El nicho mortuorio de Cristina Lucas

Box (Caja), de Cristina Lucas
Fachada del IVAM
C / Guillem de Castro, 118. Valencia
Hasta junio de 2017

El IVAM tiene en su colección una obra de Cristina Lucas (Jaén, 1973) relacionada con el suicidio de notables escritores. Y ahora ha iniciado la serie ‘El IVAM produce’ con una intervención en su fachada realizada por la propia artista igualmente ligada con el tema de la muerte. “Este nicho mortuorio conecta con ello”, señaló José Miquel Cortés, director del museo. A raíz de lo cual se explayó su autora: “Lo efímero es algo real en nuestras vidas y, dado su carácter efímero, te acercas a cosas que tengan cierta permanencia, como la geometría o la estabilidad de las formas”.

Box (Caja), la pieza de 9×9 metros creada ex profeso para la fachada del IVAM, reúne ambos aspectos aludidos por la artista: su clara referencia a la muerte y su vinculación con el volumen geométrico, que otorga cuerpo formal al cubo y sirve de alojamiento al cuerpo real de quien pierde la vida. Esa “escenografía tétrica” (Cortés dixit) permanecerá colgada durante seis meses en el frontal del museo, como primera muestra de la actividad artística en espacios menos convencionales del instituto valenciano. José Maldonado ya prepara otra en la entrada del IVAM lab.

Cristina Lucas bajo su obra colocada en el fachada del IVAM. Imagen cortesía de museo valenciano.

Cristina Lucas bajo su obra colocada en el fachada del IVAM. Imagen cortesía de museo valenciano.

La obra de Cristina Lucas está realizada en formato de valla publicitaria, porque la artista dijo llevar un tiempo interesada por esa publicidad que, al igual que la política, “te ordena lo que tienes que hacer”. Algo contra lo que ella se rebela, utilizando para ello el arte. “La misión del arte es hacer pensar y no adoctrinar como hace la publicidad”. A ello se refirió igualmente Cortés, al presentar la nueva iniciativa de ‘El IVAM produce’: “Queremos un museo no estancado, ni muerto, sino un museo vivo que amplíe y cuestione el papel del propio museo”.

Cristina Lucas, tomándose al pie de la letra estas palabras, habla en Box de lo vivo a través de lo muerto, poniendo en cuestión la publicidad, su imperativo de compra, de velocidad, de prisas, mediante la interrogación artística, de cuya permanencia se hace intenso eco en su obra. “Frente a la fugacidad está lo trascendente, lo que siempre permanece: los colores y la geometría”. Y agregó: “Lo muerto es algo común a todos”.

-“¿Están entonces los museos muertos?”

-“El museo es un lugar que atesora el tiempo y lo que está ahí es lo que permanece, lo que debe permanecer”.

Lucas también se refirió, en este sentido, a la trascendencia como aquello que atraviesa el tiempo en busca de esa permanencia aludida. “El nicho mortuorio está claro, pero es tan abstracto que permanece y se hace trascendente”.

-“¿Son entonces los museos los templos modernos?”

-“Los museos son templos de siempre”.

Detalle de la obra Box (Caja), de Cristina Lucas. Imagen cortesía del IVAM.

Detalle de la obra Box (Caja), de Cristina Lucas. Imagen cortesía del IVAM.

Sobre la fachada de ese templo, en diálogo con la escultura circular de Richard Serra, Cristina Lucas muestra su caja o cubo para que el espectador se haga preguntas. Las mismas que le han llevado a ella a cuestionar la publicidad: “Nunca antes había trabajo en formato de valla publicitaria, es mi primera vez, pero hay mucha reflexión sobre el fenómeno de la publicidad”. De manera que la seducción típicamente publicitaria se transforma en el trabajo de Lucas en una tumba abierta, que viene a quebrar el glamour de aquellas otras imágenes destinadas al fugaz consumo.

De ahí que Cortés hablara del trabajo de Cristina Lucas como de “muy potente”, tanto desde el punto de vista “de las imágenes que produce” como desde el punto de vista “conceptual”. También se refirió a la pieza Box como “muy ambigua”, por cuanto el espectador tan pronto puede ver “algo más tétrico” como algo “más relacionado con lo arquitectónico”. Arquitectura en todo caso relacionada con esa fosa común que penetra de forma siniestra en el IVAM a través de su fachada intervenida.

“Es una imagen sencilla, sin referencias, inquietante pero muy próxima; se trata del interior de un nicho mortuorio”, describe la artista, abriendo la senda por la que después transitarán otros artistas. Cortés explicó que el formato de ‘El IVAM produce’ será para todos el mismo y que, en todo caso, puede caber la pintura. “Podría ser, por qué no, aunque debería ser un tipo de pintura que aguante los seis meses que permanece a la intemperie la obra”. Permanencia que Cristina Lucas cumple con creces al servirse de la fotografía, la lona de una valla publicitaria y, lo más permanente de todo, la muerte aludida en Box. La esencia del arte.

La obra Box (Caja) en diálogo con la escultura de Richard Serra. Imagen cortesía del IVAM.

La obra Box (Caja) en diálogo con la escultura de Richard Serra. Imagen cortesía del IVAM.

Salva Torres

Las prácticas artísticas a debate en Cuenca

‘La situación 2016 arte por-venir’, Facultad de Bellas Artes de la UCLM
Diversos espacios
Cuenca
Del 18 al 21 de octubre de 2016

El encuentro internacional ‘La situación 2016 arte por-venir’ (LS2016), que se celebrará en Cuenca del 18 al 21 de octubre, tiene como objetivo debatir sobre el estado actual de las prácticas artísticas en España y América Latina. Se articula como un espacio de discusión presencial y virtual para artistas consolidados y en formación de diversos países, muchos de ellos interviniendo como delegados o portavoces de grupos que habrán mantenido debates previos. El encuentro se celebrará en paralelo a otras manifestaciones artísticas desplegadas en diversos espacios de la ciudad de Cuenca, con una programación de actividades, como muestras de trabajos, intervenciones y performances, que se podrán

Organizado por la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de Castilla-La Mancha, toma su nombre del encuentro de ámbito estatal que tuvo lugar también en Cuenca en abril de 1993, dirigido por Horacio Fernández y Ángel González, en el contexto de la crisis que afectó a la economía, la sociedad y la cultura a principios de los noventa. En LS2016 se presentará una edición facsímil de los boletines editados tras dicho encuentro.

La situación 2016. Makma

El encuentro contará con la presencia de más de cincuenta ponentes, entre artistas, comisarios, colectivos y gestores culturales, entre los que cabe señalar a Isidoro Varcárcel Medina, Rogelio López Cuenca, Nicolás París, Rolf Abderhalden, María Cañas, Los erroristas, Cabello/Carceller, Luis Camnitzer, Wilfredo Prieto, Dionisio Cañas, María Ruido, Mujeres Creando, Aurora Polanco, Jordi Claramonte, etc.

El día 18, durante la inauguración, se proyectará de ‘No escribiré arte con mayúscula’, documental sobre la obra de Isidoro Valcárcel Medina, que contará con la presencia del propio artista en un coloquio posterior. El artista murciano ejerce como enlace entre las dos ediciones del encuentro, ya que participó también en la de 1993.

Cartel de la primera edición de 'La situación', celebrada en 1993. Fotografía cortesía de los organizadores.

Cartel de la primera edición de ‘La situación’, celebrada en 1993. Fotografía cortesía de los organizadores.

La crisis actual es mucho más profunda que la de 1993; por ello en los últimos años se han multiplicado los foros de debate para pensar otros modos de hacer en todos los ámbitos. En éste tendrán voz, en primer lugar, los artistas, pero no en exclusiva y no para debatir sólo sobre arte, sino sobre la contribución que las prácticas artísticas pueden y deben hacer para pensar y re-imaginar la crisis.

