Más galerías, más rutas, más Abierto Valencia

Abierto Valencia
Associació Valenciana de Galeries d’Art Contemporani (LaVAC)
Viernes 30 de septiembre y sábado 1 de octubre de 2016

L’Associació Valenciana de Galeries d’Art Contemporani (LaVac) ultima ya los detalles de la cuarta edición de Abierto Valencia que tendrá lugar el día 30 de septiembre y 1 de octubre. El objetivo de LaVac es generar espacios de encuentro entre el público, el arte y las galerías y para ello organiza una de sus actividades más destacadas, los ARCO Gallery Walks. En la cuarta edición de Abierto Valencia, el evento crece con la llegada de jóvenes galerías a LaVac y el número de rutas se amplía a cuatro incluyendo estos espacios.

Abierto Valencia 2016 intensifica además su apoyo a las galerías y los artistas con la ampliación del número de premios que pasan de cuatro a cinco y refuerza su apuesta por el coleccionismo activo como responsabilidad social corporativa con la organización de una mesa redonda sobre Arte y Empresa.

Obra de Antonio Fernández Alvira. Espai Tactel. Imagen cortesía de La VAC.

Obra de Antonio Fernández Alvira. Espai Tactel. Imagen cortesía de La VAC.

El viernes 30 de septiembre y sábado 1 de octubre, las galerías abrirán sus puertas a cuatro diferentes ARCO Gallery Walk, un evento especial en el que los ciudadanos podrán recorrer las galerías de la ciudad de Valencia con visitas guiadas gratuitas para conocer el funcionamiento y la historia de estos espacios. El opening tendrá lugar el día 30 a las 17.00h cuando todas las galerías de Abierto Valencia abrirán al público de manera simultánea para mostrar sus nuevas exposiciones.

Tras el opening, el IVAM acogerá la fiesta de inauguración de Abierto Valencia, en la que se servirá un coctel que contará con la colaboración de Vilaplana, Cerveza Turia, Terres dels Alforins y Coca-Cola y será accesible únicamente bajo invitación.

Ermita de Polvoranca, de Óscar Carrasco. Galería Luis Adelantado. Imagen cortesía de LaVAC.

Ermita de Polvoranca, de Óscar Carrasco. Galería Luis Adelantado. Imagen cortesía de LaVAC.

Organizados por la Asociación Valenciana de Educadores de Museos (AVALEM), los ARCO Gallery Walks incluyen cuatro rutas distintas que cuentan de nuevo con el patrocinio de la Fundación ARCO, reiterando su apuesta por la educación y el arte como motores de cambio. Las 16 galerías participantes están organizadas en circuitos pensados para realizar a pie por el centro de Valencia en cuatro itinerarios diferentes con horario especial.

La Ruta 1 recorrerá las galerías Mr. Pink, Espai Visor, Rosa Santos y Punto/Área 72. La Ruta 2 comenzará en la galería Luis Adelantado y continuará con Paz y Comedias, Shiras, Set Espai d’Art y del Palau. La Ruta 3 visitará la Galería Thema, la Galería 9, Benlliure y Alba Cabrera y la 4, Espai Tactel, Plastic Murs y Pepita Lumier.

Crajes. Plastic Murs. Imagen cortesía de LaVAC.

Crajes. Plastic Murs. Imagen cortesía de LaVAC.

Desde las 17.00h, los educadores de AVALEM acompañarán a los asistentes por Ciutat Vella, Ruzafa o Pla del Remei y durante estos recorridos, los asistentes podrán conocer obras de autores con estilos tan diversos como José Saborit, Mariscal, Ximo Berenguer, Rafael Canogar o Juan Olivares, entre muchos otros.

Los ARCO Gallery Walks son gratuitos y están abiertos al público en general. Para participar es necesario inscribirse enviando un e-mail a la dirección asociacionavalem@gmail.com indicando los datos personales de los asistentes, la ruta y el día elegido.

Palafitos, de Calo Carratalà. Galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de LaVAC.

Palafitos, de Calo Carratalà. Galería Alba Cabrera. Imagen cortesía de LaVAC.

En esta cuarta edición, Abierto Valencia refuerza su compromiso con los artistas y galeristas al aumentar  los premios otorgados a las mejores obras en su apuesta por la profesionalización del mundo del arte: el premio a la Mejor exposición de apertura, otorgado por la Conselleria de Cultura de la Generalitat Valenciana y en esta edición, cuatro premios de adquisición de obra: tres patrocinados por entidades privadas (DKV, la Fundación Hortensia Herrero y Gandia Blasco) y un nuevo premio de adquisición por parte del Institut Valencià d’Art Modern (IVAM).

Obra de José Saborit. Galería Shiras. Imagen cortesía de LaVAC.

Obra de José Saborit. Galería Shiras. Imagen cortesía de LaVAC.

