(Los) usos del arte: exposición 7 x 1

7 x 1 Usos, Los usos del arte (grupo de investigación)
Sala de Exposiciones Bellas Artes
Campus de Teruel, Universidad de Zaragoza
Del 20 de noviembre al 5 de diciembre 2014

La exposición “7 x 1 Usos” ha sido comisariada desde el Grupo de investigación (los) Usos del arte, contando con la participación en la misma de miembros  colaboradores del grupo así como de artistas invitados para esta ocasión.

“7 x 1 Usos” es fruto de las experiencias y deliberaciones de las I Jornadas de investigación del Grupo (los) Usos del arte, “usos de ida y vuelta” (nov. 2013) y de las II Jornadas “usos en movimiento” (octubre 2014), visibilizando actitudes y poéticas que representan algunos de los ‘usos’ del arte debatidos en las Jornadas.

Exposición 7x1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Exposición 7×1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Alex Francés. Artista valenciano, ha llevado a cabo multitud de exposiciones con una coherente trayectoria. Trabajando siempre desde el cuerpo, ha ido extendiendo sus investigaciones (colaboraciones, incursiones en otros territorios -la figura materna, la masculinidad, la trascendencia-) y formatos (performances para fotógrafa, vídeos, esculturas, dibujo) reinventándose sin cesar aunque siempre con un centro emocional y corporal.

“Enegrama es la pieza número nueve de mi armadura, engrama doble que como configuración interna de la misma alude a eso que no cesa de girar sobre sí mismo, donde los rangos de igualdad y diferencia, atracción y aversión existen pero son casi indiferenciados. Investir un cuerpo. Al principio ya estaba todo allí, las 9 armas se disponían sobre mi mesa: 1 roja, un puñete, un falo, 2 verde prado, la borgoñota, el bien, 3 azul oscuro, la celada, una máscara para revelar el rostro interior, 4 y 5 amarilla y anaranjada, dos vómitos, beneficios, 6 verde vejiga, la culera, lo propio, 7 azul oscuro, una llave, la voz, 8 verde prado, el vaciado de Hermanos, la apertura.

A parte de eso (que ya estaba allí) ¿me moldeé? ¿Es eso (lo que concebí entonces) lo que me hace ahora? ¿Es eso que imagino (ahora) lo que media? ¿Es el patrimonio un cuerpo? ¿Es un vestido para la vida real?”

Juan Antonio Cerezuela. Cartagena (Murcia), 1982. Investigador y artista interdisciplinar. Lcdo. BBAA por la Univ. de Granada (2005). Actualmente pendiente de la obtención del título de doctor en Bellas Artes con la tesis La confesión en la práctica artística audiovisual: modalidades, estrategias discursivas y expresiones del yo confesional.

“A través de” es una preposición, y el diccionario define preposición como “GRAM. Parte de la oración que subordina unas palabras a otras dentro de la oración; es palabra invariable que significa la relación que existe entre los elementos por ella enlazados”. La instalación sonora A través de una propuesta que sirve de nexo entre diferentes ámbitos: lo personal y lo social, la memoria afectiva y la memoria oficial. Sirve de puente entre dos personas: el emisor (que narra la historia), y el receptor (que la escucha). A través de pone en juego el conocimiento de un espacio al cual no se permite acceder a cualquier ciudadano y que, por lo tanto, supone un espacio inexistente o desplazado del resto de la sociedad; una heterotopía en términos de Foucault.

Por una iniciativa personal para este proyecto escribí una carta solicitando un permiso para poder acceder a los espacios e instalaciones de la prisión de Picassent de Valencia. Pero la Dirección General de Instituciones Penitenciarias solventó la solicitud con una carta, denegando la entrada a cualquier persona “por razones obvias de Seguridad”. A través de es una respuesta a la inaccesibilidad visual a este espacio y pone en relación con el espectador las descripciones de personas que han permanecido en la prisión de Picassent durante determinado tempo, descripciones frecuentemente mezcladas con vivencias muy personales. Así pues, el espectador puede acceder al espacio de la prisión a través de una memoria transmitida de forma oral, no visual.

Gloria G. Durán es investigadora postdoctoral en el I+D, “Madrid Cosmópolis: Prácticas Emergentes y Procesos Metropolitanos”, (CSO2012-33949), escritora, investigadora y artista.

Juan Carlos Castro es profesor Ayudante de Proyectos Arquitectónicos de la Universidad de Alicante.

TATUAJE (mamá) Alzheimer. Para aprender. Para recordar. Para no tener prisa. Para estar aquí y ahora. Para no tener jerarquías. Para volver a la infinidad de usos de cualquier objeto. Y una vez más para recordar, recordar cómo era la España de postguerra. Pocas imágenes y mucha radio.

El Alzheimer para recordar y la copla para retratar una España sin imágenes. Todos, todas cantaban, cantaban por que se oían las mismas canciones una y otra vez una y otra vez y otra más. Repetir para construir memoria, para olvidar y después almacenar para volver a recordar. Aprender es repetir, pero repetir el qué. Aprender lo que ya se sabe cuando uno no es capaz de repetir, retener, recordar. Solo queda lo que estaba, lo que había antes.

Mucho tiempo antes. Recordar la memoria del olvido. Las personas que no recuerdan son la memoria viva de nuestro país y cómo ya preguntara Tristan Tzara en su primer manifiesto dadaísta, “¿Hay quien crea haber encontrado la base psíquica común a toda la humanidad?… ¿Cómo se puede poner orden en el caos de infinitas e informes variaciones que es el hombre? Una de esas variaciones son todas aquellas y todos aquellos que están aquí y ahora viviendo entonces.

Es una pieza de Juan Carlos Castro y Gloria G. Durán. Se trata de una pieza de arte sonoro que parte de un archivo de audio en el que gloria g Durán y su madre cantan a dúo la copla TATUAJE de Quintero, León y Quiroga, una copla compuesta para Concha Piquer que retrata unos entornos que cualquier mujer de clase media jamás conocería. Tascas. Humo. Oscuridad. Placeres prohibidos y un manchado mostrador. Por eso TATUAJE sirve para recordar lo que se vivió y, sobre todo, lo que se quiso vivir y no se pudo. Una memoria expandida no solo de lo que hubo sino de lo que se soñó que hubiera.

