piezas en la naturaleza misma –son como recreaciones de ella– reinventar la naturaleza con mis propios materiales; me invento siempre los materiales para que las piezas sean interesantes igual de lejos que de cerca.”

Claudia Martínez. Artista argentina (Catamarca, Argentina) afincada en Valencia. Es Licenciada en Artes Plásticas, egresada de la Facultad de Artes de la Universidad Nacional de Tucumán, Argentina. Entre otras muchas exposiciones, fue artista invitada en ARTIFARITI, II Encuentros Internacionales de Arte Publico en la RADS, Republica Árabe Democrática Saharaui (2008).

“Mi trabajo se desenvuelve entre la escultura, la instalación, el dibujo y la fotógrafa y las acciones performáticas, en algunos aspectos. Investigo las relaciones existentes entre espacio y materia, poniendo el acento en la sensualidad de los materiales y la relación de la obra con el tempo (el de su ejecución y el de su permanencia); la paciencia como motor, la fragilidad y la precariedad como cualidades; especialmente me motivan aquellos gestos, marcas de lo que apenas se percibe, lo que se camufla tanto en el espacio arquitectónico como en el cuerpo o en el espacio de trabajo. La obra resulta un lugar de confluencias, un punto de partida en que se revela un mundo particular y un imaginario complejo, que enraíza en la biología y las estructuras microscópicas. Intento recuperar para mi obra, el mundo cotidiano y los pequeños gestos: el tejido, las labores manuales valiéndome de los nudos, los enlaces de hilos, ganchillos, el mundo de los alambres, las fibras, las líneas, las tramas y los textiles para darles una característica extraordinaria al transformarlos en esculturas.”

Uxía Piñeiro. Licenciada en Bellas Artes, especialidades de escultura y dibujo, por la Universidad de Vigo, donde posteriormente obtiene el Diploma de Estudios Avanzados. Es Investigadora del Departamento de Escultura de la Universidad de Vigo desde el año 2009. Sus líneas de investigación se sitúan en torno a las poéticas del aparecer en el pensamiento creador.

HUELLA. Permanencia. circular . orbital . ángulo . línea . trazo . idea . luz . entendimiento . pensamiento . orden . noche . luz . translúcido . búsqueda . nube . incluso . hora . metro . cuenco . montaña . forma . cóncavo . magnitud . aislada . paralela . sincronía . número . necesidad . idea . ser . lugar . duda . rotación . naufragio . suma . movimiento . significado . objeto . girar . idea . abstracto . transparencia . perdurabilidad . relación . vínculos . pensamiento . impresión . espíritu . fin . desplazamiento . opinión . identidad . torbellino . tierra . idea . mundo . espacio . ausencia . presencia . anticipación . lejos . idea . sombra . fecha . horizonte . vuelo . guía . distancia. inmóvil . ola . altura . relación . física . despliegue . serie . peso . líquido . arena . idea . viento . estela . eje . vertical . cualidad . sueño . reflexión . huella . sonido . agua . exterior . duda . orden . noche . luz . translúcido . búsqueda . nube . incluso . hora . metro cuenco . rotación . naufragio . suma . movimiento . significado . objeto . girar . idea . abstracto . impresión . opinión . identidad . torbellino . tierra . idea . mundo . espacio . ausencia . presencia . anticipación . lejos . idea . sombra . fecha . horizonte . vuelo . guía . distancia . inmóvil . ola . altura . relación . física . despliegue . serie . peso . líquido . arena . viento . estela . eje . vertical . cualidad . sueño . reflexión . huella . sonido . agua . exterior . duda . idea . sólido . ángulo . línea . trazo . idea . luz . hora . metro . cuenco .montaña. . forma . cóncavo . magnitud . aislada . paralela . sincronía . número . necesidad . idea . ser . lugar . duda . rotación . naufragio . suma . movimiento . significado . objeto . girar . idea . abstracto . impresión . opinión . identidad . torbellino . tierra . idea . mundo . espacio . ausencia . presencia . anticipación . lejos . idea . sombra . fecha . horizonte .vuelo . guía.

Duarte Encarnação. Artista Visual, Doctor en Bellas Artes por la Universidad Politécnica de Valencia y profesor en CCAH/Universidad da Madeira, Portugal. Ha desarrollado un trabajo artístico de carácter híbrido entre la escultura, arquitectura y el dibujo, reflexionando sobre el espacio público con aportaciones de proyectos de carácter utópico. Actualmente, realiza una serie de dibujos con el título: riots panorama, que ilustran las manifestaciones globales como medio de expresión y ocupación de la ciudad, señalando la plaza como lugar de la revolución.

 

Los secretos de la Señorita Isbel

Los secretos de la señorita Isbel de Isbel Messeguer
Galería Kessler-Battaglia
Pasaje Giner, 2, Plaza de la Reina, Valencia.
Desde el 29 de Noviembre
Hasta el 14 de Diciembre.