Como en anteriores ocasiones, un jurado especializado visitará las galerías para otorgar el premio a la mejor exposición de apertura. En esta edición, el jurado estará compuesto por: Antonio Molina-Vázquez, director y fundador de Spain NOW!, temporada anual de arte y cultura españolas en Londres, que ha trabajado para la Tate Modern, el Centre for Creative Communities (CCC), el Arts Council England, British Council y DCMS (Ministerio de Cultura británico), entre otros; Carlos Delgado Mayordomo, crítico de arte en medios de comunicación como ABC Cultural, comisario de exposiciones especializado en gestión cultural y profesor del Máster en Mercado del Arte y Gestión de Empresas Relacionadas de la Universidad Nebrija; José Luis Pérez Pont, director del Consorcio de Museos de la Generalitat Valenciana, y Josep Salvador, Conservador del Institut Valencia d’Art Modern (IVAM), siendo en la actualidad responsable de la colección.

Obra de Chema López. Galería Rosa Santos. Imagen cortesía de LaVAC.

Obra de Chema López. Galería Rosa Santos. Imagen cortesía de LaVAC.

Abierto Valencia se ha convertido en una de las citas de referencia para coleccionistas y amantes del arte y en esta edición tiene como objetivo animar al coleccionismo local y nacional y transmitir el valor del arte para la empresa. Para ello, Colecciona, plataforma parael fomento del coleccionismo privado de nuestro país y Ética, empresa especializada en gestión patrimonial, finanzas corporativas y responsabilidad social; organizan una mesa redonda el sábado 1 de octubre a las 12.00h, en la Fundación Bancaja dentro de la programación oficial de Abierto Valencia.

Rebeca Plana. Galería Thema. Imagen cortesía de LaVAC.

Rebeca Plana. Galería Thema. Imagen cortesía de LaVAC.

La mesa redonda, que llevará por título ‘Arte y RSC: Visiones y experiencias desde la empresa’ contará con las ponencias de Chema de Francisco, Director de ESTAMPA Feria de Arte Contemporáneo; Fernando Ibáñez, Director de Ética y promotor de the_ HUB; y Lucía Roldán, Responsable de Desarrollo Corporativo en el Museo Lázaro Galdiano. La asistencia a la mesa redonda se realizará bajo invitación y tras la misma se servirá un coctel con el patrocinio patrocinado por Ética con la colaboración de Champagne Taittinger. En esta edición, Abierto Valencia refuerza la participación de destacados miembros del panorama artístico nacional y cuenta con la colaboración de One Shot Hoteles.

Jonay C. Van del Linden. Galería 9. Imagen cortesía de LaVAC.

Jonay C. Van del Linden. Galería 9. Imagen cortesía de LaVAC.

Abierto Valencia es un evento organizado por l’Associació de Galeries d’Art Contemporani de la Comunitat Valenciana y la Conselleria d’Educació, Investigació, Cultura i Esport de la Generalitat Valenciana. Participa el IVAM, la Fundación Bancaja, ARCO, Colecciona, Ética., the_ HUB, DKV, la Fundación Hortensia Herrero y Gandia Blasco. Colaboran, One Shot Hoteles, Vilaplana, Cerveza Turia, Terres dels Alforins, Champagne Taittinger, La Imprenta GC, Coca-Cola, Ocimag, Valencia Plaza y MAKMA.

Blaue Rhytmen, de José Antonio Orts. Galería Punto. Imagen cortesía de LaVAC.

Blaue Rhytmen, de José Antonio Orts. Galería Punto. Imagen cortesía de LaVAC.

Vanidad e inteligencia en la pintura

Vanidades, intelecto y espiritualidad
Centre del Carme
C / Museo, 2. Valencia
Hasta el 25 de septiembre de 2016

El Consorci de Museus de la Comunitat Valenciana presenta la exposición ‘Vanidades, intelecto y espiritualidad’ de la colección Ars Citerior, en el Centre del Carme de Valencia.

La exposición, que se podrá ver hasta el 25 de septiembre, fue presentada por el director del Consorci de Museus, José Luis Pérez Pont, y por el comisario de la muestra, el coleccionista, Javier Martín. Pérez Pont señaló que “esta exposición ofrece una relectura del arte español a través de 65 obras de 53 artistas desde mediados del siglo XX hasta nuestros días abordando tres aspectos que son universales e inherentes a la condición humana como son las vanidades, el intelecto y la espiritualidad”.

“Estos tres conceptos sirven para profundizar en la obra de destacados artistas españoles como Rafael Canogar, Josep Guinovart, José María Iglesias, Manuel Hernández Mompó, Guillermo Pérez Villalta, Gerardo Rueda, o Jordi Teixidor”, explicó el director del Consorci quien recordó que “la exposición es una producción del Consorci de Museus con la colaboración de la colección Ars Citerior”.

La exposición es asimismo una oportunidad para descubrir tanto a artistas recuperados recientemente como el alicantino, Ángel Luque (que huyó a Venezuela durante la dictadura franquista), o Elena Asins, como obra inédita de importantes pintores como Yturralde, Ana Peters, Salvador Victoria, Hugo Fontela o Darío Villalba, ya que la mitad de piezas que componen la exposición se exhiben aquí por primera vez.