Exposición 7x1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Exposición 7×1 Usos. Imagen cortesía de la organización

Monique Bastiaans Artista belga establecida hace años en Valencia, ha realizado multitud de exposiciones nacionales e internacionales. Ha llevado a cabo multitud de instalaciones, tanto en el espacio público (urbano) como en el espacio natural. Sus ámbitos principales son la escultura y las instalaciones, ámbitos que enfrenta de un modo sensorial, lúdico, poético, con propuestas llenas de energía e intensidad.

“Para mí el arte es una forma de vivir. Está totalmente interconectado con mis pensamientos de todo tipo, sobre la vida, espirituales, sociales. Yo vivo en la naturaleza y eso significa que estoy muy en contacto con ella, la observo mucho y toda mi obra tener que ver con ella. Es un homenaje a la naturaleza. Mi frase preferida es Natura arts magistra que significa “la naturaleza es la maestra de las artes”. Mi obra está en diálogo con la naturaleza de diferentes maneras. Una de ellas es hacer intervenciones que siempre son efímeras, con lo cual hago un tributo a la naturaleza, parecen formar parte de ella porque están en su entorno natural. Y por otro lado, también hago, cuando no son piezas en la naturaleza misma –son como recreaciones de ella– reinventar la naturaleza con mis propios materiales; me invento siempre los materiales para que las piezas sean interesantes igual de lejos que de cerca.”

Claudia Martínez. Artista argentina (Catamarca, Argentina) afincada en Valencia. Es Licenciada en Artes Plásticas, egresada de la Facultad de Artes de la Universidad Nacional de Tucumán, Argentina. Entre otras muchas exposiciones, fue artista invitada en ARTIFARITI, II Encuentros Internacionales de Arte Publico en la RADS, Republica Árabe Democrática Saharaui (2008).

“Mi trabajo se desenvuelve entre la escultura, la instalación, el dibujo y la fotógrafa y las acciones performáticas, en algunos aspectos. Investigo las relaciones existentes entre espacio y materia, poniendo el acento en la sensualidad de los materiales y la relación de la obra con el tempo (el de su ejecución y el de su permanencia); la paciencia como motor, la fragilidad y la precariedad como cualidades; especialmente me motivan aquellos gestos, marcas de lo que apenas se percibe, lo que se camufla tanto en el espacio arquitectónico como en el cuerpo o en el espacio de trabajo. La obra resulta un lugar de confluencias, un punto de partida en que se revela un mundo particular y un imaginario complejo, que enraíza en la biología y las estructuras microscópicas. Intento recuperar para mi obra, el mundo cotidiano y los pequeños gestos: el tejido, las labores manuales valiéndome de los nudos, los enlaces de hilos, ganchillos, el mundo de los alambres, las fibras, las líneas, las tramas y los textiles para darles una característica extraordinaria al transformarlos en esculturas.”

Uxía Piñeiro. Licenciada en Bellas Artes, especialidades de escultura y dibujo, por la Universidad de Vigo, donde posteriormente obtiene el Diploma de Estudios Avanzados. Es Investigadora del Departamento de Escultura de la Universidad de Vigo desde el año 2009. Sus líneas de investigación se sitúan en torno a las poéticas del aparecer en el pensamiento creador.

HUELLA. Permanencia. circular . orbital . ángulo . línea . trazo . idea . luz . entendimiento . pensamiento . orden . noche . luz . translúcido . búsqueda . nube . incluso . hora . metro . cuenco . montaña . forma . cóncavo . magnitud . aislada . paralela . sincronía . número . necesidad . idea . ser . lugar . duda . rotación . naufragio . suma . movimiento . significado . objeto . girar . idea . abstracto . transparencia . perdurabilidad . relación . vínculos . pensamiento . impresión . espíritu . fin . desplazamiento . opinión . identidad . torbellino . tierra . idea . mundo . espacio . ausencia . presencia . anticipación . lejos . idea . sombra . fecha . horizonte . vuelo . guía . distancia. inmóvil . ola . altura . relación . física . despliegue . serie . peso . líquido . arena . idea . viento . estela . eje . vertical . cualidad . sueño . reflexión . huella . sonido . agua . exterior . duda . orden . noche . luz . translúcido . búsqueda . nube . incluso . hora . metro cuenco . rotación . naufragio . suma . movimiento . significado . objeto . girar . idea . abstracto . impresión . opinión . identidad . torbellino . tierra . idea . mundo . espacio . ausencia . presencia . anticipación . lejos . idea . sombra . fecha . horizonte . vuelo . guía . distancia . inmóvil . ola . altura . relación . física . despliegue . serie . peso . líquido . arena . viento . estela . eje . vertical . cualidad . sueño . reflexión . huella . sonido . agua . exterior . duda . idea . sólido . ángulo . línea . trazo . idea . luz . hora . metro . cuenco .montaña. . forma . cóncavo . magnitud . aislada . paralela . sincronía . número . necesidad . idea . ser . lugar . duda . rotación . naufragio . suma . movimiento . significado . objeto . girar . idea . abstracto . impresión . opinión . identidad . torbellino . tierra . idea . mundo . espacio . ausencia . presencia . anticipación . lejos . idea . sombra . fecha . horizonte .vuelo . guía.

Duarte Encarnação. Artista Visual, Doctor en Bellas Artes por la Universidad Politécnica de Valencia y profesor en CCAH/Universidad da Madeira, Portugal. Ha desarrollado un trabajo artístico de carácter híbrido entre la escultura, arquitectura y el dibujo, reflexionando sobre el espacio público con aportaciones de proyectos de carácter utópico. Actualmente, realiza una serie de dibujos con el título: riots panorama, que ilustran las manifestaciones globales como medio de expresión y ocupación de la ciudad, señalando la plaza como lugar de la revolución.

