Contra el cierre del Teatro Escalante

Comunicado de AVETID y AAPV
Associació d’Empreses d’Arts Escèniques del País Valencià
Actors Actrius Professionals Valencians
Miércoles 20 de septiembre de 2017

Tras las últimas noticias aparecidas en los medios de comunicación sobre la decisión de la Diputación de Valencia de no renovar el contrato de alquiler del Teatro Escalante, AVETID  (Associació d’Empreses d’Arts Escèniques del País Valencià) i AAPV (Actors Actrius Professionals Valencians) queremos manifestar todo nuestro apoyo al proyecto  Escalante.

Asimismo queremos denunciar públicamente la parálisis y falta de sensibilidad cultural del diputado responsable de Patrimonio, José Ruiz, al prescindir del inmueble sin tener una alternativa de nueva sede cubierta. Es necesario y urgente disponer de un espacio estable en el que poder desarrollar este proyecto público, que no solamente juega un papel esencial para la escena como espacio de exhibición, sino que además amplía su oferta con festivales, ciclos, publicaciones, una escuela de formación, etc.

El valor social y cultural del Escalante es innegable. Un espacio que es referente histórico del teatro para niños y jóvenes, no solamente en Valencia y en nuestra comunidad, también en el resto del Estado. Un proyecto que cuenta con más de 30 años de existencia y que es una señal de identidad indiscutible para la dinamización de compañías de artes escénicas, así como para escuelas, familias y público. Un símbolo innegable de la memoria histórica escénica para la infancia y la juventud de nuestra ciudad.

Esperamos que los responsables de patrimonio de la Diputación de Valencia, reconsideren la delicada situación y busquen una solución lo antes posible por el bien del Teatro Escalante y por el bien del teatro para niños y jóvenes, del sector escénico valenciano y del público en general. Escalante es un centro teatral público con una clara vocación pedagógica, con más de dos millones de espectadores, 42 producciones propias y más de 5000 representaciones.

Teatro Escalante. Foto: Raquel Abulaila.

Teatro Escalante. Foto: Raquel Abulaila.

Vuelve ‘La aventura del pensamiento’

La aventura del pensamiento
Museo Valenciano de la Ilustración y la Modernidad (MuVIM)
C / Quevedo, 10. Valencia

El Museu Valencià de la Il.lustració i la Modernitat (MuVIM) reabre la exposición permanente ‘La aventura del pensamiento’ tras unos mínimos ajustes técnicos realizados para su puesta a punto que, tal y como manifestó el diputado de Cultura de la Diputación de Valencia, Xavier Rius, no justificaban su cierre.

“No encuentro justificación para el cierre, fue innecesario y supuso quitar a la ciudadanía la oportunidad de disfrutar y acceder a la exposición permanente del museo que invita a reflexionar sobre el pensamiento de nuestra sociedad, algo muy necesario en este momento para poder avanzar como colectividad”, señaló Rius.

El diputado de Cultura presentó la reapertura de la exposición, junto al director del museo, Rafael Company, para hablar sobre la decisión de reabrir de inmediato ‘La aventura del pensamiento’, una propuesta que durante su periodo expositivo, desde julio de 2001 hasta el verano de 2014, ha sido visitada por cerca de 400.000 visitantes.

Imagen de la exposición permanente 'La aventura del pensamiento'. Cortesía del MuVIM.

Imagen de la exposición permanente ‘La aventura del pensamiento’. Cortesía del MuVIM.

Próxima reforma

Xavier Rius avanzó que la exposición está pendiente de una reforma para darle un aire de más modernidad y ajustar algunos flecos en las partes iniciales y finales del recorrido. El director del MuVIM, Rafael Company mostró su satisfacción por cumplir con una de las primeras declaraciones de intenciones tras su toma de posesión. “Anunciamos que abriríamos a la mayor brevedad posible y así lo hemos hecho, porque era una de nuestras opciones estratégicas y condición ‘sine qua non’ al asumir el reto”, destacó.

