Librerías que se van, ¿sueños que se acaban?

Cristina Guzmán Traver, Fragments de cultura
Palau de Pineda, Plaza del Carmen, 4.
Hasta el 30 de noviembre de 2015

La cerámica de Cristina Guzmán Traver rinde tributo a las librerías

Aquel paraíso que imaginó Borges en forma de librería podría tener un futuro incierto. Los datos son demoledores; indican que entre dos y tres locales clausuran su actividad diariamente.[1] La clave de su supervivencia podría implicar un aumento de apoyo al sector (estableciendo por ejemplo un sello de calidad que permita beneficios fiscales), la reinvención de estos espacios o la creación de nuevas políticas de fomento a la lectura.[2] Pero lo cierto es que, mientras se determinan soluciones, la lucha contra este destino también se visibiliza simbólicamente a través de algunos proyectos artísticos. Desde esa perspectiva, Cristina Guzmán Traver realiza un seguimiento de las librerías emblemáticas que han cerrado recientemente sus puertas y desarrolla una serie de gestos y acciones apoyados en la escultura, la instalación y la pintura como reivindicación de aquel lugar soñado. Algunas de ellas centenarias y todas referentes en sus ciudades, estas librerías se convirtieron en auténticos lugares de encuentro intelectual y humano superando el exclusivo cometido de empresa. Las librerías Luque en Córdoba, Machado en Sevilla, Martínez Pérez y Proa en Barcelona, Galí en Santiago de Compostela o la librería Rumor en el barrio de Chamartín de Madrid cerraron sus puertas y con ello desdibujaron parte de la identidad local.

Cristina Guzmán Traver. "Llibres", gouache sobre papel, 2015. Cortesía de la artista.

Cristina Guzmán Traver. «Llibres», gouache sobre papel, 2015. Cortesía de la artista.

Siguiendo este dramático proceso, durante el mes de noviembre Valencia despedirá otro referente cultural. La librería Valdeska finaliza su etapa y lo hace tal y como comenzó: alejada de las novedades y los best sellers, configurando lo que para algunos fue más bien una “no-librería” cuyo camino se orientaba hacia el arte, el pensamiento y la literatura.[3] En este sentido, la exposición Fragments de Cultura inaugurada recientemente en el Palau de Pineda, recrea iconos a partir del atractivo que representa la particular identidad de las librerías pequeñas y su labor como narradoras de historias. Desde las sutiles alienaciones de estanterías en las composiciones de gouache y las piezas de cerámica y gres que reúnen montañas de pequeños libros agrupados bajo la figura del lector, la mirada de Cristina Guzmán configura un entorno de contrastes donde las texturas incorporan la calidez a la materia hasta llevarla a su origen. Si para Neruda fuimos “párpado del barro trémulo y forma de la arcilla”, en la obra de esta autora somos el recuerdo de la tierra, de sus surcos y su tiempo.[4] Proyectadas desde los comienzos con estructuras de metal, madera o cemento, sus esculturas se consolidan en torno al barro, convirtiéndose en el material más importante en su trayectoria artística. La cerámica actúa como símbolo de permanencia y establece vínculos secuenciales con los trabajos de otros artistas como sus maestros Arcadi Blasco y Enric Mestre, ciertas expresiones de Elena Colmeneiro y, principalmente, con el minimalismo de María Bofill desde un interés por los objetos pequeños y su calidad de ejecución.

No es la primera vez que Cristina Guzmán incorpora la instalación en sus proyectos. El estudio de la técnica, los diferentes métodos de cocción y la integración de nuevos soportes consolidaron otras como Cartes al vent, donde asocia al discurso nuevos ingredientes como el papel y el texto, para posteriormente expandir sus esculturas e integrar la fotografía o el dibujo. En este sentido, la instalación presentada en la exposición compuesta por nueve libros aislados desde la individualidad de nueve peanas, resume  parte de estos procesos y representa la naturaleza de los materiales y el equilibrio de los volúmenes que el fuego petrificará para siempre.

Cristina Guzmán Traver. Instalación "Llibreries", cerámica, hierro y metacrilato, 2015. Cortesía de la artista.

Cristina Guzmán Traver. Instalación «Llibreries», cerámica, hierro y metacrilato, 2015. Cortesía de la artista.

