Imaginària: una explosión de fotografía

Imaginària. Fotografía En Primavera
Diversas localizaciones de la provincia de Castellón
Del 8 de mayo al 5 de junio, 2015

El festival ‘Imaginària. Fotografía en primavera’ vuelve a la ciudad y a la provincia de Castellón «con el objetivo de acercar la fotografía, en tanto que producto cultural y artístico, a cuantas personas quieran participar de ella, y de las propuestas que hacen fotógrafos venidos de diversas partes del mundo», según explica el vicerrector de Cultura de la Universitat Jaume I, Wenceslao Rambla.

En esta XII edición de 2015 se han organizado casi 50 actividades, en las que la exhibición de obra fotográfica es el plato fuerte. Treinta y seis muestras expositivas se han programado en las diferentes localidades de la provincia de Castellón. La capital reúne buena parte de ellas, pero van cobrando fuerza otras localidades en las que, gracias al apoyo de las agrupaciones fotográficas y de las instituciones públicas y privadas, el festival se asienta con fuerza, como es el caso de la ciudad de Segorbe, donde su ‘Mayo fotográfico Segorbe’, nacido al amparo de Imaginària, se integra en parte en esta iniciativa.

Fotografía del Grupo Tri-X-Pan en la exposición colectiva 'Calibre 35F4'. Cortesía de Imaginària.

Fotografía del Grupo Tri-X-Pan en la exposición colectiva ‘Calibre 35F4’. Imaginària. Fotografía En Primavera.

De igual forma, y en coincidencia con la reciente creación de la Sede de La Plana de la Universitat Jaume I en la ciudad de Vila-real, y gracias también al apoyo de su Concejalía de Cultura, se ha previsto la realización de un evento singular que, en esta primera edición se integra también en el programa Imaginària. Se trata del proyecto ‘Sonda Vila-real’, que nace con la intención de mostrar la importancia que los procesos creativos y multidisciplinares juegan en el desarrollo de los procesos y de los productos culturales. Vila-real es también la sede de la Universitat Jaume I, donde se hará la clausura de Imaginària 2015.

Fotografía de Lorena Guillén en la exposición colectiva 'El horizonte que nos separa'. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Fotografía de Lorena Guillén en la exposición colectiva ‘El horizonte que nos separa’. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Las actividades se desarrollarán entre el 8 mayo y el 5 de junio de 2015, si bien las propuestas expositivas seguirán abiertas, en muchos casos, hasta al menos el 21 de junio de 2015 o más adelante. Este año el festival tendrá lugar en las localidades de: Benicàssim, Castellón de la Plana, Culla, Fanzara, Morella, Sagunto, Sant Mateu, Segorbe, Sueras, Vilafranca, Vila-real, Vinaròs y Vistabella.

El proyecto es posible gracias al apoyo y la colaboración de instituciones públicas, entidades privadas, colectivos y asociaciones culturales y creadores. Organizado por el Vicerrectorado de Cultura, Extensión Universitaria y Relaciones Institucionales, y coordinado desde el Aula de Fotografía del Servicio de Actividades Socioculturales de la Universitat Jaume I, cuenta entre sus colaboradores principales con el Ayuntamiento de Castellón de la Plana, el Aula Dávalos-Flétcher de la Cultura -Universitat Jaume I y el Museu de Belles Arts- CulturArts Castelló.

Obra de Carlos Sebastià en la exposición 'Construcción del cariño'. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Obra de Carlos Sebastià en la exposición ‘Construcción del cariño’. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Entre las múltiples exposiciones programadas cabe destacar la instalación realizada por Carlos Sebastiá, a medio camino entre lo fotográfico y lo pictórico: «una forma conceptual de expresar la conquista personal de la propia libertad y de dar valor al torbellino de ideas que se arremolinan en relación con el origen y los recuerdos», según se recoge en la sinopsis del proyecto. En él se pueden encontrar a personas, momentos, vivencias de padres o abuelos, objetos y memoria genética que configurarán la biografía emocional de Sebastiá y construyen la personalidad del artista.