El encuentro pretende exponer estrategias, compartir tácticas y cartografiar maneras de hacer que en los últimos 20 años hayan respondido abierta y pluralmente desde las más dispares prácticas del arte contemporáneo en España y América Latina a los complejos procesos en los que nos hemos visto inmersos, como la expansión de internet y los modos de organización ligados a él, la “crisis económica” de 2008, las respuestas autogestionadas de la sociedad civil ante la pérdida de derechos, la creciente desigualdad en el reparto de la riqueza, la banalización mercantil que los medios y las instituciones públicas y privadas hacen del arte o los recortes de presupuestos públicos en educación y cultura.

Isidoro Valcárcel durante un instante del documental 'No escribiré arte con mayúscula', que será proyectado durante 'La situación 2016 arte por-venir'. Fotografía cortesía de los organizadores.

Isidoro Valcárcel durante un instante del documental ‘No escribiré arte con mayúscula’, que será proyectado durante ‘La situación 2016 arte por-venir’. Fotografía cortesía de los organizadores.

 

 

 

El escenario del crimen

‘El escenario de un crimen’, Alberto Castelló Juan
V Beca Puénting
MAG. Mustang Art Gallery
C / Severo Ochoa, 36. Elche (Alicante)
Hasta el 23 de septiembre de 2016

Fruto de la colaboración entre la Sala MAG, la Facultad de Bellas Artes de Altea y el apoyo del Vicerrectorado de Cultura y del Departamento de Arte de la Universidad Miguel Hernández de Elche, la V edición de la Beca Puénting plantea un salto a la profesionalización artística con el arnés de universidad y empresa.

Dentro de este programa, se presenta en la galería Mustang Art Gallery la intervención del liceciado en en Bellas Artes por la Facultad de Bellas Artes de Altea, Alberto Castelló. Ha finalizado el máster en Producción e Investigación en Arte por la Facultad de Bellas Artes de Altea en 2015 y ha realizado exposiciones individuales como-ES-+ES—ES++ES+ en la Fundación FRAX, o colectivas como EXIT en el Museo de la Universidad de Alicante MUA, 18 CASOS CLÍNICOS en Las Cigarreras, o MUELLE en Mr. Pink Gallery.

Vista de la exposición. Fotografía Benya Acame.

Vista de la exposición. Fotografía Benya Acame.

Alberto Castelló en el dominio malicioso

No es fácil toparnos con una realidad ilustrada tan descarnada como la que nos enseña Alberto Castelló en la obra ‘El escenario de un crimen’, expuesta en el espacio expositivo de Mustang Art Gallery. Algo que, por otro lado, no puede ser de otra manera si el tema que se aborda es el de la violencia de género o, más aún, el de la violencia en general del ser humano con el propio ser humano. Y esa es una de las peores realidades con las que podemos confirmar el grado de execrabilidad con que se distingue la naturaleza de nuestra especie.

Es cierto, que la dureza, siniestralidad, y subversión del orden del retrato que guía el dibujo de Alberto Castelló puede llegar a causarnos un escalofrío, pero ante el resultado de la violencia aplicada en la vida y en la convivencia corriente de las personas, como triste y dolorosamente estamos acostumbrados y familiarizados por su cotidianeidad, la ilustración real de esos actos ha de ser de ese modo, sin piedad, sin conmiseración, descarnada. Esa debe ser la función del retrato, del dibujo, la fidelidad a los hechos si el propósito es el de denunciar, criticar, revelar. No hay otro modo.

Con la dureza de las imágenes se persigue la reacción y activación de todos para acabar con esos hechos crueles, con esos comportamientos abominables. Y de esa manera, con una tremenda frialdad, con una desmedida brutalidad, nos describe, mediante una narrativa secuenciada de vigoroso trazo y rechinantes perfiles, esa realidad tremenda, esa bárbara y feroz conducta. Y peor aún, o mejor si se trata de conmover, haciéndonos situar en el centro de la escena, en el centro del desenlace de la violencia al escribir la narración en una tridimensionalidad espacial inapelable, girando entre nosotros.

Sobrecoge y aterroriza leer la historieta que nos relata Castelló, en ese gigante tebeo mural de muerte, celos y desamor que se desencadena en su polémico relato, pero así es a menudo, demasiado a menudo, la realidad social que nos circunda. Quizá algún día, en algún tiempo indeterminado, estas sumas de denuncias atroces alcancen un resultado optimista, y simplemente podamos saber amarnos.

Comisario de la exposición

José Manuel Álvarez Enjuto

Una de las obras de Alberto Castelló. Fotografía Benya Acame.

Una de las obras de Alberto Castelló. Fotografía Benya Acame.

Biennal de Mislata Miquel Navarro

Convocante: Ayuntamiento de Mislata
Dotación: 1.500 euros
Modo de presentación: vía e-mail
Plazo de admisión: hasta el 25 de septiembre

La Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Mislata convoca la Biennal de Mislata “Miquel Navarro” actualizando la labor municipal en materia de artes plásticas emprendida por esta administración durante el período 1985-2008 a través de las Bienales de Escultura y Pintura “Vila de Mislata”. La Biennal de Mislata “Miquel Navarro” pretende mediante la presente convocatoria conceder “10 Premios en Arte Público Mislata 2016”, a fin de: Ampliar las oportunidades de artistas gratificando un máximo de diez propuestas. Ofrecer el espacio urbano de Mislata como lugar para la creación y la experimentación en diálogo con los ciudadanos que lo habitan. Promover la difusión de las artes visuales mediante una publicación que recoja la experiencia, favoreciendo el trabajo creativo y contribuyendo a la creación de memoria de la producción artística actual.

La presente convocatoria se regirá por las siguientes

BASES OBJETO 1.1. Es objeto de la presente convocatoria ayudar y promocionar el trabajo de aquellos y aquellas artistas visuales en activo, dando cabida a todo tipo de propuestas innovadoras y representativas de las últimas tendencias artísticas.

1.2. La convocatoria “Premios de Arte Público Mislata 2016” tiene como propósito: Producir y exponer un máximo de diez proyectos de intervención artística en el espacio público del municipio de Mislata que deberán exhibirse con motivo del acto inaugural de la bienal. Realizar una publicación que recoja las obras producidas para la ocasión.

1.3. La publicación de las presentes bases se realizará de acuerdo con lo establecido en el artículo 20.8 de la Ley General de Subvenciones.

2.- PARTICIPANTES

2.1. Podrán participar las personas físicas y jurídicas, mayores de edad, sin límite de la misma, de cualquier nacionalidad o lugar de residencia.

2.2. La participación podrá efectuarse de forma individual o colectiva, siempre que los y las participantes cumplan el requisito que se detalla en el apartado

2.1. 2.3. Cada participante, grupo o colectivo que desee concurrir al certamen podrá presentar únicamente una propuesta. El envío de más de una solicitud por persona física, jurídica o agrupación para ejecutar diferentes proyectos, o el envío de solicitudes de diferentes personas para la ejecución de más de un proyecto, serán considerados causa suficiente para la exclusión de dichas solicitudes.

3.- CARACTERÍSTICAS DE LOS PROYECTOS

3.1 La Biennal de Mislata “Miquel Navarro” toma su nombre en calidad de homenaje al artista mislatero, proponiendo una serie de localizaciones para realizar las intervenciones de arte público premiadas a partir de un itinerario marcado por las obras del artista que forman parte del espacio público del municipio. Las obras premiadas por esta convocatoria podrán mantener su independencia en cuanto a estilo e investigación respecto de la obra del artista de referencia.

3.2 La convocatoria “Premios de Arte Público Mislata 2016” está dirigida a seleccionar y premiar proyectos de intervención en el espacio público que tengan en cuenta en su planteamiento la ciudad y sus habitantes, que sean generadores de situaciones que favorezcan la convivencia y la integración social y que inviten a crear nuevos modelos de espacio público.

