La savia nueva de la danza se reúne en Valencia

III Certamen Coreográfico 10 Sentidos
Festival 10 Sentidos
Las Naves
C / Joan Verdeguer, 16. Valencia
Sábado 11 y domingo 12 de junio de 2016, a las 19.00h

Festival 10 Sentidos acogerá este fin de semana las propuestas coreográficas que han sido seleccionadas a concurso. De las 200 piezas presentadas, se han elegido un total de 10 procedentes de distintas compañías, artistas y colectivos nacionales e internacionales.

Un jurado formado por profesionales de las artes escénicas integrado por Gretchen Blegen (Lucky Trimmer, Berlín), Guillermo Arazo (Las Naves, Valencia), Cesc Casadesús (Mercat de les Flors, Barcelona), Inés Enciso (Festival Una Mirada Diferente, Madrid), Laura Kumin (Certamen Coreográfico de Madrid) y Roberto Fratini (dramaturgo y teórico de la danza) serán los responsables de determinar la propuesta ganadora, que obtendrá un premio de 2000 euros.

El certamen se reproducirá en streaming para que el público pueda votar a su favorito, al que se le concederá el Premio del Público

Los participantes que optan al premio son los siguientes.

Encuentros y saludos. Fotografía de Raquel Álvarez por cortesía de Festival 10 Sentidos.

Encuentros y saludos. Fotografía de Raquel Álvarez por cortesía de Festival 10 Sentidos.

Manuel Cañadas. Compañía Danza Mobile surge como un intento de crear un espacio de integración entre profesionales que venían del mundo de las artes escénicas y de la discapacidad, con la idea de mejorar su calidad de vida y facilitar así el proceso de rehabilitación social y personal. Con su pieza ‘Encuentros y saludos’ hablan de dos cuerpos que se encuentran y se saludan manteniendo una conversación.

Iris Pintos. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Iris Pintos. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Iris Pintos. TransferMovement nació a principios del año 2014 e integrada por Toni Aparisi e Iris Pintos. Ambos creen en el arte como forma de denuncia social y de comunicación con el otro. Con esa intención de proponer proyectos con mensaje, cercanos a la sociedad y de buscar la comunicación y la comprensión por parte del público, decidieron comenzar a trabajar juntos. ‘Pereza-LazineZZ’ pretende mostrar la actitud entre el no tener ganas y el rendirse frente a la decisión y la valentía: una lucha entre energías.

Sally anne. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Sally Anne Friedland. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Sally Anne Friedland Dance Company (DDC), con sede en Tel Aviv (Israel) fue fundada en 2002 por Sally-Anne Friedland, la aclamada coreógrafa israelí, bailarina y directora artística de la compañía. El repertorio de DDC se compone de una serie de obras de danza con las que han llegado a participar en numerosos festivales a nivel internacional en Europa, Nueva York, América del Sur o Corea del Sur. Interpretado por Mai Kesem Armon, la pieza ‘Me Veh  Mai’ gira sobre el retrato de una joven mujer que explora sus límites físicos y emocionales.

Atávico.Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Atávico. Fotografía de Leo Canet por cortesía de Festival 10 Sentidos.

Poliana Lima es una bailarina y coreógrafa brasileña que reside en Madrid desde 2010. ‘Atávico’ es su cuarto gran trabajo que cuenta con bailarines de Costa Rica, Francia, Brasil y España. Con esta pieza, la primera que se ha atrevido a dirigir y coreografiar totalmente desde fuera, consiguió alzarse con el primer premio en el 28 Certamen Coreográfico de Madrid además del premio del público y de la crítica. ‘Atávico’ consiste en traer al campo de la creación coreográfica, la relación entre cuerpo memoria y violencia.