Los libros, convertidos en elementos ajenos al mundo y a la vida, permanecen envueltos en cajas de metacrilato, reposando inertes en sus nichos transparentes. “Murieron 912 y nacieron 226” era la sentencia con la que arrancaba un reciente artículo para explicar el panorama que, hoy por hoy, resisten las librerías. Y como si de un escenario se tratara, la obra de Guzmán representa arquitecturas imaginadas que aluden a cada cierre y nos conducen a reflexionar sobre el vacío de la comunicación, la desaparición de estos espacios (la nostalgia por aquella librería-buena-de-siempre en cuyo local, ahora, han abierto un McDonald’s…) y la pérdida del relato que generó estar en ellos. Porque en muchas ocasiones descubríamos que el librero era también poeta, editor, diseñador, escritor, fotógrafo… y su aportación enriquecía el propio mundo del libro. Valdeska siempre fue una librería peculiar que comenzó en 1979 en la calle Quart, después en Gobernador Viejo, para continuar desde el inicio del IVAM en 1989, hasta llegar a su última ubicación en la calle del Mar. De la mano de Sergio de Diego, Valdeska fue un lugar habitado por historias interesantes que invitaban al hedonismo y a respirar la vida.

Bajo el lema ‘Leer es viajar’ el pasado 13 de noviembre se celebraba la quinta edición del Día de las Librerías cuya iniciativa reivindicaba su papel como motor de la cultura. Recientemente comprobamos con cierta esperanza la sucesión de reconocimientos. Por un lado la Confederación Española de Gremios y Asociaciones de Libreros (CEGAL) y el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte concedió a Traficante de sueños, de Madrid, el Premio Librería Cultural 2015, destacando así la figura del librero como agitador cultural, y por otro la Consellería de Cultura de la Generalitat Valenciana acaba de distinguir a un lugar emblemático como la librería París-Valencia con el Premio a la Mejor Trayectoria. Todavía nos queda el libro sustentado por páginas de aromas (de cada 100 publicados, 75 continúan editándose en papel) y, en palabras de Daniel Pennac, nos queda la dicha de ser lectores.[5] Porque “la lectura no depende de la organización del tiempo social, es, como el amor, una manera de ser”.

Cristina Guzmán Traver. "Llibres", gres, arcilla y esmaltes óxidos, 2015. Cortesía de la artista.

Cristina Guzmán Traver. «Llibres», gres, arcilla y esmaltes óxidos, 2015. Cortesía de la artista.

Maite Ibáñez


[1] Informe Observatorio de la Librería 2014, presentado en febrero de este año por la Confederación Española de Gremios y Asociaciones de Libreros (CEGAL)

[2] “En España, a diferencia de otros países europeos, no existe ningún tipo de régimen fiscal especial para las librerías, ni están sujetas a deducciones por tratarse de un local cultural. Una librería es el mismo tipo de comercio, a efectos fiscales, que una tienda de ropa. Paula CORROTO, “Librerías: muerte, renovación o burbuja, El diario.es, 08/03/2015

[3] Alfons GARCÍA, “Valdeska se despide”, Levante, 06/10/2015

[4] Pablo NERUDA, del poema Amor América, “El hombre tierra fue, vasija, / párpado del barro trémulo, forma de la arcilla […]”

[5] Daniel PENNAC, Como una novela, Anagrama, Barcelona, 1996

Cristina Guzmán Traver. "Lectors de llibres", gres, arcilla y esmaltes óxidos, 2015. Cortesía Inma Caballer.

Cristina Guzmán Traver. «Lectors de llibres», gres, arcilla y esmaltes óxidos, 2015. Cortesía Inma Caballer.

La Vall d’Albaida se llena de títeres

XXXI edición de la Mostra Internacional de Titelles de la Vall d’Albaida
Diferentes municipios de la Vall d’Albaida
Del 5 al 8 de noviembre

Los títeres se adaptan a cualquier escenario y La Vall d’Albaida es uno con muchísima tradición. La XXXI edición de la MIT, Mostra Internacional de Titelles a la Vall d’Albaida, llevará del 5 al 8 de noviembre un total de trece espectáculos que convierten esta comarca en un gran teatro.

