Bodas de sangre arcoiris

Bodas de sangre, de Mariola Ponce
Sala Russafa
C / Dénia, 55. Valencia
Sábado 8 y domingo 9 de julio de 2017

Sala Russafa cierra la sexta edición de su Festival de Talleres de Teatro Clásico esta semana y las puertas del centro cultural hasta después del verano. La última propuesta en pasar por el escenario del teatro de Ruzafa esta temporada será de la compañía de Puerto de Sagunto Pezenleagua. Tras su paso por Rumanía, estrenan en Valencia su montaje de ‘Bodas de Sangre’ (el 8 y 9 de julio), que apuesta por la diversidad sexual.

Mariola Ponce dirige esta popular tragedia, escrita por Federico García Lorca en 1931, a partir de un hecho real ocurrido en Níjar unos años antes. Sobre las tablas se recrea una unión sustentada por las relaciones familiares, las imposiciones sociales y las apariencias. Un matrimonio que, como el título de la obra indica, se verá abocado a un trágico desenlace por culpa de un amor fuera de las convenciones, que en este caso protagonizan dos mujeres.

Con la vida y la muerte como temática central, personajes alegóricos como la parca o la luna se integran en un texto lleno de simbolismo y belleza que ha contado con numerosas versiones escénicas y algunas cinematográficas. Una de las piezas más representativas del teatro de Lorca, de profundo sabor andaluz. La actualización de todo un clásico en la que las sombrías pasiones y los celos conducen un intenso triángulo amoroso al que la homosexualidad aporta una nueva lectura.

Escena de Bodas de sangre. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Escena de Bodas de sangre. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Tras el verano, nuevas propuestas

Sala Russafa cierra su sexta temporada aumentando el número de compañías, con un total de 46 formaciones (26 valencianas y 20 nacionales) y así como de funciones realizadas, 198 en total (142 de teatro para adultos, 44 para público familiar y 12 espectáculos musicales).

“Estamos satisfechos con la calidad artística de las piezas de compañías nacionales y de las dirigidas al público familiar que hemos tenido este año. Han sido trabajos de artesanía escénica que en muchos casos van a un público más minoritario, pero que creemos que también merecen un espacio en los teatros”, afirma Juan Carlos Garés, responsable del teatro, quien ha destacado piezas como ‘Marx en el Soho’ (La Casa Escènica, Zaragoza), ‘Anna Karenina’ (Versus Teatre, Barcelona), ‘La otra mano de Cervantes’ (La Fundición, Sevilla) o ‘En la boca del Lobo’ (Titiriteros de Binéfar, Aragón). Todas ellas han formado parte de los 17 estrenos (14 en la Comunitat, 2 absolutos y uno en Valencia) que ha ofrecido Sala Russafa desde el pasado mes de octubre.

“Para la próxima temporada, queremos reforzar el ciclo de Compañías Valencianas, combinando la doble  vertiente de dar cabida a formaciones de nueva creación, con propuestas dramáticas más novedosas, junto a otras de mayor trayectoria”, avanza Garés, quien destacado como uno de los objetivos fundacionales de la Sala Russafa es la creación de nuevos públicos, incentivando el consumo cultural en la ciudad.

Una tarea en la que les gustaría contar con la complicidad de las administraciones pero también del resto de teatros de la ciudad. “En este momento, las salas privadas estamos reuniéndonos y viendo las potencialidades que tiene sumar esfuerzos porque es necesario avanzar en el proceso de regulación de la situación de los teatros en la ciudad. Me parece que esta experiencia debería de ir más allá y derivar en iniciativas conjuntas. Podemos crear sinergias para la promoción y atracción de espectadores, sería positivo para todos”, defiende Garés.

En su opinión, la diversidad y carácter propio de las salas privadas hace que cada una tenga su espacio y sus espectadores, “por lo que podría producirse un trasvase interesante de públicos entre unas y otras, que la gente abra un poco más su abanico de experiencias teatrales, enriqueciéndose la variedad de personas que pasen por las distintas salas y fomentándose el consumo de teatro en la ciudad”, apunta el responsable de Sala Russafa.