También señaló el director del MuVIM que la apertura de la exposición “significó una inversión estructural muy importante para la Diputación de Valencia, en junio de 2001, y su discurso sigue vigente”.

El director del museo explicó que el cierre de la permanente “ha afectado de manera dramática a las cifras de público del museo, porque las visitas a La aventura del pensamiento eran también un polo de atracción para las exposiciones temporales”.

Una demanda del público

Tal como confirmaron el diputado de Cultura y el director del MuVIM, es el público quien también ha demandado la reapertura de la exposición, y ya hay reservas realizadas para los próximos meses. Las fiestas navideñas son también una buena oportunidad para acercarse a conocer ‘La aventura del pensamiento’, un recorrido de unos 50 minutos de duración por los cambios históricos y sociales que convulsionaron el mundo a raíz de la irrupción del movimiento filosófico ilustrado.

Si bien el público escolar es el mayoritario en las visitas reservadas -la muestra ofrece una sintética panorámica de la historia contemporánea adecuada para estudiantes de los últimos años de Secundaria y de Bachillerato- la exposición es también una opción para el público familiar y el tejido asociativo y cívico.

‘L’aventura del pensament’ propicia al visitante la recreación del universo cultural, social y político del movimiento ilustrado y su influencia hasta la actualidad. Con la complicidad de la tecnología y del ingenio técnico, el montaje expositivo facilita la contextualización y lectura de la propuesta, organizada a modo de teatro invertido: escenografías fijas y público en movimiento a través de ellas.

Rafael Company (izda) y Xavier Rius, en la exposición permanente 'La aventura del pensamiento'. Imagen cortesía del MuVIM.

Rafael Company (izda) y Xavier Rius, en la exposición permanente ‘La aventura del pensamiento’. Imagen cortesía del MuVIM.

Tres mimos y 15 espacios expositivos

Tres mimos -un monje, una dama ilustrada y un científico contemporáneo- acompañan al público por los 15 bloques temáticos que recorren los acontecimientos de los últimos cinco siglos mostrando su evolución hasta la actualidad.

La propuesta comienza con una introducción y una presentación audiovisual y continúa con diferentes salas centradas en temas diversos: Sala del Scriptorium medieval, Sala de la Imprenta, Sala de la Revolución cosmológica de los siglos XVI y XVII, Sala dedicada a Descartes, los empiristas británicos, Newton y el materialismo de Julien Offray La Mettrie, Sala de las Tres puertas dedicada a las Creencias religiosas e ilustración, Sala de la Europa Ilustrada, Sala urbana con la maqueta a escala de la ciudad de Praga -concretamente la histórica calle Celetná-, Salón ilustrado decorado con pinturas del XVIII, Sala de la Ilustración valenciana y española, Sala de las luchas ideológicas del XIX, Templo de la ciencia, Sala del caos de la postmodernidad y por último, un espacio dedicado a la mejor cara de la humanidad en Occidente.

Las visitas a L’aventura del pensament, con una capacidad de 20 personas por pase, se ofrecen en cuatro idiomas: castellano, valenciano, francés e inglés. De martes a domingo se realizan cinco por la mañana, cada media hora, desde las 10:30 hasta las 12:30. Y por la tarde hay cuatro pases de martes a sábado, desde las 16:30 hasta las 18:00.

Imagen de la exposición permanente 'La aventura del pensamiento'. Cortesía del MuVIM.

Imagen de la exposición permanente ‘La aventura del pensamiento’. Cortesía del MuVIM.