3.3. Los y las artistas que cursen solicitud de participación deberán remitir telemáticamente un dossier específico del proyecto con el que concurren al certamen, aportando cuantos datos sobre el mismo se detallan en los anexos de estas bases.

3.3.1 La dotación económica de cada premio incluirá todos los gastos que pudieran derivarse en concepto de honorarios, producción, transporte, montaje y desmontaje.

3.3.2. El Ayuntamiento de Mislata pondrá a disposición los servicios municipales para tareas de limpieza del espacio público.

3.3.3. La propiedad de las obras premiadas seguirá perteneciendo a sus autores, pues la cuantía recibida no está destinada a la adquisición. El autor en cambio, cede los derechos de imagen de la obra para ser incluida en catálogo y demás soportes de difusión, en la presente y futuras ediciones.

3.3.4. De acuerdo con las características de los proyectos presentados, los y las participantes podrán priorizar el espacio en el que llevar a cabo la intervención a partir de la documentación contenida en el Anexo IV de la presente convocatoria.

3.3.5. Los y las artistas cuyos proyectos de intervención resulten premiados asumirán el compromiso y la responsabilidad de ejecutar y disponer los medios para la instalación de los mismos en el espacio público que definitivamente les fuera asignado. En la fecha prevista en el apartado 11.2. de estas bases.

4.- PROCEDIMIENTO

4.1. La presentación de solicitudes deberá ajustarse a las siguientes indicaciones, estará debidamente cumplimentada y deberá incluir los anexos y la documentación adicional que se solicita en ellos:

4.1.1. Anexo I: DATOS PERSONALES, CURRÍCULUM VITAE Y TRAYECTORIA ARTÍSTICA DE LOS PARTICIPANTES.

4.1.2. Anexo II: FICHA TÉCNICA DEL PROYECTO.

4.1.3. Anexo III: DECLARACIÓN DE AUTORÍA.

4.1.4 Anexo IV: LOCALIZACIONES.

4.2. El proceso de inscripción a la convocatoria de los “Premios de Arte Público Mislata 2016” se efectuará de forma telemática mediante envío al mail: biennal@mislata.es pudiéndose remitir la documentación exigida con servicios como WeTransfer o similares.

4.3. El plazo de recepción de inscripciones se establece desde la publicación de estas bases hasta el día 25 de septiembre.

4.4. Transcurrido el plazo de una semana desde la fecha de remisión de la solicitud se contactará con la persona inscrita para confirmar que la documentación ha sido descargada correctamente y que la inscripción se ha efectuado con éxito. En caso de no recibir notificación alguna, los interesados/as deberán ponerse en contacto con la organización.

4.5. Cuando la solicitud no reúna los requisitos exigidos, o no se acompañe de la documentación mencionada, se requerirá a la persona solicitante para que subsane la falta, o acompañe los documentos preceptivos, en el plazo máximo de siete días indicándoles que en caso contrario, se desestimará su solicitud.

4.6. Para calificar, seleccionar y valorar los proyectos presentados, el Ayuntamiento de Mislata ha nombrado a Alba Braza, profesional cualificada en el sector, como responsable de las tareas de coordinación de la convocatoria. Dicha profesional asumirá también el comisariado de la bienal, y supervisará el proceso de producción de las intervenciones, así como la coordinación y la elaboración de una reseña crítica para la publicación asociada al certamen.

4.7. Se constituirá una comisión de evaluación encargada de la baremación de los proyectos presentados de acuerdo con los requisitos exigidos en la presente convocatoria.

5.- COMISIÓN DE EVALUACIÓN

5.1. La Comisión de Evaluación o jurado estará compuesto por: tres invitados externos expertos en el ámbito del arte contemporáneo, Jose Luis Clemente ( docente y crítico de arte), Maribel Doménech ( docente y artista) y David Armengol ( comisario de exposiciones) ; Alba Braza (comisaria de la bienal), Miquel Navarro (artista homenajeado), un/a representante del Ayuntamiento de Mislata que tendrá voz, pero no voto y el técnico de cultura del Ayuntamiento de Mislata que actuará como secretario. Actuará como órgano instructor del procedimiento el técnico de cultura del Ayuntamiento de Mislata.

5.2. El Jurado actuará como órgano colegiado a los efectos de elaborar un informe, que se elevará al órgano instructor. Una vez emitido el informe de valoración correspondiente, el órgano instructor formulará la propuesta de resolución, debidamente motivada. La propuesta de resolución será elevada al órgano competente que resolverá el procedimiento. Resolución que será inapelable. La propuesta de resolución del premio concedido será notificada a los interesados mediante la publicación en el Tablón de Anuncios y página web del Ayuntamiento: www.mislata.es. La resolución de la concesión de los premios se notificará a los interesados de forma individualizada.

DOTACIÓN ECONÓMICA

6.1. La cuantía de cada premio será de 1.500 euros y será abonada en 2 pagos estando sometida a retenciones establecidas por la legislación fiscal.

6.2. El pago a los premiados se efectuará mediante transferencia bancaria con cargo a la aplicación presupuestaria 3340.481 del presupuesto del Ejercicio Económico 2016. Una primera cantidad de 750 euros en el momento de la concesión del premio y otros 750 euros tras la inauguración de la bienal.

7.- CRITERIOS DE VALORACIÓN DE LOS PROYECTOS

7.1. Considerando que la puntuación máxima a otorgar a cada proyecto será de 10 puntos, se establece el siguiente baremo para la selección de propuestas finalistas: Calidad artística del proyecto y claridad de su explicación en el dossier presentado ( Anexo II). Máximo: 5 puntos Currículum Vitae del o de la solicitante Máximo: 1 puntos Viabilidad y adecuación de la propuesta al espacio público seleccionado, así como a los tiempos y medios de producción. Máximo: 2 puntos Consideración del entorno social y urbano del municipio de Mislata. Máximo: 2 puntos

8.- RÉGIMEN DE CONCESIÓN

8.1 La Biennal de Mislata “Miquel Navarro” incluye diez premios de acuerdo con los principios de publicidad, transparencia, objetividad, igualdad, no discriminación y mediante el procedimiento de concurrencia competitiva.

OBLIGACIONES DE LOS BENEFICIARIOS

9.1. Cada premio se considerará definitivamente adjudicado cuando el Ayuntamiento de Mislata reciba la aceptación escrita del ganador. En caso de no ser así se perderá la condición de premiado.

9.2. El premiado adquirirá el compromiso de cumplir con los plazos que se establezcan.

9.3. Deberán presentar declaración responsable de estar al corriente con las obligaciones de la Seguridad Social y Hacienda Pública.

SUSPENSIÓN Y REVOCACIÓN DEL PREMIO

10.1. El incumplimiento por parte del premiado de las obligaciones expresadas en el apartado anterior de la presente convocatoria que hagan inviable el proyecto, permitirá que los premios puedan ser revocados previo informe motivado de los responsables del proyecto y previo al trámite de audiencia del interesado, reintegrándose las cantidades que se hubieran percibido.

11.- INAUGURACIÓN

11.1. La producción de las intervenciones en el espacio público será coordinada y supervisada por la comisaria de la convocatoria. En el caso que la misma lo considerase adecuado, podría cambiarse de común acuerdo con el/la artista premiados, el emplazamiento propuesto en la inscripción.

11.2. La inauguración de la bienal está prevista para el día 25 de noviembre de 2016.

12.- PUBLICACIÓN DE CATÁLOGO

12.1. Para mayor difusión de la convocatoria, el Ayuntamiento de Mislata editará un catálogo con los proyectos premiados.

12.2. El Ayuntamiento de Mislata se reserva los derechos de publicación y reproducción de los materiales gráficos que se deriven de la exhibición y de las instalaciones en todos aquellos soportes elegidos para promocionar la difusión de la Biennal de Mislata “Miquel Navarro”.

