El arte enseñado de otra manera

Curso de Creatividad Digital & Media Art
Escuela Superior de Arte y Tecnología (ESAT)
C / Viciana, 5. Valencia

La manera en la que accedemos a la información, la experimentamos y la compartimos ha cambiado. En este marco, la creación artística también. En el primer Curso de Creatividad Digital & Media Art, ESAT propone un modelo de enseñanza del arte y de sus procesos creativos totalmente innovador y de calidad, dentro de los parámetros establecidos por la sociedad digital.

La nueva cultura, basada en la implementación en nuestras vidas del espacio electrónico, ejemplificado en internet y en sus redes sociales online, ha modificado de forma sustancial la manera en la que accedemos a la información, la experimentamos, la compartimos, adquiriendo conocimientos y formando un nuevo pensamiento.

Por su parte, la creación artística actual ha transformado profundamente sus procesos productivos. Las prácticas artísticas contemporáneas utilizan de forma natural y espontánea los nuevos medios y se desarrollan dentro de este escenario que ha construido la sociedad digital, de la que forman parte los artistas y creadores.

ESAT, desde su compromiso con la sociedad, propone ahora un modelo de enseñanza del arte y de sus procesos creativos totalmente innovador y de calidad, dentro de los parámetros establecidos por la sociedad digital en la que vivimos hoy, ofertando el 1er Curso de Especialización en Creatividad Digital y Media Art [CDMA], dirigido a nuevos perfiles creativos en la era digital para artistas, creadores de todas las ramas, graduados o licenciados en Bellas Artes y en Diseño y profesionales de cualquier disciplina creativa, que deseen profundizar en el conocimiento y en la práctica de los sistemas productivos del arte con nuevos medios.

Curso de Creatividad Digital & Media Art. Imagen cortesía de ESAT.

Curso de Creatividad Digital & Media Art. Imagen cortesía de ESAT.

PERFIL INTERDISCIPLINAR

Para la selección de los alumnos, los responsables del curso aceptan perfiles interdisciplinares. Se valorará especialmente poseer conocimientos de tipo medio en el uso de herramientas y procesos tecnológicos, así como demostrar alguna experiencia en cualquier rama o campo creativo (plástico o audiovisual) mediante la presentación de currículums y portfolios.

El Curso de Especialización en Creatividad Digital y Media Art [CDMA] utiliza el concepto actual de Medialab como entorno de aprendizaje, creación, producción y difusión. El desarrollo de los trabajos prácticos será permanentemente tutorizado y asesorado por los responsables docentes del curso, quienes emplearán sistemas basados en estrategias actuales de desarrollo del conocimiento, como think-tanks, brainstormings, foros y debates presenciales de entornos vivenciales dentro del propio espacio de trabajo del curso, foros y chats online, lo que se completará con la realización de actividades puntuales fuera del centro.

Perfil Artístico:
Artistas audiovisuales – Media-artists
Diseñadores gráficos

Perfil Humanidades & Comunicación:
Creadores interdisciplinares
Creativos
Comisarios de Media Art
Gestores culturales de la Sociedad
Digital:
Teóricos de Media Culture

Perfil Técnico:
Programadores
Diseñadores Web
Media Designers
Diseñadores de Producto – Ingenieros

Conocimientos medios de herramientas y programas infográficos

Curso de Creatividad Digital & Media Art. Imagen cortesía de ESAT.

Curso de Creatividad Digital & Media Art. Imagen cortesía de ESAT.

OBJETIVO DOCENTE

El curso, dirigido por José Ramón Alcalá, pretende formar a los alumnos en los nuevos modelos de creación en el arte contemporáneo, adiestrándoles técnica y conceptualmente en el uso de los nuevos medios y herramientas tecnológicas y preparándoles para su inserción laboral en la sociedad digital actual, mediante metodologías basadas en el emprendimiento y en la construcción de un pensamiento colaborativo propio, prestando especial atención a las relaciones entre el arte y las industrias creativas y culturales.

Para ello, ESAT pone a disposición del curso los medios técnicos y humanos necesarios para poder crear de forma efectiva durante los nueve meses de su duración una comunidad de pensamiento y actuación creativos, con una metodología experimental, ágil y actualizada utilizando el concepto de Medialab como espacio vivencial permanente donde compartir de forma retroalimentaria experiencias, ideas, conocimientos y propuestas prácticas, aprendiendo directamente con los artistas y profesionales del mundo del arte digital contemporáneo más relevantes: Christopher Lindinger, Lara Sánchez Coterón, Vicente Guallart, Peter Bosch & Simone Simons, Solimán López, Fred Adam & Verónica Perales, etc. serán algunos de los docentes de este posgrado.

ESAT apuesta por modelos eficientes con propuestas pedagógicas experimentales. El CDMA es un curso de titulación propia que capacita a los profesionales que quieran resolver y dar respuesta a la problemática creativa del mundo actual. Un curso necesario para todo profesional que necesite desarrollar su profesión.

http://mediaart.esat.es/

Curso de Creatividad Digital. Imagen cortesía de ESAT.