Fotografía de Nuria López Torres en 'Art revolution in Cuba'. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Fotografía de Nuria López Torres en ‘Sex and revolution in Cuba’. Imaginària. Fotografía En Primavera.

‘Sex and revolution in Cuba’ es un ensayo fotográfico de Nuria López Torres que documenta la comunidad homosexual de este país durante tres años. Tras la llegada al poder de Raúl Castro, en la isla se inicia una serie de cambios sociales y económicos. Uno de los cambios más importantes que el régimen anuncia está relacionado con las nuevas políticas de sensibilización en diversidad sexual e identidad de género y que lidera Mariela Castro Espín (hija del actual presidente), directora del Centro Nacional de Educación Sexual de Cuba. Cambios que algunos ven como una simple estrategia de marketing político en materia de derechos humanos.

Fotografía de Luis Montolio. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Fotografía de Luis Montolio. Imaginària. Fotografía En Primavera.

También destaca la obra fotográfica de Luis Montolio, entre el documentalismo y el arte conceptual, que atraviesa todo el estrato social para construir un universo de personajes situados en entornos inherentes a la cultura urbana contemporánea. En la creación de sus imágenes, de las que se ha destacado su sintonía con la cultura underground, Luis Montolio lleva la iluminación, la velocidad de obturación, el movimiento y el ángulo del encuadre al límite de su expresividad.

Fotografía de Xavier Ferrer Chust. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Fotografía de Xavier Ferrer Chust. Imaginària. Fotografía En Primavera.

‘Ironik’ es una colección de imágenes realizadas por Xavier Ferrer Chust en la que, a través de diferentes recursos narrativos aplicados desde el lenguaje visual, su autor consigue generar estampas llenas de comicidad y sentido del humor: lo grotesco, la ironía, lo divertido, lo gracioso la sátira, la burla y el humor blanco, se dan la mano en la serie y nos permiten, con ello, comprender lo cercano que el lenguaje de la imagen puede estar del literario y del teatral.

Obra de Vicente Pla. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Obra de Vicente Pla. Imaginària. Fotografía En Primavera.

La esencia de la fotografía de calle realizada por Vicente Pla es centrar nuestra atención en aquellos aspectos cotidianos que nos rodean y que a menudo pasan desapercibidos. Aunque mayoritariamente muestra la relación que existe entre los espacios urbanos y la gente que los habita, en ocasiones la mirada se dirige hacia el detalle, hacia simples objetos dotándolos de un nuevo significado, reorientándolos hacia su aspecto estético. Las fotografías que forman esta serie pretenden, mediante la simple selección de encuadres aislados, recontextualizar los mensajes mostrados en los muros repletos de carteles deteriorados.

Fotografía de Pablo Fuentes. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Fotografía de Pablo Fuentes. Imaginària. Fotografía En Primavera.

‘Let’s get lost’, de Pablo Fuentes, nos acerca directamente, y de manera muy elegante, no a las ciudades americanas, no al Nueva York, Baltimore o Washington DC actuales, sino más bien, a aquellas que recorrieron y contemplaron los grandes maestros de la fotografía clásica americana y a una forma de mirar que para algunos está más que superada, pero que para muchos otros es, sin lugar a dudas, la auténticamente fotográfica, aquella con la que trabaja nuestra memoria y con la que fabricamos los sueños.

Fotografía de Rafael Navarro de la Colección Railowsky. Imaginària. Fotografía En Primavera.

Fotografía de Rafael Navarro de la Colección Railowsky. Imaginària. Fotografía En Primavera.

