Cerámicas de mujer

Ceràmica en mans de dona
Amparo Almela, Amparo Boluda, Carmen Sánchez, Myriam Jiménez, Rafaela Pareja, Supi Hsu y Teresa Guerrero
Centre Cultural La Nau
C / Universitat, 2. Valencia
Del 7 de marzo al 22 de abril de 2018

En el marco de las actividades del Día Internacional de la Mujer, el Centre Cultural La Nau inauguró el miércoles 7 de marzo ‘Ceràmica en mans de dona’, una exposición organizada por la Universitat  de València y L’Escola d’Art Superior de Ceràmica de Manises con el objetivo de reivindicar dos aspectos culturales: las posibilidades expresivas de un material, la cerámica, relegado a un segundo plano por el entorno virtual en el que estamos inmersos; y la necesidad permanente de subrayar el papel de la mujer en el mundo de la creación artística.

La exposición, que podrá visitarse en la Sala Estudi General hasta el próximo día 22 de abril, está comisariada por María José Sanz, Pascual Timor y Carmen Ruiz, respectivamente, directora, vicedirector y antigua profesora de l’Escola d’Art Superior de Ceràmica de Manises. La Sala Estudi General acerca el trabajo creativo de siete ceramistas: Amparo Almela, Amparo Boluda, Carmen Sánchez, Myriam Jiménez, Rafaela Pareja, Supi Hsu y Teresa Guerrero, todas ellas con una dilatada trayectoria de premios.

Las mujeres ceramistas y responsables institucionales en la exposición 'Ceràmica en mans de dona'. Imagen cortesía de La Nau.

Las mujeres ceramistas y responsables institucionales en la exposición ‘Ceràmica en mans de dona’. Imagen cortesía de La Nau.

Las artistas “han utilizado la cerámica para dar forma a sentimientos y necesidades comunicativas mediante la creación de obras delicadas y sutiles que provienen de ellos, y que se manifiestan tras un viaje sosegado, reflexivo y tranquilo en el interior de sus talleres. Ellas hablan calladamente de un viaje interior que desean compartir, a través de sus obras, en esta exposición”, se explicó en la presentación. A las ceramistas “les importa el mundo, la naturaleza, los espacios, los macizos y los vanos que se pueden crear con este material y sus posibilidades artísticas en el sentido más amplio del término”.

Las siete ceramistas se caracterizan por presentar enfoques estéticos distintos pero comparten dos cuestiones: una dilatada trayectoria en la creación cerámica; y los materiales utilizados, que son el gres y la porcelana, con un color dominante, el blanco.

Las obras expuestas destacan por su heterogeneidad. Algunas muestran la forma de instalaciones suspendidas del techo, fijadas en las paredes, murales u obra exenta. El proceso para crear las piezas cerámicas abarca una amplia gama de técnicas, que van desde el torno hasta el modelado, pasando por la construcción mediante planchas de barro para crear obras singulares llenas de significado.

La mayoría de las obras presentadas son de gran formato, conceptualmente se podrían agrupar en instalaciones, murales y obra exenta. El elemento armonizador es la cerámica, obtenida principalmente por la cocción de la pasta de porcelana y del gres. En total se exponen 21 piezas (cada artista propone tres obras). La exposición se completa con un cuidado catálogo de la exposición en la que se analiza la obra de las siete ceramistas con las aportaciones entre otros de los docentes Carmen Sevilla y Feli Ruiz.

Vista de la exposición 'Ceràmica en mans de dona'. Imagen cortesía de La Nau.

Vista de la exposición ‘Ceràmica en mans de dona’. Imagen cortesía de La Nau.

La cerámica también es arte contemporáneo

Fuera de serie. De la provocación a la ilusión
Museo Nacional de Cerámica y Artes Suntuarias González Martí
C / Poeta Querol, 2. Valencia
Hasta el 2 de octubre de 2016

“Hay miedo por parte de las galerías a exponer artistas cerámicos”, avanzó Carmen González, comisaria de la exposición Fuera de Serie. De la provocación a la ilusión que acoge el Museo Nacional de Cerámica González Martí. Ninguno por su parte, que en su galería de Colonia en Alemania viene haciéndolo desde hace tiempo “con absoluta normalidad y asumido por el público”. La muestra que reúne en Valencia a 50 de los artistas contemporáneos más relevantes del panorama nacional viene a ser una “llamada” en esa dirección.

