Los números primos de Fernando Martín Godoy

NUMEROS PRIMOS de Fernando Martín Godoy
Premio JustMag joven 2015
Mustang Art Gallery (MAG)
Elche Parque Empresarial
C / Severo Ochoa, 36. Elche (Alicante)
Hasta el 17 de diciembre de 2016

En teoría de números, la conjetura de Goldbach es uno de los problemas sin resolver más antiguos de las matemáticas. Su enunciado es el siguiente: “todo número mayor que 2 puede escribirse como suma de dos números primos”. Es por esto que los números primos son considerados los primeros, ya que a partir de ellos se obtienen todos los demás números enteros – por ejemplo, el 15 se obtiene multiplicando los primos 3 y 5, el 77 con los primos 7 y 11, y así sucesivamente. De igual forma, los retratos que componen esta exposición podrían ser el resultado de la multiplicación de dos números primos, dos personas, que dan lugar a una sucesión de cifras en la forma de parientes.
Familiares que, si bien no comparten parentesco en el estricto sentido de la palabra, son reunidos en la misma línea de sangre de la mano de Fernando Martín Godoy.

Siendo fiel al esquema de su propio árbol genealógico, Martín Godoy utiliza material apócrifo como punto de partida en la composición de la imaginería de la exposición. A través de la utilización de recortes y fotografías anónimas, y su presentación como la familia del artista, la exposición establece una reflexión sobre el yo y la identidad colectiva. Mediante la creación de esta ficción biográfica, las cuestiones del yo y la identidad quedan en entredicho, ya que las obras se alejan de la representación-semejanza del parecido físico o el carácter del retratado.

Imagen de Número primos,

Imagen de Números primos, de Fernando Martín Godoy. Mustang Galery. Foto de David Rodríguez.

En “Números Primos” Godoy se aleja de su tradición retratista más figurativa, dando un rodeo para dar precisamente en la diana, en la esencia de un ser humano concreto e individualizado pero expuesto en un contexto común, familiar y reconocible. A través de esta tensión establecida entre el sujeto colectivo y el individual, el artista nos hace reflexionar sobre lo que una narrativa familiar canónica representa habitualmente y sobre lo que no representa. En este escenario, el individuo y su familia, actores principales del espacio privado, juegan a representar una ‘humanidad compartida’, puesto que el material empleado ha sido tomado de muy diversas fuentes; tal vez el retrato de la madre de Fernando provenga de la imagen de una peruana, o su tío abuelo de Moscú…

Al fin y al cabo, todos contenemos el mismo genoma y son las diferencias de clase, alimentación, localización geográfica, etc. lo que nos hace ser tan diversos unos de otros. La exposición ofrece un retrato de la humanidad, no solo poniendo énfasis en las diferencias de los hombres, sino también en su pertenencia a una familia. Concluyendo que la familia también es, al igual que el individuo y la sociedad, una conformación jerárquica en la que se inscriben las estructuras de poder.

webprimos16 (11) (Copy)

Imagen de Números primos, de Fernando Martín Godoy. Mustang Galery. Foto de David Rodríguez.

El retrato es una constante en el trabajo tanto pictórico como objetual de Fernando Martín Godoy, pero el proyecto “Números Primos” es el más personal del artista hasta la fecha, estableciendo una semejanza directa entre su vida privada y el espacio expositivo. Aun así, el hecho de que éste árbol genealógico no esté compuesto por los retratos reales de su familia, hace que el artista se aleje de crear una nota biográfica cargada de sentimentalidad y sugiera más bien un afecto en el espectador, que inventará sus propias narrativas familiares más allá de la mera contemplación de las obras.

Formalmente, las obras reducen la brecha entre las tradiciones de la abstracción y de la figuración mediante el uso de estrategias de ambos estilos. Por ejemplo, la elección de la técnica como es tinta china sobre papel intensifica las formas y la yuxtaposición de veladuras, mientras que la cuidada preferencia de cuáles son las formas escogidas para representar los rasgos faciales, balancean el aspecto figurativo.

webprimos16 (5) (Copy)

Imagen de Números primos, de Fernando Martín Godoy. Mustang Galery. Foto de David Rodríguez.

