32º Premio BMW de pintura

Convocante: BMW España
Dotación: 43.000 euros
Plazo de admisión: hasta el 27 de julio 2017
Modo de presentación: online

BASES DEL 32º PREMIO BMW DE PINTURA

El 32º Premio BMW de Pintura queda convocado de acuerdo a las siguientes bases:

Categorías:

1. El 32º PREMIO BMW DE PINTURA incluye las cuatro (4) categorías siguientes:

– Premio BMW de Pintura

– Beca Mario Antolín de Ayuda a la Investigación Pictórica

– Premio a la Innovación

– Premio BMW al Talento más Joven

2. Las presentes bases son comunes a las cuatro (4) categorías del 32º PREMIO BMW DE PINTURA, con las especificaciones particulares que se establecen más adelante para cada una de ellas.

Entidad Organizadora:

3. La organizadora del 32º PREMIO BMW DE PINTURA es la sociedad BMW Ibérica, S.A., con domicilio social en Avda. de Burgos, nº 118, CP 28050, Madrid, y NIF A-28713642.

Condiciones de Participación:

4. El 32º PREMIO BMW DE PINTURA, en sus cuatro (4) categorías, tiene ámbito nacional, pudiendo participar en el mismo, de forma gratuita, los pintores españoles o extranjeros residentes en España, mayores de 18 años, a salvo de la edad requerida para participar en el Premio BMW al Talento más Joven, tal como consta más adelante.

No obstante lo anterior, no podrán concurrir a la presente edición del 32º PREMIO BMW DE PINTURA quienes, en cualquier edición anterior, hubieran obtenido el Premio BMW de Pintura. Los ganadores en ediciones anteriores de la Beca Mario Antolín de Ayuda a la Investigación Pictórica, así como del Premio BMW al Talento más Joven, no podrán optar tampoco a dichos premios; sin embargo, podrán concurrir al Premio BMW de Pintura y al Premio a la Innovación. En particular, los ganadores del Premio BMW al Talento más Joven podrán concurrir al Premio BMW de Pintura y al Premio a la Innovación siempre que sean mayores de edad en la fecha límite de envío de las obras.

La participación en el 32º PREMIO BMW DE PINTURA comporta la plena aceptación de las presentes bases, sin excepción alguna, por lo que los participantes quedan obligados a su estricto cumplimiento en todo momento.

5. Tanto el tema como la técnica pictórica a utilizar serán de libre elección. No se podrá hacer alusión a ninguna marca comercial y de ningún modo el contenido de la obra podrá ser ofensivo, en el más amplio sentido. De hecho, la organización se reserva el derecho a no admitir las candidaturas que, según su criterio, no cumplan con las condiciones técnicas, artísticas y/o legales exigidas por el certamen, o que hieran la sensibilidad de las personas, inciten a conductas violentas, discriminatorias o contrarias a los usos sociales.

6. Cada autor podrá participar con un máximo de cinco obras que podrán ser obras independientes o formar parte de una misma serie. En cualquier caso, ningún participante podrá ser premiado por más de una obra en una misma edición. Estas obras no podrán haber sido premiadas en ningún otro certamen. Este extremo será acreditado mediante declaración jurada. Las obras se entregarán firmadas al dorso, donde figurará claramente el nombre y apellidos del artista, así como el título de la misma.

7. Los cuadros deberán estar terminados y listos para presentar físicamente en el momento de presentar la candidatura.

8. Las obras no serán inferiores a 100 x 81 centímetros ni superiores a 195 x 195 centímetros. No se aceptarán obras realizadas con técnicas digitales y en caso de ser técnica mixta se deberán especificar los materiales utilizados en la misma. En el caso de las obras requeridas para su presentación física estarán además obligatoriamente enmarcadas con un listón cuya anchura no superará los 3 centímetros visto de frente. No serán admitidas las obras protegidas con cristal. Tampoco serán admitidas las obras que requieran un armazón de metacrilato o materiales similares.

Mecánica de Participación:

9. La participación en el 32º PREMIO BMW DE PINTURA se llevará a cabo exclusivamente a través de internet. Los participantes se deberán inscribir remitiendo su candidatura a través de la página web www.premiodepintura.bmw.es. En dicha página web encontrarán un formulario a rellenar, en el que podrán adjuntar hasta un máximo de cinco (5) fotografías de cada obra que se presente al concurso (se pueden presentar un máximo cinco obras) además de la documentación referida en el punto 15 de las presentes bases.

10. El plazo de participación del 32º PREMIO BMW DE PINTURA comienza el 30 de mayo de 2017 a las 12h del mediodía (gtm+1) y finaliza el 27 de julio de 2017 a las 12h del mediodía (gtm+1). No se aceptará envío alguno fuera de dicho plazo. BMW Ibérica, S.A. se reserva el derecho a ampliar dichos plazos si así lo estimase oportuno.

