Gatos, mujeres y arte de Shag

‘Drinking Spree’ de Josh Agle
La Fiambrera Art Gallery
C / Pez 7. Madrid
Del 9 de septiembre al 5 de noviembre de 2016

La exposición ‘Drinking Spree’ se construye alrededor de seis obras nuevas, realizadas especialmente para esta muestra. En todas ellas, pinturas acrílicas sobre madera, los protagonistas son una mujer, una obra de arte, un gato, y un cóctel (varios de los elementos y símbolos recurrentes en los cuadros de Shag). Acompañan a estas pinturas originales una selección de serigrafías procedentes de la colección privada del artista y otras de su producción reciente, todas ellas a la venta. ‘Drinking Spree’ hará las delicias de los muchísimos seguidores de Shag, además de ser una ocasión inmejorable para conocer al artista (que asistirá a la fiesta de inauguración), y disfrutar de su obra original en directo.

Sobre el artista

Detrás de la firma Shag se esconde el artista norteamericano Josh Agle, nacido en California en 1962 (su nombre artístico está formado por las dos últimas letras de su nombre y las dos primeras de su apellido). Shag, que empezó siendo un favorito de culto después de su primera exposición en la influyente galería californiana La Luz de Jesús en 1998, es uno de los más conspicuos representantes del movimiento Lowbrow. En los últimos años se ha convertido en un exitoso artista cuyas obras son coleccionadas por famosas estrellas de Hollywood, (como Whoopi Goldberg, Ben Stiller, Seth Green, Rob Zombie, o Nancy Sinatra entre otros muchos) y  expone en las mejores galerías de Nueva York, Los Angeles, o Sidney.

La obra de Shag se distingue por un estilo único que partiendo de la ilustración y el grafismo americano de mitad del siglo veinte, recrea escenas teñidas de ironía y de humor travieso más características de nuestro tiempo. Sus cuadros, de apariencia kitsch, líneas claras y colores brillantes, celebran el consumismo y la buena vida; sus personajes beben, fuman, y comen en escenarios estilosos y sofisticados, en casas de Richard Neutra o John Lautner, amuebladas por los Eames, Eero Saarinen, Arne Jacobsen y George Nelson. El punto de vista de Shag es el de un espectador distante, al que lo que realmente interesa es la historia que se intuye detrás de las imágenes, la cual no explica, y su narrativa misteriosa e inquietante. No faltan la crítica y la sátira, que utiliza a veces en la ridiculización de algunos personajes.

Pousse Cafe, Shag. Imagen cortesía de la galería.

Pousse Cafe, Shag. Imagen cortesía de la galería.

“Inicialmente estaba inspirado por artistas anónimos de los años 50 y 60, así como por algunos ilustradores que me eran familiares como Gene Deitch, Jim Flora o Rolly Crump. Mi idea era coger lo que era viejo arte comercial y promocional de la época y usarlo de una forma más contemporánea añadiendo un poco de sarcasmo, ambigüedad, y humor negro. Conforme mi carrera ha ido avanzando he mirado a otros artistas cuya obra es plenamente reconocible y forma parte del panorama de la cultura pop, como Edward Gorey, Keith Haring o Andy Warhol”.

Agle, nacido en el seno de una familia mormona, creció en Hawai y luego Los Angeles. Comenzó estudios de contabilidad y arquitectura para abandonarlos al poco tiempo por Bellas Artes, graduándose en la Universidad de California en Long Beach. Al principio de su carrera se dedicó a la ilustración comercial, apareciendo sus diseños en medios como TIME o FORBES entre otros clientes, (y a tocar la guitarra con grupos como The Tiki Tones o The Huntington Cads) pero a finales de los años 90, con la explosión del arte lowbrow y la cultura tiki, decide centrarse principalmente en su arte y sus exposiciones, seleccionando enormemente desde entonces sus encargos comerciales (por ejemplo la serie de cuadros realizados para Disney para la conmemoración del 40 aniversario de Disney World). En palabras de Billy Shire, coleccionista y fundador de la galería La Luz de Jesús, “Shag ha creado un nuevo estilo que podría denominarse como el hipster-cool del siglo XXI”.