Cada retrato es un elemento que propicia la construcción de una nueva identidad del sujeto colectivo-individual; es una práctica de liberación que construye su propia forma identitaria, que no puede pensarse solo en términos individuales. Al mismo tiempo, el artista es incapaz de representar a la familia sin que en cierta medida se represente también a sí mismo. Individuo y colectivo se significan por lo tanto inseparables.

Fernando Martín Godoy (Zaragoza, 1975), recibió en 2015 el JustMag Premio Jóven que otorga Mustang Art Gallery en el entorno de la feria de Arte Contemporáneo JustMad 6. En la actualidad reside en Londres, es licenciado en Bellas Artes por la Universidad Complutense de Madrid. En 2004 recibió una de las becas INJUVE para realizar un taller de pintura en la School of Visual Arts de Nueva York, y en 2009 el Ministerio de Cultura le concedió la Beca de Artes Plásticas del Colegio de España en París. En 2010 el Ministerio de Cultura lo incluyó dentro del programa de promoción del arte contemporáneo español. Tras numerosas exposiciones individuales, el Centro de Arte Contemporáneo de Caja Burgos (CAB) presentó en 2014 una muestra retrospectiva de su trabajo.

Cristina Ramos

Los efectos sonoros de Mustang Art Gallery

Mustang Art Gallery
Efectos Sonoros
Nuria Fuster, Pablo Bellot y Rubén M. Riera
Hasta el 22 de Junio
Comisariado por Juan Fuster

When the world is your own echo chamber.

“Los objetos que rodean mi cuerpo reflejan la acción posible de mi cuerpo sobre ellos”. (Henri Bergson, Materia y memoria)

La posibilidad de un cuerpo se abre en la acción producida por este. Esta acción puede obrarse sobre el propio cuerpo que actúa, sobre los objetos que le rodean o sobre el propio espacio en el que se sitúa. Cuerpos y objetos parecen cobrar la forma de un reflejo, los unos responden en los otros, como un espejo o como un eco.

Efectos sonoros es un dispositivo expositivo experimental de parámetros abiertos. Entre lo sensible y lo inteligible, la acción humana y los procesos de producción de sonido, las frecuencias y las ondas, el silencio y la palabra todo cobra sentido en su trasmisión. En ocasiones la recepción acústica se confunde con la repetición de la acción, como un eco. A cada secuencia de acciones le siguen consecuencias más o menos predecibles o contingentes de un nuevo cuerpo sonoro. Cuando nos aproximamos al sonido desde Efectos sonoros lo hacemos poniendo nuestro cuerpo en el centro de acción. Los tres artistas elegidos para este proyecto, Nuria Fuster, Rubén M. Riera y Pablo Bellot parten de este cometido, la acción del cuerpo, como formulación de efectos sonoros en los que se incluyen el silencio, el ruido, el eco o la reverberación.

Sounding Stone, Nuria Fuster.

S

Sounding Stone, de Nuria Fuster. Imagen Roberto Ramos.

Una plataforma de hierro diseñada para que el cuerpo esté abocado a vivir una experiencia que transforme sus sensaciones. La estructura de metal rompe su horizontalidad en una elevación ligera pero precisa para su finalidad. La elevación y su tendencia produce cierta inestabilidad del paso, inclinando el cuerpo que camina sobre la superficie metálica que genera una sensación de vértigo. El vértigo aparece como una sensación de mareo, de movimiento exterior que puede conducir incluso a la caída por la pérdida del equilibrio. Sin embargo, el vértigo es la consecuencia de la descompensación del oído que produce un desequilibrio en la aprehensión del espacio circundante.

Sounding Stone, de Nuria Fuster. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery

Sounding Stone, de Nuria Fuster. Imagen Miriam Asencio.

La inclinación de la plataforma representa la misma tendencia que produce el vértigo: un ligero o grave declive en nuestro contacto con la realidad. El vértigo produce una sensación de movimiento irreal, puesto que se trata de una sensación subjetiva de movimiento. El trastorno del desequilibrio constituye un cuestionamiento importante en cómo se reflejan los cuerpos en el espacio. Puesto que estos no son solo percibidos, sino apercibidos por sentidos como el oído que es capaz de recrear situaciones, espacios y cuerpos mediante las ondas que produce el movimiento de estos. Al igual que la experiencia de vértigo, Sounding Stone de Nuria Fuster reflexiona sobre las relaciones entre nuestra interioridad y exterioridad.