También es digna de mención la exposición de fotografías pertenecientes a la librería y fotogalería Railowsky que supone una buena muestra de los fotógrafos más destacados de la fotografía, sobre todo española, aunque también internacional de la última mitad del siglo XX. A destacar autores como los valencianos Gabriel Cualladó, José Miguel de Miguel, Francisco Moltó, Pablo San Juan o Joaquín Collado. En el terreno de los fotógrafos españoles también figuran Chema Madoz, Ramón Masats, Carlos Pérez Siquier, Alberto Schommer, Joan Colom, Xavier Miserachs, Vari Caramés, Fernando Herráiz, Javier Campano, Luis Baylón, Cristóbal Hara, Koldo Chamorro, Rafael Navarro y otros muchos más. En el plano internacional participan fotógrafos de la talla de Bernard Plossu, Jean Dieuzaide, Ferdinando Scianna y Alberto «Korda» con la famosa fotografía del Che Guevara.

Simbología y poética de Sebastià Miralles

De bon paper / Punt i apart, de Sebastià Miralles
Walden Contemporary
C / Denia, 74. Valencia
Hasta finales de octubre

Walden Contemporary presenta la  serie ‘De bon paper/ Punt i apart’ del escultor castellonense Sebastià Miralles (Vinaròs, 1948). Tras su última muestra realizada en la Fundació Caixa Vinaròs, y su actual exposición en el Centre del Carme bajo el título ‘En certa forma’, Miralles nos propone una selección de sus dibujos realizados mayoritariamente durante el periodo 2008-2010. Se trata de trabajos de transición, con mayores referencias personales, y cargados de lecturas informalistas que dan paso a otros dibujos y collages más depurados, en los que encontramos una manipulación más industrial y aligerada de significado.

Obra de Sebastiá Miralles en la invitación a la exposición 'De bon paper / punt i apart'. Imagen cortesía de Walden Contemporary.

Obra de Sebastiá Miralles en la invitación a la exposición ‘De bon paper / Punt i apart’. Imagen cortesía de Walden Contemporary.

Una serie cuya vertiente más espiritual, ascética y cartesiana investiga las relaciones simbólicas y poéticas de la forma y sus implicaciones en el espacio. A través de una atenta mirada a las raíces de la escultura histórica y a la modernidad, Sebastià Miralles desarrolla un singular y heterogéneo planteamiento conceptual donde tiempo, materia y forma descubren una obra de gran riqueza expresiva, caracterizada por una contundente depuración formal.

Materiales como el hierro y la madera constituyen principalmente las estructuras de sus esculturas, que sirven como elementos conductores hacia esta personal búsqueda de la simplificación en sus piezas. La muestra compuesta por  una treintena de dibujos de diferentes dimensiones, materiales y cromatismos, plantea una lectura entre la escultura y el dibujo. Este último como elemento vinculador con sus correspondientes esculturas.

Obras de Sebastiá Miralles en la exposición 'De bon paper / Punt i apart'. Imagen cortesía de Walden Contemporary.

Obras de Sebastiá Miralles en la exposición ‘De bon paper / Punt i apart’. Imagen cortesía de Walden Contemporary.

Formas geométricas bidimensionales, envueltas en un laborioso código sígnico, formal y estructural perfilan los ocultos recovecos, espacios, fórmulas  compositivas y posibilidades que finalizan con el desarrollo de las estructuras tridimensionales, mostrando al espectador a través del dibujo un inusitado despliegue de potencialidades entre poética plástica y obra artística.

Sin embargo, para Miralles, como muy bien señala, trabajar la materia sin dejar marca, disolviéndose por la “razón poética” quizá consista en la sutileza del oficio, como en la magia, “en actuar sin ser visto; la técnica se nos ofrece como una actitud cuya lógica se sitúa lejos del exhibicionismo virtuosista. El énfasis en lo tecnológico coarta el impulso que emerge del centro de los sueños y, sin embargo, sólo una técnica adecuada al propósito inicial garantiza el resultado deseado”.

Obra de Sebastià Miralles en la exposición 'De bon paper / Punt i apart'. Imagen cortesía de Walden Contemporary.

Obra de Sebastià Miralles en la exposición ‘De bon paper / Punt i apart’. Imagen cortesía de Walden Contemporary.

De ahí que tanto en el dibujo como en la obra escultórica queda implícita una dualidad que, posiblemente, defina este diálogo de asociación entre lo abierto y lo cerrado; entre el interior y el exterior; entre intimidad y  alarde; el azar y el cálculo; lo ficticio y lo real trasmutando al fin de lo bidimensional a lo tridimensional.