ACEPTACION DE LAS BASES

13.1. El hecho de concursar supone la total aceptación de las presentes bases, quedando el Ayuntamiento de Mislata para dirimir cualquier eventualidad no prevista en ellas.

13.2. En caso de incumplimiento de este compromiso por razones de causa mayor será potestad de Ayuntamiento de Mislata tomar la decisión que se estime conveniente al respecto. Su decisión será inapelable.

14.- PRERROGATIVAS

14.1. El Ayuntamiento de Mislata podrá solicitar información sobre el desarrollo del proyecto durante su fase de producción.

14.2. El Ayuntamiento de Mislata se reserva el derecho a prorrogar el periodo de exhibición de las obras premiadas.

15.- RÉGIMEN LEGISLATIVO APLICABLE Es de aplicación la Ley 38/2003, de 17 de noviembre, General de Subvenciones, el Reglamento de la Ley General de Subvenciones, RD 887/2006, y el resto de disposiciones del ordenamiento jurídico que resulten de aplicación. INFORMACIÓN CENTRO CULTURAL DE MISLATA Tel. 963 990 370, 963 990 375 y 963 990 380 (de 8.30h a 14.30h) Bases completas y más información

Vicente Talens desaparece…

Desaparición, Vicente Talens
Galería Mr.Pink
C / Guillem de Castro, 110. Valencia
Inauguración: viernes 17 de junio, a las 20.00h
Sólo hasta el domingo 19 de junio de 2016

¿Cuáles son los márgenes reales entre que una cosa exista y que desaparezca? ¿Y entre lo que ha sido y lo que ya no es? ¿Pueden tocarse, palparse, sentirse, fotografiarse, incluso difuminarse? ¿Pueden estos mismos márgenes desaparecer?

Vicente Talens, como un ilusionista fenomenólogo contemporáneo nos lleva al terreno de lo borrado. Lo eliminado, lo extinguido. Un camino oculto, una puerta cerrada, algo que ya no será. Entrelazando ficción y realidad, pone en cuestión los límites de la realidad más literal.

Talens, artista multidisciplinar conocido por su particular iconografía y su amplio imaginario pictórico que desarrolla en medios gráficos y escultóricos, nos propone esta vez un proceso de ultradepuración, un planteamiento conceptual eminentemente reflexivo donde los márgenes quedan difusos y donde cualquier pregunta en torno a la huella, al vacío, a la desaparición, al rastro, al cuestionamiento de los límites, puede ser planteada. Nada y todo es lo que parece.

Vicente Talens nos lleva a cuestionarnos nuevos márgenes entre concepto, obra, proceso artístico y el lugar mismo que la figura del espacio, en este caso la galería, representa en estos procesos.

Desaparecer a través de lo matérico. Una desmaterialización a través del uso de la propia materia. Borrar el rastro a través de lo construido, eliminar la huella. Hacer desaparecer como si lo borrado nunca hubiera existido. Esconder, ocultar, fugarse, extinguirse, borrarse, hacerse ausencia, desaparecer. Pero esto no es más que el preámbulo de algo más grande.

Esta vez Mr. Pink será sujeto activo de la pieza, una intervención en la que los márgenes de la ficción y la realidad quedarán descubiertos una vez concluya la intervención. plantilla-talens

La intervención urbana de Maciá y López

‘Brea Flúor’ de Carlos Maciá y Juan López
Galería Luis Adelantado
C / Bonaire, 6. Valencia
Hasta el 1 de abril de 2016

La conclusión más inminente a la que llega el espectador de esta exposición versa sobre la creación de ‘Brea Flúor’ y por lo tanto, la concepción central en la que se basa su montaje, y es que no podría haber sido de otra manera sino el concebido para el espacio de esta galería. El objetivo es en todo momento la unión de las trayectorias artísticas de ambos protagonistas: Carlos Maciá y Juan López. No se trata de una exposición colectiva, ni de dos exposiciones individuales. Se trata de lograr una confrontación, mostrar versiones diferentes y aunarlas en una sola intervención.

El hilo conductor es el contexto urbano que se mezcla con la propia arquitectura de la galería. Juan López se adueña del espacio de la primera sala, la que nos recibe, y convierte la pulcritud de la galería en prácticamente una carretera recién asfaltada. Ya desde el principio, con un simple vistazo a las primeras piezas no resulta, como sí pudiera ser al principio, un extraño título para una exposición. A los iniciales grises y negros de Juan López, se le adentran los fluorescentes tonos de Maciá, que ya vemos asomar en la barandilla de la, normalmente, desapercibida escalera.

Instalación de Juan López en la Sala 1. Imagen cortesía de la galería.

Instalación de Juan López en la Sala 1. Imagen cortesía de la galería.

Un buen comienzo de Maciá que juega con la mirada y el detalle. Unas líneas pintadas directamente sobre las paredes del segundo piso nos recuerdan a otras obras del artista. Utiliza el espacio para mostrar una pintura que irremediablemente rememora la estética graffiti, por la aparente impulsividad, pero que le sirve al artista para crear originales con cada intervención.

El ambiente primariamente geométrico predomina en todas las instalaciones. La serie ‘Markers’ de Maciá, donde sobre aluminio pinta con esmalte, deja entrever texturas sin un acabado definido. Dichas texturas parecen terminarse de completar en la última sala, volviendo de nuevo al comienzo, al asfalto de Juan López. Breves detalles, escuetas líneas de carretera recuerdan la tela asfáltica que el espectador ha empezado pisando, en la entrada a la galería. Los últimos collages sobre fotografías, a modo de bocetos previos, funcionan para acostumbrar al ojo, de nuevo, a la exhibición de obras enmarcadas, retomando la experiencia expositiva de la manera habitual.

Ignoring_the_Guidelines_5 de Juan López. Imagen cortesía de la galería.

Ignoring_the_Guidelines_5 de Juan López. Imagen cortesía de la galería.

María Ramis

Open Natura se va a la Fundación Antonio Pérez

Desechos encontrados
Certamen Open Natura 2015
Fundación Antonio Pérez
C / Julián Romero, 20. Cuenca
Viernes 16 de octubre, a las 20.00h
Hasta el 29 de noviembre de 2015

La iniciativa Open Natura surge hace cuatro años desde la Galería Imprevisual, en Valencia (Russafa), de la mano de Arístides Rosell y José Juan Gimeno. Este año tiene como particularidad, el traslado de sus instalaciones artísticas, habitualmente en la naturaleza, a los espacios de la Fundación Antonio Pérez (Cuenca).

La exposición con el título Desechos Encontrados se inaugurará el 16 de octubre del 2015, a las 20 h. Las obras permanecerán expuestas hasta el 29 de noviembre para todas aquellas personas que quieran acercarse a disfrutar de esta extraordinaria fusión entre arte y el espacio que le rodea, Site-specific art.

Clorofila, de Inma Abarca. Open Natura 2015 en la Fundación Antonio Pérez. Imagen cortesía de la organización.

Clorofila, de Inma Abarca. Open Natura 2015 en la Fundación Antonio Pérez. Imagen cortesía de la organización.

En esta ocasión los artistas son retados por los extraordinarios patios y espacios de exposición de la Fundación Antonio Pérez. Artistas: Aracelí Carrión, Bichobola-Creativo, Dilena Díaz, Elena Martí, Ferrán Capilla, Inmaculada Abarca, Jordi Arnal, José Juan Gimeno, Mario Molins, Miguel Ángel Aranda, Vicent Marco y Arístides Rosell.

La filosofía de Open Natura, según su coordinador José Juan Gimeno: Open Natura arranca desde el respeto hacia el medio ambiente, pero afianza su intervención en la naturaleza de una forma fundamentalmente artística. Con el precepto de que la obra instalada dialogue con el paisaje o espacio que le rodea, su particularidad medioambiental y su contexto social.