Vista de la exposición 'Vanidades, intelecto y espiritualidad'. Imagen cortesía de Centro del Carmen.

Vista de la exposición ‘Vanidades, intelecto y espiritualidad’. Imagen cortesía de Centro del Carmen.

El recorrido por la muestra permite reconocer las corrientes artísticas y los movimientos que han destacado en la historia del arte español como el informalismo o la pintura geométrica frente al grupo de Cuenca formado en torno a Fernando Zobel y el Museo de Arte Abstracto Español (que precisamente ha reabierto sus puertas recientemente).

Según el comisario de la muestra, “este grupo era conocido como los ‘buscadores de la excelencia’ donde se encuentra obra más lírica de Mompó, Gerardo Rueda, Gustavo Torner, o José Guerrero y alrededor de ellos Salvador Victoria, Miura, Teixidor o Yturralde, interesante movimiento sobre el que no se han hecho muchas exposiciones en Valencia y que sirvió de contrapunto a la pintura negra de los años 60 y 70”.

En esta relectura del arte español tienen cabida asimismo artistas jóvenes (en torno a 15 artistas tienen menos de 40 años) con una cierta trayectoria como Hernández Domínguez Albano (premio BMV), Marlon de Azambuja, Maya Saravia o el valenciano Manuel Blázquez (uno de los artistas seleccionados en la próxima edición del Proyecto 3 CMCV del Consorci de Museus).

“Con un carácter divulgativo la exposición acerca la obra contemporánea al público, nos recuerda el peso que han tenido también los pintores valencianos para la historia del arte español con grupos como Estampa Popular o el Grupo Parpalló y nos ayuda a prolongar esta historia hasta llegar a los artistas más jóvenes, integrarlos en ella, y apreciar así la importancia de sus aportaciones. Todo ello gracias a la generosidad de coleccionistas como Javier Martín cuyo interés y amor por el arte contemporáneo permiten que los artistas puedan seguir desarrollándose”, concluyó Pérez Pont.

Vista de la exposición 'Vanidades, intelecto y espiritualidad'. Imagen cortesía de Centro del Carmen.

Vista de la exposición ‘Vanidades, intelecto y espiritualidad’. Imagen cortesía de Centro del Carmen.

Discurso expositivo

El recorrido se ha dispuesto en tres secciones claramente diferenciadas. La primera es la del entorno del hombre, el paisaje, ya sea natural como en el árbol a gouache de Joan Hernández Pijuan, o el de la tierra trabajada y modificada de la Caja Rostroll de Josep Guinovart. Merece especial atención Fondo Mediterráneo VI, donde Vicente Vela muestra restos de culturas que conocieron pasados momentos de gloria y que ahora están olvidadas en el fondo de un mar que las creó y acarició.

Dentro de esta misma sección, las obras dedicadas a las vanidades, como el lienzo Casanova de Dis Berlin, o el cartón de Los coleccionistas de Víctor Cámara, o los esquemas trazados por Maya Saravia basándose en mapas de las guerras de Irak y Afganistán.

Si continuamos la exposición, llegamos a la manifestación más propia del hombre: la inteligencia. Y con ella la capacidad de crear arte, aspecto que tal vez no tenga una utilidad práctica en sí misma, pero que le sirve para intentar conocerse y le facilita el tránsito por esta vida. Aquí apreciamos las obras monocromas de Ana Peters y Salvador Victoria; piezas informalistas de Francisco Farreras y Darío Villalba; la Praescriptura de Gustavo Torner; o la abstracción poética de Águeda de la Pisa. Y las obras integradas en la corriente geométrica de Monika Buch, Elena Asins, Carlos Evangelista o Jaume Rocamora, y el cinetismo de Marlon de Azambuja.

El último trayecto finaliza como termina la vida del hombre: con la muerte y la esperanza. Estela de Rafael Canogar, el Tríptico de las almas de Javier Palacios y la lumínica obra de José María Yturralde, nos hablan de la muerte física, la persistencia del alma y de la unión con el Universo.

Vista de la exposición 'Vanidades, intelecto y espiritualidad'. Imagen cortesía del Centro del Carmen.

Vista de la exposición ‘Vanidades, intelecto y espiritualidad’. Imagen cortesía del Centro del Carmen.

 

Donostiartean celebra su tercera edición

III Feria Internacional de Arte Contemporáneo DONOSTIARTEAN
Palacio de Congresos Kursaal
Avenida de Zurriola 1, Donostia, Guipuzkoa
Del 12 al 15 de mayo de 2016

Coincidiendo con la Capitalidad Europea San Sebastián 2016, la Feria Internacional de Arte Contemporáneo DonostiArtean celebra su tercera edición, que tendrá lugar, del 12 al 15 de mayo de 2016, en el Palacio de Congresos Kursaal de San Sebastián, centro de actividad cultural de la ciudad.

DONOSTIARTEAN. MAKMA

La III edición de la feria se celebra en un año decisivo para la ciudad de San Sebastián, en tanto que  Capital Cultural Europea 2016, lo que va a suponer, entre otras cuestiones, un incremento de 1.500.000 de visitantes, en una ciudad que ya atesora una habitual y relevante presencia de turismo. Por este motivo, se incorporan al proyecto novedades significativas:

NUEVAS PROPUESTAS 2016

• Programa de actividades paralelas a la feria.