Una cita impulsada por el Área de cultura de la Mancomunidad de la Vall d’Albaida y la Diputación de Valencia que cuenta con el apoyo de la Generalitat Valenciana, la Universitat de València y el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte. Y que permitirá acoger en Agullent, Aielo de Malferit, Albaida, Atzeneta d’Albaida, Benigànim, Benissoda, Bocairent, Fontanars del Alforins, Montitxelvo, L’Olleria, Otos, El Palomar, La Pobla del Duc y Salem representaciones de destacadas compañías valencianas, nacionales e internacionales, además de diversas actividades paralelas para escolares, vecinos y visitantes.

En la programación de este año tienen cabida lecturas contemporáneas de cuentos clásicos, nuevas visiones de historias universales, poemas-canción, aventuras protagonizadas por juguetes, cuentos y disciplinas como el mimo o la danza en una selección de lo mejor del teatro con títeres que se dirige a espectadores a partir de 4 y 5 años, pero donde también encontramos algunas propuestas para adultos.

La profesión valenciana estará representada con cinco propuestas que llegan de diferentes puntos de la Comunitat y entre las que se incluyen tres compañías que presentan el relieve generacional de nuestros titiriteros.

La Terra dels Babaus.

La Terra dels Babaus, de El Ball del Sant Vito. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

La primera es El Ball del Sant Vito (Valencia), que presenta el espectáculo La Terra dels Babaus, donde los cuentos, los títeres, el humor y la música en directo se unen para rendir un homenaje a la tradición cultural más puramente valenciana. Otra formación emergente es Teatre a mà (Valencia), que ofrecen una nueva mirada sobre uno de los iconos de la literatura infantil más universales, El patito feo. Partiendo del cuento creado por Hans Christian Andersen y utilizando títeres de mano con apariencia clásica, recuperan esta historia sobre la aceptación de las diferencias en una pieza llena de ternura.

Finalmente, Teatre Plegable (Castellón) cierra este grupo de nuevos titiriteros valencianos. La joven compañía se sumerge en el mundo de la fantasía con La fàbrica de les joguines defectuoses, una aventura en la que un juguete tratará de conseguir su sueño ayudado por un hombre de gran bigote, una bailarina y un enorme ratón, entre otros curiosos personajes.

La representación autóctona se completa con El Circ de La Safor (Potríes, Valencia), que ofrece una original representación del mundo del espectáculo con Don Pepino, un títere, empresario teatral de baja estopa, que se convierte él mismo en titiritero.

Xup-Xup. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d'Albaida.

Xup-Xup, de Factoría Los Sánchez e Imaginary Ladnscape. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

Por último, el tándem Factoría Los Sánchez e Imaginary Landscape (Benicarló) se unen en Xup-Xup para recrear en escena la preparación de una receta de cocina que echa mano de la música, el baile y la imaginación para transformar en una delicia las cosas más cotidianas.

Endrapasomnis. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d'Albaida.

L’endrapasomnis, de Teatre al Detall y Tresca i la Verdesca. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

La MIT ofrece una selección del mejor teatro de títeres nacional donde se incluyen destacados galardones como el Premi de la Crítica Catalana (2014) de L’endrapasomnis, una versión de la historia creada por Michael Ende sobre la princesa del País del Buen Sueño que, precisamente, no puede dormir. La compañía barcelonesa Teatre al Detall se une con la Tresca i la Verdesca, quien aporta la música a este espectáculo que desborda poesía, imaginación y magia para conseguir que los pequeños vean como una aventura el momento de ir a dormir y empezar a soñar.

La isla del tesoro. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d'Albaida.

La isla del tesoro, de Teatro Arbolé. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

Otro importante galardón es el Premi Nacional d’Arts Escèniques per a la Infància (2009) que ostenta Teatro Arbolé, una de las compañías más solventes de la escena nacional. Los zaragozanos presentan en la MIT una versión libre del clásico de R.L. Stevenson La isla del tesoro. Utilizando elementos encontrados en la playa, maderas, desperdicios y abalorios que ha devuelto el mar, se han confeccionado los títeres que representan esta apasionante aventura de piratas que ha marcado a generaciones de escritores y lectores desde hace más de un siglo.

El bosque de Grimm. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d'Albaida.