“Estar nominado a los Goya es ya un premio”

Desayunos Makma en Lotelito
Con Sergi Pitarch Garrido, nominado a los Goya por ‘El último abrazo’ como Mejor Cortometraje Documental
Entrevistado por el equipo de dirección de Makma: Vicente Chambó, José Luis Pérez Pont y Salva Torres
29 edición de los Premios Goya
Centro de Congresos Príncipe Felipe
Avda. Aragón, 400. Madrid
Sábado 7 de febrero, 2015

“Acabamos el cortometraje la noche antes de que se cerrara el plazo para presentarlo a los Goya”. In extremis. Y es que Sergi Pitarch tiene esa filosofía que le proviene del mundo de la televisión: “Prefiero una cosa regular a tiempo que una excelente fuera de tiempo o en la máquina, sin salir de edición”. ¿Una cosa regular? ‘El último abrazo’ no sólo fue presentado por los pelos, sino que ha sido nominado en el apartado de Mejor Cortometraje Documental. Y razones hay, de sobra, para ello.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

La forma en que se gestó ya tiene su historia. La adjudicación azarosa de un bolso “feo a rabiar” en una subasta por 1€. Unos papeles en su interior sin aparente valor. Y, entre ellos, dos cartas fechadas el 2 de junio de 1946 en las que alguien anunciaba que se iba a suicidar. Cartas que terminaban con esa frase que da título al corto: ‘El último abrazo’. Sergi Pitarch las pudo tirar. Pero no lo hizo. En lugar de eso, aprovechó que estaba sin trabajo tras el dantesco cierre de Canal 9, para lanzarse a una aventura de corte detectivesco propia del mejor cine negro.

Sergi Pitarch mostrando la tarjeta de su documental 'El último abrazo', en los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

Sergi Pitarch mostrando la tarjeta de su documental ‘El último abrazo’, en los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

«He sido muy cuco siguiendo el esquema de película de ficción»

¿Quién era ese tal Mariano desesperado de la vida? Sergi Pitarch lo va desvelando en su cortometraje con gran sentido del pulso narrativo. “Quise hacer de la debilidad mía una fuerza. No tenía dinero, ni experiencia para hacer un super documental, así es que puestos a ser amateur, pensé, vamos a ser amateur del todo”. De manera que la investigación entre periodística y policial fue un asunto primerizo, del que Sergi Pitarch ha salido crecido. “No creo que ganemos, pero el premio ya es estar nominado a los Goya”.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito, junto a Vicente Chambó. Fotografía: Fernando Ruiz.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito, junto a Vicente Chambó. Fotografía: Fernando Ruiz.

El documental se sigue como si estuviéramos delante de una película de ficción. “He sido muy cuco. He aplicado el esquema de una película de ficción, para que pudiera verse como un cuento”. Un cuento de verdad, como son los verdaderos cuentos. Y la verdad que encierra ‘El último abrazo’ no sólo está depositada en esas cartas suicidas, sino en la trayectoria del protagonista, finalmente descubierto como Mariano Rawicz, “tipógrafo polaco, judío y rojo”. Como subraya Sergi: “Un pájaro entrañable”.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

«La nominación es la mejor carta de presentación»

Ese ‘pájaro’ nacido en la Lvov, entonces perteneciente al berlanguiano Imperio Autrohúngaro, voló a España desde Leipzig en 1929 y fue, junto a su compatriota Mauricio Amster, uno de los renovadores del diseño gráfico editorial durante la República y la Guerra Civil. “Le pillaron en Barcelona, tras perder el último tren, justo cuando estaba a punto de salir de España”. Condenado a cadena perpetua, se pasó siete años en la cárcel de San Miguel de los Reyes de Valencia. Excarcelado en 1946, sin familia ni novia ni amigos, redacta esas dos cartas suicidas de cuyo hilo ha tirado Sergi Pitarch para realizar su nominado documental. “El premio ya es éste, porque va a ser la mejor carta de presentación”.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

Sergi Pitarch, en un momento de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

«Estoy preparando el ensayo novelado del guión de la película»

“Lo grabamos a la vez que investigábamos, en riguroso orden cronológico”. Sin tiempo para pulir detalles, fruto del intenso ritmo de trabajo que el montaje subraya para que tenga ese aire fresco, irregular, pero pleno de suspense narrativo, ‘El último abrazo’ es la historia en vivo y en directo de todo un personaje. “Ahora estoy preparando un ensayo novelado con todo aquello que no pude incorporar al documental”. Que no es poco.