• Convocatoria del Primer Certamen para Carteles ‘Feria Donostiartean’ de Pintura y Dibujo, del que ha salido el cartel publicitario de la feria. Se han seleccionado 34 obras de entre las presentadas, que han sido expuestas en un circuito de comercios de San Sebastián. En esta iniciativa colaboran Papelería Tamayo, Espacio Punto Creativo Iñigo Arístegui y San Sebastián Shops.

• Apoyo al proyecto por parte del Ayuntamiento de San Sebastián, implicado e interesado en la feria como actividad complementaria al programa de la Capitalidad Cultural 2016.

• La III edición de DonostiArtean cuenta, además, con el apoyo de San Sebastián Turismo, San Sebastián Capital Cultural 2016, Kutxa Fundazioa, San Sebastián Shops, Papelería Tamayo e Iñigo Arístegui Punto Creativo.

Pieza perteneciente a la instalación 'Vertebrados', de la valenciana Nanda Botella, presente en Donostiartean. Fotografía cortesía de los organizadores.

Pieza perteneciente a la instalación ‘Vertebrados’, de la valenciana Nanda Botella, presente en Donostiartean. Fotografía cortesía de los organizadores.

Uno de los elementos destacados de la presente edición es la participación de galerías de muy diversa procedencia geográfica, acudiendo de varias comunidades españolas y abriendo el abanico de concurrentes a galerías internacionales. Se contará, por tanto, con la participación de treinta y un expositores, de los que diez son extranjeros.

La Feria Internacional de Arte Contemporáneo DonostiArtean apuesta por erigirse en una feria  multidisciplinar, dando cabida a propuestas de pintura, fotografía, escultura, dibujo o grabado, acogiendo la rúbirca de artistas de vanguardia y las firmas más consagradas, como Miquel Barceló, Joan Miró, Rafael Canogar, Antonio Saura, Antoni Tàpies, amén de artistas vascos como Eduardo Chillida o Jorge Oteiza, En total, más de 300 artistas con propuestas atractivas y cercanas para el visitante, en un escaparate perfecto para su difusión y adquisición.

Imagen de la obra 'Máscara', de Rafael Canogar, presente en el stand de la galería madrileña Aleseide. Fotografía cortesía de los organizadores.

Imagen de la obra ‘Máscara’, de Rafael Canogar, presente en el stand de la galería madrileña Aleseide. Fotografía cortesía de los organizadores.

DonostiArtean es un proyecto promovido por Scarpellini Proyectos S.L., empresa dedicada a la gestión cultural, que colabora con galerías de arte, fundaciones y organismos oficiales, con una trayectoria consolidada en la organización de ferias internacionales de arte contemporáneo.

Donostiartean nace con la intención de convertirse en una feria de referencia en el circuito del arte internacional, consolidándose de año en año con propuestas que acerquen el arte a la ciudad.

 

Obras con mucho vuelo en El Carmen

Colección Aena de Arte Contemporáneo
Centro del Carmen
C / Museo, 2. Valencia
Hasta el 10 de enero de 2016

Son obras de arte contemporáneo habitualmente instaladas en aeropuertos de toda España. Obras que en su día fueron catalogadas por la Fundación Aena, institución cultural ahora dependiente de la entidad pública Enaire, para su gestión, conservación y divulgación. Fruto de ese trabajo necesario, ya que muchas de esas obras se hallaban repartidas sin mucho fuste por diferentes dependencias de la red de aeropuertos, es la colección de más de 1500 piezas ahora en depósito. Un total de 35 de esas obras, todas ellas de gran formato, se exhiben en el Centro del Carmen.

Algunas pertenecen a artistas o grupos valencianos de la talla de Andreu Alfaro, Miquel Navarro y Equipo Realidad. “Es una selección pequeña pero sin duda representativa de la colección de la Fundación Aena”, afirmó Enrique Moral, director de la entidad pública. Pequeña, pero “rotunda”, subrayó Felipe Garín, director del Centro del Carmen. Rotundidad en cuanto al formato y a la cualidad de los artistas representados: Eduardo Arroyo, Miquel Barceló, Juan Barjola, Rafael Canogar, Cristina Iglesias, Paloma Navares, Antoni Tàpies… Y rotundidad en cuanto al contenido plástico.

Obra de Santiago Sierra, de la Colección Aena, en el Centro del Carmen.

Obra de Santiago Sierra, de la Colección Aena, en el Centro del Carmen.

La exposición, cuyo título Evolución se refiere al propio vuelo ascendente en el tiempo de la colección, arranca con la obra de Tàpies Grafismes blaus sobre vellut granat, en la que destaca un igualmente rotundo ‘No’ en el interior del cuadro. Y la cierra una similar y contundente negación de Santiago Sierra en su fotografía en blanco y negro denominada No Global Tour. “Sí, podríamos decir que empieza con una negación a la dictadura por parte de Tápies y concluye con esa otra negación de Sierra contra la globalización”, admitió Ángeles Imaña, comisaria de la muestra.