 

Hablar del tiempo, para empezar a hablar

XIII Concurso Internacional Encuentros de Arte Contemporáneo
Museo de la Universidad de Alicante
C/ Colonia Santa Isabel, s/n. Sant Vicent del Raspeig (Alicante)
Hasta el 23 de diciembre de 2013

Es habitual, en esos momentos en los que no se sabe qué decir, hablar del tiempo. Lo hacemos subidos en ascensores, con vecinos o esperando para usar un cajero electrónico. Es una manera de llenar el vacío que se ha instalado en las relaciones humanas de proximidad, pero también es una forma de no entrar en conversaciones de mayor calado que podrían incomodar a nuestro fugaz interlocutor o podrían incomodarnos a nosotros mismos. ¿Quién no se ha bajado de un taxi arrepentido de haber abierto la boca o lamentando que el conductor no la hubiera mantenido cerrada? Por aquello de ser prudentes, tratamos de evitarnos a la larga la molestia de salir a la calle con chaleco antibalas… pero a fuerza de hablar del tiempo, se constata que algo está pasando: año tras año vemos como el verano se prolonga casi hasta diciembre, mientras que después el invierno se resiste a dejar paso a la primavera. Agudamente muchos persisten en aseverar que se trata del cambio climático, que a base de anunciar su advenimiento por fin a llegado, se ha hecho real y podemos constatar sus efectos. Durante un tiempo muchos lo creímos así. Es evidente que el modelo económico que se implantó a partir de las revoluciones industriales ha ido progresivamente incrementando su presión sobre los recursos naturales, a la vez que la generación de residuos ha crecido de un modo exponencial. El deseo de un lucro incesante, la ambición desbocada, ha logrado extender ese sistema económico prácticamente a todo el mundo y sus consecuencias se ponen de manifiesto de múltiples maneras, también causando efectos en el clima.

Tras años de preocupación por los asuntos medioambientales, parece que por fin hemos logrado entender lo que está sucediendo: no se trata de un proceso de cambio climático, es en realidad un cambio de régimen político! Todos los indicadores lo constatan, prácticamente no hay margen de error, hemos pasado de un sistema democrático a una República Bananera y, claro, ahora nos corresponde un clima tropical.

Octavio Paz describía una situación en la que puede que debamos mirarnos: “(…) Durante más de un siglo América Latina ha vivido entre el desorden y la tiranía, la violencia anárquica y el despotismo. Se ha querido explicar la persistencia de estos males por la ausencia de las clases sociales y de las estructuras económicas que hicieron posible la democracia en Europa y en los Estados Unidos. Es cierto: hemos carecido de burguesías realmente modernas, la clase media ha sido débil y poco numerosa, el proletariado es reciente. Pero la democracia no es simplemente el resultado de las condiciones sociales y económicas inherentes al capitalismo y a la revolución industrial. Castoriadis ha demostrado que la democracia es una verdadera creación política, es decir, un conjunto de ideas, instituciones y prácticas que constituyen una invención colectiva. La democracia ha sido inventada dos veces, una en Grecia y otra en Occidente. En ambos casos ha nacido de la conjunción entre las teorías e ideas de varias generaciones y las acciones de distintos grupos y clases, como la burguesía, el proletariado y otros segmentos sociales. La democracia no es una superestructura: es una creación popular. Además, es la condición, el fundamento de la civilización moderna. De ahí que, entre las causas sociales y económicas que se citan para explicar los fracasos de las democracias latinoamericanas, sea necesario añadir la falta de una corriente intelectual crítica y moderna (…)” [1]

La desaparición progresiva de la amplia clase media española es uno de los indicadores que advierte de las transformaciones sociales y políticas que pueden tener lugar a medio y largo plazo, son tan semejantes a las causas indicadas tiempo atrás por Octavio Paz para describir la situación de otro continente, que debería servirnos al menos como señal de alarma. Las formas de componer y descomponer son las que son, y los “arquitectos” del orden global tienen nombres y apellidos; poco queda a la improvisación.

La fuerza implícita y explícita que arremete contra la educación, la cultura, los docentes, los creadores y sus gentes responde a la voluntad de filtrar en la consciencia colectiva ideas de desconfianza y demérito hacia estos ámbitos. Una sociedad poco formada es más manipulable, pues dispone de menos recursos para constituir juicios críticos acerca de los acontecimientos e inevitablemente su oposición a las imposiciones del poder será menor.

El arte contemporáneo lleva implícita en muchas ocasiones la enunciación de las distorsiones sociales y políticas de su tiempo, aunque no siempre gusta el reflejo que nos devuelve ese espejo. Un recorrido por los trabajos seleccionados para esta edición de Encuentros de Arte Contemporáneo (EAC) es un modo útil de navegar entre diferentes lenguajes y sensibilidades artísticas que a veces son miradas íntimas, formas de belleza subjetiva o realidades estéticas, mientras otras son ejercicios de prospección, signos sociales del presente o pulsos con la realidad. Para 2013 el jurado convocado ha designado a veinticuatro seleccionados, entre los que se encuentran significativos nombres del nuevo panorama artístico junto a otros de prometedora trayectoria. Procedemos a realizar un rápido recorrido a través de sus trabajos.

Vista general de la exposición en el MUA

Vista general del XIII Concurso Encuentros de Arte Contemporáneo en el MUA

Elssie Ansareo (México D.F., 1979) realiza mediante la práctica del archivo su proyecto “El observatorio”, una revisión del concepto de histeria utilizado en demérito de la mujer en el siglo XIX. En sus imágenes, voluntariamente teatralizadas, son figuras masculinas las que muestran todo un catálogo de cuerpos en tensión, que reproducen el conocido arco de la histeria como síntoma de esta patología que se ve simbólicamente trasladada de género, queriendo inquietar al espectador.

Rosana Antolí (Alcoy, 1981) viene desarrollando a través del dibujo y el vídeo una definida línea de trabajo que recurre a los instintos, a la animalidad del ser humano, como resorte para conectar con nuestros orígenes y volver a un “yo” primitivo que la sociedad ha ido progresivamente constriñendo. “My animal dance” pone en contacto las formas de ser más instintivas, entre las que se encuentran la atracción física y el impulso sexual, en una búsqueda de nosotros mismos alejados de los hábitos civilizados y los buenos modales como síntoma de ruptura con lo establecido.