11. Durante el mes de septiembre de 2017 el Jurado elegirá de entre todos los candidatos a 30 artistas que tendrán la condición de preseleccionados en el premio BMW de pintura.

La lista de los 30 preseleccionados se hará pública en la web y se notificará personalmente a los interesados.

12. La organización del Premio BMW de Pintura se pondrá en contacto con los 30 artistas preseleccionados para recoger las obras originales en el mes de septiembre. No obstante las obras deben de estar preparadas para su recogida antes del cierre de la convocatoria.

BMW Ibérica, S.A. asumirá el coste del seguro y del transporte de dichas obras. Las obras tendrán que estar debidamente embaladas. El embalaje deberá ser rígido con formato caja o similar de tal manera que permita una apertura y cierre fácil para su reutilización en el traslado a la exposición y para su posterior devolución.

13. BMW Ibérica, S.A. no se responsabiliza del eventual deterioro de las obras durante el transporte de las mismas o por motivo de un embalaje inadecuado.

14. BMW Ibérica, S.A. permite presentar un máximo de cinco (5) obras a concurso por cada participante. Además, quiere premiar las obras evaluando la potencialidad del artista. Para tal fin, los participantes deberán rellenar el formulario de inscripción que aparece en la sección “Participa” de la página web www.premiodepintura.bmw.es, acompañado de la siguiente documentación técnica:

– DNI o tarjeta de residencia en formato PDF (opcional).

– Currículum Vitae indicando la trayectoria profesional del artista en formato PDF.

– Hasta un máximo de cinco (5) fotografías de cada obra que presenta al premio en formato JPG y con un peso máximo de 3 megabytes por imagen.

– Título de la/las obra/s que presenta (opcional).

– Medidas reales de la/las obras que presenta (alto x ancho).

– Breve descripción de la/las obra/s que presenta. Máximo 1.200 caracteres espacios incluidos (opcional).

– Dossier con trabajos de los últimos años en formato PDF (opcional).

– En el caso de los participantes al Premio BMW al Talento más Joven, autorización firmada del padre, madre o tutor legal en formato PDF.

Los documentos adjuntos en formato PDF no podrán exceder los 3 megabytes de peso por documento.

De entre las candidaturas presentadas, el Jurado seleccionará aquellas que considere más adecuadas, evaluando la calidad de la/s obra/s presentadas en relación a los lenguajes del arte contemporáneo.

Fallo de los Premios:

15. El jurado que decidirá la concesión del 32º PREMIO BMW DE PINTURA seleccionará un máximo de 30 obras para su recepción física. Dichas obras podrán formar parte de la exposición final que se celebrará en Madrid al término de la convocatoria. De entre las 30 obras preseleccionadas y recibidas físicamente, el jurado elegirá en el mes de octubre de 2017 la lista de 10 finalistas, que será publicada en la página web del premio y de la que saldrán los cuatro premios principales. Los nombres de los cuatro ganadores se darán a conocer el día de la gala de entrega de galardones, que se celebrará en el Teatro Real de Madrid.

16. El fallo del jurado será inapelable.

Gala de Entrega de Galardones del 32º PREMIO BMW DE PINTURA:

17. Los nombres de los cuatro galardonados se darán a conocer en la gala de entrega de premios que tendrá lugar en el Teatro Real de Madrid y a la que estarán invitados los 10 artistas finalistas.

Dotación Económica y Fiscalidad de los Premios:

18. Dotación Económica. El 32º PREMIO BMW DE PINTURA está dotado con las siguientes cantidades para los ganadores de cada categoría:

– Premio BMW de Pintura: 25.000 euros

– Beca Mario Antolín de Ayuda a la Investigación Pictórica: 8.000 euros

– Premio a la Innovación: 6.000 euros

– Premio BMW al Talento más Joven: 4.000 euros

Ninguno de los indicados premios podrá ser dividido ni declarado desierto.

Fiscalidad:

– Serán por cuenta de los premiados todos los impuestos que graven la percepción de los premios, sin perjuicio de lo señalado en el punto siguiente respecto de la retención aplicable.

– De conformidad con la vigente legislación española, los premios objeto de este Concurso estarán, en principio, sujetos a retención del IRPF o del IRNR. BMW Ibérica, S.A., asumirá adicionalmente y como parte del premio el importe de la retención a practicar, en su caso.

– Las demás repercusiones fiscales que la obtención del premio tenga en la fiscalidad del premiado, será por cuenta de éste, por lo que BMW Ibérica, S.A., queda exonerado de cualquier responsabilidad al respecto.