Y entre ambas negaciones, una severa afirmación: “Estamos probablemente ante una bella desconocida”, refiriéndose Moral al conjunto de obras exhibidas de la colección Aena, que sirve de “impulso al arte español, portugués e iberoamericano”. Porque Evolución, en tanto tal, muestra obras que van de los años 70 a la actualidad, incluyendo artistas como la portuguesa Helena Almeida o el chileno Roberto Matta, dentro de ese “objetivo público de apoyo al arte contemporáneo”. Pinturas murales, esculturas, fotografías y audiovisuales que dejan por unos meses su ubicación en los aeropuertos de Valencia, Barcelona, Madrid, Palma, Santiago, León o Málaga, para que el espectador las vea fuera de su contexto habitual.

Obra de la Colección Aena, en el Centro del Carmen.

Obra de la Colección Aena, en el Centro del Carmen.

“El fútbol ayudó mucho al impulso de la colección”. Y Enrique Moral, ante el asombro general, explicó que con motivo del Mundial del 82, “se ampliaron los aeropuertos”, lo cual favoreció esa evolución del arte contemporáneo en relación con los espacios destinados a la navegación aérea. Eso sí, las compras han sido en todo momento “siguiendo el criterio público de gasto en torno a valores seguros”. Como lo son Barceló, Arroyo, Canogar, Tàpies o Barjola, cuya Tauromaquia, según explicó Imaña, pasó “de las cabezas picassianas a esas otras más de Bacon”, característico del quehacer siempre inquieto del artista extremeño.

Felipe Garín advirtió el hecho de que siendo una colección de la Fundación Aena no hubiera prácticamente alusiones a los aviones, lo cual le pareció un acierto. Y cuando tal cosa sucede, como en el caso de la instalación de Tim White-Sobieski Terminal 3, sea para homenajear a las víctimas de las Torres Gemelas mediante imágenes de un misterioso atractivo. Como misteriosa es la obra de Paloma Navares, “artista poco conocida, pero de gran talento” (Imaña), o sobrecogedora la fotografía de Victoria Diehl de una mujer sin pezones en su maltratado cuerpo; esta última, ganadora del Premio de Fotografía que convoca la Fundación Aena.

Obra de Juan Barjola, de la Colección AENA, en el Centro del Carmen.

Obra de Juan Barjola, de la Colección AENA, en el Centro del Carmen.

Salva Torres

La historia de España en 59 obras de arte

Colección Mariano Yera
Centro del Carmen
C / Museo, 2. Valencia
Hasta el 22 de marzo, 2015

Hay obras ‘crispadas’ de los 50 de Mompó, Genovés o Saura. Sueños goyescos de los 60, no sólo de Viola, sino de Tàpies, Villalba, Millares, Guinovart o Gordillo. Las explícitamente críticas de los 70, con Equipo Realidad y Equipo Crónica a la cabeza. De los bulliciosos 80, que Miquel Barceló simboliza con sus ‘9 agujeros’. De los 90, carnales y paisajistas: Pérez Villalta, Palazuelo, Navarro Baldeweg. E incluso del siglo XXI, con ‘Herr Profesor’ Paco Pomet, sellando el amplio repaso histórico. El Centro del Carmen, como subrayó su director Felipe Garín, es, por obra y gracia de la Colección Mariano Yera, “un museo de arte contemporáneo español”.

Obra de Artur Heras de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

Obra de Artur Heras de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

Las 59 obras presentadas en la Sala Ferreras, que permanecerán hasta el 22 de marzo, son como un libro abierto de historia. Natalia Yera, hijo del coleccionista Mariano Yera, quiere que así sea: “Hay que animar a los colegios para que vengan con sus alumnos a verla”. Es su máxima aspiración: “Que el arte nos ayude a ser mejores personas”. De hecho, tal y como destaca en la entrevista con Lucía Ybarra y Rosina Gómez-Baeza, incluida en el catálogo de la colección, “el arte es un veneno, un veneno bueno. Hace de ti una persona más sensible. Tendría que ser un pilar fundamental en la educación de cada persona”.

Obra de Paco Pomet de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

Obra de Paco Pomet de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

Por eso Garín insistió en que para Valencia era “un lujo” tener una exposición con casi 60 maestros españoles de la segunda mitad del siglo XX. La Colección Mariano Yera, centrada en tan singular periodo de la Historia de España, reúne la mejor pintura de la época. “Por coherencia y continuidad en el tiempo, probablemente sea la mejor”, reconoció Felipe Garín. Para Natalia Yera, se trata de una colección que su padre empezó en 1999 y que permite seguir “la evolución de la historia del arte en España”, reflejo a su vez de una época en que nuestro país “apenas tenía presencia en el panorama artístico internacional”.