“Tengo su acta de detención de la policía, las cartas que escribía desde la cárcel”. “Fue espía soviético, tenía pasaportes con varios nombres”. “Le echaron del partido comunista por no ser de Stalin”. “Su mujer, también polaca, se suicida cuando le meten en la cárcel”. “Y, para colmo, cuando llega a Chile le toca más tarde vivir el golpe de Pinochet. Como él mismo decía, el fascismo me ha perseguido”. En definitiva, “os sugiero que leáis sus memorias [Confesionario de papel. Memorias de un inconformista] porque son maravillosas”.

De izquierda a derecha, Salva Torres, José Luis Pérez Pont, Sergi Pitarch y Vicente Chambó, durante los Desayunos Makma de Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

De izquierda a derecha, Salva Torres, José Luis Pérez Pont, Sergi Pitarch y Vicente Chambó, durante los Desayunos Makma de Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

«Canal 9 ha muerto para siempre»

Sergi Pitarch confía en que, gracias a la nominación a los Goya, el documental “sea más conocido y, ojalá, pueda venderlo a alguna televisión”. Imposible ya a Canal 9, que a su juicio “ha muerto para siempre”. Y matiza: “Canal 9, tal y como existía, ya no volverá”. Piensa que el cierre se debió a “todos los desfalcos y desmanes que, costara lo que costara, había que tapar”. “Unos técnicos judiciales fueron a requisar ciertos ordenadores y, cuando llegaron, allí no había nada. ¡Qué causalidad, no! Se cierra y se destruye todo”.

Tras ese triste episodio, que Sergi resume con la frase “da miedo pensar que no hay nadie al volante” (o lo conduce un prestidigitador de ‘nada por aquí nada por allá’), ‘El último abrazo’ es la constatación de que hay vida, y mucha, más allá de la nefasta gestión política. “Bueno, hace cuatro o cinco años hicimos el corto ‘Un año y un día’, basado en una historia de mis abuelos durante la Guerra Civil, pedimos ayudas públicas que nos concedieron y todavía no hemos visto el dinero. La productora de mi hermano tuvo que cerrar, se fue a Ecuador y está en juicios para ver si recupera ese dinero”.

Y, pese a todo, ahí está Sergi Pitarch, junto a otros cineastas, actores y productores, representando en la Gala de los Goya al audiovisual valenciano. “¿Conocéis a alguien de la Academia?”, pregunta con ironía tratando de buscar las influencias del jurado. Ni falta que le hace. ‘El último abrazo’ ya se lo lleva él, con premio o sin él, a la vista de tan apasionado viaje siguiéndole los pasos a Mariano Rawicz.

Sergi Pitarch, al término de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

Sergi Pitarch, al término de los Desayunos Makma en Lotelito. Fotografía: Fernando Ruiz.

Salva Torres

“Es muy complicado, mucho, reabrir RTVV”

La encrucijada de RTVV, por Rosa Vidal
Palacio de Colomina
C / l’Almodí, 1. Valencia
Conferencia pronunciada el miércoles 3 de diciembre, 2014

Se cumple poco más de un año de la triste defunción de RTVV. Algunos dicen que el cuerpo del ente público venía presentando, debido a sucesivos atracones presupuestarios, cierta obesidad mórbida. Una plantilla sobredimensionada que había que adelgazar por la vía rápida, a golpe de ERE, como así fue. Quienes se dedicaron a engordar Radio Televisión Valenciana, ya sea contratando con desparpajo o nutriéndose a costa del erario público, decidieron lavarse las manos y cortar por lo sano, más bien insano, de ese cuerpo pesimamente gestionado.

Rosa Vidal, ex directora de RTVV, en un momento de su conferencia en el Palacio de Colomina. Imagen cortesía de la Universidad CEU-Cardenal Herrera.