El arte como teatro en el IVAM

Respiración artificial. Performance. Eco oscuro
Dora García y Peio Aguirre
IVAM
C/ Guillem de Castro, 118. Valencia
Hasta el 19 de junio de 2016

Enfrentarse a los fantasmas personales mediante la ficción. Esa parece ser la premisa de la exposición Respiración artificial. Performance. Eco oscuro, que Dora García y Peio Aguirre presentan en el IVAM. Así lo dejó entrever José Miguel Cortés, director del instituto valenciano, cuando habló de la muestra refiriéndose a la novela Otra vuelta de tuerca, de Henry James. En ella, una institutriz deberá vérsela con ciertos fantasmas para afrontar aquello que la conmueve. Y lo que conmueve a Dora García es “la idea del doble”, muy presente en el proyecto mediante el grafismo de las portadas que unifican el conjunto expositivo y en las que se ve un rostro desdoblado en intersección.

Dos performances y la novela Eco oscuro escrita por Francisco Baena, director del Centro José Guerrero de Granada, sirven a Dora García y Peio Aguirre para mostrar esos fantasmas interiores que cobran forma problematizando la idea de realidad y del sujeto que la ocupa mediante su acción. También plantea, como señaló Cortés, “interrogantes sobre las prácticas artísticas”, entre ellos, “qué es una obra de arte o cuál es la función de los museos”. ¿Y bien? Dora García, a la que no le gustan las respuestas cerradas, se animó a decir que arte era “lo que hacen los artistas, porque son ellos los que lo determinan”.

Dora García y Peio Aguirre en la presentación en el IVAM.

Dora García y Peio Aguirre en la presentación en el IVAM.

El arte que se muestra en la Galería 6 del IVAM, a modo de pabellón nº 6 de Chejov donde múltiples voces resuenan, tiene que ver con la propia interrogación del arte y del sujeto que lo produce. También, y mucho, con el público, al que la exposición invita a participar como espectador igualmente concernido por esa interrogación. “Es una manera de trabajar”, indicó la artista, cuyo trabajo es a su vez “una forma de investigación”. Y lo que investiga, poniendo en escena una serie de textos teatralizados a cargo de alumnos de la Facultad de Bellas Artes y de la Escuela Off de Valencia, es la “identidad confusa” y la “noción de representación”.

En Respiración artificial, cuyo título remite a un libro de Ricardo Piglia, dos personas reconstruyen Valencia a partir de una serie de descripciones grabadas en torno a diferentes puntos de la ciudad. Según indican sus comisarios, “las condiciones eran simples, no debían hacer juicios de valor, utilizar formas verbales impersonales y describir sin parar”. Con todo ello se crea un mapa mental sin necesidad de explicitar los lugares descritos. “Este sistema crea una especie de letanía que evita ‘escoger’ lo que merece ser descrito y lo que no”, precisan García y Aguirre. Alumnos de Bellas Artes lo teatralizan mediante una performance en bucle. “No hay conclusión”, remarcó Dora García.

Eco oscuro, en la exposición del IVAM.

Eco oscuro, en la exposición del IVAM.

Esa idea de performance inacabada recorre el conjunto. De hecho, la propia Performance, que da nombre a otra de las piezas escrita por Peio Aguirre, surge de una conversación extendida durante años entre ambos comisarios en torno al concepto mismo de performance. Cinco alumnos de la Escuela Off reactivan coralmente esas charlas, en las que han ido incorporándose figuras como Nicolas Roeg, Donald Cammell, James Franco, Marlon Brando o el recientemente fallecido David Bowie.

Eco oscuro, de Francisco Baena, se suma a ese arte teatralizado en bucle, al incorporarse el texto de la novela con sus páginas intervenidas. También aquí, según indican los comisarios, las relaciones de los personajes trazan una historia a la manera de David Lynch de “sustitución vital, pérdida e impostura”. El término serendipia o descubrimiento inesperado y el concepto de Némesis griega aparecieron en las explicaciones de Dora García como subrayados de ese trabajo de investigación que va conformando su obra. Una obra inconclusa, siempre a la deriva, en continuo desdoblamiento, que hasta el 19 de junio permanecerá en la Galería 6 del IVAM, esa cuyos ecos chejovianos bien pudiera exclamar: “Si me permite usted hacer una comparación no muy lograda, los libros son las notas y la conversación el canto”.

Vista de la exposición Performance. Respiración artificial. Eco oscuro, de Dora García, en el IVAM.