Rosana Antolí. Zorrismos en rojo, 2011. Imagen cortesía del MUA

Rosana Antolí. Zorrismos en rojo, 2011. Imagen cortesía del MUA

Fernando Bayona (Linares, 1980) construye cuidadosamente imágenes que podrían ser el fotograma de un film. Sus fotografías van cargadas de referencias literarias que el espectador puede desentrañar o construir un relato propio a partir de las mismas. Su carga estética es sólo una máscara que reserva un alto contenido crítico. “What never was” es una de las tres series que componen el proyecto Hidden cycle, que se nutre de “La divina comedia” de Dante para hacer una libre interpretación de los sistemas autoritarios ocultos tras la idea de estado del bienestar y los resortes opresores del poder.

Los trabajos de Pablo Bellot (Alicante, 1976) son la sucesión coherente de una práctica artística que ha dirigido el foco hacia un aspecto de la realidad que, encontrándose en el epicentro de la civilización occidental, nos remite a los extrarradios de la condición humana. Su proyecto “Caminante” abunda en la idea de precariedad forzada como estado vital que convierte a toda una generación –mas bien a varias- en muertos vivientes, en seres excedentarios sin futuro ni posibilidad de presente (aquí y ahora).

Vista

XIII Concurso Internacional Encuentros de Arte Contemporáneo en el MUA

Hélène Duboc (Rouen, 1984) parte del caucho sintético para crear piezas de marcado carácter industrial, tanto por el material empleado como por las referencias a las que alude en su base teórica. Los cambios en la localización mundial de los puntos de producción han generado en nuestro entorno la proliferación de espacios fabriles abandonados, convertidos en templos para la memoria laboral de una época que se ha desvanecido como parte del mismo espejismo que los creó. Su representación y su archivo por parte de la artista contribuye a reforzar la idea de espacios en suspensión.

Ana Esteve (Agres, 1986) recurre al presente y a sus referencias personales más directas para enunciar mediante sus trabajos en vídeo algunas de sus preocupaciones, que son realmente las preocupaciones compartidas por una gran mayoría. “Bad romance”, “Futuro inmediato” y “Olimpiadas” sirven al espectador como toma de contacto con la realidad de un modo directo: el futuro, la incertidumbre, las catástrofes y los conflictos de identidad son los hilos con los que se tejen unas narraciones que no ofrecen la solución pero indican algunas de las encrucijadas del momento.

Cristina Fernández (Alicante, 1974) aborda con su proyecto “Paso de gigantes” la tarea de realizar una cartografía visual de lugares de la geografía española en los que la falta de recursos, o la mala gestión de los mismos, ha conducido al abandono de obras públicas iniciadas. Estructuras de hormigón que han pasado a formar parte del paisaje a partir de su invasión, desbordando el equilibrio previo. Puede que la inconsecuencia y la escasa repercusión de responsabilidades políticas sobre la gestión pública se encuentre en el trasfondo de situaciones como las aquí documentadas.

Chus García-Fraile (Madrid, 1961) con “A matter of faith” toma como punto de partida el cuestionamiento de las ideologías políticas y su paralelismo con las doctrinas religiosas. Para ello interviene lampadarios, introduciendo velas que componen los colores de las banderas de los países del G20. Según indica la artista, una de las concepciones de Feuerbach sobre la religión señala que el hombre crea un Dios ante el cual se subordina. Una relación que es asimilable al capitalismo: el hombre crea el capital y este lo domina.

Cayetano García Navarro (Alicante, 1973) parte de la premisa de no pretender realizar un análisis teórico del paisaje mediante su trabajo fotográfico, sino acercar al espectador a sus propias vivencias y experiencias a través de sus imágenes. “Walking around the nature” muestra espacios naturales idílicos en los que la imagen se ve sometida a una vibración que la desdibuja, a la vez que la acerca a una idea emocional del entorno, alzando ese instante a la categoría de recuerdo palpitante.

Cayetano García

Cayetano García. Walking Around The Nature. 2013. Imagen cortesía del MUA

Carlos García (Elche, 1978) presenta, tras sus trabajos de graffiti técnico, un proyecto en el que la pintura definitivamente se libera del bastidor y salta del muro. “50.000 gr.” da título a un conjunto de piezas tridimensionales como resultado de la superposición de capas de material en un proceso en el que el tiempo juega su papel. La idea de instantaneidad, de inmediatez, se pone en crisis al enfrentarnos a estas obras, convertidas en alegatos de la consistencia informe que define tantos ejercicios de construcción social y personal urgidos por la fugacidad del tiempo.

Carlos García Peláez. 7 kilos de acrílico. 78 x 52 x 50 cm. Imagen cortesía del MUA

Carlos García Peláez. 7 kilos de acrílico. 78 x 52 x 50 cm. Imagen cortesía del MUA

Cuando el Senado de la antigua Roma decretaba la Damnatio Memoriae se procedía a eliminar cualquier elemento o inscripción que recordara a él. Olalla Gómez (Madrid, 1982) se apropia de esta referencia y la trae al actual contexto sociopolítico, borrando simbólicamente las imágenes representadas en las monedas de uno y dos euros. En el centro de las mismas introduce frases y pronunciamientos ciudadanos con los que el cuerpo social reclama un lugar central en la economía con una presencia no mediada.

Damnatio Memoriae. Olalla Gómez. 2013. Imagen cortesía del MUA

Olalla Gómez. Damnatio Memoriae (fragmento). 2013. Imagen cortesía del MUA

Olalla Gómez. Damnatio Memoriae, 2013. Imagen cortesía del MUA

Olalla Gómez. Damnatio Memoriae, 2013. Imagen cortesía del MUA

Olalla Gómez.Damnatio Memoriae, 2013. Imagen cortesía del MUA

Raúl Hevia (Santander, 1965) ha realizado un particular ejercicio de extroversión, escribiendo día a día un diario personal sobre muros y espacios públicos. “Lost year’s words” convierte el paisaje y el territorio en el soporte sobre el que el autor comparte reflexiones y sentimientos, haciendo que se produzca una relación singular entre ambos que deriva en una relectura del paisaje. El resultado son dípticos de imágenes que se componen de la escritura y el paisaje, como resumen vital de todo un año.