El silencio de un cuerpo, Rubén M. Riera.

Un vídeo multicanal fragmenta la imagen de un brazo que con la mano abierta y boca abajo se sitúa sobre un fondo negro. La imagen dividida en cuatro pantallas descompone en cierto modo la figuración real.  La mano permanece inmóvil hasta que la escala musical entra en escena: un “Do” se extiende a lo largo del plano y cuando cesa, la mano golpea el fondo negro. Repentinamente este aparece como un agua negra, algo imposible en su sustancia natural. Y entonces las ondas producidas por el choque de la mano en el agua provocan un titilante movimiento lumínico. La luz emana del agua en ondas cuando el sonido desaparece. Así la escena se convierte en una doble realidad. Como en el caso de la reverberación, un cuerpo de producción acústica pierde en la repetición su forma transformándose en otra figura.

El silencio de un cuerpo, de RubenM. Riera. Imagen cortesía Mustang Art Gallery

El silencio de un cuerpo, de Ruben M. Riera. Imagen Roberto Ramos.

Lapsus es el nombre del proyecto en el que Rubén M. Riera inserta El silencio de un cuerpo y como tal nos advierte de un tiempo entre dos límites. El lapso de tiempo anuncia ese transcurrir entre los límites del audiovisual. El sonido precede a la imagen que parpadea como un eco transfigurado. Al “Do” le sigue el resto de la escala en este inusual causa-efecto invertido. Este espacio de tiempo es capaz de construir una imagen audiovisual en virtud de una virtualidad del presente en el se entremezclan materialidad e inmaterial en un tiempo de dos.

El grito ­_ Acto de comunicación nº2, Pablo Bellot.

El cuerpo, de nuevo, se pone en el centro de la acción. Un puñetazo parece ser el acto que Pablo Bellot elige como evocación del primer ejercicio de comunicación. El grito ­_ Acto de comunicación nº2 toma como inspiración la cita de Paul Virilio: “El puñetazo es el principio de la comunicación: con el puñetazo se gana proximidad cuando ya no se tienen palabras”. Si la palabra parece el acto de comunicación más sofisticado del ser humano en el que sonido, idea y creación van de la mano brindándonos la posibilidad de encuentro, el grito -como un puñetazo- rompe con la reglas de la transmisión del mensaje. Un acto de fuerza que imprime la posibilidad de disenso. Sin embargo, este grito queda enmudecido.

El grito, acto de comunicación nº 2, de Pablo Bellot. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery

El grito, acto de comunicación nº 2, de Pablo Bellot. Imagen Roberto Ramos.

En la instalación observamos como un círculo de veintiocho megáfonos rompen con todo mensaje probable. Si la finalidad del megáfono es ampliar el sonido, en este caso amplificaría el grito, este queda enmudecido por el ruido infinito. Un megáfono conduce el sonido a otro megáfono que a su vez reproduce el sonido en otro dentro de una cadena circular irrompible. Entonces el sonido ampliado permuta en ruido.

Los efectos sonoros implícitos en los tres casos nos hacen experimentar cómo el mundo deviene una caja de resonancia permanente.

Johanna Caplliure

El deseo femenino y sus controversias

Mustang, de Deniz Gamze Ergüven
Teatre Serrano
Passeig de les Germanies, 29. Gandia (Valencia)
Martes 12 de abril, 2016, a las 17.30 y 20.00h. 3€

Mustang, la película de la directora de origen turco Deniz Gamze, es una obra llena de humor y ternura, que indaga en el secreto de la feminidad, el deseo y la muerte. Una película sobre esa belleza indisociable del dolor que es uno de los misterios más hondos de la existencia humana.

Mustang habla de esa eterna disociación entre la realidad y el deseo que no ha dejado de torturar a los seres humanos, y que es sin duda el descubrimiento más doloroso a que se tienen que enfrentar los adolescentes en su tránsito hacia la edad adulta. Desde luego un descubrimiento doloroso, ya que la realidad se sustenta en unos pilares culturales que la elevan de los deseos individuales.

