dieuzaide_11

La fascinación por Valencia de Jean Dieuzaide en MUVAET

El país que va fascinar Jean Dieuzaide. La mirada francesa
Museo Valencià d’Etnología MUVAET
C/Corona, 36 Valencia
Hasta el 10 de septiembre de 2017

El Museu Valencià d’Etnologia, dependiente del área de Cultura de la Diputación de Valencia, presenta la muestra ‘El país que va fascinar Jean Dieuzaide’, donde a través de 115 imágenes del reconocido fotógrafo, cámaras y libros -entre los cuales destaca un ejemplar de ‘L’Espagne du Sud’-, se muestra una buena parte de las diferentes actividades o formas de vida que existían en la sociedad valenciana entre el 1951 y el 1971: las rutinas agrícolas y ganaderas, la pesca, el transporte, las diferentes condiciones de vida y las costumbres y fiestas populares. Un conjunto de instantáneas que permiten acercarse a nuestro pasado reciente: cómo éramos, a qué nos dedicábamos, de qué forma vivíamos. La muestra parte del recorrido que el fotógrafo francés realizó por la Comunidad Valenciana durante los años 50 del siglo XX.

Torres de Serano, fotografiadas por Jean Dieuzaide

Torres de Serano, fotografiadas por Jean Dieuzaide. Imagen cortesía de MUVAET


Durante el acto de presentación, el diputado de Cultura, Xavier Rius, aseguró que esta muestra “ilustra la imagen que proyectaba la sociedad valenciana durante los primeros años de la segunda mitad del siglo pasado”, al tiempo que “permite efectuar una reflexión hacia cómo nos identificaban, cómo nos percibían a los valencianos de aquella época a través de nuestras costumbres y tradiciones y nuestra forma de comportarnos en sociedad”.
Por su parte, el director del Museu Valencià d’Etnologia, Francesc Tamarit, indicó que la exposición estaba trabajada “a partir de los materiales originales del fotógrafo”, unas instantáneas “que presentan a la sociedad valenciana lejos de cualquier tipo de estereotipo, tópico ni exotismo, desde una mirada muy honesta y sincera”.
La muestra está comisariada por Mateo Gamón y Manuel Cerdà y ha contado con la colaboración del Ayuntamiento de Toulouse. El primero definió a Jean Dieuzaide como “un gran sacerdote de la obra fotográfica”, a la vez que destacó “la vida entera dedicada al género fotográfico” por parte del autor. Así mismo, Manuel Cerdà explicó que la muestra se había “revestido de una vertiente etnológica donde el verdadero protagonismo se encuentra en el ser humano que entre 1951 y 1971 residía en el territorio valenciano”.
Jean Dieuzaide fascinado por Valencia
La editorial Arthaud encargó en 1951 a Jean Dieuzaide las fotografías para un impresionante libro del profesor Jean Sermet ‘L’Espagne du Sud’. Acompañado por su joven esposa Jacqueline cruzó en coche los Pirineos para llegar a Valencia, en el que supuso su primer trabajo en el extranjero. Era julio de 1951 y desde esta ciudad empezaría un recorrido fotográfico por un país que estaba curando las heridas de una guerra civil particularmente atroz, y donde observó con detenimiento la pervivencia de unas costumbres, unas tradiciones, unas maneras de concebir el mundo, que poco tenían que ver con el momento que atravesaba la Europa Occidental.
En 1953, el éxito del primer libro incitó el editor a encargarle un nuevo proyecto que trató en esta ocasión de la España del levante, durante el cual hará su famoso retrato de Salvador Dalí: Dalí dans l’eau.
Dalí dans l’eau. retratado por Jean Dieuzaide

Dalí dans l’eau. retratado por Jean Dieuzaide

El fotógrafo humanista
Dieuzaide se integra en el medio humano, aprovechándose de su conocimiento del mundo rural, buscando un contacto íntimo y auténtico con la realidad. El exotismo no le interesa. Prefiere la atemporalidad de una España, que retiene para si las marcas de unas esencias y la sustancia misma de la vida cotidiana de este país.
‘El país que va fascinar Jean Dieuzaide’, se articula hacia un total de siete ejes temáticos, que transitan desde la figura del fotógrafo, pasando por las actividades agrícolas y ganaderas propias de la sociedad valenciana de la época, la pesca, el transporte y las comunicaciones, las incursiones en una economía básicamente de subsistencia, las costumbres y las tradiciones populares, hasta llegar a otras instantáneas obtenidas en algunos de los viajes efectuados por Dieuzaide a otras localizaciones de la península.
A diferencia de otros tratamientos, las fotografías de Jean Dieuzaide huyen de una presentación folklorista o exótica de la sociedad que retrata. El suyo es un enfoque básicamente realista en el cual se preservan las realidades cotidianas de la calle y del trabajo artesanal o rural. En palabras del mismo autor, el enfoque “retiene para sí las marcas de unas esencias, la sustancia misma de la vida cotidiana de este país”.

Jean Dieuzaide. Imagen cortesía de MUVAET

Jean Dieuzaide. Fotografía cortesía de MUVAET

Más información

Los comentarios están cerrados.