El bosque de Grimm, de La Maquinè. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

Una de las joyas de la programación de este año es El bosque de Grimm, Mejor Espectáculo Infantil de los Premios Max (2014) y en los Premios Teatro de Rojas (2015). Desde Granada, La Maquinè presenta este homenaje a los cuentos de hadas que utiliza la música de Maurice Ravel como elemento conductor. Un trabajo de exquisita plasticidad y gran capacidad evocadora, que casi transforma el escenario en un lienzo donde dos actrices y muchos títeres dan vida a los momentos más populares de historias como Pulgarcito, Blancanieves, Caperucita Roja o la Bella Durmiente.

Adiós Bienvenida. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d'Albaida.

Adiós Bienvenida, de Mimaia Teatro. Imagen cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

Otra pieza presente en la MIT y que acaparó reconocimientos fue Adiós Bienvenida, Premio Espectáculo Revelación en FETEN (2013). Música en directo y una impresionante escenografía para esta tierna historia de la compañía murciana Mimaia Teatro que aborda el paso del tiempo, la distancia y la necesidad de cerrar ciclos para empezar nuevas etapas a través de la historia de una entrañable tabernera que tiene que aprender a despedirse.

El Mêtre. Cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d'Albaida.

El Mêtre. Cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

La selección de propuestas nacionales incluye dos piezas más. La primera es El Mêtre, de la formación de Barcelona JAM. Un espectáculo sin texto que mezcla humor y manipulación de objetos para demostrar que en esta vida las cosas pueden parecer una cosa y ser otra. Así, un anodino metro plegable de madera puede ser un pez, una televisión o un corazón que late sin medida. Y desde Cádiz llega A cuentagotas, un espectáculo de la veterana compañía La Gotera de Lazotea que incluye dos cuentos llenos de valores para que el teatro sea una fuente de entretenimiento, pero también de aprendizaje para los pequeños.

La llamada del mar. Cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d'Albaida.

La llamada del mar. Cortesía de la Mostra Internacional de Titelles de La Vall d’Albaida.

La reputada compañía francesa Philippe Genty pone este año el acento internacional a la Mostra. Su trayectoria arranca a mitad de los años setenta y le ha llevado a recorrer el mundo con espectáculos con un sello muy personal, caracterizados por un trabajo escénico transgresor, donde se utilizan títeres, manipulación de objetos, la escenografía y la interpretación para contar historias a que apelan a aquello más irracional, recóndito y auténtico de las emociones. En la MIT 2015 presentan su última producción para niños, La llamada del mar. Basada en La Odisea de Homero, solo con una cortina de ducha, un recogedor y una escoba consigue recrear una aventura tan divertida como insólita, que habla de la necesidad de huir y evadirse.

La programación de este año aporta como novedad una propuesta escénica para adultos firmada por la compañía catalana Zero en Conducta. Allegro ma non troppo es una representación donde tienen cabida los títeres, la manipulación de objetos, el mimo y la danza. Sobre el escenario, una pareja recrea diferentes situaciones donde el amor es el protagonista, como sueño o como realidad, contando pequeñas historias donde a veces este sentimiento es ciego y otros, donde el problema es que los amantes son invisibles.

También a los adultos se dirigen las actividades paralelas programadas con la colaboración del Campus Universitario de Ontinyent. Los autores teatrales valencianos Pasqual Alapont, Roberto García y Jaume Policarpo intervienen en la charla Pensar l’impossible, donde hablan de su universo literario propio, de tendencias y géneros literarias actuales, así como de las posibilidades didácticas de la literatura dentro de la escuela. Además, el creador Jaume Policarpo hace un recorrido por la noción del títere, las estructuras vivas, la manipulación, el intérprete, las imágenes y los símbolos en la clase magistral Objecte-Subjecte.

Y una propuesta para todos los públicos es la instalación interactiva Cambiar de cara, de la compañía asturiana Lîla. Cerca de cuarenta rostros creados con materiales reutilizados e imanes que invitan al juego para intercambiar piezas y crear nuevos personajes. Por último, las actividades paralelas se completan con un Taller de Titelles impartido por la compañía valenciana Lluerna Teatre donde enseñarán a los niños a crear y animar un títere empleando materiales sencillos. Una introducción a un mundo lleno de encanto y creatividad que del 5 al 8 de noviembre impregna La Vall d’Albaida con la Mostra Internacional de Titelles.