Cora Panizza. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Cora Panizza. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Cora Panizza es bailarina profesional formada, desde el año 2011, en danza contemporánea en Natalia Medina, en el Real Conservatorio de danza Mariemma (Madrid) y en cursos con profesionales nacionales e internacionales, ballet clásico y hip-hop. ‘Burnt’ es una pequeña pieza inspirada en aquellos condicionamientos externos a los que estamos expuestos desde que nacemos. Al estar condicionados, sin darnos cuenta nos convertimos en aquello que realmente no somos.

Daagmar Dachauer. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Daagmar Dachauer. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Dagmar Dachauer es una bailarina, intérprete y coreógrafa nacida en Linz (Austria), con sede en Bruselas. Dagmar ha creado, hasta ahora, numerosos espectáculos de danza y teatro, así como proyectos de cine con colaboradores procedentes de diversos orígenes, como el cine, la escultura, el circo el teatro y la música. El vals vienés de Johann Strauss es, en gran medida, muy conocido. En su pieza ‘Wie soll ich das erklären’, Dagmar bromea sobre sus propios orígenes, Austria, e investiga la época histórica de los orígenes del vals vienés en el antiguo Imperio (1814/1815).

Davinia Descals. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Davinia Descals. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Colectivo El Brote. Davínia Descals es bailarina y actriz, con formación en danza contemporánea, hip hop, danza clásica, “contact improvisation” y teatro. Íñigo Martínez es miembro de dos compañías de danza integrada localizadas en País Vasco. Juntos trabajan de forma horizontal, creando de forma conjunta, improvisando, experimentando y aportando ideas y movimiento desde las dos partes. ‘Quebrada e imperfectas’ conecta directamente al espectador con las sensaciones, vivencias y emociones que pueden llegar a vivir y experimentar personas que padecen enfermedades raras o desconocidas, desde un punto de vista humano y social.

Howool Potrait. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Howool Portrait. Imagen cortesía de Festival 10 Sentidos.

Howool Baek es una coreógrafa coreana, con sede en Berlín. Lo más importante en su trabajo es la comunicación entre el público y el artista. Sus obras buscan la forma en la que el movimiento del cuerpo comunique como un lenguaje propio. ‘Did U Hear?’ es la interpretación corporal del poema ‘The rose that grew from concrete’, escrito por el rapero estadounidense 2PAC. Expone un proceso de deconstrucción del cuerpo de forma individual, y descubre diversas formas del cuerpo a través de la conexión armoniosa y su extensión.

Lucía Marote. Imagen cortesía del Festival 10 Sentidos.

Lucía Marote y Poliana Lima. Imagen cortesía del Festival 10 Sentidos.

Las intérpretes Lucía Marote y Poliana Lima comienzan a colaborar juntas desde 2013. A través de la precisión buscan la libertad creativa y la transformación constante, que permita que sea la acción la protagonista y generadora de imágenes. ‘Downtango’ parte del encuentro de dos personas que bailan un tango.

Julia Maria Koch.

Julia Maria Koch. Imagen cortesía del Festival 10 Sentidos.

Julia María Koch es una bailarina y coreógrafa, que ha trabajado a nivel internacional como intérprete de notables compañías como Staatstheater Darmstadt, Dance Theater Robert Solomon, Operahouse Liceu Barcelona, Festival Castell de Perelada, La Veronal, Flamencos en route y Compañía Plan B, entre otras. En esta pieza acompañamos a una joven en su desesperada huida de su pueblo natal donde le ha sido imposible llevar una vida digna.

 

Carme Teatre: ¡Silencio en la sala!

Carme Teatre
C / Gutenberg, 3. Valencia
Cerrado por defunción administrativa

Las salas de teatro independiente y alternativo de la ciudad de Valencia hacen equilibrios en la cuerda floja. Las que han conseguido sobrevivir heroicamente a la subida del IVA, la desaparición de ayudas públicas y a la crisis económica  se enfrentan a la falta de sensibilidad del Ayuntamiento que les exige unas condiciones de aislamiento acústico iguales a las discotecas. ¿Cómo se puede equiparar un escenario donde los actores y actrices hablan sin micrófonos a un espacio en el que funcionan altavoces de miles de watios que difunden decenas de decibelios?