Vista de la exposición ‘Respiración artificial. Performance. Eco oscuro’, de Dora García y Peio Aguirre, en el IVAM.

Salva Torres

Vuk Jevremovic, Luna de Valencia de Animación

Vuk Jevremovic, Premio Luna de Valencia Especial de Animación
30 Festival Internacional de Cine de Valencia – Cinema Jove
Del 19 al 26 de junio de 2015

El gran cineasta yugoslavo Vuk Jevremovic recibirá el Premio Luna de Valencia Especial de Animación en la 30ª Edición del Festival Internacional de Cine de Valencia – Cinema Jove, organizado por CulturArts. El animador ha sido retratado por Susana García Rams, docente del Departamento de Dibujo de la Universidad Politécnica de Valencia y experta en la obra de Jevremovic, como “arqueólogo de experiencias y alquimista del arte”.

La animación es una de las disciplinas cinematográficas mejor acogidas por el público del Festival. Ya se ha entregado el Premio Luna de Valencia a maestros destacados en este área como Alexander Petrov, Piotr Dumala, Caroline Leaf o Jonathan Hodgson. Además, la animación polaca más actual también tendrá de nuevo su espacio con el ciclo O!pla Across the Borders 2014, que se proyectará en el Instituto Francés, el IVAM y la Filmoteca.

Imagen de Vuk Jevremovic cortesía de Cinema Jove.

Imagen de Vuk Jevremovic cortesía de Cinema Jove.

Vuk Jevremovic nació en 1959 en Frankfurt, Main, (Alemania), pero pasó su infancia en la antigua Yugoslavia. Dedicado a la pintura y el dibujo, llegó a ser considerado uno de los artistas jóvenes más prometedores de su país. Su incursión en el mundo de la animación se produjo de manera casual al asistir a un curso del reconocido animador Nedeljko Dragic, de Zagreb.

A partir de ese momento, se enamoró de las imágenes en movimiento y comenzó su prolífica y laureada carrera. Con su primer film, ‘El viento se calma’ (1996), obtuvo el reconocimiento internacional llegando a ganar dos Grandes Premios y 17 galardones. ‘Pantera’ (1998), su siguiente cortometraje, fue finalista a los Oscar.

Fotograma de una de las obras de Vuk Jevremovic. Cortesía de Cinema Jove.

Fotograma de una de las obras de Vuk Jevremovic. Cortesía de Cinema Jove.

Susana García Rams define su trabajo como “una obra expresionista llena de hábiles y potentes signos de grafismo colorista, o de dinámicos trazos de carbón. Así es como nos habla de sus sensaciones y sentimientos, volcando al lienzo de la pantalla una frenética carrera de movimiento, colorido y luz”. Sus filmes animados se llenan de imágenes que apelan a lo sensorial y a lo emocional, cargadas de significado y metáforas tras un proceso de creación en el que plasma lo que está oculto en el inconsciente.

El arte de Jevremovic evoca las pinturas negras de Goya y sus grabados satíricos, el arte ritual, el romanticismo, el expresionismo y el simbolismo pictórico. Un arte “sanador” que recorre el camino de entrar en lo más oscuro del ser para sacarlo. Un chamán o exorcista del Yo. Cinema Jove proyectará una retrospectiva con 10 de los cortometrajes más destacados de este grande de la animación.

Obra de Vuk Jevremovic cortesía de Cinema Jove.

Obra de Vuk Jevremovic cortesía de Cinema Jove.

La animación polaca vuelve a Cinema Jove

Además del ciclo de Jevremovic, el Festival vuelve a dedicar una Sección especial al cine de animación polaca, uno de los grandes tesoros de la cultura europea, con O!pla Across the Borders 2014. En la actualidad, gracias a una nueva generación de autores de talento, junto a reconocidos maestros, sigue siendo uno de los principales dominios artísticos en Polonia. O!pla Across the Borders 2014 es un excepcional programa de cortometrajes que incluye las obras premiadas en el Festival de animación O!pla, un proyecto cultural totalmente independiente cuya segunda edición tuvo lugar en 44 ciudades polacas desde el 21 de Marzo hasta el 8 de Junio.

Jevremovic. Cortesía de Cinema Jove.

Imagen de Vuk Jevremovic cortesía de Cinema Jove.