Para suplir esa carencia, la Colección Mariano Yera, compuesta por más de 150 obras de 63 artistas, ha prestado obra a unas 500 exposiciones, tanto a nivel estatal como fuera de nuestras fronteras. Alicante, Castellón y ahora Valencia son las últimas en mostrar tan singular legado. “Es una ocasión única para ver obras de arte contemporáneo de gran calidad y tamaño, que hemos podido contemplar en libros”, explicó Garín.

Obra de Manuel Miralles de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

Obra de Manuel Miralles de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

El recorrido por medio siglo de España podría abrirse con esa ‘Pareja’ de Juan Genovés o esos ‘Personajes’ de Hernández Mompó, entre turbios y difusos de los años 50, todavía intentando rehacerse de los estragos de la guerra. Enseguida, entre Eduardo Arroyo, Feito, Canogar o Equipo Realidad, enterrando al estudiante Orgaz, hurgarán en esa misma herida, para que luego en los 70 Artur Heras, Lucio Muñoz, Equipo Crónica o el propio Equipo Realidad metan aún más el dedo en la llaga de la dictadura, a punto de convertirse en democracia.

Ya en ella, Broto, Barceló, Dis Berlin, Sicilia, Uslé, Patiño o Perejaume, mostrarán cierto aire rejuvenecido, no exento de cicatrices, entrando al siglo XXI con Ugalde, Galindo o Pomet revelando la emergencia de otros monstruos interiores. La Colección Mariano Yera, Premio ARCO al Coleccionismo privado en 2012, ofrece la posibilidad de seguir ese reguero histórico con una muestra de alta pintura.

Obra de Manuel Quejido de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

Obra de Manuel Quejido de la Colección Mariano Yera. Centro del Carmen.

“No es frecuente encontrar cinco obras de Tàpies, cuatro obras de Gordillo, de Juan Genovés, de Guinovart, de Juan Uslé o del Equipo Crónica, ni nueve del Equipo Realidad en colecciones privadas españolas, ni tampoco –y eso sería otro elemento diferenciador- obras que vienen a cubrir de forma eficaz toda la segunda mitad del siglo XX”. Por eso Felipe Garín considera la exposición ubicada en la Sala Ferreras de gran significación para Valencia. “Una explosión de pintura”, por utilizar las palabras de Valeriano Bozal, incluido en el catálogo, que permanecerá en el Centro del Carmen hasta superadas las Fallas, ocasión única para sumar a las mascletaes esta otra combustión artística.

Obra de Guillermo Pérez Villalta de la Colección Mariano Yera en el Centro del Carmen.

Obra de Guillermo Pérez Villalta de la Colección Mariano Yera en el Centro del Carmen.

Salva Torres

Diálogos: Rafael Canogar / Daniel G. Andújar

Los trabajos de Canogar y Andújar comunican la necesidad de constatar una realidad, con poéticas fuertemente afianzadas en el compromiso social. Mediante la obra de ambos creadores se traban vínculos que nos hablan de una inquietud compartida, logrando que la ética llegue al terreno de la estética.

Rafael Canogar (Toledo, 1935), miembro fundador del grupo El Paso (1957-60), es un pintor cargado de inquietudes, dotado de una sorprendente actividad donde el cambio es una constante en su trayectoria, pasando de la pintura informalista a la pintura comprometida y finalmente a la nueva abstracción. Hacia los años 1970, el llamado “período negro”, le interesa introducir la figuración de forma más radical y comprometida  con acentos políticos donde plantea escenas de revueltas, violencia y  represión urbana que no se limitan a reflejar la situación española concretamente sino que abarca un plano más general como reflexión sobre la crueldad en cualquier parte del mundo. La incipiente libertad de aquellos años era insuficiente para comunicar y expresar la tensión de la realidad, de la nueva conciencia social y política que despertaba en el mundo. Canogar, y con él buena parte de los creadores de su generación, asume el compromiso como parte de su ideario artístico. (Pincha aquí para ver la imagen de la obra de Canogar)

Daniel García Andújar (Almoradí, 1966) reúne en un solo perfil características e implicaciones propias del informador, el analista, el activista o el crítico, haciendo que su trabajo artístico posea intensas implicaciones políticas. Con sus propuestas ha contribuido y contribuye a la redefinición del rol de artista en la sociedad, demostrando una permanente voluntad de intervención en la escena pública, en tiempo real y con la participación del público. En el marco de sus proyectos, Andújar se ocupa de conectar arte y producción de conocimiento partiendo del convencimiento de que, en la sociedad de la información, el recurso básico es el saber. Con esta perspectiva, en 1996 desarrolló Technologies To The People (TTTP) como resorte que ponía en cuestión la entonces reciente irrupción de Internet en la vida cotidiana y sus promesas de información y libertad. Es a partir de 2001 que activa iniciativas web como e-valencia.org, dirigida a la discusión sobre la política cultural valenciana, que causó toda una convulsión en el contexto, tanto por el volumen de participación conseguido como por la incomodidad política proporcionada. Actualmente trabaja en la creación de un archivo en constante crecimiento, que se alimenta de imágenes y documentos procedentes de Internet, poniendo en cuestión el estado de la política y la economía mundiales.