Open Natura quiere invadir el espacio desde la individualidad artística, con una propuesta de grupo ecléctica y materiales variados, que en ningún caso perjudiquen el medio natural. Algunos de estos materiales, en ocasiones, se desintegran en el tiempo de exposición o, por el contrario, sus características crean un valor de descontextualización. Open Natura nace con el objeto de la creación fuera del atelier, vinculado a la galería Imprevisual y a la vocación altruista de los artistas participantes.

Las especiales características del Paraje Rural la Ermita en Paracuellos de la Vega, Cuenca, ha sido siempre el enclave idóneo, donde discurrieron sus tres primeras ediciones, albergando diferentes artistas de la geografía española y de fuera de nuestras fronteras. El momento estético de las instalaciones artísticas adquiere relevancia entre árboles, viento o lluvia, el contacto entre lo creado y la magnificencia de la naturaleza pone en claro si el trabajo es aceptado por el medio, cuando ocurre, la naturaleza acepta la obra integrándola para ella misma y la magia se apropia del lugar.

El huerto de la sabiduría, de Arístides Rosell. Open Natura 2015 en la Fundación Antonio Pérez. Imagen cortesía de la organización.

El huerto de la sabiduría, de Arístides Rosell. Open Natura 2015 en la Fundación Antonio Pérez. Imagen cortesía de la organización.

El proyecto monográfico, con el título Desechos Encontrados, retoma esta vez el ámbito del objeto reutilizado, donde lo residual y el desperdicio son reinterpretados por la vía del arte. Al reutilizar lo que parece inservible, los artistas participantes confieren otro valor a lo despreciado para recontextualizar el valor objetual del desecho en una nueva configuración artística. El objeto como desecho y su posterior intervención justifican el objetivo de dicho proyecto expositivo.

¿Qué es arte y qué no? La eterna controversia donde el significado de la obra de arte se desestructura según los criterios de quien critica, de quien cura, de quien dictamina las tendencias del mercado o de quien valoriza el objeto de arte. Siendo éste uno de los temas recurrentes en diferentes contextos donde la critica juega un papel decisivo para definir el concepto “arte”.

¿Puede un simple objeto ser una obra de arte? La duda fue aclarada cuando se acuñó por vez primera el término de “arte encontrado”, a partir de las intervenciones reveladoras de Marcel Duchamp, a principios del siglo XX. En francés “objet trouvé”, en inglés found art” o “ready-made”, éste se describe como el arte realizado mediante el uso de objetos que normalmente no se consideran artísticos, a menudo porque no tienen una funcionalidad artística.

Árbol de la vida, de Ferran Capilla. Certamen Open Natura 2015 en la Fundación Antonio Pérez. Imagen cortesía de la organización.

Árbol de la vida, de Ferran Capilla. Certamen Open Natura 2015 en la Fundación Antonio Pérez. Imagen cortesía de la organización.

Cuando este “arte encontrado” entra por primera vez a los cotos de las galerías y los museos, provoca una verdadera catarsis y encuentra enormes resistencias. Se trataba de una renovación conceptual que en el contexto de esa época era una impostura, una provocación “intolerable”. Concedía valor a lo que habitualmente no encontraba espacio en los ámbitos expositivos. Distinguía y dignificaba un objeto “sin ningún valor”. Y aunque despectivamente surgió un discurso crítico calificándolo de “no arte”, la realidad es que no se trata de una mera transposición o mudanza. Se trata de una relectura en la que interviene con intensidad la actitud creativa del artista. Lo modifica, lo utiliza para modelar nuevos discursos, y el “objeto encontrado” puede aparecer como sujeto, como actor en un contexto diferente o integrado en un conjunto donde se palpa de primera mano el trabajo artístico.

El paralelo que da título a la exposición Desechos encontrados, alude por similitud a la Fundación Antonio Pérez, que alberga la muestra. Su creador Antonio Pérez, precursor del Museo del objeto encontrado, constituye el referente insoslayable. La delgada línea que separa los conceptos tanto para el objeto como para el desecho en su sentido de búsqueda o de encuentro son los referentes para configurar esta muestra expositiva.

Obra de en Open Natura. Imagen cortesía de la organización.

Objeto inteligente, de Elena Martí. Certamen Open Natura 2015 en la Fundación Antonio Pérez. Imagen cortesía de la organización.

 

Siete formas de cuestionar la Ley mordaza

Construyendo democracia
Laia Solé, Colectivo Cambalache, Democracia (Pablo España e Iván López), Santiago Cirugeda, Xavier Arenós y Alicia Framis
Comisario: José Luis Giner
Fundación Chirivella Soriano
Palau de Joan de Valeriola
C / Valeriola, 13. Valencia
Hasta el 10 de enero de 2015

La ley de Seguridad Ciudadana o Ley mordaza, tal y como fue prontamente bautizada, que entró el vigor el 1 de julio de 2015 prohíbe la ocupación del espacio público bajo determinadas circunstancias. Para José Luis Giner, comisario de la exposición Construyendo democracia, dicha ley ha sido criticada “por el retroceso democrático en la esfera pública frente al derecho de expresión de los ciudadanos”. Derecho de expresión del que dan buena cuenta las siete propuestas artísticas que conforman la muestra de la Fundación Chirivella Soriano.

Intervención de Santiago Cirugeda. Construyendo democracia. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

Intervención de Santiago Cirugeda. Construyendo democracia. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

Todas ellas tratan de responder a la pregunta, ¿qué hace el ciudadano en el espacio público para crear democracia? Y la respuesta que propone Giner se multiplica en las diversas direcciones que toman los artistas Laia Solé, Colectivo Cambalache, Democracia (Pablo España e Iván López), Santiago Cirugeda, Xavier Arenós y Alicia Framis. Direcciones que, aunque divergentes, confluyen en torno a una similar idea: la del ciudadano preocupado por tomar la calle con el fin de liberarla de los excesos reguladores. “Se trata de dotar al ciudadano de carga política”, subrayó Giner.

Lo que igualmente subyace en el conjunto expositivo es la sensación de que la ciudad, supuestamente amordazada por los intereses políticos, asfixia al ciudadano. De manera que éste, a rebufo de lo acontecido en mayo del 68, quiere recuperarla a fuerza de propuestas de intervención pública. Que es lo que hacen los artistas de Construyendo democracia. Laia Solé, por ejemplo, utiliza la técnica del Chroma Key para disolver los muros y barreras que dificultan ese acceso público de la vía urbana. Así lo hace con Desaparición de un muro, cuyo título ya lo dice todo, y con Obrint espais, donde vecinos de un barrio lo circundan reclamando su autogestión.

Intervención de Colectivo Cambalache. Construyendo democracia. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

Intervención de Colectivo Cambalache. Construyendo democracia. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

El Colectivo Cambalache (Carolina Caycedo, Adriana del Pilar, Alonso Gil y Federico Guzmán) crea un museo itinerante donde se reciclan materiales y objetos que sirven para el restablecimiento de las relaciones sociales. Xavier Arenós analiza en su proyecto artístico las vinculaciones entre espacio, poder e ideología. José Luis Giner habla, en este caso, del “concepto de utopía contra el modelo hegemónico”. Utopía que lo enlaza con el trabajo de Santiago Cirugeda, “arquitecto atípico”, que “coge elementos de edificios que se van a deshacer para construir otros nuevos”. Los conceptos de “autogestión” y “reciclaje” vuelven a cobrar protagonismo.

Instalación de Domènec en 'Construyendo democracia'. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

Instalación de Domènec en ‘Construyendo democracia’. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

Domènec hace una reinterpretación del mausoleo dedicado a Rosa de Luxemburg y Karl Liebkneckt para convertirlo en una casa móvil de “existencia mínima”, parecida a los hoteles cápsula de los aeropuertos japoneses. Frente a la más desabrida intemperie, el receptáculo a pequeña escala. Alicia Framis reflexiona sobre el más amplio papel de las ciudades en la sociedad capitalista, mediante pantallas de vuelo de los aeropuertos y su serie de habitaciones prohibidas. Y Democracia trabaja con ultras del equipo del Girondins de Burdeos, para cuestionar el fútbol como negocio mediante cierto trasfondo político.