 

Circuito Red y la promoción del arte joven en España

Sala Alcalá 31. Comunidad de Madrid
Auditorio
C/ Alcalá, 31, Madrid
Días 7 y 8 de abril de 2015, de 11:00 a 19:00 h.
Entrada gratuita hasta completar aforo

Cricuito Red es un foro de encuentro profesional dirigido específicamente a agentes culturales interesados en la promoción de la creación joven a nivel estatal, autonómico o municipal.
Especialistas y responsables de 15 instituciones que tienen relación con iniciativas orientadas a la promoción del arte joven realizarán presentaciones públicas de sus programas y mantendrán un intercambio de ideas y experiencias, aportando datos técnicos, presupuestos, estrategias, planes de financiación, gestión de los recortes, formas de comunicación, trabajo en red institucional, etc. con el objetivo de generar un contexto enriquecedor y colaborativo del que emanen unas conclusiones que sirvan como indicadores de trabajo a todos aquellos agentes profesionales que estén interesados y que trabajen en la promoción del arte joven en el marco del sector cultural en España.

sala-alcala-31

PROGRAMA
Martes 7 de abril de 2015
11.00 h.
Bienvenida y presentación. Isabel Rosell. Directora General BBAA CAM.
11.15 h.
Margareta Hauschild. Directora Goethe Institut Madrid.
Conferencia “La creación joven en la Europa central. Una historia de consensos y acuerdos”.
12. 00 h.
Injuve. Ayudas a la Creación.
Tania Minguela. Directora de la División de Programas Instituto de la Juventud
12.20 h.
Ministerio de Educación, Cultura y Deportes. Tabacalera Estudios.
Begoña Torres. Subdirectora General de Promoción de las Bellas Artes del MECD
12.40 h.
AECID. Programa ART-EX.
Sergi Farré. Jefe Departamento de Cooperación Universitaria y Científica.
13.00 h.
Pausa. Café
13.20 h.
Acción Cultural Española. Programa PICE.
Jorge Sobredo. Director de Programación.
13.40 h.
Comunidad de Madrid. Sala de Arte Joven.
Antonio J Sánchez. Subdirección General de Bellas Artes de La Comunidad de Madrid
14.00 h.
Matadero Madrid. El Ranchito.
Gema Melgar. Coordinadora de programación de MATADERO.
14.20 h.
Junta de Andalucía. Programa Iniciarte.
Eva Gonzalez Lezcano. Responsable programa Iniciarte
14.40 h.
Universidad Complutense de Madrid. Intransit.
Margarita San Andrés Moya. Vicerrectora de Atención a la Comunidad Universitaria.
15.00 h.
Pausa. Almuerzo
16.40 h.
Ayuntamiento de Bilbao. Fundación Bilbaoarte.
Juan Zapater. Director.
17.00 h.
Fundación Banco Santander. Educación y Talento Joven.
Álvaro Ganado Alonso. Departamento Educación y Talento Joven
17.20 h.
Museo Es Baluard. Les Cliniques
Nekane Aramburu. Directora
17.40 h.
La Casa Encendida. Generaciones.
Lucía Casani. Directora.
18.00 h.
Universidad de Valencia. Art Públic.
José Luis Pérez Pont. Comisario Art públic/ Universitat pública
18.20 h.
Dirección gral de Juventud de la Generalitat de Cataluña. Sala D´Art Jove.
Marta Vilardell. Técnica del programa de Cultura
18.40 h.
Museo de Arte Contemporáneo Gas Natural Fenosa (MAC). Becas de Movilidad (Galicia).
Carmen Fernández Rivera. Directora.