Begoña Martínez Deltell / José Luis Pérez Pont

Daniel García Andújar. The wonderful world of irational. Instalación. Medidas variables. 1996-2006. Imagen cortesía del artista.

Daniel García Andújar. The wonderful world of irational. Instalación. Medidas variables. 1996-2006. Imagen cortesía del artista.

DialogARTE fue un coleccionable producido por Doble Hélice y distribuido por el diario Información de Alicante que ponía en diálogo simbólico obras de arte del siglo XX, pertenecientes a las colecciones del MACA y la CAM, con el trabajo de jóvenes artistas alicantinos. El comisariado del proyecto estuvo a cargo de Begoña Martínez Deltell y José Luis Pérez Pont.

Porras, porros, movida y paro

La Nau de la Universitat de València

Universitarios contra la dictadura

Valencia

C / Universidad, 2

Hasta el 1 de septiembre

Que el franquismo puso firme a España, está claro. Que hubo focos de resistencia, también. Pero, pasado el tiempo, parece que aquí fue todo el mundo antifranquista. Y tampoco es eso. Aún así, conviene refrescar la memoria, aunque sólo sea para constatar lo difícil y peligroso que resulta siempre oponerse a las dictaduras. Que es lo que demuestra la exposición que La Nau de la Universitat de València le dedica al movimiento estudiantil en su lucha contra la dictadura franquista.

La exposición Memoria y vigencia de un compromiso. Universitarios contra la dictadura ocupa dos salas del edificio de La Nau: la Sala Acadèmia (más de 350 m2) y la Sala Estudi General (más de 200). Dos salas repletas de decenas de documentos inéditos, extraídos de unos archivos policiales “todavía cerrados a los investigadores”, subrayó María José Millán, comisaria de la muestra. Documentos y centenares de fotografías, audiovisuales realizados ex profeso para la exposición y obras de arte contemporáneo (Equipo Crónica, Anzo, Juan Genovés, Rafael Canogar, Equipo Realidad o Spadari), procedentes de prestadores de diferente naturaleza tanto pública como privada.

El montaje expositivo subraya las diferentes etapas por la que pasó ese movimiento estudiantil: desde el silencio de los primeros años (1939-1956), a la paulatina toma de conciencia (1957-1964), pasando por la rebelión posterior y la vigencia actual de aquel compromiso. Recorrido que empieza de manera tenebrosa, música incluida, y termina arrojando cierta luz al final del túnel. Todo ello salpicado de carteles y panfletos, distribuidos por paredes que simulan aquellas calles por las que blandían sus porras la policía encargada del orden.

Las porras y cargas policiales se fueron poco a poco mezclando con los primeros porros, cuyo humo señalaba el fuego que ya había prendido en el mayo francés, la primavera de Praga o la protesta contra la guerra del Vietnam. Diversos audiovisuales, con películas que reflejaban ese malestar, y documentales sirven de testimonio de toda esa agitación. Agitación que desembocó en la famosa movida y que, años después, sigue vigente en forma de bucle. Porque de aquella dictadura franquista hemos pasado a la dictadura de los mercados, y vuelta a empezar. De ahí, como explicó Millán, la vigencia del compromiso recogido en imágenes como las de la “Primavera valenciana”, seleccionadas por Tania Castro, y el documental “Estudiar en primavera” de Amparo Fortuny.

Universitarios contra la dictadura es una exposición profusamente documentada y estupendamente montada por Pepe Gimeno, en la que la Universitat de València ilustra el movimiento estudiantil que contribuyó a la construcción de la democracia. Parece que toca volver a empezar, a la vista del paro alcanzado y las medidas económicas que siguen propiciándolo. Pero la dictadura económica parece tener un rostro menos fiero. Eso o que las dictaduras necesitan del tiempo para engrandecer los focos de resistencia. Tomemos buena nota del compromiso que La Nau refleja en sus dos grandes salas, para seguirle el reguero a nuestro presente más inmediato. 

Salva Torres

El movimiento estudiantil en la lucha contra la dictadura

Memòria i vigència d’un compromís. Universitaris contra la dictadura.
La Nau; Sala Acadèmia y Sala Estudi General
Calle de la Universidad, 2
Inauguración: miércoles 13 de Marzo a las 20 h.
Del 14 de marzo al 1 de septiembre de 2013

La exposición ‘Memòria i vigència d’un compromís. Universitaris contra la dictadura’ es una ambiciosa muestra de la Universitat de València, que reivindica la importancia del movimiento estudiantil en la lucha contra la dictadura y en la construcción de la democracia española. Es un proyecto de envergadura por diversos motivos, según han explicado en una rueda de prensa celebrada este miércoles en el Centre Cultural La Nau de la Universitat de València, el vicerrector de Cultura e Igualdad de la Universitat de València, Antonio Ariño, y la comisaria de la muestra, María José Millán, en representación de todo el equipo de comisariado.