Fotograma de Mustang, de Denis Gamze.

Fotograma de Mustang, de Deniz Gamze.

Freud, en su ensayo ‘El malestar en la cultura’, se hacía una modesta pregunta: ¿cuál es uno de los deseos a los que aspira el ser humano, como fin y propósito de la vida? Y con la clarividencia que le caracterizaba  respondía: llegar a ser felices. Una felicidad que, para el autor, sólo se alcanza experimentando intensas sensaciones placenteras, ausentes de dolor y displacer. Experiencias placenteras que la cultura parece más restringir que estimular, al alejarnos de nuestras pasiones más instintivas. Por ello, la cultura, afirma Freud, produce un malestar en el sujeto, a pesar de que la suma de instituciones y producciones que la conforman sirvan para proteger al ser humano de la naturaleza y regular las relaciones humanas.

Fotograma de Mustang, de Deniz Gamze.

Fotograma de Mustang, de Deniz Gamze.

El malestar

En Mustang, la vida infantil, lúdica, risueña e inocente de cinco guapas hermanas, cuyas edades rondan entre los 12 y 16 años, desaparece en apenas unos meses bajo el yugo de la tradición cultural y religiosa. Nos cuenta su historia la hermana pequeña, que se resiste a aceptar el destino de esa tradición que les coarta la libertad para alcanzar la anhelada felicidad. Cinco hermanas enfrentadas a una tradición cultural religiosa que intenta domar la fervorosa sexualidad que fluye de sus juveniles cuerpos.

Fotograma de Mustang.

Fotograma de Mustang, de Deniz Gamze.

Begoña Siles

Lliure Briz en Mustang Art Gallery

Lliure Briz, “Inflorescentia- Out of the Bloom”
Sala MAG
Mustang Art Gallery
C/ Severo Ochoa, número 36, Elche Parque Empresarial
Hasta el 25 de septiembre de 2014

Esta es la instalación artística número 25 que acoge Mustang Art Gallery desde que se puso en marcha en julio de 2010. La Sala MAG se configura así como una sala de exposiciones para la promoción y difusión del nuevo arte contemporáneo. Sin duda se trata de una iniciativa innovadora dentro de un entorno empresarial.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

“Inflorescentia-Out of the Bloom”, de Lliure Briz, dado como resultado una intervención mural que cubrirá como un tapiz el gran muro central de Mustang Art Gallery. Briz ha utilizado la pigmentación de las flores como paleta cromática fusionando pintura y animación. De este modo la abstracción del color y la evolución de las formas dotan de profundidad y libertad estética a esta experiencia visual.

Esta es la singular propuesta de esta artista, de la galería “Say Hi”, ganadora del “Just Mag Premio Joven 2013”, que otorga anualmente la Sala MAG en el marco de la Feria Internacional de Arte Emergente, JUSTMAD.

Formada en la Royal Academy of Arts de Amberes fue seleccionada para representar al talento emergente de Bélgica en La Haya. Su trabajo también ha sido valorado por el Museum Quartier de Viena y el MOMA de Nueva York.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

Lliure Briz durante el montaje en la Sala MAG. Cortesía Mustang Art Gallery.

Y en el marco de esta exposición se dará a conocer el proyecto “Confluencias” que acogerá Mustang Art Gallery en octubre, en colaboración con AVVAC (Associació d’Artistes Visuals de València, Alacant i Castelló) y la UHM. Se trata de un networking que pretende ser un punto de encuentro entre artistas jóvenes y artistas profesionales, críticos, gestores culturales y galeristas de primer orden. Se planteará como una serie de conversaciones privadas entre ambas partes que incluirá un espacio propio de exposición para cada joven artista. Podrán participar tanto estudiantes de grado de la facultad de Bellas Artes de Altea como socios de AVVAC. Estos últimos podrán presentarse tras el lanzamiento de la convocatoria en septiembre, que se comunicará a través de la propia asociación.