Marla Jacarilla (Alcoy, 1980) mantiene en sus trabajos una especial relación con la creación literaria. “Apropiación de principios” es una pieza en la que a partir de una reflexión del escritor Enrique Vila-Matas acerca de la importancia de las primeras frases de una novela, la artista recopila los 38 libros de ficción que posee para extraer 38 posibles maneras de comenzar una novela. “Aplicar estrategias ajedrecísticas en el campo del arte y esperar a ver qué pasa” es un trabajo en vídeo que plantea algunas cuestiones acerca de la difícil profesionalización del artista emergente.

Claudia Martínez (Catamarca, 1966) lleva a cabo con “Desborde” un ejercicio metafórico de la fragilidad de lo cotidiano. La composición múltiple de las cosas y la levedad del equilibrio que sustenta el orden natural y orgánico son aspectos en los que incide esta maleable instalación que, partiendo de pequeños fragmentos de material alambrado, se expande adaptándose al espacio como un organismo vivo y autónomo. El proceso de trabajo colaborativo de una veintena de personas, para hacer posible su materialización, sirve para resignificar algunos valores comunitarios.

Vista de la exposición

Claudia Martínez. Desborde (fragmento). 2013. Imagen cortesía del MUA.

Cuando pensamos en arte recurrimos habitualmente a la imagen de la exposición, pero generalmente se pasa por alto los procesos de investigación y documentación que el artista debe realizar antes de la formalización de la obra. Esa carencia queda igualmente patente en la distribución de recursos económicos, casi siempre destinados a la exhibición, obviando la necesidad de apoyo en las fases previas. Ángel Masip (Alicante, 1977), con su proyecto, genera un contexto propio que introduce la investigación plástica en el espacio expositivo, mostrando un fragmento del desarrollo de la propia práctica investigadora.

Rosell Meseguer (Orihuela, 1976) aborda la temática del espionaje, recuperada del período de la Guerra Fria, que adquiere actualidad a partir del envenenamiento y muerte del espía Litvinenko en Londres o el caso Snowden. “OVNI Archive” es una recopilación realizada por la artista a partir de imágenes, recortes de prensa, documentos, libros y otros materiales que ponen en relación aspectos de la Guerra Fría con características de la actual crisis socioeconómica. Una especie de cinta sin fin en la que el movimiento es una ficción que garantiza que todo cambia para que nada cambie.

Diego Opazo (Santiago de Chile, 1966) engloba bajo el título de “Movimiento natural de los hechos” una serie en desarrollo de vídeos, entre los que se encuentran “Tíber” y “7:59”. Son trabajos que ponen el acento en hechos cotidianos con los que convivimos y que, a fuerza de repetición, nos pasan inadvertidos. Para reforzar formalmente la idea de eterno retorno nos muestra planos fijos en los que el movimiento viene determinado por los agentes naturales y humanos o por la interacción de ambos.

Diego Opazo Cousiño. Imagen cortesía del MUA

Diego Opazo Cousiño. Imagen cortesía del MUA

Juanma Pérez (Priego de Córdoba, 1970) apuesta por la arteficción con su “Geografía e historia de un lugar”. Si bien la geografía y la historia se ocupan de definir física y temporalmente la realidad de un lugar, el artista se ha propuesto la creación de un atlas emocional probablemente empujado por la imposibilidad sobrevenida de habitar este espacio y este tiempo. El ser humano dispone de la capacidad de imaginar, de proyectar para hacer posible lo inimaginable y lograr así objetivos con los que otros ni tan siquiera soñaron.

MP & MP Rosado (San Fernando, 1971) parten de una poesía de Walt Whitman para desarrollar su proyecto “Contengo multitudes”. A la vez que nos asemejamos a los otros, que nos disolvemos entre la masa, podemos llegar a entrar en contradicción con nosotros mismos –tal es nuestra naturaleza-, pues en ocasiones somos capaces a abrazar una idea mientras llevamos a la práctica la contraria. Los hermanos Rosado llevan a cabo una exploración del cuerpo y el espacio público desde una experiencia de fragmentación.

Julio Sarramián (Logroño, 1981) busca una nueva visión de la naturaleza a partir de su proyecto “Naturaleza hiper-transfronteriza”. Tomando como base la sencillez con la que el individuo puede acceder a la información y a la tecnología, el artista plantea una reflexión acerca de la forma paradigmática de entender el paisaje y el territorio de un modo transfronterizo. La experiencia virtual que nos garantizan herramientas como Google Earth han modificado nuestra configuración mental del espacio y la distancia.

Julio Sarramián. Naturaleza hiper-transfronteriza. 2013. Imagen cortesía del MUA

Julio Sarramián. Naturaleza hiper-transfronteriza. 2013. Imagen cortesía del MUA

Las “vídeo-acciones” de Saúl Sellés (Alcoy, 1986) surgen de la investigación alrededor de los estímulos que relacionan el deporte y la competición con los ideales estéticos y el culto al cuerpo, así como el papel entre narcisista y voyeur que cumple el espectador como parte de ese entramado. El propio artista, convertido en ejecutor, desarrolla lo que él denomina un espectáculo de seducción que se acompaña de “partituras de performance”, conformadas por dibujos vectoriales.

Saúl Sellés. Imagen cortesía del MUA

Saúl Sellés. Imagen cortesía del MUA

Ion Sobera Ochoa de Ocariz (Bilbao, 1977) presenta su serie fotográfica “Viaje a ninguna parte”. Se trata de un trabajo con el que el artista pone en cuestión la constante tutela que, durante tanto tiempo, hemos recibido como individuos pertenecientes a una sociedad y a un determinado modelo social. La irrupción de la crisis en nuestras vidas ha significado la necesidad de revisar esas señales, de ponerlas en cuestión y abordar la necesidad de trazar nuevos caminos desde una lógica de los acontecimientos y las necesidades.

Mirimari Väyrynen (Helsinki, 1976) profundiza en los temas medioambientales para presentar al espectador una problemática global, con causas locales pero efectos que se desplazan sin atender límites ni fronteras. Pinta paisajes de bosque a base de capas que laboriosamente va superponiendo, hasta lograr unas imágenes vibrantes que interpreta como autorretratos. Para sus instalaciones emplea árboles naturales, madera quemada y ceniza, entre otros elementos para activar la conciencia del espectador.