Adquisición de la propiedad de las obras premiadas por la entidad organizadora:

19. Las obras premiadas en cada una de las categorías del 32º PREMIO BMW DE PINTURA pasarán a ser propiedad de BMW Ibérica, S.A. en la fecha en la que se haga público el fallo del jurado. Las dotaciones económicas indicadas con anterioridad incluyen la contraprestación que, en su caso, como cantidad alzada procedería satisfacer a los autores galardonados por la adquisición de sus obras. La adquisición de la exclusiva propiedad de las obras premiadas incluye asimismo la de cualesquiera derechos de explotación, distribución, exhibición, divulgación, reproducción, transformación, comunicación pública, etc., y, en, general cualesquiera derechos legalmente transmisibles, en su más amplia acepción y con el máximo alcance legalmente posible, que podrán ser ejercitados por BMW Ibérica, S.A. en la forma en que tenga por conveniente y sin limitación temporal o territorial alguna.

20. En cuanto que propietaria de las obras galardonadas, BMW Ibérica, S.A. se reserva el derecho a reproducir las mismas en diferentes soportes, para lo que utilizará las técnicas más apropiadas y de mayor calidad. En el caso de optar por dicha reproducción, el autor se obliga a firmar cada copia en caso de que sea necesario.

Exposición del 32º PREMIO BMW DE PINTURA:

21. BMW Ibérica, S.A. se reserva la posibilidad de celebrar una exposición en Madrid al término de la convocatoria. A tal efecto, los autores de las 30 obras preseleccionadas y cuya propiedad, de conformidad con las presentes bases, no resulte objeto de transmisión a BMW Ibérica, S.A., ceden las mismas en depósito a favor de BMW Ibérica, S.A., a título gratuito y durante el plazo de un (1) año a partir de la fecha en que se haya hecho público el fallo del jurado. Dicha cesión incluye asimismo la de los derechos de reproducción, exhibición, divulgación y comunicación pública en su más amplia acepción, durante el indicado plazo.

22. Los autores elegidos en calidad de preseleccionados tendrán la obligación de asistir a la exposición que se realice en Madrid con las treinta (30) obras seleccionadas al término de la convocatoria, en caso de que ésta se desarrolle. En caso de que un autor no asistiera de forma injustificada a la exposición antes mencionada BMW Ibérica, S.A. se reserva el derecho a excluir su obra tanto de la exposición como de la posibilidad de optar a la consecución de cualquiera de los premios.

Retirada de Obras no Premiadas:

23. Las obras no premiadas de conformidad con el apartado 16 serán enviadas al autor a la dirección que se especifique en el formulario de inscripción de la convocatoria. No se podrá cambiar la dirección orginalmente failitada en el formulario de inscripción. Dichas obras serán devueltas tras la finalización de la exposición a la que se refiere el apartado 23 de las presentes bases.

BMW Ibérica, S.A. pondrá el máximo celo en el cuidado de las obras recibidas, pero declina toda responsabilidad por extravíos, daños, robos o cualquier otro acto que se pueda producir durante su transporte, depósito o exhibición.

Condiciones de participación específicas

24. Condiciones particulares para cada categoría a concurso:

Beca Mario Antolín de Ayuda a la Investigación Pictórica:

– Será concedida a uno de los tres participantes más jóvenes de entre los 30 pintores seleccionados para participar en la exposición del 32º PREMIO BMW DE PINTURA, cuya obra tenga la mejor calidad artística y pictórica.

– La obra galardonada con el Premio BMW de Pintura no podrá ser al tiempo ganadora de la Beca Mario Antolín de Ayuda a la Investigación Pictórica.

– El galardonado con la Beca facilitará, en el plazo de dos (2) meses desde la entrega del premio, una memoria del trabajo que se proponga realizar a lo largo del semestre posterior a la concesión de la Beca, en España o en el extranjero, la cual habrá de tener relación con el tema estipulado en dicha Beca.

– Del total importe con el que se dota la Beca, de conformidad con el apartado 20, el galardonado recibirá 5.000 euros al iniciar su proyecto y el resto al concluir el semestre señalado en el apartado anterior, previa presentación de la obra a la que se hace referencia en el apartado siguiente.

– Al concluir el semestre señalado, el galardonado presentará una obra que refleje el rendimiento de su investigación, el cual será cedida en propiedad a BMW Ibérica, S.A.

Premio a la Innovación:

– El Premio a la Innovación será concedido a uno de los participantes del 32º PREMIO BMW DE PINTURA, cuya obra presente un carácter creativo e innovador, tanto desde el punto de vista estético como conceptual. Se trata de premiar la búsqueda de nuevos conocimientos, de nuevos retos o nuevas soluciones pictóricas a través de la investigación.