19.00 h.
Fin Jornada

alcala31_04_p

Miércoles 8 de Abril de 2015
11.00 h.
Mesa de diálogo 1. Movilidad artística.
Mesa de diálogo en la que participan instituciones cuyas líneas de actuación incluyen iniciativas, programas y convocatorias públicas dirigidas a favorecer y fomentar la movilidad de artistas visuales y otros profesionales del sector del arte contemporáneo, como los gestores culturales, investigadores y comisarios.
La mesa propone realizar una reflexión sobre el resultado de estas líneas de actuación poniendo en común la experiencia de cada institución; Pensar en sistemas de coordinación que puedan favorecer una mayor relación entre instituciones de un ámbito territorial común; Definir que herramientas son necesarias para la implementación de estrategias de trabajo en red; Analizar el fenómeno expansivo de las Residencias Artísticas; Cómo reforzar la relación con Latinoamérica; Y en un mundo globalizado, existen las áreas geográficas de interés?
Participantes
AECID. Programa ART-EX
Acción Cultural Española. Programa PICE.
Museo de Arte Contemporáneo Gas Natural Fenosa. Becas de Movilidad
Matadero Madrid. El Ranchito.
Comunidad de Madrid. Sala de Arte Joven
12.30 h.
Pausa. Café.
12.45 h.
Mesa de diálogo 2. Producción Artística.
Mesa de diálogo en la que participan instituciones cuyas líneas de actuación incluyen iniciativas, programas y convocatorias públicas dirigidas a la investigación artística, la producción de obra en un sentido amplio (objetual, documental, editorial, digital) y el desarrollo de proyectos artísticos.
La mesa propone realizar una reflexión sobre el resultado de estas líneas de actuación poniendo en común la experiencia de cada institución; Pensar en posibles herramientas que faciliten la co-producción de proyectos; Definir que indicadores deben prevalecer a la hora de invertir recursos públicos en producción artística; Cómo articular la relación institución pública-mercado privado; Cómo garantizar el acceso de la ciudadanía al patrimonio artístico contemporáneo producido mediante recursos públicos.
Paticipantes:
Injuve. Ayudas a la Creación.
Dirección general de Juventud de la Generalitat de Cataluña.
D´ Art Jove.
La Casa Encendida. Generaciones.
Junta de Andalucía. Programa Iniciarte.
Ayuntamiento de Bilbao. Fundación Bilbaoarte
14. 15 h.
Pausa Almuerzo
16.30 h.
Mesa de diálogo 3. Formación Artística.
Mesa de diálogo en la que participan instituciones cuyas líneas de actuación incluyen iniciativas, programas y convocatorias públicas dirigidas al fomento, apoyo y gestión de encuentros, seminarios, cursos, talleres y cualquier formato de actividad relacionado con la formación artística.
La mesa propone realizar una reflexión sobre el resultado de estas líneas de actuación poniendo en común la experiencia de cada institución; Cómo articular la relación entre la formación reglada, la formación alternativa y el co-aprendizaje; Analizar diferentes estrategias para la profesionalización de artistas y otros agentes culturales; Es la red el entorno formativo del futuro? Acerca de la formación on-line; Definir canales para la formación de públicos y audiencias; Que co-responsabilidad asume el sector para la mediación de las nuevas comunidades de usuarios.
Participantes
Universidad Complutense de Madrid. Intransit.
Fundación Banco Santander. Educación y Talento Joven.
Museo Es Baluard. Les Cliniques.
Ministerio de Educación, Cultura y Deportes. Tabacalera Estudios
Art Public. Universidad de Valencia
18.00 h.
Conclusiones foro.
19.00 h.
Fin foro.

11001859_10152595730742504_7236762610704662677_n

¿Tiene futuro la huerta?

Veus per l´horta
Coordinación: Tania Castro, Miguel Lorenzo, Maria Josep Picó y Magda Ruiz Brox
Diseño: Estudio Menta
Proyecto de la Universitat de València, Universitat Politècnica de Valéncia y CSIC Comunidad Valenciana

Es un hecho indiscutible que Valencia ha crecido a expensas de la tierra fértil que la rodea. Se han escrito ríos de tinta sobre este trágico expolio, pero todavía queda mucho que decir, debatir y, sobre todo, proponer para que las últimas huertas supervivientes tengan la protección que merecen y se reactive el Plan de Acción Territorial de la Huerta.

“Hacer un llamamiento a la sociedad y a las instancias políticas a considerar la huerta una prioridad”. Este es el objetivo de un proyecto conjunto de la Universitat de València, la Politécnica y el CSIC de la Comunidad, el libro ‘Veus per l’horta’ que se presentó la pasada semana en La Nau. “Porque la comunidad académica, investigadora y universitaria tiene que hacer escuchar su voz en los asuntos más importantes y graves de la sociedad”, señalaron los representantes de las tres instituciones mencionadas: Antonio Ariño, María Victoria Vivancos y José Pío Beltrán.

Fotografía de Mónica Torres, en el libro 'Veus per l'horta'. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de València.