Escena de 'Distancia 7 minutos'. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Escena de ‘Distancia 7 minutos’. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Tras el paso por el teatro de la producción propia del Festival Russafa Escénica, en octubre empezará la próxima temporada regular que en su primer trimestre ofrece 12 propuestas nacionales.  Dentro de la programación para adultos, la formación sevillana Producciones Imperdibles estrenará en la CV una versión de ‘La Divina Comedia’, de Dante. Harán lo mismo los extremeños Guirigai con ‘Un encuentro con Miguel Hernández’, pieza que retoman con motivo del 75 aniversario de la muerte del autor.

También serán estrenos en la Comunitat Valenciana ‘La Teatropedia’ y ‘¿Hamlet… es nombre o apellido?’, de las formaciones madrileñas  Teatro de Fondo y Tarambana, respectivamente. Así como la versión teatral de la novela de Dulce Chacón, ‘La voz dormida’, de los toledanos Euroscena.

Escena de 'Sigue la tormenta'. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Escena de ‘Sigue la tormenta’. Imagen cortesía de Sala Russafa.

La programación para adultos se completa con el estreno en Valencia de la futurista ‘Distancia 7 minutos’, de los barceloneses Titzina Teatro. Y con la vuelta a la ciudad de ‘Sigue la tormenta’, del autor francés Enzo Cormann, en un montaje de los zaragozanos Tranvía Teatro.

En lo que respecta a la programación familiar de la próxima temporada, incluirá en su arranque a cuatro de las compañías más asentadas de la escena nacional, asiduas al teatro de Ruzafa. Serán estrenos en la Comunitat Valenciana ‘El caso del fantasma percursionista’, de La Gotera de Lazotea (Cádiz); el espectáculo musical ‘El primer concierto’, de La Fundición (Sevilla) y la propuesta para bebés de 0 a 5 años ‘El viajecito’, de La Barataria (Sevilla). Mientras que Teatro Paraíso (Vitoria) estrena en la ciudad ‘Lunáticus Circus’ y Teatro Arbolé (Zaragoza) volverá a Valencia con su versión con títeres de ‘Blancanieves’.

“En total, estamos hablando de diez estrenos, ocho en la Comunitat y dos en la ciudad, en apenas tres meses. Hacemos un esfuerzo importante por traer propuestas que, pese a su impecable factura escénica, no encuentran un hueco en nuestras carteleras. Pero nosotros creemos que este tipo de piezas puede interesar a un amplio espectro de espectadores, si el público valenciano tiene la ocasión de verlas”, afirma  Garés, quien emplaza al arranque de temporada, la primera semana de octubre, para dar a conocer el resto de novedades de la séptima temporada del Centre Cultural i Docent d’Arts Escèniques, Sala Russafa.

Bodas de sangre

Bodas de sangre. Imagen cortesía de Sala Russafa.

El Rey Lear, en una residencia de ancianos

Olvidando a Lear, de Mariola Ponce
Festival de Talleres de Teatro Clásico
Sala Russafa
Sábado 20 y domingo 21 de junio de 2015, a las 20.00h

El Festival de Talleres de Teatro Clásico de Sala Russafa, que del 5 al 28 de junio programa nuevos acercamientos a obras y personajes clave en la historia de la literatura, acoge esta semana Olvidando a Lear (20 y 21 de junio) una interesante propuesta escrita y dirigida por Mariola Ponce que parte de El rey Lear y que es fruto del trabajo realizado con alumnos del Centro de Artes Visuales del Puerto de Sagunto.

«Cuando estábamos buscando ideas para el espectáculo, nos encontrábamos con noticias de personas que con su comportamiento y sus decisiones habían hecho mucho daño y nos preguntábamos qué sería de ellos cuando se hicieran mayores», recuerda Ponce, «nos interesaba plantearnos cómo reacciona alguien que ha sido malvado y que, con la edad, empieza a necesitar de los demás».