Construyendo democracia, como apuntó Giner, tiene su raíz en movimientos como el 15M o Salvem el Cabanyal, donde se concreta esa “reivindicación del ciudadano activo”. Diversos videos, maquetas, fotografías e instalaciones van dando cuenta de esa apropiación callejera por parte de una sociedad civil crítica con la Ley mordaza. “Revueltas en la calle más allá del proceso de voto” o “fuerza mínima que surge desde la calle”, según explicó en diversos momentos de la exposición el propio comisario.

Ver noticia en El Mundo Comunidad Valenciana

Fotografía de Laia Solé en 'Construyendo democracia'. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

Fotografía de Laia Solé en ‘Construyendo democracia’. Imagen cortesía de Fundación Chirivella Soriano.

Salva Torres

CALL: 17 años, 18 propuestas

XVII Edición de CALL, Convocatoria Internacional de Jóvenes Artistas
Galería Luis Adelantado
C / Bonaire, 6. Valencia
Hasta el 11 de septiembre de 2015

Un total de 18 propuestas, de las más de 500 presentadas, han sido las seleccionadas para la XVII Edición de CALL, la convocatoria internacional de jóvenes artistas de la galería Luis Adelantado. La selección de los artistas participantes ha estado a cargo de la directora de la galería Olga Adelantado.

Obra de Andreu Porcar en la XVII Edición de Call en Luis Adelantado. Cortesía de la galería.

Obra de Andreu Porcar en la XVII Edición de Call en Luis Adelantado. Cortesía de la galería.

Este año la presentación de dossieres ha sido similar a la del año pasado, pero como indica la propia Adelantado, “hemos notado que la calidad de las propuestas ha aumentado considerablemente, lo que nos indica una mayor profesionalización de los artistas que ya venimos observando en anteriores ediciones”. Y añade: “Cabe destacar también la calidad de las propuestas de los artistas españoles con respecto a otros años, un total de 13 artistas, de los cuales siete son de la Comunidad Valenciana. A los españoles les sigue la presencia peruana con dos artistas, y completa la selección una artista francesa, una artista alemana y otra suiza. Un total de 20 artistas y 18 propuestas”.

Obra de Camille Tsvetoukhine en CALL de Luis Adelantado. Cortesía de la galería.

Obra de Camille Tsvetoukhine en CALL de Luis Adelantado. Cortesía de la galería.

El recorrido artístico de los participantes es muy diverso y plural, si bien su edad oscila entre los 24 y 36 años. Muchos de ellos, a pesar de encontrarse en el primer tramo de sus carreras, ya tienen en su haber una trayectoria destacada con presencia en galerías e instituciones, síntoma de su rigurosidad e implicación profesional. Algunos ya tienen en su haber premios y menciones importantes.

Los medios con los que se expresan en sus obras son tan diversos y amplios como su background. Abarcan desde la fotografía, el dibujo, la pintura, la intervención, el collage, la instalación o el objeto escultórico.

Los artistas seleccionados en la XVII Edición de CALL de Luis Adelantado, con la responsable de la convocatoria Olga Adelantado en el centro de la imagen en primera fila. Cortesía de la galería.

Los artistas seleccionados en la XVII Edición de CALL de Luis Adelantado, con la responsable de la convocatoria Olga Adelantado en el centro de la imagen en primera fila. Cortesía de la galería.

Los 18 artistas participantes en la décimo séptima edición son: Alberto Feijóo (ESP), Julia Fuentesal & Pablo Muñoz de Arenillas (ESP), Usoa Fullaondo (ESP), Ainhoa Salas & Guillermo Lechón (ESP), Javier Martín (ESP), Amanda Moreno (ESP), Nina Paszkowski (SUI), Eduardo Peral (ESP), Sergio Pilan (ESP), Mercedes Pimiento (ESP), Andreu Porcar (ESP), Juan Carlos Rosa (ESP), Cristina Santos (ESP), Iván Sikic (PER), María Tinaut (ESP), Juan Diego Tobalina (PER), Camille Tsvetoukhine (FRA) y Anne Wölk (GER).

Obra de Usoa Fullaondo en la XVII edición CALL de Luis Adelantado. Cortesía de la galería.

Obra de Usoa Fullaondo en la XVII edición CALL de Luis Adelantado. Cortesía de la galería.

Líneas Inesperadas. Gestar Cultura

El primer dossier de esta aventura inesperada se ha desarrollado en el Cabanyal. Sin duda, el inicio es un anclaje al que siempre volver.

Llevaba tiempo pensando la ciudad. La he sobrevolado, la he colocado en escala, la he observado como una maqueta pero lo que más he hecho ha sido vivirla y caminarla. A la vez, las redes sociales hablan y cuentan su propia historia. Una historia llena de iniciativas. De repente, aparecieron muchas mujeres y sabía que de su mano recorrería sus calles.

“La vida moderna de las mujeres de hoy es muy complicada. Trabajar en colectivo desde la multiplicidad de necesidades, de hijos pequeños, medianos, no hijos y diferentes trabajos. Es super complicado. Hay que tener muchas ganas”.

La Colectiva Invisible

¿Cómo empezáis el colectivo?

Encontramos una convocatoria y fue una excusa. Lo vivimos como una llamada a juntarnos, presentarnos y si cuajaba pues seguíamos. Si no, ¡nos reíamos un rato! Finalmente.,¡Cuajó!

Ha pasado casi un año desde que tuvimos aquella primera reunión en noviembre de 2013. Todas teníamos ganas de trabajar con otras. Queríamos incorporar diferentes puntos de vista y disciplinas en torno al tema de la mujer, la maternidad subversiva, las cuestiones de género, etc. Y, lo que fuera surgiendo.

Al inicio hubo algunas personas más aunque nos hemos quedado nosotras. Cayeron un par de teóricas porque lo más complicado, al principio, fue conciliar los diferentes perfiles. De un lado, las mujeres con formación teórica; una con base en sociología, la otra filósofa-comisaria, historiadora del arte y con una gran formación en colectivos de mujeres. Esto sumado a las dificultades que nos encontramos para sincronizar relojes hizo que no encontráramos cómo articular los procesos de producción plástica y visual.

Fue un reto: ¿Cómo presentamos un proyecto con una base teórica que van a hacer las teóricas? Era una mitad de personas muy teóricas y otra mitad de personas que venían de una práctica muy directa. No lo conseguimos cuadrar bien.

¿Eso no lo conseguisteis?

Bueno, al final somos todas un poco teóricas ¿No?  (Risas)

Realmente, no lo conseguimos pero tampoco tuvimos el tiempo de enfocarnos bien en ello. Fue bastante improvisada la forma en que nos fuimos juntando y las reuniones que fuimos teniendo. De un modo casual fuimos quedando nosotras.

La convocatoria os marcaba un inicio pero ¿después pudisteis recuperar esa parte? O ¿se quedó por el camino?

Sí, quedamos alguna vez todas las que nos habíamos presentado. Pero somos personas que solemos estar en muchas cosas a la vez y la gente se va descolgando por prioridades.

Individualmente, cada una de vosotras tenéis un trabajo bien desarrollado en ámbitos de arte contemporáneo, intervenciones urbanas, ilustración, derecho y movimientos sociales, etc. Todas vosotras sois como “motores” culturales.

Las seis pisamos fuerte.

La Colectiva Invisible. Foto: Patricia García Carbonell

La Colectiva Invisible. Foto: Patricia García Carbonell

Juntas lleváis un año pero, ¿Cómo os ponéis a trabajar en este proyecto Prenyades de revolució que vemos ahora en Valencia?