Las aristas de Nelo Vinuesa en MAG

Nelo Vinuesa. Wild Pulse
Mustang Art Gallery
C/ Severo Ochoa, 36
Parque Empresarial, Elche
Hasta el 17 de julio de 2014

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

La complejidad de las aristas

La imagen es el resultado de una construcción espacio-temporal. El espacio suele estar definido por el formato: el rectángulo, el cuadrado, el tondo y, en otras ocasiones, éste somete la representación a la mimesis en paredes o cúpulas, apareciendo el mundo y diluyéndose la arquitectura. El tiempo queda detenido, aprisionado incluso, en los límites del espacio, pero también en la cronología de su época. La cultura visual, el arte en sus diversas variantes lingüísticas, constata el devenir concreto de estos registros, que actúan como marcas en la pared de la historia. El cuadro se construye asumiendo el peso completo de la representación. Esa imagen generada desde el vacío es el puntal de una mirada personal transformada en acontecimiento: se ofrece como narración de unas ideas y como deseo constatable de que esas ideas encuentren un público.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

La imagen-fija delimita su complejidad con el paso del tiempo –constatable en el envejecimiento de las cosas y las caras– en el movimiento de las apariencias de sí, como las sombras en la caverna. De ahí que los límites devengan aristas: intermediarias entre un plano y otro, ajenas a las luces y las sombras que éstos reciben y reflejan, pero íntimamente ligadas a ellos, pues permiten la sutura y el pliegue, ejercen su función de bisagra. Las aristas son a la forma lo que las líneas al plano; economía de medios y funcionalidad máxima. El proyecto Wild Pulse de Nelo Vinuesa (Catarroja, Valencia, 1980) gana en complejidad al incluir el tiempo. Dicho así puede parecer una obviedad, puesto que se introduce el movimiento, y éste se genera por la sucesión continuada de escenas. Es un “movimiento aparente” que se ha asumido como ejemplo veraz de la realidad y que ha llegado a día de hoy reincidiendo sobre los mismos planteamientos técnicos, sólo que más sofisticados. Pero en este caso, espacio (escultura) y tiempo (videos) vienen a completar la pintura, imponiéndole ritmo y velocidad por un lado, y convirtiéndola en escultura tridimensional, en el otro.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

El aparataje del artista evoluciona y muta de la superficie plana al movimiento generado por la animación y al espacio necesario para disponer lo escultórico, pero todo sirve al mismo fin. Las piezas que conforman Wild Pulse confeccionan un archipiélago de elementos que por separado mantienen sus individualidades, pero que al estar en cercanía unas de otras, ofrecen una versión más compleja y rica de sus propios planteamientos aislados, unidos por aquello que les separa. Desde sus comienzos, la obra (pictórica) de Nelo Vinuesa ha introducido con naturalidad materiales híbridos ajenos al estado natural de la pintura (por ejemplo plásticos y vinilos), pero cuyas propiedades enlazaban con el acrílico y con la necesidad de plantear el cuadro como tablero de juego y experimentación donde confluyeran todas las posibilidades al unísono. En esencia, predomina la creación de un universo complejo donde caben todas las inquietudes generadas por el artista, conviviendo juntas en la misma superficie. Al mismo tiempo, este universo resulta familiar por sus múltiples vías de reconocimiento con la pintura clásica y su preocupación máxima por la construcción del paisaje; con la síntesis formal de los juegos de ordenador primigenios y su estética de 8 bits; con la posibilidad constante de una salida de la pintura ante la encrucijada de su ensimismamiento.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

La serie de seis vídeos es un retrato poliédrico de la ciudad de Londres, la gran metrópoli ajena a muchas influencias y ella misma generadora de todas las imaginables. La ciudad es una protagonista que interpreta varios papeles principales: la mezcla racial y su carácter cosmopolita (Portraits); la dificultad de mantenerse a flote física y anímicamente en una ciudad tan demandante (Fall); los conflictos y revueltas sociales (Isle of Haunts); la omnipresencia del paisaje, de los jardines y bosques dentro de la ciudad o en sus límites (Lotus, Winternight) y la mirada perdida pero activa ante todo lo que ocurre, en ese espléndido Panorama.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

Por otro lado, la instalación Treassure Island consigue trasladar al ámbito tridimensional ese propio universo realizado por capas opacas y traslúcidas en los vídeos y las pinturas, predominando una voluntad de juego y de tablero donde desarrollarlo. Realizar la maqueta de un mundo es aprehenderlo y constatar la complejidad de su diseño: conocer el funcionamiento de todo lo que nos rodea para convertir la inconmensurabilidad en simple y llana funcionalidad.

Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Foto: Juanma Sánchez. Imagen cortesía de Mustang Art Gallery.

Imágenes: Nelo Vinuesa. Wild Pulse. Fotos: Juanma Sánchez. Cortesía de Mustang Art Gallery.

Álvaro de los Ángeles

Mustang Art Gallery y la regeneración cultural

No hay una crisis peor que la provocada por la escasez de ideas. Las buenas ideas tienen un valor estratégico fundamental, como parte de las herramientas de transformación de la realidad. Cuando los vientos soplan en contra muchos optan por plegar velas y esperar, mientras otros redoblan sus esfuerzos y reman contracorriente para lograr sus objetivos. El presente es de todos, pues la sociedad contemporánea y sus múltiples formas de participación y representación nos brinda a todos la oportunidad de intervenir socialmente, pero el futuro lo construyen los perseverantes, los atrevidos, los que trabajan para compartir con el resto propuestas y puntos de vista capaces de abordar el cuestionamiento y la autocrítica. Nada hay más peligroso para una sociedad desarrollada que la complacencia, pues sus caminos conducen a modelos que se perpetúan en la inacción, hasta llegar al estancamiento. Sobran las palabras, pues abundan los ejemplos.

La provincia de Alicante ha sido y es un modelo de población emprendedora que ha sabido compensar con ideas y esfuerzo otras carencias del territorio, para generar riqueza y bienestar. Su visibilidad y el posicionamiento internacional que ha logrado son prueba de ello, como muestra del carácter innovador que ha servido para equilibrar otros déficits. Cuestión a parte son los acontecimientos de corrupción probada o presunta, según los casos, que salpican a sus políticos como en casi toda España (lamentable).

De los procesos de desarrollo económico podríamos objetar que, en cierta medida, las potencias empresariales de la provincia no siempre han sabido canalizar su responsabilidad social corporativa asumiendo el liderazgo de proyectos sociales y culturales que contribuyan al desarrollo del territorio en el que se radican. Lo económico es sólo una de las bases para el progreso colectivo. El mejor modo de garantizar el bienestar de la sociedad es invertir en su formación, impulsando programas que favorezcan el crecimiento personal y el desarrollo de los mecanismos de reflexión y autonomía para combatir el empobrecimiento cultural. No se trata necesariamente de que cada individuo adquiera conocimientos teóricos complejos, sino de facilitar las oportunidades que permitan a la población activar áreas de percepción para su educación sensible. De esas actuaciones se deriva la creación de un volumen de riqueza intangible, que se transforma en recursos personales de los individuos a la hora de enfrentarse a la realidad.

La empresa Mustang, consciente de su capacidad de liderazgo, ha asumido desde 2010 el reto de impulsar un proyecto de mecenazgo cultural mediante la creación de Mustang Art Gallery –MAG. Un modo de articular una fórmula de apoyo a la creación contemporánea y, a la vez, estimular el interés de la población por las expresiones artísticas de su tiempo. No puede apreciarse lo que se desconoce, lo que no es mostrado, como tampoco el público puede disfrutar con aquello que no comprende. Las transformaciones tecnológicas de nuestro tiempo han contribuido también a la revolución de los lenguajes artísticos y, ante ellos, una buena parte de la sociedad no logra descifrar sus códigos. Por otra parte, sin apoyo, los jóvenes creadores no lograrían trazar otros caminos ni ayudarnos al resto a mirar el mundo con ojos nuevos. Los genios del futuro se cruzan a diario con nosotros en la calle, y ahora MAG contribuye para darles soporte, permitiéndonos acercar a sus trabajos y planteamientos.  La historia cultural de España, seguramente, no sería lo que es sin la figura de los mecenas, sin la generosidad y la altura de miras de quienes están dispuestos a compartir parte de sus beneficios para mejorar, según sus posibilidades, la realidad que les rodea.

En Mustang Art Gallery se impulsan actividades culturales con un perfil variado, pero en todas ellas queda patente un afán por trascender algunos límites incómodamente convencionales. El arte contemporáneo ha logrado convertirse en una especie de idioma mundializado gracias a la globalización, es una “lengua” que se habla con peculiaridades en todo el planeta pero que finalmente pocos consiguen entender. Uno de los propósitos que pretende MAG es acercar al público esas experiencias artísticas, realizando a su vez talleres didácticos, cursos y conferencias dirigidos a diferentes segmentos de audiencia.