Serie de azulejos de Salvador Dalí. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Serie de azulejos de Salvador Dalí. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

No es ninguna provocación, que la comisaria deja para los artistas, sino la constatación de un hecho: “Es una llamada para esa gente que todavía no sabe que hay cantidad de artistas trabajando la cerámica dentro del arte contemporáneo”. Muchos y muy buenos. Algunos, como Picasso o Dalí, que ya utilizaron la cerámica como soporte expresivo, y cuya obra se exhibe por primera vez en el González Martí, donde se puede ver una pieza dedica expresamente al museo por parte del pintor malagueño o una serie de azulejos basada en cuadros del propio Dalí.

Pieza de Alberto Hernández. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Pieza de Alberto Hernández. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

También los hay como Gregorio Peño que han merecido el premio por parte de la feria ARCO, por primera vez para un artista ceramista, o Alberto Hernández, primer artista vivo que expone en el Museo de Artes Decorativas de Colonia. Son tan sólo algunos ejemplos de la pujanza de la cerámica dentro del arte contemporáneo, que viene mereciendo lógica atención en el González Martí de Valencia, pero que pugna por hacerse un hueco mayor en el circuito de las galerías, todavía reticentes.

Obra de Arcadio Blasco. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Obra de Arcadio Blasco. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Fuera de Serie apunta en su título en una doble dirección. Por un lado se refiere a los artistas que han sido invitados a participar en una exposición que reúne a los miembros de la Academia Española de Cerámica. Y, por otro, se refiere literalmente a estos ilustres ceramistas convocados en el González Martí, en el marco del Congreso de la Academia Internacional de Cerámica que tendrá lugar en Barcelona el próximo septiembre. Una nómina de artistas que abarca 80 años de la mejor cerámica contemporánea, en cuyo recorrido destaca el alicantino Arcadio Blasco, fallecido hace tres años, “que fue el precursor de todo lo que se ve en la exposición”, explicó González.

Obra de Miguel Ángel Gil. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Obra de Miguel Ángel Gil. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Y lo que se ve está dividido en cuatro apartados relacionados con la tradición, la narración, la ilusión y la ya aludida provocación. En el punto de partida, los nombrados Picasso, Dalí y Blasco, junto a Llorens Artigas, Jordi Serra o Lluís Castaldo, quebrando la estricta funcionalidad de la pieza cerámica para convertirse en un objeto bello. También aparece como soporte expresivo que, al igual que el lienzo, puede dar lugar a contar historias “tomando a la figura humana o la imitación de formas” como elementos de esa narración. Ahí están los casos de Xavier Monsalvatge, empleando el lenguaje del cómic con crítica social, Ángel Garraza, Samuel Bayarri, con su expresiva cabeza, Esperanza Fontecha, Teresa Gironés, la tailandesa afincada en Valencia Supi Hsu, el grito de Miguel Ángel Gil o Marina Rubio, la más joven.

Obra de Samuel Bayarri. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Obra de Samuel Bayarri. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

La provocación corre a cargo de artistas que fuerzan los límites del material para arrancarle lo mejor de sí, como sucede con Enric Mestre, Joan Serra, Rafa Pérez, trabajando masas de dilatación que en lugar de encoger en el honor se abre como un suflé, Madola o los mencionados Peño y Hernández, este último pintando, literalmente, con fuego. Y puestos a provocar, la exposición incluye un video con diversas performances que vienen a reflexionar sobre el hecho cerámico de un modo fuertemente instigador. Jaume Coll, director del Museo González Martí, afirmó que realizar arte contemporáneo con cerámica “exige rizar el rizo y eso no se aprecia”, abundando en la idea de reconocer el talento de tantos y tan buenos ceramistas como hay en nuestro país. Basta un recorrido por estos Fuera de Serie para darse cuenta.

Esculturas de Teresa Gironés. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Esculturas de Teresa Gironés. Museo Nacional de Cerámica González Martí.

Salva Torres

Lucía Peiró y 34 artistas en la diversidad

Juntos en la diversidad. Exposición colectiva
Galería del Palau
C/ Del Palau, 10. Valencia
Hasta el 14 de mayo

Con dos simples cucharas, que fue golpeando contra suelos y paredes al ritmo de su libre albedrío, Lucía Peiró abrió la exposición ‘Juntos en la diversidad’ de la Galería del Palau. Su performance giraba en torno al concepto de gastronomía. Por eso iba probando con esas cucharas lo que daban de sí las duras superficies del hall de entrada al recinto expositivo. Buscaba sensaciones, como se buscan al frente de un buen plato. Y, para ello, Peiró no dudó en poner todo el alma, incluido el cuerpo, entregado todo a él a tan exquisita como provocadora experiencia.