Este proyecto viene de otra propuesta que era para un festival de Bélgica, en Lieja, el Festival Contre/Bandes. Tenía mucho que ver con una perspectiva de género. Lo ha montado una amiga también muy activa, Émilie. Le propusimos colaborar.

Al principio contaba con financiación pero luego ha pasado un poco “una cosa española”. Es decir, la estructura artística contaba con proyectos europeos que la amparaba. Uno de los que la lleva fue acusado de corrupción o de malversar fondos. Así que se ha cortado toda la financiación.

Cuando vimos Intramurs pensamos que podíamos lanzarlo ahí. Habíamos hablado de lo que queríamos hacer, del trabajo con una embarazada, de la imagen.

En un principio, estábamos interesadas en una línea más en sintonía con el tema de la obra anterior. Es decir, vincularla con Guy Debord, los situacionistas, Tiqqun... En suma, una línea más revolucionaria. Y, la frase era el título de un libro de Tiqqun: L’insurrection qui vient.

Como es sabido, hubo en torno a este librito mucho debate. Teníamos fotos con esa frase para Bélgica y, por si acaso, hicimos fotos en español y en valenciano. Estábamos en plan: “Bueno, ¡vamos a aprovechar la barriga!”. Entonces cuando salió Intramurs dijimos: “Este material ¡nos quema en las manos!”.

Teníamos muchas ganas de hacer cosas. Y, en el contexto sociopolítico actual poner esa imagen es un acto significativo.

Es cierto, el espacio donde lo habéis presentado no es neutro ¿no? Porque lo habéis hecho en el Torno del Hospital. ¿Habéis tenido en cuenta su historia?

No conocemos la historia de la calle Torno del Hospital, no. Cuéntanosla. ¡Que la incorporamos!

Bueno, el Torno del Hospital era donde dejaban las mujeres precarias a sus hijos…

Claro, el torno era lo que giraba… Estas coincidencias son las más lindas. El torno era como una gatera y era donde metían al niño…

Sí, los niños entraban así pero también era el lugar donde mujeres del interior iban a completar la economía familiar haciendo de madres de leche. Entonces, no había leche industrial y ellas los alimentaban y criaban hasta los tres años de edad. Se les pagaba por esos servicios y luego ellas devolvían a los niños ya crecidos.

Pues, ¡menuda coincidencia! La verdad es que habíamos tenido en cuenta que es un solar, un espacio cerca del barrio chino, donde hay condones, colchones, etc. Habíamos tenido en cuenta el contexto actual pero no su historia y este relato aún redondea más la intervención, sin duda. Una amiga nos contó que en ese solar estaba la prostitución más a la vista, la más dura y brutal, que se ejercía ahí. Así que pensamos que ese espacio era muy potente. De hecho, estuvimos localizando los solares y cuando hicimos la selección final, quedó éste por ser el más accesible pero también por su ubicación.

La verdad es que pensé que lo habíais tenido en cuenta por las redes de maternidades otras que podían existir.

No. Habíamos tenido en cuenta toda la otra parte de ciudad, la de un barrio como Velluters. Además, nos tocó limpiar todo aquello para que se viera bien, ya que la imagen iba a ras de suelo. Es una mujer que sale de la tierra, que es aún más poderosa. Queríamos evidenciar un uso alternativo del espacio. De hecho, había un par de colchones que ahora mismo ya no están. Hemos profanado el espacio.

Bueno, la frase “Prenyades de revolució” ¿Cómo sale?

Nos pareció muy interesante por el momento político. Es una metáfora muy evidente de las ganas de cambio. Pero de un cambio real, desde el interior. Esa fue una de las lecturas que más nos interesó de las que fueron surgiendo.

Durante una reunión en Navidad nos planteamos trabajar sobre cosas concretas y reales que estaban sucediendo y nos preocupaban como el tema del aborto. Empezamos a darle vueltas hasta que lo vinculamos con la frase de L’insurrection qui vient. Nos gustó mucho. Por un lado, tiene una dimensión social: Emprenyades es el título de una obra que en castellano significa Cabreadas, -y, es cierto, estamos muy cabreadas-. Por otro, por llevar la revolución dentro pero también por estar pariendo revolución. Es decir, por ser revolucionarias y además parir revolución.

En aquel momento, sí que hablamos de hacer imágenes fáciles a favor del aborto. Pero nos pasamos justo al otro extremo.

Así fue el proceso en aquella reunión. La verdad es que fue bastante errático. Teníamos cosas que decir, aunque entonces no estuvieran completamente definidas. Teníamos las ganas. Queríamos unir maneras diferentes de vivir la maternidad con el concepto de maternidades subversivas. Teníamos intereses sociales que todas nosotras en diferentes ámbitos hemos mostrado: unos intereses de transformación a un nivel más “político”. Y ya sabemos “lo personal es político”.

Siguiendo con la idea de las maternidades subversivas, en los últimos años aparece con fuerza la idea que las mayores transformaciones son las de la esfera de los cuidados, ¿no? Las habéis tenido, imagino, en cuenta en vuestra vida personal y en una mirada social más amplia, ¿o no?

Sí, pero la acción en sí tampoco va tan relacionada con el tema de la maternidad. La hemos tratado desde un nivel más metafórico. Sí, coincide que aquí la mitad somos madres, pero sobre todo, que estaba la ley de Gallardón como un fantasma. Aunque  tampoco queríamos hacer una acción en concreto contra la ley del aborto, eran cosas que nos afectaban. Buscamos una imagen más metafórica de algo que teníamos en común. Era una energía en la que sí conectamos como mujeres y queríamos sacarla.

Estas circunstancias de repente se concretan en una imagen. Somos muy conscientes, las que somos madres ahora y las otras también, de situaciones como que de repente una de nosotras no podía venir porque tenía que cuidar a alguien, ¡el tema de los cuidados está ahí! De hecho, hacemos las reuniones con los hijos. Vamos con guardería detrás. Elegimos bien los lugares en que podemos hacerlas.

Recaen sobre nosotras, las mujeres, los cuidados, lo que tiene repercusiones fundamentales a nivel económico y político. Si no se parte de una reconsideración general del papel de los cuidados en la sociedad ¡no hay ninguna revolución posible!

Durante el I Encuentro de “Arte y nuevas formas de participación ciudadana” que hicimos hace poco en la Facultad de Bellas Artes, hablando con Javier Toret salió el tema: en las reuniones de Podemos o en las de Guanyem ¡hay tres tías! ¿Por qué? Porque nosotras no podemos liberarnos.

El propio nombre La Invisible es un indicio. La Mujer Invisible es una superhéroe de los años sesenta cuyo superpoder era ser invisible. Y es que las mujeres en la sociedad norteamericana de los años sesenta eran invisibles. Un poquito como ahora, aquí. Puede significar muchas cosas cuando ves el panorama político televisivo con sus debates testosterónicos. Por ejemplo, en Podemos, el programa de género que han hecho conecta sólo con una parte del sector porque deja totalmente de lado la labor de los cuidados. Hay un género mujer que se carga con los cuidados que no está reconocido ni respetado, ni a nivel de conciliación familiar, ni legislado, nada. De valoración económica ni qué decir, porque tú estás produciendo. Por el contrario, en Francia por hijo a cargo, por hijo criado recibes dos años de seguridad social automáticamente. Si es la mujer la que cría al niño se le computan dos años pero si ha sido el hombre, también. ¿Por qué en España el cuidado queda fuera de cualquier tipo de retribución laboral? El Estado de derecho ha dejado a los cuidados y la maternidad al margen.

El otro día, Raimundo Viejo, comentaba que ya estaba harto. Hubo una jornada de Podemos en la Petxina y en el debate salió un barbudo del antiguo PC hablando de todo lo que ellos habían hecho, de todas sus medallas, etc. Raimundo le contestó que estaba harto de machos alfa que se reunían en el partido mientras las mujeres estaban en su casa haciéndoles la cena, cuidando de los hijos, etc. Raimundo comentó que cuando las mujeres vayan a asambleas se habrán terminado todas esas viejas historias.