– La obra galardonada con el Premio BMW de Pintura no podrá ser al tiempo ganadora del premio a la Innovación.

Premio BMW al Talento más Joven:

– Podrán concurrir al Premio BMW para el Talento más Joven los residentes en España cuya edad el día 27 de julio de 2017, fecha límite para la entrega y recepción de las obras, se encuentre comprendida entre los ocho y los doce años de edad.

– Cada autor podrá participar con un máximo de cinco (5) obras, que deberán ser originales y no premiadas en ningún otro certamen. La técnica a utilizar será exclusivamente dibujo con lápiz, lápiz de cera, acuarela o guache, y el soporte será papel, específico en función de la técnica utilizada. Las medidas de los cuadros no serán inferiores a 21×30 centímetros, ni superiores a 70×100 centímetros, en cualquiera de sus lados.

– Las obras que resulten seleccionadas al premio BMW al Talento más Joven deberán ser entregadas enmarcadas.

– El ganador del Premio BMW al Talento más Joven recibirá la dotación indicada en el apartado 20, que será administrada por los padres o tutor/es del ganador, con la finalidad de cultivar su talento artístico.

Más información
Imagen de portada: obra de Miki Leal, ganador de la pasada edición.

Sobre el papel… del artista

‘El papel del artista’
Galería Rafael Ortiz
C/ Mármoles, 12. Sevilla
Inauguración: 18 de mayo a las 20.30h
Hasta el 27 de julio de 2016

El papel soporte. El papel del propio artista en la sociedad. Ambos, material y concepto, estarán presentes en esta muestra híbrida. No todo es papel, pero sí es papel.

Bajo un título en cierto modo equívoco, se recoge en la exposición  una amplia colección de obras que nos permiten asomarnos desde muy diferentes perspectivas al mundo del arte más actual. La sociedad, inmersa en verdaderas contradicciones, defiende tanto la carrera tecnológica como la vertiente más ecologista; desde lo más grotesco hasta lo más banal; lo más puramente bello y lo más irracional. En este desasosiego actual, el artista nos ofrece sus códigos para forzar así al espectador a mantener una visión diferente y a cuestionarse las distintas soluciones.

El soporte se nos muestra crítico a la hora de valorarlo. Luis Gordillo siempre dice que el papel (soporte) es donde él trabaja más en libertad, sin la presión de la tela. Ese material humilde es también voluble, plegable, arrugable…

Pieza de Dorothea von Elbe. Imagen cortesía de la galería.

Pieza de Dorothea von Elbe. Imagen cortesía de la galería.

Con esta exposición, se cuenta con la participación de 33 artistas nacionales e internacionales, se pretende ofrecer una amplia panorámica de las distintas formas de hacer arte: obras en las que el único elemento que las compone es el papel (Nuno Henrique, Pedro Núñez…), otras en las que el papel es el soporte principal, ya sea con un tratamiento puramente figurativo (Carlos Forns, Carmen Laffón), más geométrico o lineal (José Ma Baez, Juan Suárez, Irma Álvarez-Laviada…), obras en las que el papel del artista es el de constructor de nuevos símbolos (Javier Palacios, Daniel Verbis…), y por último, aquellas obras que, realizadas en los más diversos materiales, tienen un claro mensaje socio-político que nos lleva a reflexionar sobre determinados comportamientos de nuestra sociedad actual y sobre el papel de agitador cultural que cumple siempre el artista (Antoni Socías, Eugenio Ampudia, Pedro G. Romero, Jesús Palomino…)

Sirva esta muestra, con la que se cierra la temporada expositiva 2015-2016, como homenaje a nuestra artista y queridísima amiga Isabel Garay, que recientemente nos dejó.

Mundo B (Bajo sospecha) de Mavi Escamilla

Mundo B, de Mavi Escamilla
Presentación del Catálogo de la Exposición
Martes 14 de julio, a las 19.30h
Aula Magna
Centre Cultural La Nau de la Universitat de València
Calle de la Universidad, 2. Valencia
Hasta el 27 de septiembre de 2015

Tres cosas hay en la vida (dice la canción): salud, dinero y amor. Y el que tenga esas tres cosas que le dé gracias a Dios. Mavi Escamilla que, junto a Miki Leal, ganó la XII Bienal Martínez Guerricabeitia en 2014, maneja esa terna con una visión más oscura, de ahí los chorretones que a modo de lágrimas negras ensucian su pintura. Suciedad que, a tenor de lo visto en el medio centenar de piezas que exhibe en La Nau, proviene sin duda del dinero, de cuyos usos y abusos se nutre Escamilla para construir ese ‘Mundo B’ que da título al conjunto expositivo.