Cartel de la obra 'Olvidando a Lear, de Mariola Ponce. Cortesía de Sala Russafa.

Cartel de la obra ‘Olvidando a Lear, de Mariola Ponce. Cortesía de Sala Russafa.

Con este punto de partida, Ponce traslada a Lear, el famoso villano creado por Shakespeare, a una residencia de ancianos, a mediados del siglo XX, donde el alzhéimer le hace olvidar por momentos su crueldad, el daño que ha hecho, lo injusto que ha sido en el reparto de sus bienes… Y con el olvido, con su olvido, ¿ha de llegarle el perdón?

Cordelia aparece como una enfermera y el Conde de Kent se convierte en Dr. Kent, mientras que el protagonista se presenta como un hombre hecho a sí mismo, un déspota empresario que alterna episodios de lucidez y demencia, carcomida su memoria por la enfermedad y la vejez. Una versión que demuestra cómo los personajes creados por el maestro inglés pueden existir en cualquier época y contexto.

Tres alumnos que durante meses han profundizado en las técnicas interpretativas dan vida a este acercamiento al clásico de Shakespeare, absolutamente novedoso, que plantea un dilema en torno al valor de la palabra, el recuerdo y la condescendencia.

Futuras grandes estrellas

La programación del festival se completa esta semana con la demostración del Taller de Teatro para Niños que imparte la actriz y docente Amparo Vayà en Sala Russafa. Sus pequeños intérpretes suben a las tablas del centro cultural para contar la historia de ‘Una casa monstruosa’, una pieza terroríficamente divertida, escrita y dirigida por la propia Vayà.

Las futuras estrellas dan vida a seres espeluznantes, pero muy familiares, que viven situaciones hilarantes y sufren continuos enredos domésticos. Una propuesta para disfrutar con los monstruos de la casa de la que se realizará una única función el 21 de junio a las 12h, con un precio de 3€. Para el resto de la programación del festival se ofrece la posibilidad de disfrutar de los espectáculos con entradas simples (6€) o mediante un abono para cuatro representaciones a 18€.

Imagen de 'Olvidando a Lear', de Mariola Ponce. Cortesía de Sala Russafa.

Imagen de ‘Olvidando a Lear’, de Mariola Ponce. Cortesía de Sala Russafa.

Clásicos contemporáneos en Sala Russafa

IV Festival de Talleres de Teatro Clásico
Sala Russafa
C / Dénia, 55. Valencia
Del 5 al 28 de junio, 2015

Sala Russafa ofrece la cuarta edición de su Festival de Talleres de Teatro Clásico, que  promueve una nueva visión de autores y textos que forman parte de la historia de la literatura universal, programando montajes que recuperan su esencia, pero desde acercamientos novedosos.

El autor, director y actor Chema Cardeña es el responsable de la programación del festival que se celebra del 5 al 28 de junio. «Este año, la nota dominante es la traslación, las cuatro piezas para adultos que hemos seleccionado han trabajado textos icónicos, pero llevándolos a una época y contexto totalmente distintos, que nos permite hacer nuevas lecturas sobre historias y personajes que todos conocemos», comenta Cardeña.

Elenco de La dama boba, de Iria Márquez. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Elenco de La dama boba, de Iria Márquez. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Un ejemplo claro es el estreno de ‘La Dama Boba’ (5- 7 de junio), con la que arranca el festival. La actriz y docente Iria Márquez dirige la nueva versión de este texto de Lope de Vega, pieza clave del teatro del Siglo de Oro español. Nueve actores que durante ocho meses han recibido una formación actoral intensiva interpretan esta comedia de enredos entre damas, galanes y criadas. Sin embargo, al ritmo del jazz norteamericano de los 50′, Márquez traslada la trama al siglo XX y cambia el género de algunos personajes, haciendo que vivan situaciones equívocas que dan nuevas interpretaciones a los versos originales de Lope.