Fotografía de Mónica Torres, en el libro ‘Veus per l’horta’. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de València.

‘Veus per l’horta’ es un trabajo divulgativo y coral en el que participan más de 56 colaboradores entre escritores, periodistas, fotógrafos, profesores, investigadores y demás especialistas. Todas esas voces unidas en un propósito común: “Poner en valor la huerta valenciana y mantener abierto el debate social y político sobre un territorio que se ha destruido paulatinamente”.

Con cerca de 200 páginas y un cuidado diseño a cargo del Estudio Menta en el que adquiere un peso muy destacado la fotografía, el libro ha estado coordinado por las periodistas Maria Josep Picó y Magda Ruiz Brox, y los fotoperiodistas Tania Castro y Miguel Lorenzo. Editado en valenciano, cuenta con la colaboración de la Acadèmia Valenciana de la Llengua, y un apéndice final con los textos en castellano.

'Veus per l'horta'. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de València.

‘Veus per l’horta’. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de València.

Se estructura en cuatro grandes apartados: Una visió personal, Economia i societat, Patrimoni y Horta viva. La publicación recoge un total 38 textos, en los que participan escritores y periodistas como Manuel Vicent, Alfons Cervera, Fernando Delgado, Emili Piera y Carme Miquel, entre otros. En un claro ejemplo de la coordinación de recursos científicos y académicos de las tres entidades también escriben un amplio grupo de profesores e investigadores de las tres instituciones promotoras: Carles Sanchis Ibor, Joan Romero, Luis Navarro, Josep Sorribes, J. Miguel del Rey y Carmen Benedito, entre otros.

Asimismo, diversos especialistas de otras instituciones: Javier Pastor Madalena, Ricardo Sanmartín Arce, así como aportaciones desde la gastronomía, a través del cocinero Ricard Camarena y el periodista Alfredo Argilés.

Fotografía de Kai Försteling, en 'Veus per l'horta. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de València.

Fotografía de Kai Försteling, en ‘Veus per l’horta. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de València.

Fotoperiodistas

El libro permite acercarse a 40 excelentes imágenes de 15 fotoperiodistas, entre los que se encuentran: Jesús Císcar, Carles Francesc, José García Poveda, Juan Carlos Cárdenas, Eva Mañez y Mónica Torres. Incluye  un diálogo en el que se abordan las claves para el futuro económico y ambiental de este espacio natural y social único.

Han coordinado la publicación la Universitat de València, la Universidad Politécnica de Valencia y la Delegación del CSIC en la Comunidad Valenciana, en el marco de VLC/CAMPUS, Valencia Internacional Campus of Excellence, financiado por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.

Como complemento y para sumar ideas de la ciudadanía se ha abierto el blog veushorta.blogs.uv.es en el que se explica el proyecto y se pueden encontrar algunos de los capítulos, así como el índice con todos los contenidos de esta obra.

Fotografía de Carles Francesc, en el libro 'Veus per l´horta'. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de Valéncia.

Fotografía de Carles Francesc, en el libro ‘Veus per l´horta’. Imagen cortesía de La Nau de la Universitat de Valéncia.

Bel Carrasco

Valencia se llena de ‘Vidas gitanas’

Vidas gitanas
Organizada por Acción Cultural Española, Fundación Instituto de Cultura Gitana y
Consorcio de Museos de la Generalitat Valenciana
Comisarios: Joaquín López Bustamante y Joan M. Oleaque
Centro del Carmen
C / Museo, 2. Valencia
Hasta el 4 de mayo

Primero fue el director del Instituto de Cultura Gitana, Diego Fernández, quien se refirió a la exposición de Vidas gitanas en Valencia como “la más completa de todas”. Ni Budapest, ni Viena, ni Lisboa, ni Granada, ni Madrid: ¡Valencia! Lo cual demostraba, en su opinión, la raigambre de la cultura gitana en territorio valenciano. Luego fue el presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, quien se fue encendiendo en su defensa de la cultura caló, hasta el punto de reivindicar la igualdad de la mujer gitana en el terreno laboral. Y entre unos y otros convirtieron el Centre del Carme, donde se inauguraba Vidas gitanas, en un improvisado foro de ensalzamiento gitano.