Obras de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B del Centre Cultural La Nau.

Obras de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B del Centre Cultural La Nau.

Que los trabajos expuestos sean de 2007 a 2010, en pleno azote de la crisis económica, se antoja mera coincidencia. Porque lo cierto es que el dinero, ya lo dijo Quevedo, es poderoso caballero, y de eso hace ya 400 años. Lo mismo cabe decir del amor, objeto de múltiples agravios desde tiempos del Marqués de Sade, y ahora igualmente denostado por las urgencias del placer que dicta el más torvo capitalismo. Y si hablamos de las armas que igualmente constituyen motivo de su obra, ahí está la milenaria tradición guerrera para echar por tierra su simple actualidad.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B. Sala Martínez Guerricabietia del Centre Cultural La Nau.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B. Sala Martínez Guerricabietia del Centre Cultural La Nau.

El ‘Mundo B’ en el que hurga Mavi Escamilla, teniendo al dinero, el sexo y las armas como protagonistas, adquiere relevancia por su tratamiento. Diríase que bajo la cara A de un mundo más amable se escondiera la cara B de una realidad más siniestra. Un mundo que Escamilla coloca bajo sospecha, ya sea poniendo toda la carne en el asador de la pulsión (sexual, económica), o bien mostrando la putrefacción de tanta carnalidad sometida al imperio de la corrupción. Sospecha que sirve a la artista para poner en relación el gesto seductor de las mujeres que ofrecen sus cuerpos, con la fuerza igualmente seductora del dinero cuya visa oro todo lo puede.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B del Centre Cultural La Nau.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B del Centre Cultural La Nau.

Señora B, la pieza incorporada a la Colección Martínez Guerricabeitia desencadenante de la exposición, ejemplifica ese poder del dinero, bajo cuyo oropel late una majestuosa calavera. Porque la calavera es otro de los emblemas de ese ‘Mundo B’ que Escamilla pone bajo sospecha. Y resulta sin duda inquietantemente cautivador ese universo donde alternan, nunca mejor dicho, mujeres de alterne y hombres silenciados por cierto afán de posesión desmedida. Porque, en el fondo, lo que provocan esas lágrimas negras en los cuadros de Mavi Escamilla es la conversión de todo el mundo representado en objetos de intercambio.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición 'Mundo B' del Centre Cultural La Nau.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición ‘Mundo B’ del Centre Cultural La Nau.

Por eso las mujeres, los hombres, las pistolas, las tarjetas visa oro y hasta las naturalezas son, qué duda cabe, muertas. Todo ello sometido a la implacable lógica del mercado, allí donde los sujetos son meros objetos y los objetos han perdido su digno valor de uso. Escamilla, como bien sintetiza en ‘I Trust Me’, relega la confianza en Dios (‘In God We Trust’) sustituyéndola por la fe ciega en un dinero emblema de nuestra identidad líquida

‘Mundo B’, como esas facturas en B o cara oculta del capitalismo, del que Mavi Escamilla da buena cuenta en su obra plagada de sujetos inertes, cadavéricos, armados y desalmados (fríos, sin alma), bañados en tinta que en ocasiones chorrea. Lágrimas negras de un universo, todo él, habitado por objetos que se adueñan del sujeto hasta vaciarlo por dentro. Un carrusel de muertos vivientes.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B del Centre Cultural La Nau.

Obra de Mavi Escamilla en la exposición Mundo B del Centre Cultural La Nau.

Salva Torres

Miki Leal, por los cerros de Úbeda

Balada heavy, de Miki Leal
Galería Luis Adelantado
C / Bonaire, 6. Valencia
Hasta el 10 de abril

Miki Leal, en fructífero diálogo con Isabel Puig (de AVALEM: Asociación Valenciana de Educadores de Museos), fue presentando su obra, ‘Balada heavy’, el día de la inauguración en Luis Adelantado. Y entre las cosas que dijo, y dijo unas cuantas a rebufo de los interesantes apuntes de su narradora acompañante, esta reflexión: “Construyo la imagen desde dentro, pero me interesa lo que sucede alrededor”. Algo parecido destacó Isabel Puig, en relación con el bodegón de los vinilos: “El vinilo es una excusa para irse al fondo, a lo que sucede alrededor”. “Hago lo figurativo y luego me pongo a jugar para irme por otros sitios”, agregó el artista.

Obra de Miki Leal en la exposición 'Balada heavy'. Imagen cortesía de Galería Luis Adelantado.

Obra de Miki Leal en la exposición ‘Balada heavy’. Imagen cortesía de Galería Luis Adelantado.