Lucía Peiró, en un momento de la performance que abrió la exposición 'Juntos en la diversidad' en Galería del Palau.

Lucía Peiró, en un momento de la performance que abrió la exposición ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

El público allí congregado fue dejando paso a la artista, a medida que ésta progresaba en su avance rítmico. Poseída por un apetito ajeno a la evocada gastronomía, Peiró fue dejando muestras de lo alejado que estaba su performance del carácter instrumental asociado a las cucharas. No buscaba alimento alguno; no, al menos, alimento orgánico. Más bien se trataba de poner en escena ese otro alimento espiritual encarnado en el movimiento del cuerpo a la búsqueda de inquietantes sensaciones.

Ayudándose de las cucharas fue finalmente amontonando sobre un plato de madera una especie de harina, sacada con cuidado de una bolsa de papel marrón. Luego se paseó entre el público agitando el plato al tiempo que la harina iba cayendo sin control, provocando una suerte de estampida. Finalmente, depositó el plato ya vacío rebañándolo enérgicamente con una de las cucharas. La deconstrucción gastronómica había tocado a su fin. Y, con ella, la interrogación acerca del acto alimenticio, ése que va de Ferran Adrià a la más ancestral depredación.

Obra de Lupe Godoy en la exposición 'Juntos en la diversidad' en Galería del Palau.

Obra de Lupe Godoy en la exposición ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

Lucía Peiró abría así la exposición ‘Juntos en la diversidad’, que reúne obra de 35 artistas en una especie de comunión mística. Leído a prisa, el título bien pudiera transformarse en este otro: juntos en la adversidad. Porque la Galería del Palau, siempre en la cuerda floja por culpa de la pegajosa crisis, parece haberse querido animar juntando a los artistas; haciendo piña con ellos. Como si apretando filas, el azote del IVA y otras inclemencias culturales pudieran llevarse mejor.

Obra de Silvina Beranguer en la exposición 'Juntos en la diversidad' en Galería del Palau.

Obra de Silvina Beranguer en la exposición ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

Y ahí están las pinturas y esculturas de artistas sin duda diversos, pero hermanados por su creatividad. En tiempos de trincheras y compartimentos estancos, valga esta exposición ampliamente colectiva como prueba de cohesión en medio de la agrietada cultura. En el redoble de tambores de la Galería del Palau participan: Amparo Almela, Api, Fernando Barrué, Silvina Berenguer, Pilar Blat, Mariona Brines, Dilena Díaz, Marcelo Díaz, Bartolomé Ferrando, Fuencisla Francés, Lupe Godoy, Pasqual Gomes, J. Guimaraes, Rafael Hernández, Teresa Herrera, Lucía Hervás, Supi Hsu, Eduard Ibáñez, Néstor López, Pierre Louis, Martí Quinto, Lola Mas, José Megías, Juan Diego Miguel, Antonia Mir, Eva Mus, Joan Patón, Lucía Peiró, Paqui Revert, Susana Roig, Martí Rom, Carmen Sánchez Oroquieta, Sendra Lull, Miquel Simó y Hans Dieter Zingraff.

Pieza de Amparo Almela en la exposición 'Juntos en la diversidad' en Galería del Palau.

Pieza de Amparo Almela en la exposición ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

Obra de Mariona Brine y Martí Rom en la exposición 'Juntos en la diversidad' en Galería del Palau.

Obra de Mariona Brine y Martí Rom en la exposición ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

Pieza de Hans Dieter Zingraff en la exposición 'Juntos en la diversidad' en Galería del Palau.

Pieza de Hans Dieter Zingraff en la exposición ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

Obra de Lucía Hervás en la exposición 'Juntos en la diversidad' en Galería del Palau.

Obra de Lucía Hervás en la exposición ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

Lucía Peiró, en un momento de la performance con la que se inauguró Juntos en la diversidad en Galería del Palau.

Lucía Peiró, en un momento de la performance con la que se inauguró ‘Juntos en la diversidad’ en Galería del Palau.

Salva Torres