Asentamiento gitano junto a la Plaza de España.Década 1920. Archivo Serrano. Fototeca Municipal de Sevilla. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

Asentamiento gitano junto a la Plaza de España.Década 1920. Archivo Serrano. Fototeca Municipal de Sevilla. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Como dice Juan de Dios Ramírez-Heredia, en el catálogo de la exposición, ese cambio en la percepción de la cultura gitana sólo se dará cuando converjan dos comportamientos igual de arraigados en la opinión pública. Por un lado, “la voluntad manifiesta de los propios gitanos de superar siglos de separación”. Y, por otro, “que los medios de comunicación no difundan informaciones que…puedan crear o fomentar una imagen de los gitanos que no se corresponde con la real”. Es decir, que ni se trata de identificar al gitano “con todos los vicios y comportamientos incívicos”, ni de describirlos como “los mejores cantaores, bailaores o toreros como si se tratase de cualidades intrínsecas a nuestra manera de ser”.

Fotografía de Colita. La singla, 1963. Arxiu Fotogràfic de Barcelona. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

Fotografía de Colita. La singla, 1963. Arxiu Fotogràfic de Barcelona. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Alberto Fabra, quien sabe si contagiado por el apasionado discurso de Diego Fernández (“la Comunidad Valenciana también es gitana”), pareció inflamarse de la segunda acepción descrita por Ramírez-Heredia, como queriendo dejar bien claro su rechazo a la identificación primera. Ni tanto ni tan calvo. El justo equilibrio hay que buscarlo precisamente en la muestra Vidas gitanas, cuyas más de 300 piezas exhibidas hablan por sí solas de un modo más ecuánime que el empleado por el máximo mandatario de la Generalitat. Piezas entre las que se halla la primera edición del Romancero Gitano, autografiada por Federico García Lorca y nunca antes expuesta, o la Pastora Imperio de Mariano Benlliure.

 

Fotografia de David George. Manolito de María, cantaor. Flamenco Project. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

Fotografia de David George. Manolito de María, cantaor. Flamenco Project. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Vidas  gitanas, comisariada por Joaquín López Bustamante y Joan M. Oleaque y organizada por Acción Cultural Española y la Fundación Instituto de Cultura Gitana, lleva por subtítulo Lungo Drom o Largo Camino, en lenguaje caló. Un camino tan largo como “complicado” para la historia del pueblo gitano que, sin embargo, no hace de la exposición una muestra “victimista, sino positiva”, subrayó Diego Fernández, quien recordó al desaparecido Carlos Pérez como uno de los principales artífices de Vidas gitanas, “una exposición parida por valencianos”. Un parto en el que abundan las referencias a personajes tan ilustres como Camarón, Carmen Amaya, Peret, La Chunga o la propia Pastora Imperio, junto a imágenes de la vida cotidiana de los gitanos, “muy poco conocida”.

Fotografía de Isabel Muñoz en la exposición 'Vidas gitanas'. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

Fotografía de Isabel Muñoz en la exposición ‘Vidas gitanas’. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ese desconocimiento, propiciado de nuevo por el conjunto de estereotipos divulgado, pretende ser paliado mediante Vidas gitanas. A ello contribuyen las fotografías de Cristina García Rodero, Isabel Muñoz o Jesús Salinas, cuyas imágenes nos acercan una visión atemperada del gitano “cantaor, bailaor o torero” referida por Ramírez-Heredia. En ese sentido, la exposición tampoco obvia este aspecto del pueblo gitano, pero introduce matices que obligan a ampliar la estrecha percepción que desde el mundo payo se tiene. Como afirmó Diego Fernández, “no hay línea de separación entre payos y gitanos, sino entre racistas y no racistas”. La exposición recoge imágenes que trazan la dilatada historia de los gitanos, desde la primera referencia de su llegada a España en el siglo XV, hasta la promoción de su cultura mediante películas con temática andaluza en la época franquista. En algunas vitrinas se pueden ver objetos característicos, libros, discos y hasta una Constitución Española traducida al romanó-kaló de la Biblioteca del Instituto de Cultura Gitana.

Fotografía de Cristina García Rodero en la exposición 'Vidas gitanas'. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

Fotografía de Cristina García Rodero en la exposición ‘Vidas gitanas’. Imagen cortesía de Acción Cultural Española.

Salva Torres