Miralles, que ha compaginado su tarea como docente en la Universidad de Bellas Artes de San Carlos con su faceta artística y poética, ofrece en esta exposición una mirada íntima al mundo del dibujo, ese lugar donde mediante lo preparatorio desarrolla un idéntico juego de desvelación y ocultamiento. La muestra se complementa con la edición de dos serigrafías de la serie ‘En certa forma’, compuesta por estructuras geométricas cuyo sentido narrativo, sintetizan las diferentes metáforas visuales, sinécdoques y solapadas analogías que ofrece la muestra.

Obra de Sebastià Miralles para la exposición 'Bon paper / Punt i apart'. Imagen cortesía de Walden Contemporary'.

Obra de Sebastià Miralles para la exposición ‘De bon paper / Punt i apart’. Imagen cortesía de Walden Contemporary’.

 

Pepa L. Poquet: Atles

Pepa L. Poquet: Atles
Espacio Sebastià Miralles
Fundación Caixa Vinaros
C/ Socorro, 64. Vinaros
Inauguración: 26 de abril
Hasta el 10 de junio de 2014

En la muestra expositiva Atles se agrupa una selección de obras personales realizadas en diferentes periodos (1997-2014), reconfigurándolas en un tiempo y espacio diferentes del qué y para el que fueron creadas. Una re-ordenación de las obras, con la que se trata de explorar nuevas analogías y un nuevo posicionamiento, que se genera desde las propias imágenes.

En Atles se recogen segmentos o fragmentos de tres proyectos seleccionados: L’escena de la memòria (1997), El•lipsi (2011) y Microrelats (2013), para desvelar el tiempo a través de la ejecución del mismo proceso técnico, y también la configuración y creación del imaginario propio del mundo.

L’escena de la memòria toma la obra de Tadeusz Kantor como referente. Formalmente emplea el vídeo y la fotografía. En el vídeo se representa el concepto “memoriaescenario” a través de dos pantallas: la de un monitor de ordenador y la de un juguete que semeja un monitor de TV. En ocho fotografías se trata la “memoria-relato” a partir de imágenes extraídas de diferentes ámbitos: arte (obra de Magritte), impresión de texto (pantalla de ordenador) y cómic (viñeta del personaje de Pumby).

El•lipsi es un proyecto más complejo, del que aquí sólo se muestran dos obras. Una parte importante de la investigación llevada a cabo dentro de este proyecto está centrada en el tratamiento del color y los tiempos de “silencio” y “ruido” en la imagen. Son básicamente estos conceptos los que han servido de guía en la construcción de 365” de pel•lícula. Positiu-Negatiu (videoinstalación) y 2 fotogrames (collage).

Microrelats explora la representación del paisaje, concretamente el paisaje “antropizado”. Se trata de fotografías construidas a partir de la “apropiación” de fotogramas de diferentes películas anónimas y también de películas personales filmadas en formato analógico de 16mm y S-8, procesadas y transferidas a formato digital.

Pepa L. Poquet es artista y profesora del Departamento de Pintura de la Facultad de BB.AA. de la Universitat Politècnica de València. Desde sus inicios en la pintura y el grabado, a principios de los años 1980, ha evolucionado en su práctica artística hacia la instalación y la intervención, trabajando actualmente con los medios de la fotografía, el cine y el vídeo. Los conceptos de “contexto” y “lugar concreto” han supuesto con frecuencia el punto de partida del proceso creativo propio. Sus trabajos/proyectos se centran en el espacio público, la arquitectura y en otros elementos característicos del lugar, analizados desde la perspectiva del uso cotidiano o desde la historia misma. En el tratamiento formal suele aunar lo poético con lo reivindicativo.

Pepa L. Poquet, "Atles" (Detalle del cartel de la exposición). Imagen cortesía de la artista.

Pepa L. Poquet, «Atles» (Detalle del cartel de la exposición). Imagen cortesía de la artista.