Curso de Creatividad Digital & Media Art. Imagen cortesía de ESAT.

 

MediArte, la inexperiencia es un grado

MediArte, muestra creativa de estudiantes
II Exposición de fotografía, creación audiovisual y publicidad
CEU Universidad Cardenal Herrera
Palacio de Colomina
C / Almudín, 1. Valencia
Hasta septiembre

El paro juvenil en España rebasa la tasa del 55%. Eso por abajo. Pero si miramos en la dirección contraria, resulta que el desempleo entre mayores de 55 años se ha cuadruplicado tras el estallido de la crisis en 2007. Nada por aquí, nada por allá. Hace ahora casi diez años se hablaba de los jóvenes JASP (Jóvenes Aunque Sobradamente Preparados). Alguien, con malicia, habló de jóvenes becarios que se pasaban Julio Agosto y Septiembre Puteados. Luego vino lo de lo generación Ni-ni (Ni estudia, Ni trabaja). Y ahora se habla de generación perdida, diferente a la de Dos Passos y compañía, pero igualmente zarandeada por la depresión económica.

Obra de Anabel Fajardo en la muestra creativa de estudiantes 'MediArte', en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de los responsable de 'MediArte'.

Obra de Anabel Fajardo en la muestra creativa de estudiantes ‘MediArte’, en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de los responsable de ‘MediArte’.

Hasta ahí las tristes cifras. Porque si nos fijamos en lo que esos jóvenes realizan, al amparo de la universidad, resulta bochornoso comprobar el modo en que se dilapida el talento de buena parte de esa juventud. MediArte, con tan sólo dos años de existencia, es una muestra de esa creatividad estudiantil fomentada en la Universidad Cardenal Herrera. El Palacio de Colomina acoge una selección de Trabajos Fin de Grado de alumnos de las disciplinas de Humanidades y Comunicación. Un centenar de obras, desde fotografías a cortometrajes y documentales, pasando por videoclips, videocreaciones, música, audiovisual publicitario, diseño gráfico, blogs y creaciones sonoras que, a falta de consideraciones técnicas, muestra un numeroso caudal de buenas ideas.

Obra de Berni Mir en la muestra creativa de estudiantes 'MediArte', en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de MediArte.

Obra de Berni Mir en la muestra creativa de estudiantes ‘MediArte’, en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de MediArte.

La experiencia, que todos estos jóvenes creativos han de acumular, se compensa con la inquietud observada en sus trabajos. De manera que, en su caso, la inexperiencia es un grado, fruto de la vitalidad que a veces rebasa la calidad de las propias obras. Obras de todos los estilos y temáticas. Giselle Selva, por ejemplo, se centra en la problemática social ‘Al otro lado del charco’. Paula Tudón hace lo propio centrándose en los ‘Iaios’. Berni Mir apuesta por la vista en espectacular picado como forma de atraer la mirada del espectador. De la sangrienta cacería se ocupa Héctor Portolés, mientras Pilar García-Contell ‘cambia de tercio’ centrándose en la polémica tauromaquia.

Obra de Eva Corberá en la  muestra creativa de estudiantes 'MediArte', en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de MediArte.

Obra de Eva Corberá en la muestra creativa de estudiantes ‘MediArte’, en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de MediArte.

Del espacio melancólico, claustrofóbico, carcelario o siniestro se hacen cargo Beatriz Barba, Pedro Torres, Eva Corberá y Javi Abadía, respectivamente. Sugerente es la interpretación que hace del frío Sabrina Montoro, en su serie de fotografías titulada ‘It’s cold in(out)side’.  De los rostros y tatuajes, cada cual a su manera, se ocupan Laura Pérez, Andrea Bellot, María Miquel y José Montero (explotando la ya manida doble cara), Ester Morell, Rubén Prados, Yazmina Villani y Murad Odeb. Agata Koszulinska le saca partido a la perfección publicitaria en un ingenioso montaje de imágenes que viene a quebrar la seducción imaginaria. Inquietante resulta la ‘Vivencia’ de Anabel Fajardo.

Obra de Javier Abadía en la muestra creativa de estudiantes 'MediArte', en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de MediArte.

Obra de Javier Abadía en la muestra creativa de estudiantes ‘MediArte’, en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de MediArte.

Los cortometrajes, videocreaciones, videoclips y documental ocupan un lugar destacado en MediArte, si bien hay momentos en que el sonido de unos (videocreaciones) dificulta la escucha de otros (documental). En todo caso, se advierte la calidad de las imágenes. Como sorprende la música de Black & White Keys Dúo con su Classic’s Live Music. De nuevo, jóvenes inexpertos en posesión de un alto grado de inquietud, a falta de un contexto que favorezca su proyección artística. MediArte, en su segunda edición, promovida por Raúl Cruz, Carolina Hermida, Manuel Millán, Vicente Peñafort y Begoña Siles, consolida lo apuntado en su despegue. Cuestión de insistencia.