Además, la magnitud de esta muestra también se percibe en la diversidad y cantidad de material gráfico y documental que reúne, así como por el número de instituciones implicadas en su préstamo. La exposición contiene centenares de fotografías, audiovisuales creados ex profeso para la misma, documentación policial y obras de arte contemporáneo (Anzo, Equipo Crónica, Equipo Realidad, Rafael Canogar, Juan Genovés, Giangiacomo Spadari…) procedente de más de 200 prestadores de diferente naturaleza, tanto públicos como privados, entre los que se encuentra el Museo Nacional Reina Sofía, el Museo Internacional del Estudiante de Salamanca, la Agencia EFE, el Archivo Histórico del Partido Comunista de España, la Biblioteca Pública Municipal Pedro Ibarra (Elche), el Archivo Histórico de la Universitat, el Archivo Ayuntamiento de Valencia o el Musée de la Préfectura de Police de París, por lo que se ha realizado un esfuerzo ingente para reunir todos estos elementos, muchas veces inéditos por proceder de archivos privados.

La exposición está estructurada en cuatro secciones (Silencio, Conciencia, Rebelión y Vigencia de un compromiso) que narran el movimiento estudiantil y la represión franquista. Narra el crecimiento de la oposición democrática de estudiantes y profesores en todas las universidades, desde finales de los años 60 y la represión de que es objeto: estados de excepción, detenciones y episodios luctuosos como la muerte del estudiante Enrique Ruano en Madrid a manos de la policía. Unos acontecimientos que enlazan con el Mayo del 68 en París y la protesta juvenil en otros países, y que aquí están marcados por el franquismo. En los años 70, las protestas universitarias aumentan y logran el apoyo social, al oponerse a una instrumentalización policial de las instituciones universitarias. En suma, muestra la contribución del movimiento estudiantil en la consecución de la democracia en España.

La exposición también ha habilitado dos espacios para que el público pueda intervenir, uno físico (un muro donde opinar, proponer, reflexionar…) y otro en redes sociales. Además, también conecta con la actualidad recogiendo 19 imágenes realizadas por fotoperiodistas valencianos de la conocida ‘Primavera valenciana’ y el documental ‘Estudiar en primavera’ de Amparo Fortuny.

Exposición ‘Memòria i vigència d’un compromís. Universitaris contra la dictadura’, imagen cedida por La Nau.

Serigrafías de Ibero-Suiza en la colección UPV

Universidad Politécnica de Valencia.    Edificio Rectorado.  Camino de Vera s/n.  Valencia

Hasta el 25 de marzo de 2013

Serigrafías de Ibero-Suiza en la colección UPV

Sin duda, la obra gráfica ayudó a democratizar el arte en el s. XX, y concretamente en España, los procedimientos y técnicas de producción seriada comenzaron a tener protagonismo a mitad de los años sesenta, década en la que los ciudadanos con inquietud querían conocer y comprender el arte contemporáneo.

Antonio Alcaraz, comisario de la exposición y autor de la investigación publicada en el catálogo, cuenta que José Llopis Dasí (Liria, Valencia-1926) fue el introductor de la serigrafía artística en nuestro país. Su historia es muy interesante. Había emigrado a Brasil en 1954 intentando salir de las dificultades de la postguerra. Allí trabajó en lo que pudo, consta que lo hizo como dibujante o como fotógrafo entre otras cosas, hasta que conoció y aprendió la técnica de la serigrafía. De Brasil pasó a Uruguay donde trabajó en una floreciente empresa dedicada a tal fin, pero la antesala de la crisis de aquel país le hizo replantearse el futuro y regresó a España con su familia. En su pueblo natal, Liria, creó un modesto taller de serigrafía donde hizo trabajos sencillos (banderines, tarjetas de empresa, y cosas similares) hasta que contactó con Ibero-Suiza a través de los distribuidores que le suministraban material serigráfico. Esta relación sería clave, puesto que con el tiempo,  José Llopis acabaría asociándose con Ibero-Suiza cuando el suizo Karemer salió de la compañia.  Una vez metido en esta empresa, Llopis  desarrolló todo su potencial profesional. Era meticuloso y exigente con los colores. Un amante de su trabajo. En 1966 entró en contacto con Valdés, Toledo y Solbes, y poco después pasaron a producir obra con él, además del propio Equipo Crónica, el Equipo Realidad, Andrés Cillero, Manolo Boix, Yturralde, Teixidor, Zobel o Armengol entre muchos otros.

La exposición está compuesta por una interesantísima selección de serigrafías y de documentos originales para su producción. Algunos con anotaciones clarificadoras para rectificar o definir colores y dimensiones de la obra a producir por Llopis, como es el caso de un boceto de Yturralde que además de un testimonio documental, es una pieza de incalculable riqueza estética. También destaca, un cartel que anuncia un Exposición del Equipo Crónica en la Galería Luis Adelantado, o la serigrafía de Andrés Cillero “Fate l’Amore non la guerra” (1966) que ocasionó problemas de censura y registros policiales a Ibero-Suiza.

Para el proyecto e investigación, Alcaraz, ha contado con la colaboración de Verónica Palomares, amiga personal de la familia Llopis.
P1190613