Con motivo de JustMad5, la feria de arte emergente que se celebra en Madrid, se ha hecho público el nombre de la premiada en la tercera convocatoria del “JustMAG Premio Joven”. La artista boliviana Liliana Zapata ha sido la seleccionada. Este galardón, iniciativa de Mustang Art Gallery, consiste en una dotación de 4.000€ para compra de obra de la artista ganadora, representada por Nube Gallery, galería de Santa Cruz de la Sierra, Bolivia. Además, en 2015 podrá verse en la Sala MAG una exposición de la artista como parte de la promoción del arte más joven que se pretende con la convocatoria.

De Liliana Zapata, nacida en La Paz (Bolivia) y formada en la Academia Nacional de Bellas Artes “Hernando Siles”, el jurado ha valorado principalmente sus esculturas en papel. La artista define su propio trabajo como “una obsesión por la manipulación de espacios (copiar, plegar, desplegar, encajar, vaciar espacios…) y por la relación, experimentación y acción del cuerpo en relación a dichos espacios. Me interesa por lo que tiene de físico y de espiritual”.

La iniciativa de esta empresa alicantina de calzado es un ejemplo que debería propagarse como un virus, despertando el interés de otros empresarios por asumir su responsabilidad con la sociedad de su tiempo. Esperemos que los límites del pensamiento convencional no supongan un obstáculo a nuestra capacidad para imaginar una realidad mejor.

José Luis Pérez Pont

Un trabajo de chinos en Mustang Art Gallery

Elia Torrecilla / Francisco Javier Reina. «Chinese work»
Mustang Art Gallery
C/ Severo Ochoa, 36, Elche Parque Empresarial
Horario ininterrumpido de 10:00 a 20:00 horas, de lunes a sábado
Hasta el 12 de octubre de 2013

Elia Torrecilla y Francisco Javier Reina son los ganadores de la Beca “Puénting” 2012, que han sorprendido con un montaje para el que han utilizado 2.000 zapatillas rojas compradas en China, haciendo realidad su proyecto creativo “Chinese Work”, que plantea una reflexión sobre la expansión económica mundial de China en los últimos años, la fuga de capital y el abaratamiento de la producción.

Elia Torrecilla / Francisco Javier Reina. Chinese work, 2013. Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Elia Torrecilla / Francisco Javier Reina. Chinese work, 2013. Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Se trata de una singular, arriesgada, crítica y comprometida propuesta,  ganadora de la segunda edición de la Beca Puénting que otorga el Vicerrectorado de Cultura y el Departamento de Arte de la Universidad Miguel Hernández de Elche y Mustang Art Gallery. El objetivo de la beca es generar un salto a la profesionalización en el ámbito de la producción artística tomando como base de operaciones los talleres de la Facultad de Bellas Artes de Altea.

Según sus autores, “este proyecto aborda nuestras posturas en relación al capitalismo desde un interés mutuo por el espacio y lo objetual. La Beca Puénting nos dio la oportunidad de realizar una colaboración en equipo, centrándonos en una de las actividades industriales de la comarca de Elche: el calzado. De esta forma nació CHINESE WORK, un trabajo de chinos que presentamos con una instalación concebida ex profeso para la Sala MAG”.

Esta es la instalación artística número 20 que acoge Mustang Art Gallery desde que se puso en marcha en julio de 2010. La Sala MAG se configura así como una sala de exposiciones para la promoción y difusión del arte emergente y contemporáneo, suponiendo una iniciativa innovadora dentro de un entorno empresarial como es Elche Parque Empresarial.