Pero las mujeres siguen sin poder ir. Por mucho que sea otra generación. Mucha maternidad subversiva y mucho tal pero… (Risas)

Bueno, volviendo al tema de la pieza. Al principio no era sólo un cuerpo embarazado sino muchos cuerpos embarazados. Pensamos poner fotos con muchos cuerpos y todos con distintas frases y mensajes. Lo que pasa es que luego derivó en hacer una muy grande. Era más impactante.

Imagen cortesía La Colectiva Invisible.

Imagen cortesía La Colectiva Invisible

Y ¿trabajar en la calle? No habéis ido a una galería de arte…

Eso vino solo. Todas nosotras, cada una desde su disciplina, trabajamos en la calle y el espacio urbano como un espacio de diálogo, un espacio para interactuar con el contexto.

De hecho, una vez, intentamos presentarnos a una convocatoria para una sala y no funcionó. Vimos que no nos apetecía. Nos vimos colgando en una sala, esto, y es que no… No lo hicimos.

En cuanto a las intervenciones que hemos hecho ni lo pensamos. Todas habíamos asumido, de una forma natural, que íbamos a trabajar en la calle. Durante las primeras reuniones lo comentamos pero como no hubo ningún disenso, estaba clarísimo que queríamos trabajar en el espacio público. Y, ocupar un espacio tradicionalmente masculino, porque la calle lo es. Está muy bien el que ni nos tengamos que plantear el por qué lo hacemos, ¿no?

Además, lo que también nos interesa de trabajar en los espacios públicos es que llegas a otro tipo de gente del que llegarías en lugares cerrados. Eso es lo interesante de nuestro discurso. Es un discurso más cotidiano y más popular. A lo que queremos llegar, sobre lo que queremos trabajar es justamente lo que pasa en el día a día. De eso nos alimentamos. Eso es lo que nos motiva. A todas como madres, como mujeres…

Además lo desligáis totalmente de la institución arte.

Nos hemos relacionado así. Esto nació de una convocatoria-excusa pero luego en las reuniones que tenemos todo es muy natural, muy fácil y muy poco atado a algo que tiene que ser productivo para ya y generar objetos, piezas.

No es siempre fácil porque cada una tenemos nuestras agendas y nuestro orden de prioridades pero sí que la relación se ha construido de una forma muy vivencial. A partir de ahí es muy fácil producir en ese sentido. De forma natural, sobre algo que forma parte de nuestro cotidiano y en el que todas podemos encontrarnos porque nos vamos construyendo como grupo conociéndonos personalmente.

El primer año nos costó hasta que nos encontramos todas y realmente hubo una conexión. Algo que nos unió mucho es que en cada reunión lo pasábamos muy bien. El placer es un gran denominador. Era juntarnos, estar trabajando y divertirnos, reír. No hay nada más lindo que trabajar y pasarlo bien.

Habéis hecho esto pero no ha sido la primera cosa que habéis presentado. ¿Concretar y presentar cosas os hace avanzar?

Sí, claro, nos hace avanzar, seguro. Hacer una intervención juntas y que se haga pública nos afirma en lo que somos. Lo necesitábamos. Ha sido, a la vez, muy guay ver las reacciones directas ya sea de gente del circuito -a través de comentarios de Intramurs-, ya sea luego de gente a pie de calle, o de los vecinos de enfrente, o de la gente que pasa…Funciona con los dos públicos. Cada uno se lo guisa y se lo cuenta con su propia historia y funciona. Eso motiva.

Pero una intervención así, a nivel de práctica artística, no tiene nada que ver con los trabajos que cada una de nosotras hacemos por separado.

La Envidia. Imagen cortesía La Colectiva Invisible

La Envidia. Imagen cortesía La Colectiva Invisible

Bueno, hay técnicas que algunas utilizáis. Cada una ha aportado lo suyo pero, ¿Cómo lo habéis hecho para unir de esa manera?

Creemos que no se puede reconocer la línea de ninguna en el trabajo colectivo. Es un conjunto de todas. Es difícil distinguir lo que es de cada una. Es muy diferente a las prácticas que tenemos individualmente. Nos gusta ver que desde una práctica diferente a la de cada una de repente piensas: esto no es lo que yo hago, esto es lo que hemos hecho.

No nos reconocemos y ninguna sabemos si eso va a funcionar. De repente, piensas qué guay es tener una segunda práctica que no es mía, que es nuestra y que funciona también de forma autónoma. En este sentido también funciona porque es un mensaje muy positivo. Es un nombre que empodera. Vas por la calle y la gente lee esa frase: Prenyades de revolució. Y la gente piensa: “Claro ¡Pues sí! ¿Porqué no? ¡Yo también!”.

De hecho, los vecinos el día que estábamos encolando salieron todos al balcón. Estaban emocionados porque les estábamos poniendo bonito el barrio. Ya cuando hablamos con la presidenta de la comunidad de vecinos propietaria de la medianera estaba tan ilusionada que no paró hasta que convenció a todos los vecinos. Estaba orgullosa y encantada de que se lo pusiéramos en su medianera. Si no hubiera sido así ya no quedaría nada de ella pero, al revés, la gente la respeta.

Todo esto es porque venimos un poco heridas de la primera intervención que hicimos. Duró unas pocas horas. Era una obra en un parque y unos chavalillos adolescentes la arrancaron toda. Era un encolado de una frase alrededor del parque. La volvimos a encolar toda y nos la volvieron a arrancar. Los riesgos de trabajar en la calle pero aprendimos que habíamos invadido su espacio de juego. Fue una lección. Aunque luego nos ayudaron a pegarlas.

Imagen cortesía La Colectiva Invisible

Imagen cortesía La Colectiva Invisible

Y, en adelante… ¿Seguís pensando otros proyectos?

Nos vamos reuniendo, cohesionándonos. Vamos viendo a cada una qué le interesa. En este año hemos encontrado un espacio común. Un espacio que compartimos y nos interesa. Sentirnos bien es muy importante. Lo siguiente suponemos que surgirá como una deriva. Las convocatorias son buenas para pensar en un contexto y en un formato y a partir de ahí pues ver si encaja algo. Vamos trabajando así como si nos fueran llegando estímulos o sugerencias para estar en un contexto. Intramurs es un contexto que representa a todo un grupo artístico que está aquí. El futuro es incierto. Pero hay ganas. La última acción nos puso las pilas.

No hemos comentado que el mural está compuesta por 300 papeles. Es muy importante porque trabajamos con presupuesto cero. Podíamos partir de hacer esta obra enviando la fotografía a un sitio y gastarnos 600 € o hacerlo de una manera muy artesanal. Es un mosaico de DIN A3, con impresiones desiguales.

También es verdad que la misma imagen pero superperfecta te coloca en otro espacio simbólico, ¿no?

Sí, una producción costosa tiene unas implicaciones totalmente distintas. Además, cuando trabajas en la calle siempre está ese margen de error en el que tú interactúas con el soporte y el contexto. Se te ha olvidado algo en el taller y tienes que improvisar.

Yo quiero una camiseta. 

-Y acabamos riéndonos porque tampoco lo habían pensado.-

La Colectiva Invisible. Foto: Patricia García Carbonell

La Colectiva Invisible. Foto: Patricia García Carbonell

Este mes de octubre, tras siete años en silencio, el Comité Invisible ha sacado un nuevo texto titulado À nos amis. Este librillo es un manifiesto para la revolución de hoy que, tras las ocupaciones de las plazas en el mundo, dibuja un horizonte atravesado por el placer de la fraternidad y el encuentro.

¿Otra casualidad? No, es pura armonía, pensamiento y sincronía.

 

Líneas Inesperadas, por Eva Caro.