LAVA

#MAKMAEscena | LAVA
‘Bending the walls’ y ‘Beyond’
33 Dansa València | ‘Territoris singulars’
Hasta el 15 de noviembre
Viernes 13 de noviembre de 2020

La compañía de danza LAVA puso la rúbrica, el pasado martes, a la primera jornada de Dansa València (cuarto si contamos las jornadas de ‘Moviments Urbans’) en el Teatre Principal con ‘Bending the walls’ y ‘Beyond’, creaciones de Fernando Hernando Magadán y La Intrusa (Virginia García y Damián Muñoz), respectivamente. Una doble programación en la que LAVA nos plantea un cuestionamiento acerca de las limitaciones del ser humano, tanto físicas como psicológicas, así como la fragilidad de la memoria anclada al paisaje.

Desde el Auditorio de Tenerife, LAVA se acerca al festival valenciano con unas propuestas altamente físicas, interpretadas por un elenco de un elevado nivel técnico que, bajo la dirección artística del bailarín y creador tinerfeño Daniel Abreu (Premio Nacional de Danza 2014) y la asistencia de la bailarina Dácil González (Premio Nacional de Danza 2019), atrapan la mirada del espectador para reconducirle por las grandes trabas de la existencia humana.

En ‘Bending the walls’, “las restricciones y limitaciones en nuestra búsqueda de la felicidad, la libertad y la comprensión” aparecen como ladrillos que pesan en las espaldas de los bailarines, que forman muros, pero también son plataformas sobre las que levantarse uno mismo. “Es una metáfora sobre las fuerzas psicológicas, físicas y emocionales que los humanos pueden abordar para trascender la realidad palpable, superar la aflicción y escapar a un mundo de imaginación”.

En esta construcción de las fronteras, la luz juega un papel fundamental. Delimita el espacio, lo fragmenta en multitud de escenarios que suceden a la par. En ‘Bending the walls’ la iluminación, elemento escénico muchas veces relegado, toma un protagonismo semejante al de la música a la hora de crear la atmósfera de la pieza e, incluso, condicionar a los bailarines.

‘Beyond’, de LAVA. Fotografía cortesía de Dansa València.

Por su parte, la puesta en escena de ‘Beyond’ también se convierte en un personaje activo para el desarrollo de la pieza, a través, concretamente, de la voz mecánica de un proyector con autoridad sobre los bailarines. “Un escenario de incertidumbre que nos obliga constantemente a crear o reflexionar sobre nuestro propio itinerario vital”.

De este modo, ‘Beyond’ argumenta que tiene que llegar una tecnología con aires autoritarios para recordarle a los seres humanos cuál es la esencia de la existencia. Incomunicación, desesperación, sumisión o rebelión. Estadios del ser humano que La Intrusa traslada al virtuosismo físico con los bailarines de LAVA.

LAVA es una de esas importaciones de Dansa València para nutrir al festival de la escena contemporánea nacional, más allá de la Comunidad Valenciana. Desde Tenerife y con apenas dos años de vida, la compañía de Daniel Abreu irrumpe a lo grande, con un despliegue técnico espectacular y cuidado al detalle. “Fisicalidad, contenido y compromiso”, reza en su página web. Con esta apuesta de Dansa València vemos, en definitiva, cómo se puede cuestionar la existencia humana con el virtuosismo del cuerpo.

LAVA
‘Bending the walls’, de LAVA. Fotografía cortesía de Dansa València.

Elsa Moreno