Además, el festival sirve para reivindicar el trabajo realizado en cursos de iniciación, profundización y perfeccionamiento en las artes escénicas -impartidos tanto dentro como fuera del centro cultural- que dan a conocer nuevos intérpretes de la escena valenciana. «Las tres ediciones precedentes han tenido muy buena acogida por parte del público y han sido un trampolín para muchos intérpretes. Incluso a raíz de los talleres y espectáculos han surgido nuevas compañías, como Verona Teatro o Kalicnicta Teatre», señala Cardeña.

Cartel de la obra Julio César. Cortesía de Sala Russafa.

Cartel de la obra Julio César. Cortesía de Sala Russafa.

Este año se da la alternativa a los once nuevos actores que interpretan ‘Julio César’ (12 al 14 de junio). En esta versión, el clásico de Shakespeare es la pieza que ensaya una mal avenida compañía contemporánea. Representando escenas del magistral drama, surge la comedia coral más pura y farandulera, con equívocos, gags y ágiles réplicas creados por Ana Campos, una de las integrantes del taller y autora del texto, en colaboración con su director, Chema Cardeña.

La IV edición del festival ha invitado al Centro de Artes Visuales del Puerto de Sagunto a presentar una interesante propuesta escrita y dirigida por Mariola Ponce. ‘Olvidando a Lear’ (20 y 21 de junio) traslada al famoso villano creado por Shakespeare a mediados del siglo XX y le presenta aquejado de alzhéimer, en una residencia de ancianos donde le atiende la enfermera Cordelia y el Dr. Kent. El espectáculo, que parte de ‘El Rey Lear’, combina versos originales, audiovisuales y nuevas tramas para plantear un dilema entorno al valor de la palabra, el recuerdo y la condescendencia.

Imagen de Hamlet-Haipur, de Chema Cardeña. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Imagen de Hamlet-Jaipur, de Chema Cardeña. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Por último, la programación para adultos del IV Festival de Talleres de Teatro Clásico de Sala Russafa se cierra con el estreno del 25 al 28 de junio de ‘Hamlet-Jaipur’. Chema Cardeña firma y dirige una sorprendente versión que traslada la famosa tragedia shakesperiana de la corte medieval de Dinamarca a la convulsa India de 1946. Hamlet se transforma en Harjinder, un joven que lucha por la independencia frente al Imperio Británico. «Ha sido necesario crear un nuevo personaje para introducir la trama histórica y trabajar el argumento, incluyendo la filosofía y religión hindú, haciendo desaparecer conceptos como el monoteísmo o los fantasmas, para incorporar otros más propios de esta cultura, como la conexión astral mediante la que se encuentran Hamlet/Harjinder  y su difunto padre» comenta Cardeña.

Una selección de piezas que incluye una propuesta familiar interpretada por los alumnos del Taller de Teatro para Niños que imparte Amparo Vayá en Sala Russafa. Sus pequeños actores subirán a las tablas del centro cultural para contar la historia de ‘Una casa monstruosa’, una pieza escrita y dirigida por la propia Vayá que podrá verse el 21 de junio a las 12h a un precio de 3€. Para el resto de la programación, se ofrece la posibilidad de disfrutar de los espectáculos con entradas simples (6€) o mediante un abono para cuatro representaciones a 18€.

Imagen promocional de 'Olvidando a Lear', de Mariola Ponce. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Imagen promocional de ‘Olvidando a Lear’, de Mariola Ponce. Imagen cortesía de Sala Russafa.

 

Sala Russafa: reinventando los clásicos

III Festival de Talleres de Teatro Clásico
Sala Russafa
C / Denia, 55. Valencia
Hasta el 6 de julio

La enseñanza del arte dramático es una de las facetas de la Sala Russafa, un foco cultural en el barrio del mismo nombre que lucha contra viento y marea para aguantar el tirón de la crisis. A sus aulas han acudido este curso 76 alumnos de los que 24 son menores, un número superior a los anteriores, que demuestra que la afición crece.

Fruto de esa labor pedagógica es la tercera edición del Festival de Talleres de Teatro Clásico, que se celebra hasta el 6 de julio. “Difundir el teatro de corte clásico es uno de los motivos por los que creamos Sala Russafa, junto a la voluntad de apoyar a las nuevas generaciones de la escena valenciana, tanto en la formación como en la exhibición”, explica Chema Cardeña, director del Festival.