Diríase que Miki Leal se va por los cerros de Úbeda al entonar (pintar) esa ‘Balada heavy’ que da título al conjunto expositivo. Da igual que en el centro de su obra haya cuatro músicos de jazz recortados de una revista, las figuras de una foto de Cartier-Bresson, que pose junto a su primo con mucho verde detrás, que haya bodegones, paisajes o esos vinilos. Da lo mismo, porque Miki Leal lo que pretende es dejarse llevar por los recuerdos que emanan de cada una de esas presencias centrales.

Modern jazz, de Miki Leal en 'Balada heavy'. Imagen cortesía de Luis Adelantado.

Modern jazz, de Miki Leal en ‘Balada heavy’. Imagen cortesía de Luis Adelantado.

De ahí la importancia, que subrayó Isabel Puig, de poner especial “atención a los bordes, a las rupturas”. Del centro, pues, a la periferia. O por decirlo de otra forma: Miki Leal reúne objetos de grato recuerdo para él y, a partir de esos objetos que capitalizan su recuerdo, se extravía por los meandros de la memoria. Una memoria que hace “guiños” a la historia del arte, a su afición por la música, y más en concreto por el jazz y, por supuesto, a todos esos objetos (camisas, zapatos, discos, cuernos de jabalí africano, nudos de árbol) de su “mundo personal”.

Bodegón de Miki Leal en la exposición 'Balada heavy'. Cortesía de Galería Luis Adelantado.

Bodegón de Miki Leal en la exposición ‘Balada heavy’. Cortesía de Galería Luis Adelantado.

Miki Leal se aproxima a todo aquello que le toca, le motiva, le subyuga, con firme convicción (de ahí que lo ubique en el centro de su obra), para después interponer, velar o sumar elementos que hagan de ese recuerdo una labor arqueológica. El artista agrega geometrías, rayaduras, bordes negros o material cerámico a cuanto constituye el objeto de sus recuerdos, de forma que la balada heavy a la que alude el título de la exposición sea una música original que te lleva a otra parte.

Vista general de la exposición 'Balada heavy', de Miki Leal. Imagen cortesía de Luis Adelantado.

Vista general de la exposición ‘Balada heavy’, de Miki Leal. Imagen cortesía de Luis Adelantado.

“Tiene un aspecto terapéutico”, apuntó Miki Leal, tras observar ese desplazamiento de lo figurativo a lo abstracto; de lo nítido a lo difuso. Terapia que entronca el recuerdo con la inevitable reinterpretación de aquello que propició cierta experiencia singular. De la supuesta objetividad, en tanto suceso real que deja su huella indeleble en la memoria, a la subjetividad como rememoración de un pasado que, en tanto nos conmueve, es necesariamente reactualizado.

Por eso las figuras y los objetos pierden su condición inicial de prístino recuerdo, para disolverse, difuminarse o simplemente mezclarse con toda suerte de evocaciones presentes. Que Miki Leal se vaya por los cerros de Úbeda es una manera de decir que, en el fondo, los recuerdos siempre tienen esa condición de extravío, de carácter incierto y errático. Lo que hace el artista, con la evocación musical que propone en la galería Luis Adelantado, es reinterpretar aquello que sintió al contemplar un cuadro, una fotografía o poseer ciertos objetos, con pinceladas que transforman su obra en un lúdico recorrido sensorial por los vericuetos de la memoria.

Obra de Miki Leal en la exposición 'Balada heavy'. Imagen cortesía de Galería Luis Adelantado.

Obra de Miki Leal en la exposición ‘Balada heavy’. Imagen cortesía de Galería Luis Adelantado.

Salva Torres

La codicia humana no conoce límites

Bienal Martínez Guerricabeitia.
Sala Academia del Centro Cultural La Nau.
Calle de la Universidad, 2. Valencia.
Inauguración: 13 de febrero, a las 19 h.
Hasta el 30 de marzo de 2014.

Se inicia la 12ª Bienal Martínez Guerricabeitia, organizada por la Universitat de València, un referente del arte contemporáneo en la ciudad, que cuenta con veinticuatro años de historia. En esta ocasión se presenta bajo el lema “avaritia omniun malorum radix” o lo que es lo mismo, “el origen de todo lo malo es la codicia”.

Miki Leal, In ictu oculi, 2013. Imagen cortesía Fundación General de la Universidad de Valencia.

Miki Leal, In ictu oculi, 2013. Imagen cortesía Fundación General de la Universitat de València.

La Bienal coincide este año con la conmemoración del 25 aniversario de la Fundación del Patronato Martínez Guerricabeitia (1989 – 2014). Ha sido concebida como un “caleidoscopio” para conocer las últimas tendencias de la creación, entender el estado del arte actual e incitar a la reflexión del público.