Mirimari Väyrynen. Imagen cortesía del MUA

Mirimari Väyrynen. Imagen cortesía del MUA

“Estado de conservación” representa la apuesta de Salvi Vivancos (Alicante, 1977) por formatos y técnicas fotográficas y cinematográficas que renuncian al digital para dirigir la atención a los medios para fijar la imagen empleados por los pioneros de los siglos XIX y XX. El resultado son trabajos contemporáneos filmados mediante formas y en soportes desactualizados con los que pretende visibilizar la necesidad de conservar la memoria fílmica. En este caso simula el proceso de deterioro físico de la película.

“(…) El tiempo, ese gran saqueador, nos roba continuamente; pero una cosa es que nos desvalijen a lo grande y envejecer con la conciencia de haber tenido una vida plena, y otra que nos quiten todos los días pellizquitos miserables de cosas que ni siquiera hemos vivido. El infierno de nuestros contemporáneos se llama insipidez. El paraíso que buscan, plenitud. Los hay que viven y los hay que duran” [2]

Vista general del XIII Concurso Encuentros de Arte Contemporáneo en el MUA

Vista general del XIII Concurso Encuentros de Arte Contemporáneo en el MUA

José Luis Pérez Pont

[1] Paz, Octavio. Tiempo nublado. Seix Barral, Barcelona, 1983.

[2] Bruckner, Pascal. La euforia perpetua. Sobre el deber de ser feliz. Tusquets, Barcelona, 2001.

ABIERTO VALENCIA calienta motores

El próximo 26 de septiembre, dará comienzo la primera edición de Abierto Valencia, evento organizado por LaVAC (Asociación de Galerías de Arte Contemporáneo de la Comunidad Valenciana) con motivo de la  inauguración conjunta del principio de la temporada artística de sus 20 galerías, presentando para su primera edición más de 30 artistas nacionales e internacionales.

Una celebración para el arte y la cultura, con un amplio programa de exposiciones, conferencias, recorridos, conciertos y premios en la línea de los eventos que se celebran en otros grandes núcleos del panorama internacional. Con cada edición, “Abierto Valencia”, persigue convertirse en una cita que atraiga a coleccionistas, amantes del arte, expertos y comisarios así como al público en general.

Para este evento, las 20 galerías de arte que componen LaVAC han escogido lo mejor de su plantel de artistas tanto españoles como internacionales, consagrados y emergentes. En ésta, la primera edición, el público puede acercarse aún más al arte contemporáneo gracias al horario de apertura ampliado hasta las diez de la noche. También se plantean importantes descuentos en obras señaladas para ese día en especial, así como visitas guiadas en algunas de las galerías gracias a la colaboración de la asociación AVALEM (Asociación valenciana de educadores de Museos).

En esta edición, podremos disfrutar entre otras, de las obras del conocido artista conceptual francés Mathieu Mercier en Luis Adelantado, las exquisitas fotografías del argentino Humberto Ribas en el nuevo Espai Visor, las pinturas del ya histórico Valerio Adami en Rosalía Sender, la obra de la artista peruana Andrea Canepa en Rosa Santos. Las propuestas más radicales estarán presentes en Mr. Pink con Tactelgraphics y Kessler Battaglia con Ferrer y Mora, el escultor suizo Lucas Ulmi en SET espai d´art, en Punto Sandra Paula, Ana Elena Pena, y Rocío Verdejo nos hablan de “La inocencia” mientras Paz y Comedias presenta la obra de Manuel Blazquez «Milímetro»; presente también las veteranas Benlliure y Del Palau con una selección de sus artistas y Galeria Cuatro, reciente incorporación a LaVac, con la exposición de Jorge Carla Bajo. Cabe destacar la conferencia de Manuel Segade, comisario de la sección opening de Arco, en la joven y enérgica Espai Tactel acompañando la exposición de Joan Morey, también podremos asistir al concierto de UKE en Kir Royal. En Alicante se podrán ver las telas de Ferran Gisbert en Aural y en Javea las pinturas de Francesc Daranas en Isabel Bilbao y en Castellón, Canem presenta la obra del escultor Bernhard Lehmann y Collblanc la obra de Claudia Martínez.

Tras las inauguraciones, se celebrará el evento “fiesta celebración y entrega de premios Abierto Valencia”, en el claustro del Centre del Carme, con una cena/cocktail, diseñada por prestigiosos chefs de la Comunidad Valenciana, donde se procederá a la entrega de los premios: “Premio de exposición Abierto Valencia” y “Premio de adquisición Abierto Valencia” (patrocinado por GANDÍA BLASCO).

Abierto Valencia quiere convertir a Valencia en el epicentro del arte contemporáneo. Una visita imprescindible en el calendario cultural tanto nacional como internacional.

En la web de LaVAC se puede encontrar toda la información detallada del programa de cada una de las galerías, así como su localización en el plano para crear recorridos personalizados.

Las entradas del evento podrán adquirirse tan solo de forma anticipada en cada una de las galerías pertenecientes a LaVAC:

ALBA CABRERA,  AURAL, BENLLIURE, CÀNEM, COLLBLANC, CUATRO, ISABEL BILBAO, KESSLER BATTAGLIA, KIR ROYAL, LUIS ADELANTADO, MISTERPINK,
DEL PALAU, PAZ Y COMEDIAS, PUNTO, ROSALIA SENDER, ROSA SANTOS,
SET ESPAI D´ART, ESPAI TACTEL, ESPAIVISOR, TRENTATRES.

Cartel-Abierto-valencia-web2

Claudia Martínez.Iloveyou

Claudia Martínez. Iloveyou

Galería CollBlanc, Culla (Castellón)

 

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

Nacida en Argentina y afincada en Valencia desde el año 2002,  Claudia Martínez  ha encarado varios proyectos que tienen como núcleo principal el mundo del textil; a partir de allí desarrolló propuestas  tanto individuales como colectivas con una  alta implicación por parte de colaboradores que se suman al proyecto, como en caso de su último trabajo que  puede verse actualmente en la sala La Gallera (Valencia), hasta noviembre de 2013.