Figuras imperecederas y dramas eternos protagonizados por Don Juan, Otelo o Romeo y Julieta han sido reinventados para adaptarlos  al público contemporáneo de forma que su esencia cale y perdure. Beber en estas caudalosas fuentes  de sabiduría y conocimiento del alma humana es la base de la formación actoral que durante cinco meses ahonda no sólo en las técnicas de interpretación, sino también en otros aspectos del oficio. Así, los estudiantes deben escribir o reescribir textos para los personajes que interpretan, diseñar el vestuario, el cartel o escenografía de las piezas, entre otras de las muchas tareas relacionadas con el montaje de una pieza.

Integrantes de la compañía que representa 'Otelo'. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Integrantes de la compañía que representa ‘Otelo’. Imagen cortesía de Sala Russafa.

“El trabajo es muy distinto al que se realiza para un montaje teatral al uso, aquí hay mucho más tiempo y los actores tienen una implicación mayor en el resultado final”, dice  Cardeña. “Esto hace que las obras sean arriesgadas y rupturistas con el concepto más conservador de representación, llevando al escenario la investigación que en muchas ocasiones precede a la creación de un espectáculo”.

El cartel de esta tercera edición del Festival  incluye cuatro montajes: uno de actores aficionados, dos de profesionales y una compañía invitada.  El primero, Don Juan de tod@s se representó del 12 al 16 de junio, una pieza en la que conviven todos los Don Juanes que crearon Molière, Zorrilla, Lord Byron o Tirso de Molina.

Fiesta Shakespeare

Seguirán distintas versiones y adaptaciones de piezas de William Shakespeare, coincidiendo con la celebración del 450 aniversario del nacimiento del autor inglés. Romeo x Julieta, del 19 al 22 de junio, sitúa la apasionada historia de amor imposible en el Flower Power de los años setenta, en una comuna hippie que prepara la representación de los amores prohibidos entre los Capuleto y Montesco. Los alumnos del taller  llevan a las tablas un montaje novedoso, apoyado en la música de la época, que va mostrando paralelismos entre lo que ocurre en la comuna y lo que viven los personajes de la pieza más popular del dramaturgo inglés.

La tercera propuesta es El moro de Venecia (Otelo), del 26 al 29 de junio, cuando se cumplen más de 400 años desde su primera representación. Un nuevo acercamiento a esta pieza en la que tiene especial relevancia la expresión corporal y la danza. Los integrantes del curso de interpretación para profesionales de Sala Russafa parten de la simbología animal para recrear un mundo en el que dominan los instintos y emociones más primitivas.

El Festival culmina con la compañía de Teatro de Sombras Avoramar. Mariola Ponce y Vicent Ortolá (Teatres de la Llum) dirigen a un grupo de discapacitados físicos e intelectuales que encuentran en las artes escénicas una herramienta para integrarse, expresando inquietudes y aptitudes a través de su experiencia de la interpretación. Por tercer año consecutivo visitan el Festival, en esta ocasión con Enfadados con Shakespeare (6 de julio), un montaje en el que todos los miembros de la compañía aportan su particular visión de las emociones encontradas que tan bien supo retratar el autor inglés a través de sus personajes.

Sala Russafa pone a disposición del público un abono por 18€ para disfrutar de las cuatro propuestas de este Festival en el que se espera alcanzar el éxito de anteriores ediciones, con llenos prácticamente diarios. “Los espectadores tienen la oportunidad de descubrir nuevos talentos y de acercarse a piezas y personajes clásicos desde puntos de vista muy distintos a lo habitual” explica su director. “Al mismo tiempo a los actores, les damos lo fundamental: la opción de que les vean haciendo su trabajo”., concluye Cardeña.

Escena 'Romeo y Julieta'. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Escena ‘Romeo y Julieta’. Imagen cortesía de Sala Russafa.

Bel Carrasco