Obra de Beatriz Barba en la muestra creativa de estudiantes 'MediArte', en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de los responsables de MediArte.

Obra de Beatriz Barba en la muestra creativa de estudiantes ‘MediArte’, en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de los responsables de MediArte.

Salva Torres

Mujeres a la vista

Marina Anaya y Natividad Navalón. Festival Miradas de Mujeres

Alba Cabrera y Punto

C/ Félix Pizcueta, 20 y Avda. Barón de Cárcer, 37. Valencia

Hasta principios de mayo

Es, sobre todo, “una llamada de atención”. Más que una queja. Y, desde luego, “ningún llanto” de por medio. En todo caso, el “trabajo ímprobo” por “dar visibilidad al trabajo de las profesionales de las artes visuales”. Así se presenta el Festival Miradas de Mujeres. Y así lo hace su directora Mareta Espinosa, en la segunda edición del certamen. Nació en Madrid, pero este año se ha extendido al resto de España. Un total de 13 comunidades autónomas participan en el evento. Las galerías Alba Cabrera y Punto son las únicas valencianas. Marina Anaya y Natividad Navalón, sus artistas visibles.

“Casi el 90% de las matriculadas en Humanidades son mujeres. ¿Por qué luego sólo hay un 17% de exposiciones realizadas por mujeres?”, se pregunta Mareta. Y halla dos respuestas posibles: “Porque, aunque parezca increíble, en 2013 todavía hay discriminación”, y porque hablamos de “una cosa casi cultural”. Es decir, que más allá de la discriminación, hay también un caldo de cultivo que favorece la presencia masculina en los espacios públicos y privados. Lo primero se combate con festivales como el que dirige Mareta Espinosa. Para lo segundo se requiere del concurso de antropólogos, sociólogos y psicoanalistas.

El Festival Miradas de Mujeres nace con la vocación de poner en su justo lugar a las artistas visuales. “El día que no haga falta un festival como éste, es que habremos logrado la normalidad”, subraya Mareta. Más de 800 profesionales participarán en las exposiciones, conferencias y talleres previstos en 195 centros de arte de toda España. De manera que, hasta que esa normalidad se alcance, hay festival para rato. Y marzo y abril serán sus meses de referencia. En Valencia, esas miradas femeninas se concentran en dos únicos espacios privados (Alba Cabrera y Punto). También participan dos espacios públicos: el Museo de Arte Contemporáneo de Alicante y Las Cigarreras.

ALBA CABRERA: MARINA ANAYA

Graciela Devincenzi, responsable de Alba Cabrera, tiene claro que “hay que hacer espacio a las mujeres para que se expresen, porque no tienen la misma visibilidad”. En su caso apuesta por Marina Anaya. Y lo hace con un conjunto de dibujos y esculturas que vienen a expresar el carácter íntimo de la artista, al tiempo que engarza con el espíritu mismo del Festival Miradas de Mujeres. Hay espíritu viajero en la obra de Marina, bandadas de pájaros y libertad, mucha libertad Por donde pasa el viento, título harto elocuente de la exposición.

En los dibujos manda el color naranja, efervescente, primaveral, repleto de alusiones a esa libertad o desenfado que domina el conjunto. En las esculturas, a base de latón y roble, predominan los pájaros que, aunque enredados muchas veces en varillas de hierro, sacuden el aire. Bandadas de pájaros o de simples parejas disfrutando de ese viento pasajero que les anima a vivir. Un horizonte de buenos deseos que Marina Anaya despliega en 53 obras y pequeñas joyas, declaración de sus mejores intenciones.

PUNTO: NATIVIDAD NAVALÓN

Natividad Navalón. Galería Punto

Natividad Navalón. Galería Punto

Amparo Agrait, de la galería Punto, se ha sumado al Festival Miradas de Mujer porque considera vital “reivindicar el papel de la mujer en el mundo del arte”. Y lo hace con una espectacular muestra de Natividad Navalón. Espectacular porque, en medio de la sala, se zambulle en un pesado estanque de agua una figura femenina en bronce y acero inoxidable. Una pared estampada con flores y un gran espejo al lado contrario sirven para componer El paso del testigo, conjunto de tres piezas introductorio al Cuéntame un cuento más general.

Navalón remata el título así: …Qué cuento me contaste!? De manera que las esculturas en bronce de la superficie dejan paso a una serie de fotografías, en el piso inferior, directamente relacionadas con esos cuentos que la artista somete a cruda revisión: Alicia ya no está, Blancanieves busca en el espejo o La Bella Durmiente no quiere despertar. Imágenes inquietantes, fruto de la propia inquietud de la artista por indagar en la trama de esos cuentos infantiles. La relación materno filial como trasfondo de una exposición entre lúdico-festiva y crítica. Como el propio Festival Miradas de Mujeres: luminoso y reivindicativo.

Salva Torres