Los secretos de la artista Isbel Messeguer.

“La forma de andar, la voz, el aroma que emana el cuerpo o ciertas partes del cuerpo, el odor di femina, resultan importantes y se convierte en causa de una atracción irresistible, como también muchas veces de un rechazo invencible. ¡Cuánto puede un vestido que da plasticidad a los encantos del cuerpo, que hace el pie chico, la cintura esbelta y la cadera opulenta! ¡El apetito que puede despertar la indumentaria, la tela, el corte del vestido, la obra del modisto! Estamos en un camino que no conduce solamente al fetichismo de ciertas partes del cuerpo, sino también al fetichismo de la vestimenta y al de las telas y que, en suma, lleva del fetichismo fisiológico al patológico.”
Eulenburg. Über Sexualle Perversionem (1914)

“Es el perfecto uso de este misterio lo que constituye el símbolo: evocar paso a paso un objeto para mostrar un estado de ánimo, o, a la inversa, escoger un objeto y extraer de él un estado de ánimo, a través de una serie de desciframiento”
Mallarmé (1891)

 

Srta. es término de cortesía que se aplica a hijas de personas de representación y damas solteras y que también se aplica a maestras, profesoras y a otras mujeres que desempeñan algún servicio, incluyendo aquí, aunque más ocasionalmente, los de dudosa moralidad. Por otra parte Srta. Pepis es la supuesta creadora de unos maletines de maquillaje infantil que hicieron furor en los 60 y 70.

Así, Los secretos de la Srta. Isbel presentada esta quincena en la pequeña y recoleta Galería Kessler Battaglia es una suerte de cámara o camerino entre el escaparate y la instalación, donde la profesora de Proyectos de Moulage Isbel Messeguer, coloca un provocador conjunto de objetos de tocador: fotografías y espejos, peluches y collares, dibujos, palabras, caligrafías y autógrafos, que habrán de ser complementadas en loor de la autora con una pasarela de temática isabelina, denominada Desfile Performance Mami Club que tendrá lugar el día de la inauguración entre nubes de almizcle marroquí y un pequeño número de amigos, admiradores, discípulos, devotos, imitadores y alter egos que imaginamos más bien atónita multitud.

La tarjeta simula ser una foto arrancada de una libreta escolar, en la que detrás de la información puntual, lugar, fecha, etc, aparece el espaldar orondo y mollar de la propia modista. El hombro marcado con los azules desteñidos de un tatuaje, picassiano y grotesco, contrasta con la silueta simétrica de una mujer, joven y morena, que esta vez desnuda un hombro virginal, sin mácula. Se trata esta vez del famoso cuadro de Salvador Dalí muchacha de espalda, que retrataba a su hermana Ana María a la edad de 17 años. Aquí está situado en último término, en el pasado, como una imagen de la entereza perdida. Se trata también de una declaración de principios.

Fotógrafa Eva Mañez. Fotografía por cortesía de la Galería.

Fotógrafa Eva Mañez. Fotografía por cortesía de la Galería.

Isbel Messeguer Talens con casa en Les Palmeretes, nació en Sueca en 1964, y en el esplendor de los 80, aún como estudiante, pudo a la vez interesarse por las historietas del Dadaísmo, el pene minúsculo de Dalí, y los prometedores intentos por parte de políticos y empresarios de apuntalar, a través del IMPIVA y las Ferias de Muestras, algo así como un sector industrial potente de moda valenciana. Ahora es una profesional más que competente emperrada en hacer una tesis doctoral sobre la minifalda. Pero la estupenda rubia que yo conocí, henchida de amores, alegría y confianza, inició muy pronto una serie de exposiciones autobiográficas, desde Isbelín (Postpos 1989) a la que ahora comentamos, pasando por Amor Reciclado, cualquiera diría que esto es una
instalación pero es la antología de mi vida hecha de todo corazón (La Llotgeta 2002) y otras muy similares.

Quiero decir con esto que la autora se ha ocupado regular y sistemáticamente de construir un personaje excesivo y sentimental, rebosante de apetitos maternales y que paradójicamente ha carecido, al menos hasta ahora, de misterio. ¡Pero si las cosas de Isbel las sabe todo el mundo! Sin embargo la fabulación ha ido subiendo de tono e incluye ahora fotografías de mujeres humilladas y poseidas, fantasmas que no saben que lo son, y una pequeña prole de muñecos que cobra vida cuando cierra la galería.