Rosa Vidal, ex directora general de RTVV, en un momento de su conferencia en el Palacio de Colomina, entre Vicente Navarro de Luján, a su derecha, y Juanjo Bas (izquierda). En el otro extremo, Elías Durán. Imagen cortesía de la Universidad CEU-Cardenal Herrera.

Rosa Vidal, jurista y abogada del Estado, llegó con la misión de establecer un plan de adelgazamiento que permitiera mover aquel cuerpo tan obeso. RTVV se había adelantado practicando un ERE que después se consideró nulo. De manera que el plan de adelgazamiento quedó sin efecto y la Generalitat entendió que el colesterol, propiciado por su malísima alimentación, ya poco importaba que fuera bueno o malo, puesto que tocaba cebar, ahora con dinamita, al enfermo. Sin vuelta atrás. ¿O no?

Fotografía de Miguel Lorenzo, actualmente expuesta en el Octubre Centre de Cultura Contemporània.

Fotografía de Miguel Lorenzo, actualmente expuesta en el Octubre Centre de Cultura Contemporània.

Rosa Vidal, ex directora general de RTVV, intervino en el Palacio de Colomina de la Universidad CEU Cardenal Herrera para mostrar “la encrucijada de Radio Televisión Valenciana”, tal era el título de su conferencia, un año después del fallecimiento del ente público, sin duda por causas nada naturales. Y lo que dijo, en presencia de numerosos ex trabajadores y ex consejeros de RTVV, es que la reapertura de la radiotelevisión pública valenciana era “muy complicado”, incluso “mucho, mucho”. Y ofreció sus razones, más bien inquietudes legales, en caso de que tal cosa se planteara, a modo de aviso a navegantes (PSPV, Compromís y EU han lanzado promesas en este sentido).

«Si se toma la decisión de abrir una nueva televisión pública sin haber completado el proceso de liquidación y sin sentencia del Constitucional sobre el ERE derivado del cierre y sobre el recurso presentado contra la propia ley de supresión, se abre una incertidumbre jurídica y podría incurrirse en fraude de ley». Y la sentencia del máximo tribunal, según Vidal, no llegará hasta dentro de dos años. Esto para el caso de querer poner en marcha una nueva RTVV. Si lo que se pretende es reabrirla, el escenario sería este otro.

Fotografía de El Flaco, expuesta en el Octubre Centre de Cultura Contemporània.

Fotografía de El Flaco, expuesta en el Octubre Centre de Cultura Contemporània.

«Pasaría por derogar la ley de supresión y retirar tanto el recurso de inconstitucionalidad como la demanda de conflicto colectivo, además de intentar la retirada de la mayoría de las 1.700 demandas presentadas por los trabajadores, negociando con ellos a título particular. Y luego habría que tramitar y aprobar una nueva ley en las Cortes Valencianas», explicó Vidal. Lo dicho: tanto abrir una nueva como reabrir la extinta RTVV es muy, muy complicado. Palabra de quien ha sido directora general del ente público y ahora trabaja como letrada en el bufete Broseta Abogados.

Sobre la decisión de la Generalitat de quitarse de encima y por las bravas el peso que había adquirido RTVV por culpa de los sucesivos engordes, Rosa Vidal apuntó que cabían otras alternativas. La nulidad del ERE no tenía por qué llevar asociado el cierre, que es lo que “el dueño del ente, en este caso la Generalitat, decidió”. También manifestó su extrañeza por lo apuntado en el preámbulo de la ley de supresión del servicio, “donde se cita una sentencia (la del ERE del TSJ) en la que no se habla de cierre”. En cuanto al proceso de liquidación en vigor, Vidal señaló que no sólo se refería al ámbito laboral y financiero, sino que abarcaba igualmente los contratos a terceros, “que hay que cumplir”, y la liquidación tecnológica, al ser RTVV la titular de la red.

Fotografía de Biel Aliño, actualmente expuesta en el Octubre Centre de Cultura Contemporània.

Fotografía de Biel Aliño, actualmente expuesta en el Octubre Centre de Cultura Contemporània.

Salva Torres