David Méndez en Espai Tactel

David Méndez Alonso. A Hundreds Of Errors and Yellow Dramas
Espai Tactel
C/ Dénia 25-B. Valencia
Inauguración: el 10 de enero a las 20.00h
Hasta el 1 de marzo 2014

La obra de David Méndez -el artista antes conocido como Misterthefreak– se entiende en su conjunto como una cuestión de actitud ante la vida. Un ilustrador que es también pintor, escultor, escenógrafo, graffitero, diseñador y todo lo contrario. Un artista camaleónico para quien no existen barreras que lo encorseten en una disciplina concreta y mucho menos dentro de las lindes de una producción artística entendida a la manera tradicional.

David Méndez elabora un arte expandido en el que las ilustraciones trascienden los límites del papel para convertirse en objetos tridimensionales, instalaciones, disfraces y patrones textiles vivamente coloristas que desarrollan todo un universo simbólico propio y ajeno, plagado de referencias a la cultura de masas. Como si de una escenografía teatral se tratara, más que crear una serie de piezas individuales para el consumo, su producción va dirigida a recrear una situación, un ambiente que envuelva al espectador, lo arrope en su nostalgia o lo sacuda en su histrionismo; adentrándolo en cualquier caso en un contexto extrañamente familiar y feliz. La sala deviene de este modo en una especie de wunderkammer o «cámara de maravillas» repleta de iconos kitsch que se balancean hábilmente entre el surrealismo pop y el horterismo irónico.

Changuito. Madera, inflables, acrílico, esmalte, mono de juguete. 190 x 200 x 200 cm

Changuito. Madera, inflables, acrílico, esmalte, mono de juguete. 190 x 200 x 200 cm.                                                                            Imagen cortesía de Espai Tactel

Mediante la acumulación descontextualizada de juguetes, prendas de ropa y objetos de toda clase, el artista nos sitúa ante una suerte de vanitas posmoderna cuyo mensaje no parece ser el de afearnos una conducta consumista sino el de animarnos a vivir el presente de una manera optimista, libre y desacomplejada. Aprehendiendo y elogiando el accidente y lo azaroso, la muestra A Hundred of Errors and Yellow Dramas evidencia una actitud positiva ante los avatares de la existencia en donde las sensaciones, potenciadas por la estridencia de los colores y la amalgama de texturas, nos invitan a tocar, a oler y a saborear; aunque sea con los ojos. Heterodoxo también en el uso del color y los materiales, la abundancia de elementos “extra-artísticos” tales como la plastilina, el fieltro, el corcho, el plástico o los objetos encontrados –empleados de una manera brutalista, escasamente manipulados- refuerza la tesis de que David Méndez se encuentra muy alejado de los cánones de la academia y utiliza todo cuanto está a su alcance como medio de expresión en un ejercicio lúdico de total libertad.

Una tensión provocada y un derrame fortuito. Una combinación de premeditación y azar dirigida a establecer la empatía con el espectador, a suscitar la sonrisa cómplice. Una mise en scène en la que un niño reticente a crecer quemaría unas cuantas hormigas con la ayuda de una lupa. La escenificación de aquella época en la que el drama podía convertirse en un momento feliz, gozoso. Y acabar vistiendo en consecuencia el amarillo riguroso de luto. El amarillo entendido como el nuevo negro.

Sin Título Acero, almohadas y roca. 240x415x70 cm

Sin Título. Acero, almohadas y roca. 240 x 415 x 70 cm. Cortesía de Espai Tactel

Los comentarios están cerrados.