De la misma manera, pretende estimular la creatividad de jóvenes artistas españoles, y al mismo tiempo, aumentar el patrimonio artístico de la Universitat de València a través de la selección de una veintena de obras de arte contemporáneo.

Abigail Lazkoz, It only happened once and I don't remember it very well,  2010. Imagen cortesía de la Fundación General de la Universidad de Valencia.

Abigail Lazkoz, It only happened once and I don’t remember it very well, 2010. Imagen cortesía de la Fundación General de la Universitat de València.

El comité de selección ha estado integrado por los críticos Sema De Acosta, Johanna Caplliure, Oriol Fontdevila, Alfonso de la Torre y Lorena Martínez de Corral, y las galerías de arte ADN (Barcelona), Paula Alonso (Madrid), Nuble (Santander), La Real (Palma de Mallorca) y Aural (Alicante). Los artistas seleccionados son Carlos Aires, Efrén Álvarez, Suso Basterrechea, Chubasco, Mavi Escamilla, Miguel Ángel García, Ruth Gómez, Núria Güell, Rubén Guerrero, Haritz Guisasola, Cristina Lama, Abigail Lazkoz, Miki Leal, Juan José Martín Andrés, Nacho Martín Silva, Adrian Melis, Fran Mohíno, Isaac Montoya, Daniela Ortiz y Manuel Ros.

Isaac Montoya, Reconstrucción (París), 2010 (fotografía digital bajo metacrilato, 115 x 250 cm). Imagen cortesía del artista.

Isaac Montoya, Reconstrucción (París), 2010 (fotografía digital bajo metacrilato, 115 x 250 cm). Imagen cortesía del artista.

Objetivo y observador

Escópico-Esconder(se)-Escapar
Miki Leal, Pere Llobera, José Medina Galeote & Andrei Roiter
Comisariada por Juan Francisco Rueda

Galería Fúcares
C/ Doctor Fourquet 28, Madrid
Del 6 de abril al 18 de mayo de 2013

 

Miki Leal. "Tutti Plain Air", 2013. Acrílico y acuarela sobre papel. 113 x 76 cm. Imagen cortesía de Galería Fúcares.

Miki Leal. «Tutti Plain Air», 2013. Acrílico y acuarela sobre papel. 113 x 76 cm. Imagen cortesía de Galería Fúcares.

 

La sala de exposición es un espacio consagrado a lo escópico. En ella, objetos dispuestos como metafóricos blancos se prestan, centrando o requiriendo nuestra mirada, a ser-vistos por los espectadores, que acuden a desempeñar conscientemente ese papel, el cual no deja de ser consustancial a ellos, aunque sea ejercido de manera inadvertida la mayoría de las veces. De este modo, las obras expuestas, entre otras cuestiones, pueden reforzar o hacer tomar consideración de esta condición. He aquí los dos polos de lo escópico: el objetivo, lo que ha de ser mirado, y el observador, el que ha de mirar.
 
Miki Leal, Pere Llobera, José Medina Galeote y Andrei Roiter, comparten, al margen de las particularidades lingüísticas y los diferentes universos, un interés por la mirada y la acción de ver. Por lo general, los elementos que representan se muestran de una manera clara y rotunda, centrando en muchos casos las composiciones o el plano/espacio pictórico. En otros, usan recursos propios del modo-de-ver heredado de algunos medios de masas, como planos subjetivos; sitúan cuerpos interpuestos (aberturas y rendijas) -un recurso eminentemente duchampiano- a través de los cuales se filtra nuestra mirada que ha de conducir a lo que ha de ser visto -los márgenes del espacio pictórico ya son per se un encuadre que puede dirigir y connotar-, de modo que refuerzan nuestro rol de observadores mediante la alusión a la acción de mirar o a recabar nuestra p resencia como espectadores. Algunos de ellos, usan soluciones de carácter óptico y con un vocabulario técnico, como señalizaciones de perspectivas, puntos de fuga, composiciones concéntricas, dianas o mirillas de índole militar, pareciendo señalar los objetivos, puntos de mira o lugares a los que mirar. Al igual que incorporan recreaciones de elementos tecnológicos destinados al registro técnico de imágenes, como pueden ser videocámaras o cámaras fotográficas. Y también, la figura del espectador, reflejo de nosotros -los que miramos-, aparece representada, quizá como réplica de nuestra situación ante la propia obra, como sujetos convertidos en objetos.
 