 

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

El trabajo de Martínez, que combina escultura, instalación y dibujo,  investiga las relaciones existentes entre espacio y materia poniendo el acento en la sensualidad de los materiales, la relación de la obra con el tiempo (el de su ejecución y el de su permanencia) la paciencia como motor, la fragilidad y la precariedad como cualidades de la cosa.

 

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

Iloveyou es un conjunto de piezas bordadas unas en papel y otras en tela de diferentes superficies y texturas, donde el hilo y la línea son eje y motivo. El título es un juego de palabras, un cruce de pensamientos, una declaración de amor y una reafirmación de sentido a la investigación sobre las diferentes posibilidades que ofrece la línea/hilo, como conductora del pensamiento de la mano y la memoria.

Se trata de un recorrido por el camino de las labores artesanales y su relación con el tiempo de las mujeres. El hilo es tratado como joya, como adorno, un material versátil que es fantasía y ornamento, una “bijou”.

 

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

En esta investigación, la línea del lápiz se comporta como un encaje bordado y el bordado, en diferentes superficies, habla del dibujo. La artista, a la vez, narra e interpreta otros dibujos, haciendo pequeños guiños de complicidad con el espectador con la intención evidente de citar algunos amores del arte, en una apuesta por la memoria táctil de las superficies. Así, el trabajo en su conjunto es un despliegue de las posibilidades de lo simple y los pequeños trazos.

 

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

Claudia Martínez. Iloveyou. Imagen cortesía Galería CollBlanc

ABIERTO VALENCIA: la fiesta del arte

Abierto Valencia. Comienzo de la nueva temporada
LaVAC: Galerías de Arte Contemporáneo de la Comunidad Valenciana
Galerías abiertas de 16.00 a 22.00 horas.
Cena celebración en el Centro del Carmen, a las 22.00h
Jueves 26 de septiembre

Mientras la crisis económica sigue su curso, la sociedad, cansada de su letanía, mira para otro lado en busca de soluciones que las altas instancias demoran o aplican con torpeza de criterio. La Asociación de Galerías de Arte Contemporáneo de la Comunidad Valenciana (LaVAC), que agrupa un total de 20 salas, arrancará el jueves la temporada con nuevos bríos, desoyendo las voces agoreras que suenan ya a palabras gastadas. Adiós, tristeza.

Obra de Frances Daranas, en Galería Isabel Bilbao. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Obra de Frances Daranas, en Galería Isabel Bilbao. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Y ahí están, celebrando la primera edición de lo que han dado en llamar Abierto Valencia: una jornada de puertas abiertas de sus espacios expositivos (de 16.00 a 22.00h), que culminará con una cena en el Centro del Carmen (de 22.00 a 1.30), en la que se entregarán premios y permitirá compartir con profesionales del arte y público en general la entrada del nuevo curso artístico. Para acceder a la fiesta o show cooking, a cargo de los restaurantes Samsha, Mulandhara y Kiaora, deberán sacarse las pertinentes entradas, que únicamente se venderán por anticipado en las galerías de LaVAC.

Obra de Lukas Ulmi en Set Espai d'Art. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Obra de Lukas Ulmi en Set Espai d’Art. Imagen cortesía de Abierto Valencia

La mezcla de exposiciones, con obra de más de 30 artistas nacionales e internacionales, conferencias, visitas guiadas, conciertos y arte culinario, no es más que la prueba del salto cualitativo que las galerías de arte de la Comunidad Valenciana han dado este año. Tras un largo periodo de cierta dispersión organizativa, quizás fomentada por la tan cacareada desunión de un sector que suele mirarse al ombligo de sus propios artistas, LaVAC, quizás también cansada de esa triste inercia y soliviantada por los discursos paralizantes de la crisis, ha cerrado filas en torno a una idea: “Trabajar en equipo para poner en marcha iniciativas conjuntas que dinamicen el sector del arte en la Comunidad Valenciana”, explica, impulsadas sus palabras por este nuevo aire, la presidenta de LaVAC, Olga Adelantado.

Obra de Claudia Martínez en Collblanch. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Obra de Claudia Martínez en Collblanch. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Otra buena noticia es que, frente al goteo de bajas de otros años, la asociación arranca la temporada con los mismos espacios, a los que incluso se suma la incorporación de Galería Cuatro. Un total de 20, que exhibirá obra, en este arranque, de artistas como Mathieu Mercier (Luis Adelantado), Humberto Rivas (Visor), Valerio Adami (Rosalía Sender), Andrea Canepa (Rosa Santos), Tactel Graphics (Mr. Pink), Ferrer y Mora (Kessler Battaglia), Lukas Ulmi (Set), Joan Morey (Espai Tactel), Manuel Blázquez (PazYComedias), Jorge Carla (Cuatro) o Sandra Paula, Ana Elena Pena y Rocío Verdejo (Punto), junto a las colectivas de Benlliure y Del Palau. En Alicante, Ferran Gisbert estará en Aural, Frances Daranas en Isabel Bilbao (Jávea), mientras en Castellón, Cànem presentará a Bernhard Lehmann, y Collblanc a Claudia Martínez.

Obra de Jorge Carla en Galería Cuatro. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Obra de Jorge Carla en Galería Cuatro. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Manuel Segade, comisario de la sección Opening de ARCO, ofrecerá una conferencia en Espai Tactel, para fomentar un debate que se hace necesario en torno al castigado sector de la cultura. Asimismo, un jurado compuesto por Felipe Garín, Enric Pastor, Agustín Pérez Rubio y José Gandía Blasco, se encargará de dictaminar los premios al mejor proyecto expositivo y a la mejor adquisición, que se entregarán en la fiesta celebración del Centro del Carmen, dependiente del Consorcio de Museos, quien junto a la Conselleria de Educación, Cultura y Deporte, apoyan esta primera edición de Abierto Valencia.