Un primer problema sería saber sí este salto cualitativo, desde lo cursi a lo casi siniestro, responde a razones biográficas, a una mayor familiaridad con algunas subcorrientes contemporáneas (arte del cuerpo, arte feminista, de género, queer…) o a la lectura o relectura de fuentes freudianas, o postfreudianas, con las que estas tendencias comparten el mismo diagnóstico respecto a la no-unidad de la conciencia, la enajenación del cuerpo, la perversidad estructural de la familia, y en general sobre la futilidad de la cultura.

Es verdad que los tiempos no están siendo muy buenos, así que será mejor acudir a la fiesta. Los secretos de la Srta. Isbel son los secretos de toda creación.

Luis Armand

Las mujeres pixeladas de Fabio Camarotta

Tattoo You, de Fabio Camarotta
Galería Alba Cabrera
C / Félix Pizcueta, 20. Valencia
Hasta finales de noviembre

“Para mí, el órgano del fotógrafo no es el ojo (que me aterra), sino el dedo: lo que va ligado al disparador del objetivo”. Si esto es lo que piensa Roland Barthes en ‘La cámara lúcida’ acerca del trabajo del fotógrafo, qué decir de Fabio Camarotta y su quehacer como artista plástico que va de la fotografía al dibujo, de éste a la pintura y de la pintura a la imagen “pixelada”. Pues que combina el ojo, los dedos de sus hábiles manos y hasta sus pies a la hora de realizar su obra. Una obra que empieza siendo figurativa y concluye abstracta. Al igual que sus modelos, cuya percepción inicial es bellamente traslúcida para acabar misteriosamente difuminados tras el largo proceso creativo del artista. Proceso que ha dado en llamar Pressed Paints o pinturas prensadas.

Tattoo You, de Fabio Camarotta en la galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Tattoo You, de Fabio Camarotta en la galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

De todo ello da buena cuenta la exposición que, bajo el título de Tattoo You, acoge la galería Alba Cabrera. En ella, Fabio Camarotta recoge tres de sus obsesiones: el cuerpo de la mujer, el tatuaje (al igual que antes fue el tabaco) como temática a la hora de trabajar, y el misterio de la abstracción fruto del azar creativo. Así lo va precisando el propio artista: “El cuerpo de la mujer me interesa muchísimo”. Luego: “Me encanta ver una chica bonita tatuada”, como antes fue el tabaco y “lo provocativo del humo”. Y finalmente: “Parto de la fotografía y de un dibujo perfecto que voy cubriendo con pintura, para pixelarlo al poner un cristal encima”.

La pintura prensada o Pressed Paint de Fabio Camarotta es una técnica inventada por él, quizá llevado por ese afán de “pasar de un extremo al otro” que tanto seduce al artista. En un extremo, la fotografía, donde el ojo que aterraba a Barthes se ocupa del cuerpo femenino para recoger su belleza tatuada. De ahí, al dibujo, siguiendo el mismo camino de perfección que anima al voyeur en su búsqueda del fetiche imaginario. Y sobre el dibujo, a modo de mapa cuadriculado, Camarotta va depositando con minuciosidad de relojero pintura acrílica que va del blanco al negro. “Empiezo por lo claro para ir poco a poco hacia lo oscuro”. Las gotas de pintura que suministra en la superficie bajo un orden sumiso, son las que luego cobrarán vida propia al colocar un cristal, que el artista prensa con sus manos e incluso con los pies una vez subido encima. E voilà.

Obra de Fabio Camarotta para 'Tattoo You' en la galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Obra de Fabio Camarotta para ‘Tattoo You’ en la galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Lo que en principio eran cuerpos femeninos bellamente reconocibles, se transforman, por obra y gracia de Fabio Camarotta, en figuras abstractas “pixeladas” por efecto de esa impresión del cristal. Nada, pues, de fotografía. En Tattoo You, como en otras obras del artista, lo que hay es un laborioso trabajo plástico que va, efectivamente, de la figuración a la abstracción; de la percepción traslúcida al misterio de la carne convertida en depósito de azarosas combinaciones. “Una vez colocado el cristal encima ya todo es producto del azar”. Y eso es lo que a Fabio Camarotta le maravilla: la libertad de las gotas de pintura una vez aplastadas por el vidrio; sus imprevistos caminos.

De esta forma, el cuerpo femenino, en esta última serie tatuado, adquiere bajo el dominio plástico de Camarotta las proporciones de un vasto territorio por explorar. Y al igual que los buenos amantes se entretienen recorriendo palmo a palmo el cuerpo de la mujer, también Fabio Camarotta explora las enormes posibilidades que le ofrece su pintura prensada, para deleitarse y deleitar al espectador con los misterios de su obra abstracta. Un mapa de sensaciones que la galería Alba Cabrera despliega hasta finales de noviembre.

Obra de Fabio Camarotta para 'Tattoo You' en la galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Obra de Fabio Camarotta para ‘Tattoo You’ en la galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de Alba Cabrera.

Salva Torres