Lo que subyace en estas enunciaciones de lo escópico son sendas poéticas de la mirada y de la representación pictórica. Pero junto a este interés por lo escópico que comparten, ha de destacarse cómo todos ellos, en mayor o menor medida, también comparten un afán por esconder(se) y escapar. En definitiva, hacer esquiva y huidiza la representación por paradójico que pudiera resultar ante el afán por destacar y brindar al que mira el objetivo o blanco de su mirada. Se aprecia, por tanto, una estrategia pendular. Ante la certeza de desempeñar su papel, su función, merced a los recursos señalados anteriormente, el observador se encuentra ante un espacio de vacío, de indeterminación que le impide aprehender lo que tan supuestamente claro, evidente, rotundo o prístino se muestra ante sus ojos. Incentivar el deseo de ver para abortarlo, para interrumpirlo pudiendo originar cierta tensión ante la imposibilidad de conocer o saber, ya que lo representado, por lo general, se nos ofrece reconocible. El reconocimiento como puerta para el conocimiento parece que en el caso de estos cuatro artistas no es suficiente. Mirar no ha de ser entendido como sinónimo de ver. ¿Acaso no es esta sensación que puede aflorar ante algunas de las pinturas una metáfora del entorno visual, de la iconosfera? Ya no es sólo cuestión de la inflación de estímulos visuales que pueden saturarnos, sino de una cada vez mayor consciencia del rol de espectador ante interfaces-pantallas -ante superficies bidimensionales, como la del lienzo-. Y por más que miramos, por más que intentamos ver en esas pantallas, el vacío o la nada parecen reinar.
 
En cualquier caso, Leal, Llobera, Medina Galeote y Roiter, no persiguen conscientemente convertir sus obras en metáforas que aludan a síntomas sociales, pautas de comportamiento o usos y costumbres. Este carácter esquivo y huidizo ha de ser puesto en relación con una reflexión acerca del propio medio pictórico. Quizá como una respuesta ante la acuciante rapidez e instantaneidad en el intercambio de imágenes. A pesar de la claridad de lo representado, y puede que su automático reconocimiento, dejan en suspenso la resolución y el sentido de lo que ha de ser visto. Quizá como prurito por el enigma, por no clausurar el sentido, por suspendernos, por obligarnos a un ejercicio más intenso de dilucidación, por causar un posible ‘malestar’ o por contrarrestar con cierto carácter inefable la aparente sencillez de lo representad o. La escapada, o el esconder(se), que le sigue a la asunción por parte del espectador de lo que ha de ver, es especialmente evidente en una obra como Cueva, de Llobera, ante la que nos situamos obligándonos a que nuestra mirada, como en un ejercicio de espeleología, se pierda en el interior de la caverna, en la nada, en la oscuridad. Mirar para no ver. Buscar para no encontrar. Pero la cueva también es un lugar para esconderse y escapar. Como otros recursos mediante los cuales ocultarse o darnos la espalda y que Llobera emplea como resistencia a ser aprehendido.
 
Roiter, continuamente, nos invita a que lo descubramos, a que logremos conocer su identidad y sus espacios de trabajo. Se nos ofrece, a través de ensamblajes de maderas y paredes desvencijadas, en autorretratos, imágenes de él en pleno proceso creativo o su propio taller, que adquiere forma híbrida de cabaña-cámara-maleta. Las rendijas y huecos por los que debemos mirar apenas sacian la curiosidad que ha despertado, y la identidad de Roiter, paradójicamente, se nos escapa. Aunque Roiter puede autorrepresentarse en esos artefactos híbridos: el que ve, el que recoge lo que ve y el que algo deja ver.
 
Leal tiene en la ocultación de lo ya-pintado (por estratos) un procedimiento usual, que se une a los planos subjetivos y a otras señalizaciones que nos hacen sentir espectadores, como la réplica del que mira en el lienzo. En paralelo a una señalización de lo que se debe mirar nos oculta otras imágenes e información, haciendo nacer la duda e invitando a la construcción de un relato.
 
Medina Galeote, con una pintura psicasténica y caníbal, nos invita a mirar una representación que, mediante la suma de innumerables trazos, se construye y destruye en un movimiento de retroalimentación. Acertar a descubrir lo oculto, más que una exigencia, es una necesitad para el observador.
 
Y mientras tanto, el que mira queda suspendido por la oscilación de una pintura que juega a darse y no darse, a mostrarse y ocultarse, a escapar. A dejarse mirar y, quizá, no ser vista.

José Medina Galeote. "Landscape and Still-Life", 2013. Lona de algodón, cobre y óleo sobre tela. 40 x 40 x 40 cm aprox. Imagen cortesía de Galería Fúcares.

José Medina Galeote. «Landscape and Still-Life», 2013. Lona de algodón, cobre y óleo sobre tela. 40 x 40 x 40 cm aprox. Imagen cortesía de Galería Fúcares.