Obra de Bernhard Lehmann en Galería Cànem. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Obra de Bernhard Lehmann en Galería Cànem. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Un total de 11 bodegas de la Asociación de Terres dels Alforins presentarán sus vinos, en la cena elaborada por Víctor Manuel Rodrigo (Restaurante Samsha), Alejandro Platero (Mulandhara) y Yelel Cañas (Kiaora). Estos tres prestigiosos cocineros valencianos elaborarán cada uno cerca de 2.000 tapas para las alrededor de 400 personas previstas por la organización. El arte culinario rematando el Abierto Valencia de las galerías de arte contemporáneo. Bon appétit.

Obra de Valerio Adami en Galería Rosalía Sender. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Obra de Valerio Adami en Galería Rosalía Sender. Imagen cortesía de Abierto Valencia

SHOW COOKING: 6.000 TAPAS

Los chefs de Samsha, Mulandhara y Kiaora adelantan a MAKMA los contenidos de las 6.000 tapas (2.000 cada uno), cuatro saladas y una dulce, que servirán durante la fiesta en el Centro del Carmen.

Víctor Manuel Rodrigo (SAMSHA): Mejillones tigre con concha comestible / Falsas papas arrugás con mojos picones / Aceitunas corporativa de tres sabores / Bonito tai con base de arroz de sushi / Piedras de tres chocolates diferentes.

Alejandro Platero (MULANDHARA): Cremoso de coliflor con caviar de Riofrío / Patata trufada con jamón y crujientes / Fósil de boquerón con emulsión de algas / Tarta de manzana versión Mulandhara.

Yelel Cañas (KIAORE): Bloody Marie de gazpacho con espuma de rúcula / Pulpo con salpicón de capuchinas y emulsión de escabeche / Mini zanahorias creciendo, tierra de remolacha y sustrato de verduras tai / El típico blanco y negro pero al vapor y con mayonesa de pimientos y ruibarbo / Maceta de chocolates.

Obra de Mathieu Mercier en Luis Adelantado. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Obra de Mathieu Mercier en Luis Adelantado. Imagen cortesía de Abierto Valencia

Salva Torres

Claudia Martínez, la fuerza de la fragilidad

Desborde. Claudia Martínez

La Gallera

C / Aluders, 7. Valencia

Hasta el mes de octubre

La corrupción es uno de los elementos consustanciales a la vida. Mejor dicho: el elemento que nos avisa diariamente de nuestro inevitable deterioro físico. El cuerpo se corrompe con el paso del tiempo, siguiendo los dictados de la entropía. Combatirla requiere el acto heroico de enfrentarse a ella sin darle la espalda, sin maquillajes seductores ni sarcasmos protectores. No sucumbir a su fatalidad, requiere de sujetos dispuestos a transformar esa muerte inherente a la corrupción, en fuente de vitalidad a pesar de los pesares. Que es lo que hace Claudia Martínez, artista argentina afincada en Valencia, con su obra Desborde, que puede verse en La Gallera hasta finales de octubre.

Desborde. Claudia Martínez. La Gallera

Desborde. Claudia Martínez. La Gallera

Nada más apropiado como en este caso para hablar de cómo la unión hace la fuerza. La unión de elementos sumamente frágiles sirve para construir una gran estructura. O lo que viene a ser lo mismo: la vida es una suma de empeños que vienen a contrariar el lógico desencanto por la corrupción de nuestra naturaleza. Claudia Martínez, con la ayuda de otras 25 personas colaboradoras, ha logrado levantar en la planta central de La Gallera lo más parecido a un corazón. Corazón tejido con hilos de plástico rojo, naranja y dorado, cuyos finos alambres, debidamente entrelazados a base de un tesón ejemplar, logran finalmente bombear sangre creativa de un RH muy positivo, a ese corazón que parece iluminar por dentro La Gallera, en cuya planta superior hay bocetos, dibujos y piezas más pequeñas.

Parece mentira, pero ese órgano vital, en ocasiones monstruoso según el punto de vista que se adopte, está hecho con tres millones de nudos, tiene ocho metros de altura y, asombroso, pesa 140 kilos sin que semejante estructura delate tamaña pesadez. Como apunta Isabel Tejeda, comisaria de tan asombrosa intervención, “tejer 100.000 metros de cable entre pequeñas masas de aire teniendo en cuenta que sólo para hacer una bola de unos 40 centímetros de diámetro se precisa de una hora de trabajo, generó que se convirtiera en un trabajo colectivo”. Un trabajo colectivo que da, y mucho, que pensar.

Imagen de la instalación de Claudia Martínez, Desborde, en La Gallera.

Imagen de la instalación de Claudia Martínez, Desborde, en La Gallera.

En pleno proceso de regresión a las tribus, buscando cada cual su pertenencia a microespacios desconectados de los otros que vienen a contaminar cierta pureza identitaria, resulta conmovedor este Desborde que nos propone Claudia Martínez. Porque es así, tejiendo y destejiendo, pero siempre con la mirada puesta en la construcción de algo sólido a partir de la fragilidad de las partes, como se puede alcanzar el objetivo de bombear sangre a ese corazón monstruoso. Monstruoso porque, en el fondo, esa enorme estructura, como pasa con la ampliación microscópica de una célula o un órgano de nuestro cuerpo, da miedo a solas, pero en compañía ya es otra cosa. De hecho, el cáncer no es más que el terrorismo impuesto por ciertas células enemigas del resto.

Claudia Martínez, a base de bordar y tejer colectivamente, logra que ese corazón monstruoso adquiera la apariencia amable del órgano sano, libre del cáncer de la corrupción que amenaza con destruirlo todo, para en su lugar rendir homenaje al esfuerzo heroico de inyectar vida allí donde reina el caos. Por eso desborda su intervención, porque acostumbrados a la estrechez de miras, al sálvese quien pueda insolidario, su corazón de La Gallera destila energía a raudales. Una energía que mana de ese caudal creativo, cuyo volumen fue creciendo a base de una estrategia colaborativa sin duda desbordante. Y así, tejiendo y destejiendo como Penélope, la escultura propició a su vez la estrechez de lazos, materiales y subjetivos, hasta alcanzar esa altura. Un ejemplo de cómo el arte, más allá de experimentos deconstructivos, puede transformar la corrupción y el deterioro en ley de vida.

Desborde. Intervención en La Gallera, de Claudia Martínez

Desborde. Intervención en La Gallera, de Claudia Martínez

Salva Torres