"Atlas Oculto", Anne-Laure Boyer. Imagen cortesía de Institut français de Valence.

Atlas Oculto

Atlas Oculto
Anne-Laure Boyer

Institut français de Valence
C/ Moro Zeit 6, Valencia

"Atlas Oculto", Anne-Laure Boyer. Imagen cortesía de Institut français de Valence.

«Atlas Oculto», Anne-Laure Boyer. Imagen cortesía de Institut français de Valence.

Anne-Laure Boyer es una artista que pone su arte y sus observaciones al servicio de temas de sociedad como la exclusión, la reubicación, la memoria, etc. Esta artista plástica procedente de Burdeos trabaja por investigaciones y usa la fotografía, el escrito o la video en obras que dispone como instalaciones multimedia. Anne-Laure se interesa en el movimiento de los habitantes de los pueblos de España, obligados en dejar sus hogares y su “memoria íntima”, antes del hundimiento de los pueblos por el agua de los lagos artificiales de los embalses. Encuentra una temática universal que trata de la relación con el mundo y el tiempo, el olvido, la perdida y la transformación del paisaje. Esta exposición ha sido concebida por la joven artista francesa (con un año en residencia de creación en la Casa de Velázquez) durante una estancia en la Facultad de Cuenca dónde dirigió investigaciones con un grupo de estudiantes. Cartografía, fotografía, entrevistas, descripciones… todo un corpus de investigación para una exposición que habla de fronteras, de exclusión, de fractura en el tiempo y que utiliza la cartografía como una narración imaginaria.

A lo largo del siglo XX, más de un centenar de pueblos españoles fueron inundados por los embalses de las presas. Se dice que “las últimas misas se realizaron entrando en barco a la iglesia”. En tiempos de sequía, las presas se secan dejando las ruinas a la vista. En esos momentos, sus antiguos habitantes vuelven a pisar la tierra de estos paisajes fosilizados, lunares y atemporales. ATLAS OCULTO es un proyecto creativo que explora el imaginario de estos mundos engullidos, y, por tanto, nuestra relación con el tiempo, el olvido y la pérdida, y el proceso de construcción de la memoria colectiva.

En este caso, hablamos de territorios de pasado secular, que fueron literalmente borrados del mapa. Aunque estas áreas hayan desaparecido físicamente, todavía siguen presentes en la memoria de sus antiguos habitantes y de sus descendientes. A menudo, aldeas cercanas a las orillas de la presa también debieron abandonarse y, a pesar de que, años más tarde, algunas de estas parcelas se declararon recuperables y sus antiguos habitantes comenzaron a rehabilitarlas, todas estas acciones no se llevaron a cabo. Y también hay pueblos que fueron recuperados por activistas que no esperaron autorización. Por toda España, los antiguos habitantes se reúnen todos los años cerca de su pueblo de origen, se organizan en asociaciones y comités de supervisión legal para que se les reconozca el derecho a la reconstrucción, recuperan sus recuerdos de diferentes formas, arqueológicas, vernáculas, históricas…

¿Cuál es la consistencia de un patrimonio intangible? En el caso de estos territorios desaparecidos, ¿cuál es la función psicosocial en términos de compensación con respecto a la población afectada? ¿Cómo subsiste un territorio, su cultura, sus usos sociales, sus raíces como imágenes mentales sometidas a constante rediseño, a lo largo de las generaciones y las voces que lo sostienen? «Atlas Oculto» trata de recoger estas imágenes mentales, medir su proporción y tamaño, en cuanto a que alude a temas universales, como las raíces, la migración rural, el desarrollo sostenible, la pertenencia y la construcción de la identidad, frente a cierta política de rentabilidad económica y a las inevitables transformaciones de una sociedad de la velocidad.

 

"Atlas Oculto", Anne-Laure Boyer. Imagen cortesía de Institut français de Valence.

«Atlas Oculto», Anne-Laure Boyer. Imagen cortesía de Institut français de Valence.

Los comentarios están cerrados.