Derechos humanos en viñetas

Creadores valencianos por los derechos humanos
70 años de la Declaración Universal de los Derechos Humanos
Centre Cultural La Nau
C / Universitat, 2. València
Hasta el 24 de febrero de 2019

El 10 de diciembre de 1948 la Asamblea General de Naciones Unidas publicó en París la Declaración Universal de los Derechos Humanos, como un ideal común para todos los pueblos y naciones. Se apelaba así a un sentido de responsabilidad y de compromiso para establecer un hito histórico trascendental en la construcción y el reconocimiento del valor singular de cada vida humana. Un proceso que sigue vivo, pues esta Declaración de intenciones es sólo una etapa dentro de un largo camino.

Un texto singular que plasma un ideal de convivencia entre las personas que habitan el planeta tierra. Una relación de 30 artículos que expresan la aspiración a que todas ellas disfruten de una serie de libertades y posibilidades para realizarse plenamente. Han pasado 70 años desde su promulgación y es obvio que muchos de los derechos recogidos pertenecen todavía al terreno de lo utópico. Sin embargo, siguen siendo un desafío, un horizonte que marca el futuro de la humanidad.

Vista de la exposición

Vista de la exposición. Imagen cortesía de La Nau

Con motivo de este 70 aniversario la Universitat de València y Amnistía Internacional Valencia presentan en el Centre Cultural La Nau la exposición ‘Creadores valencianos por los derechos humanos. 70 años de la Declaración Universal de los Derechos Humanos’, que reúne las imágenes de 30 diseñadores e ilustradores vinculados a la Comunidad Valenciana. Cada uno de los artistas ilustra, desde una visión optimista, los 30 principios recogidos en el documento. Fieles a su estilo y personalidad cada uno utiliza su propio discurso y técnica (fotografía, pintura manual, pintura digital, gráfica de tintas planas, tipografía, etcétera) por lo que el conjunto constituye un mosaico de viñetas que da constancia de viejo proverbio: una imagen vale más que mil palabras.

Mosaico de la exposición. Imagen cortesía de La Nau

Mosaico de la exposición. Imagen cortesía de La Nau

El diseñador Boke Bazán, al frente del taller Nociones Unidas, es el comisario de esta muestra, que reúne una selección de distintas generaciones de ilustradores y diseñadores entre los que se encuentran varios Premios Nacionales. “Cuando Norberto Piqueras, responsable de las exposiciones de La Nau, me propuso el proyecto me enfrenté a la difícil tarea de elegir solo a 30 autores cuando tenemos aquí tantísimo talento. El criterio se basó en que estuvieran representadas las tres provincias, fuera una nómina paritaria y de las diferentes generaciones, desde los creadores ya consagrados de esa primera generación activa actualmente como los Gimeno y Sento o los premios nacionales Nebot y Mariscal, donde también habría estado el gran Paco Bascuñán, que nos dejó hace un tiempo. Una segunda generación, con Calpurnio, Lina Vila o Carmen García, y sucesivas con los también premios nacionales Paco Roca y Pablo Auladell, que junto a otras figuras de su generación como Cristina Durán, Ibán Ramón, Malota, Sento o Dídac Ballester preceden a una promoción joven y muy potente: Lawerta, Clara-Iris, Demano, Riaza, Tamarit, Herreros, Antelo, Cachetejack, Yinsen o Mir”.

Valencia es el común denominador de este colectivo que incluye, tanto a  quienes han nacido y trabajan aquí, como los que han salido fuera y los que han venido de otros sitios a nuestra comunidad. “Fue muy gratificante tener la respuesta afirmativa de los autores a quienes convoqué incluso antes de saber las condiciones”, dice Bazán. “Una causa así es preciosa y es bien sabido que ilustradores y diseñadores estamos históricamente muy comprometidos con los temas sociales”.

Vista de la exposición. Imagen cortesía de La Nau

Vista de la exposición. Imagen cortesía de La Nau

El enfoque de la exposición es justo el contrario a los antecedentes existentes hasta ahora. “Mi propósito no ha sido ilustrar la vulneración de los derechos humanos, que desgraciadamente ya vemos todos los días, sino conmemorar y celebrar que esta carta existe”, dice Bazán. “Son 30 artículos que proclaman un texto positivo de reconocimiento de los derechos, por lo tanto celebremos que hay un derecho que asiste mi libertad de expresión, de asociarme, de igualdad, de casarme con quien quiera… De ahí una exposición con metáforas positivas y muy didáctica, dado que cada ilustración va acompañada de su artículo por lo que además de disfrutar del arte nos ponemos al día de un articulado que a pesar de sus 70 años tienen una importancia y vigencia vital hoy en día”.

La exposición tiene vocación itinerante y ya hay varias salas y citas confirmadas como el Festival Internacional de San Sebastián, y también es muy probable que viaje a otros países de la mano de Amnistía Internacional.

Vista de la exposición. Imagen cortesía de La Nau

Vista de la exposición. Imagen cortesía de La Nau

Bel Carrasco

Los comentarios están cerrados.