Esta absurda situación ha provocado ya una víctima, Carme Teatre, que tras 19 años de actividad ha echado definitivamente el telón por no haber conseguido el correspondiente permiso de Actividades.

Escena de una obra de la compañía A poc a poc. Imagen cortesía de Carme Teatre.

Escena de una obra de la compañía A poc a poc. Imagen cortesía de Carme Teatre.

“La razón es que el Ayuntamiento de Valencia sigue manteniendo la incongruencia de una ordenanza que equipara a estos pequeños espacios de creación y exhibición, nada menos que con las discotecas y exige para ellos los mismos requisitos”, dice Aurelio Delgado, director de Carme Teatre. “Es evidente que ni por horario, aforo o volumen de ruido se nos puede igualar en ninguna forma. Ni tan siquiera los pubs, abiertos hasta las dos o las tres de la mañana y en los que la gente escucha música y habla al mismo tiempo, tienen una normativa tan exigente. Nuestro horario no va más allá de las doce, el aforo es muy reducido y el público sigue en silencio lo que ocurre en una escena de pocos, aunque grandes intérpretes”.

Un factor que ha perjudicado a la sala es su ubicación en el barrio del Carmen, zona ZAS (Zona Acústicamente Saturada) lo que dificulta la concesión de licencias para determinadas actividades. “Pero en el lugar donde Carme Teatre se ubica, no hay tan siquiera una cafetería en doscientos metros a la redonda, lo que hace cuestionable que todo el barrio se mantenga bajo la misma consideración”, matiza Delgado.

La compañía Francachela. Imagen cortesía de Carme Teatre.

La compañía Francachela. Imagen cortesía de Carme Teatre.

Durante años Carme Teatre se mantuvo en una especie de limbo legal sin licencia y cuando se decidió a solicitarla como sala polivalente sin derecho a actuaciones en directo el proceso siguió su curso y ¡se acabó la función!

Un trayecto de casi dos décadas, 80 butacas, 300 metros cuadrados, cientos de obras representadas, algunas de ellas de producción propia y cuatro personas que se quedan sin empleo. Un triste balance al que Delgado se enfrenta con ánimos. “Intentaremos reorientar nuestro trabajo y conseguir un local en otro barrio”, apunta.

Otros teatros alternativos como Sala Inestable, Teatro Círculo o Ultramar se encuentra amenazados con la misma suerte, en un limbo legal que puede desencadenar el cierre. Los elevados costes de la insonorización que les exigen son inasumibles en las actuales condiciones de precariedad en la que se encuentran esos pequeños núcleos de resistencia cultural. “En las condiciones que hoy exige el ayuntamiento casi ningún teatro de la ciudad puede conseguir la licencia”, declaró a ‘El Mundo’ Jacobo Pallarés, de Inestable. “El Olympia cuenta con una de hace años y sólo el Talía y el Escalante funcionan con todas las de la ley”.

En una de las ciudades más ruidosas del mundo, en la que se permite la circulación de motos trucadas o a escape libre que producen un ruido infernal, donde proliferan las terrazas y eventos con pirotecnia incluida resulta kafkiano que a las salas de teatro se les trata igual que a las discotecas en cuanto a fuentes emisoras de decibelios. Una muestra más de la insensibilidad del consistorio hacia la cultura.

Carme Teatre se despidió de su público con dos espectáculos de danza. ‘Flesh’,  de la compañía Nube, dirigido por la brasileña Poliana Lima y la lituana Ugne Dievaitye, y ‘Cartografía Especializada’ de la compañía Mexicana A poc a poc.

Flesh, de la compañía Nube. Imagen cortesía de Carme Teatre.

Flesh, de la compañía Nube. Imagen cortesía de Carme Teatre.

Bel Carrasco