Elia Torrecilla / Francisco Javier Reina. Chinese work, 2013. Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Elia Torrecilla / Francisco Javier Reina. Chinese work, 2013. Imagen cortesía Mustang Art Gallery

Diseño, graffiti y tipografía en una instalación acumulativa

«Diagrama de Venn»
Mustang Art Gallery
Calle Severo Ochoa, 36
Elche Parque Empresarial
Del 11 de marzo al 30 de abril de 2013
Horario de 10:00 a 20:00 horas, de lunes a sábado

Cartón LAB. Diagrama de Venn. Imagen por cortesía de Mustang Art Gallery

“Diagrama de Venn” es el nuevo proyecto que propone Mustang Art Gallery para las próximas semanas. La principal novedad es que se trata de una iniciativa que busca implicar al público y a todos aquellos artistas y/o estudiantes que quieran sumarse al desarrollo de esta instalación creativa que se llevará a cabo a través de tres fases diferentes. Y todo ello gracias a las intervenciones de Carton Lab (diseños en cartón), Rosh 333 (graffiti) y Erre Gálvez (tipografía).

“Diagrama de Venn” será por tanto el resultado de la fusión entre el trabajo de estos artistas, en las diferentes disciplinas artísticas en las que están especializados, el público y todos aquellos que quieran colaborar en su desarrollo. Así, Carton Lab, Rosh 333 y Erre Gálvez compartirán sus creaciones en un espacio común, la Sala MAG, en un proceso acumulativo en el que la producción está abierta a la colaboración del público y personas anónimas convocadas a través de las redes sociales y los diferentes canales de comunicación. Se contará además con la colaboración de “Montana Colors” que aportará el material.

Esta nueva instalación en Mustang Art Gallery, comisariada por Ana Alarcón, se extenderá en el tiempo desde el 11 de marzo al 30 de abril. La primera de las intervenciones tendrá lugar del 11 al 15 de marzo con Carton Lab. Se trata de un proyecto surgido en 2009, como iniciativa del estudio Moho Arquitectos, dirigido por Carlos Abadía, Nacho Bautista y Pablo Gª Mora, centrado en el desarrollo de diseños de cartón.

La segunda de las intervenciones tendrá dos fases, una del 2 al 5 de abril en la Sala MAG y otra del 8 al 12 en la ciudad de Elche. El graffiti será el protagonista en esta ocasión de la mano de Rosh 333, un artista urbano, ilustrador y diseñador que juega con los soportes en una experimentación constante usando diferentes formatos, medios y técnicas.

La tercera y última de las intervenciones abarcará del 22 al 26 de abril. Será dirigida por el joven diseñador gráfico Erre Gálvez, centrado en el mundo de la tipografía. Su propuesta para esta ocasión supone su primera exposición artística en la que, a través de una instalación tipográfica, nos invitará a la reflexión.

Se formarán así tres equipos, capitaneado cada uno de ellos por uno o varios artistas, cuyos componentes trabajarán conjuntamente con Carton Lab, Rosh y Erre Gálvez para desarrollar su parte del proyecto, su intervención, hasta configurar la instalación conjunta y acumulativa “Diagrama de Venn”.

Todos aquellos interesados en participar ya pueden formalizar su inscripción a través del correo eldiagramadevenn@gmail.com indicando datos de contacto y la intervención en la que se desea colaborar.

Mustang Art Gallery

Esta es la décimo séptima instalación artística que acoge la Mustang Art Gallery desde que se puso en marcha en julio de 2010. La Sala MAG se configura así como una sala de exposiciones para la promoción y difusión del arte emergente y contemporáneo suponiendo una iniciativa innovadora dentro de un entorno empresarial como es Elche Parque Empresarial.

Apuesta por manifestaciones artísticas donde lo lúdico se funde con el arte contemporáneo y la interacción con el espectador se convierte en una característica de sus manifestaciones. Lejos de ser una sala al uso presenta una interacción con la vida diaria de la empresa, MTNG Experience, añadiéndole un valor de innovación y creatividad. Un proyecto abierto que sin poner fronteras físicas a los artistas y sus propuestas, trata de enfrentarles al reto de colonizar un edificio donde los límites entre lo público y lo privado se diluyen.

Su insólita ubicación en el entorno de un área empresarial no es casual, ya que busca despertar el interés por el arte en un contexto público no habitual. La sala MAG aporta soluciones al actual paradigma de gestión del arte contemporáneo, abriendo una puerta a un nuevo modelo de mecenazgo empresarial dentro del panorama nacional en nuestro país.

Rosh 333. Diagrama de Venn. Imagen por cortesía de Mustang Art Gallery